Búsqueda avanzada de temas en el foro

Resultados 1 al 2 de 2

Tema: El santísimo Cristo de Burgos: tradición de su portentoso origen y hechura

  1. #1
    Avatar de ALACRAN
    ALACRAN está desconectado "inasequibles al desaliento"
    Fecha de ingreso
    11 nov, 06
    Ubicación
    Madrid
    Mensajes
    3,778
    Post Thanks / Like

    El santísimo Cristo de Burgos: tradición de su portentoso origen y hechura

    Confección prodigiosa y milagros del santísimo Cristo de Burgos

    Durante siglos el Cristo estuvo en el convento de San Agustín de Burgos, antes de pasar a la catedral.

    Texto tomado del tomo XXVII de la "España Sagrada" del Padre E. Flórez (siglo XVIII)


    (…) MONASTERIOS DE BURGOS, CONVENTO DE SAN AGUSTIN

    NOTICIA DEL SANTISIMO CRISTO DE BURGOS

    Lo mas sobresaliente de esta casa es el soberano Crucifijo, que por sus muchos milagros se ha hecho célebre entre los santuarios del mundo. El primor de la imagen es lo bien que representa lo imaginado. La figura, los nervios, y llagado, todo está muy al vivo. Las carnes tan flexibles, que si un dedo las comprime, bajan, y vuelven al natural. La cabeza se mueve al lado que la inclinan: los brazos si se quitan del clavo, caen al modo de los del cuerpo humano, sin que al subirlos, ni al bajarlos haya en ellos, ni en el cuello, arruga de doblez, ni encañonado, que oculte el artificio. Los cabellos, las barbas, y las uñas, no están como pegados, sino como nacidos. Varios maestros de escultura, que han reconocido la imagen, no han podido asegurar la materia : aunque la falta un dedo del pie derecho, que al adorarla un señor Obispo francés, arrancó con los dientes, sin ser por entonces conocido: y viéndose la cisura, no pueden averiguar la materia.

    Esta tiene otra prerrogativa, que pasándose agua por el pie para los enfermos, y constando esto por muchos siglos, no ha ocasionado tanta agua repetida la mas mínima lesión en el cutis, cuando una gota suele labrar las piedras. Los paños interiores de honestidad, que tiene desde la venida, gozan integridad.

    La cruz en que fue puesto ocho siglos ha , tiene el mismo privilegio, siendo asi que en el año 1604, serraron un poco las puntas, y guardadas por devotos, se redugeron á polvo

    19 Júntanse en este trono amor y magestad : porque el cuerpo y los brazos extendidos en la cruz no ceden al peso que suele hacer poco serias las figuras, antes bien representan al Señor como señor de la muerte , que muere porque quiere, oculte el artificio. Los cabellos, cuyo cuerpo no quedó abandonado, sino majestuoso, y unido a la divinidad. Algunos notan en diversas ocasiones, afectos diferentes: y en el viernes santo , en que la capilla, por sí obscura, como eclipsado el sol, se enluta como en oficio funeral, y velas amarillas; parece estarse renovando el sacrificio cruento de la cruz.

    Aun fuera de aquel dia suele mover con tal imperio y magestad, que no permite familiaridades curiosas. La Reyna Católica Doña Isabel, deseosa de tener un clavo, y subiendo para reconocer de cerca la sagrada Imagen, y asegurarse del clavo, cayó desmayada al ver bajar el brazo con movimiento natural, y desistió de su devota pretension. Aquel gran hombre , llamado el Gran Capitan (porque lo fue) quiso subir a ver de cerca el santo Crucifijo: y al acercarse le sobrecogió tal pavor, que retrocedió, diciendo: No queramos tentar á Dios. A unos llama, á otros contiene, como quien tiene en su mano las voluntades, y en su figura los afectos que el arte no sabe comunicar.

