La 'fábrica de españoles'