Decálogo del buen exiliado, o cómo tomarse a risa haber nacido vasco

Versión para imprimir