    20 El modo con que Dios le trajo y mantiene en esta Casa, es tambien maravilloso. Un Mercader de Burgos, muy devoto de los Agustinos de S. Andres, pasó á Flandes. Pidióles le encomendasen á Dios en su viage, ofreciendo traerles alguna cosa preciosa. A la vuelta halló en el mar un cajon á modo de ataud, que recogido y abierto, tenia dentro de sí una caja de vidrio, y en ella la soberana Imagen del Crucifijo, de estatura natural, con los brazos sobre el pecho (pues como dijimos, son flexibles ) pero con llaga del costado, y las manos y pies con la rotura de los clavos, como cuerpo humano crucificado. Gozoso el Mercader con la preciosa margarita, y acordándose de la oferta que hizo á los Ermitaños, la cumplió, entregándoles el sagrado tesoro que venia escondido en aquella arca, y dicen que al llegar se tocaron las campanas por sí mismas.

    21 Los Religiosos colocaron á su Magestad en el Altar mayor: y desde luego empezó á llevarse las atenciones, y hacer tales milagros, que el Obispo y Cabildo, viendo la estrechez y pobreza de aquel sitio, quisieron enriquecer su Catedral con tal tesoro , alegando que era sitio mas honorífico, donde tendria S. Mag. mayor culto. El Mercader y la Comunidad no podian permitir la pretension: porque el Mercader era el dueño, la Comunidad poseedora legítima, contra cuyas voluntades no podia introducirse quien no tenia ningún derecho. Pero la parte mas poderosa insistió, y no atreviéndose á la injusticia del robo por violencia, tomaron el arbitrio, acostumbrado entre los antiguos , de poner sobre una acémila la caja con la sagrada Imagen, y que vendándola los ojos , desde un sitio determinado , fuese de aquel donde parase: y hecho asi, sentenció el cielo a favor de la Casa donde vino dirigida desde el mar, restituyéndose alli.

    22 Persistió la Iglesia y la Ciudad en su celo de que semejante joya no debia permanecer en tan pobre lugar, y en efecto la llevaron á la Catedral: pero el que vivió y murió pobre, confirmó la sentencia dada en favor de los Ermitaños: pues á la noche siguiente mientras estaban en los Maytines de media noche, se abrió la puerta de la Iglesia, y volvió el santo Crucifijo á colocarse en su Altar. Este prodigio tan maravilloso les aseguró á todos que esta era la voluntad del Señor; y por si la Catedral y Ciudad habian faltado en algo, hicieron una procesion á pie descalzo, y con un dia de ayuno, para rendir su corazon y voluntad á la divina, y adorarle en el Trono donde escogió ser adorado.

    23 Esto fue referido al Capitulo general que tuvo la Religion en Mántua en el año de 1473, por los Procuradores de Castilla y de Burgos, con el fin que arriba digimos, cuyo escrito original en vitela persevera en el mismo Convento; y en el Protocolo refiere el P. Mocellar (que vivió hasta el año de 1636) Certifico y doy fe, que en la pared del ángulo del S. Cristo... vi pintado el milagro en esta forma: Una Imagen del Smo. Crucifijo rodeado de Religiosos, revestido el Preste, y los Acolitos con sus ciriales, y otros Religiosos acompañándolos: y de la otra parte llegaban á adorar la Imagen el Obispo y Clero con Cruz y Ministros vestidos, y luego muchos seglares, todos descalzos: y al pie de la dicha historia un letrero que la referia, y solo se leia en el postrer renglón (que los demas estaban gastados) Era de mil y doscientos y veinte y dos años. Esta Era fue el año de 1184, en que presidia en Burgos el Obispo D. Martin desde la Catedral y Ciudad desde el año 1181, y consiguientemente fue en aquel siglo doce la venida de la sacratisima Imagen, pues los buenos deseos de la Iglesia y Ciudad sobre tenerla dentro de sus muros, fueron luego que vieron en S. Agustin lo que pretendian venerar en su Iglesia.

    24 EI M. Marquez vió y refiere (en el origen de los Ermitaños de S. Agustin) unas pinturas, que dice antiquísimas, pintadas en la cuadra antes del claustro del santo Crucifijo, con siete letreros, uno en griego, otro en latin, otro en castellano, otro en frances, otro en portugues, otro en vizcaino, y otro en flamenco: los que creyó corresponder á las Naciones que iban en la nave que descubrió la caja : pero es mas verosimil reducirlos a las Naciones que vienen a visitar el Smo. Cristo, para que cada una percibiese en su lengua el modo con que vino aqui, pues se reducian á eso todos los letreros, segun vemos por lo que pudo leer en el latino y portugues, quienes solos mantenian algo legible, y reducido el latin á vulgar, era: Halló en el mar el santo Crucifijo, que está en.... de este claustro. Dióle pues á cinco Religiosos de S. Agustin que estaban aquí… era pequeño Templo. Reduciéndose todas las inscripciones á esta noticia, muestran ser ordenadas á que cada Nacion de las que vienen aqui, viese en su idioma el modo con que fue encontrado, y por eso no pusieron en Hebreo letrero, porque los Judios no hacen romerías por el Crucificado.

    25 Manifestada pues la voluntad del Cielo sobre que el soberano Crucifijo fuese venerado en la Casa de S. Agustin, quedaron los Religiosos gozando en paz su tesoro, y éste fue derramando misericordias sobre los que la imploraban con fe, en tan crecido número que al medio del siglo XV. eran ya tantos, que para asegurar y perpetuar la memoria, hizo informacion jurídica el Sr. Obispo D. Alfonso de Cartagena con orden del Rey D. Juan II. en el año de 1454, y aprobada por el Consejo, se envió y persevera en el Convento. Despues al medio del siglo XVI. formó la Comunidad libro de los milagros autorizados en el año de 1554, y otros en años posteriores, de que andan ya libros impresos. En el MS. del siglo XVI, hay un resumen al principio, que dice:

    26 "Hay en este libro 18 muertos resucitados, 18. Cojos y mancos sanos. 11. enfermos restituidos á la salud. 3. ciegos reciben vista. Vuelveseles el habla á tres que la habian perdido. Tres cautivos restauran la libertad. Tres gibosos quedan derechos. Líbrase un endemoniado...y otro á quien dió su padre al demonio, le guarda el Santo Cristo. Es arrastrado de un caballo un hombre, y no padece lesion. Un niño se ahoga, y recibe vida. Dos mugeres preñadas hallan alivio en sus dolores. Libra de peste, y de las tempestades del mar. Libra á unos encarcelados. Da agua en tiempo de seca. Estos son los milagros que están autorizados en este libro." Hasta aqui el índice.

    Discúrrese sobre quién echó en el mar esta sagrada Imagen, y sobre el Artífice.

    27 No tenemos nada averiguado sobre el principio de caer en el mar esta sagrada Imagen, ni quien fuese su Artifice. Sobre esto es lo más comun decir que es obra de Nicodemus. Asi lo tiene recibido el Convento sin variedad, y lo escribio L. Marineo Sículo, hablando del asunto: y con seguridad lo propusieron en el Capítulo general del 1473. los Procuradores de Castilla , teniéndose por cierto que venia asi expresado en la caja encontrada en el mar, desde cuyo arribo persevero aquella tradicion hasta el siglo XV. en que lo escribieron en el documento, alegado, sin exponerlo a duda.
    28 Pero es dificultoso averiguar fundamento de ser obra de Nicodemus. Jacobo de Voragine, Escritor del siglo trece, y los Flos Sanctorum de Ocaña y Carrasco (del siglo XV) hablando de la Exaltacion de la Cruz, y del milagro que hizo Dios en la Imagen de Berito (Ciudad sobre Sidon en la costa de Palestina) (*) a la que los Judios volvieron á clavar y herir con lanza en el costado, refieren que preguntado el Cristiano cuya era la Imagen, de como la adquirió, y quien la hizo, respondió que era obra de Nicodemus, el cual se la dió á Gamaliel, éste á Zaqueo, Zaqueo á Jacob, Jacob á Simon , y que estuvo en Jerusalen hasta que la llevaron los Cristianos al Reyno de Herodes Agripa, y que de alli fue traida á Berito, donde la tenia el Padre de este Cristiano, y la heredó

    29 El milagro que ocasionó este exámen le refiere Sigeberto Gemblacense sobre el año 765. de su Cronicon, y se insertó en la Accion 4. del Concilio Niceno II. tenido en el año de 787. cuya memoria del milagro se celebra en el Martirologio Romano dia 9. de Noviembre y la Iglesia de Burgos no solo rezó de ella en el mismo dia en sus Breviarios antiguos, sino que tuvo dos dotaciones, una del Racionero Rodrigo Perez de Hinestrosa, que dió cuatro monedas de oro para celebrarla con cuatro Capas, y otra del Capellan de coro, Juan Perez de Castiel de Rutios, que instituyó hacer la fiesta doble, y dió dos monedas de oro, como refiere el margen del Martirologio sobre el 9. de Noviembre. Aquel proceso de la sagrada Imagen hace verosimil que obra de Nicodemus pasase á Berito, y estuviese alli en el siglo octavo, en que fue el milagro de arrojar sangre por la llaga del costado, y sanar con ella Judios y Cristianos.

    30 Desde entonces pudo perseverar en Berito hasta el siglo doce, en que se turbó el Oriente, y al cabo perdimos la tierra santa, conquistándola los Turcos. Entonces los Cristianos viendo el riesgo en que estaba lo sagrado, procurarian asegurar lo mas precioso, sacándolo de alli para el Occidente. La soberana Imagen de Berito pedia esta precaucion. Es Ciudad marítima en la costa del mediterráneo, proporcionada para buscar seguridad por el mar, y algunos han escrito ser esta Imagen la presente de Burgos, suponiendo que la de Berito era Imagen de bulto y escultura, no pintada en tabla, porque la tabla se rompiera pisándola, clavándola , y pasándola con lanza: ni pudiera verificarse la relacion propuesta en el citado Concilio, de que abofetearon la Imagen por ambos lados(hinc & inde in faciem percutientes) ni que hicieron con ella, cuanto con el Señor, esto es, coronarle de espinas, romperle con azotes las espaldas, pues esto pide Imagen de escultura: y en esta suposicion quieren fuese venida desde Berito por mar, y que ésta es la que alli se decia hecha por Nicodemus, y lo referiria la caja en que venia.

    31 Pero no habiendo conservado aquel documento, contentándose con irlo perpetuando de unos a otros; no hay prueba positiva de la identidad. El tiempo puede cooperar á hacerlo verosimil: pues en el siglo doce en que se perdió el Oriente, vino al Occidente la sagrada Imagen. El lugar marítimo de Berito debia buscar seguridad de sus cosas por el mar. En éste fue hallado el Crucifijo : y asi convienen las circunstancias. Los milagros hechos á favor de perseverar en S. Agustin de Burgos, prueban el decreto divino sobre tener alli el culto: y en esta suposicion, la misma Providencia guió el Arca al Occidente del modo conducente para venir a la Capital del Rey Católico, Burgos, Corte del Reyno de Castilla, donde la Religion у culto de los Santos han florecido siempre sin interrupcion.

    32 Pero sin aquella circunstancia de lo acontecido en Berito, son tantos los milagros hechos por Dios en Burgos, y tan maravillosa la fábrica de esta soberana Imagen, que algunos han recurrido á que no tiene origen en la tierra, ni es obra de mano humana, sino dada por el cielo, para que el mundo tenga un verdadero dechado de como quedó el hijo de Dios crucificado. Lo cierto es que los sentidos tienen mucho que admirar: pero la Fe se debe dirigir al que la Imagen dice lo mucho que se anonadó por nuestro amor.

    33 Aun estando aqui en Burgos ostentó la humildad en esta su figura , despreciando una corona de oro, que el Señor Conde de Urueña, progenitor de la gran Casa de Osuna D. Pedro Giron, agradecido á un milagro, le ofreció, y pusieron en la cabeza, guardando como reliquia la de espinas que tenia: pero al otro dia se halló la de espinas en la cabeza, y la de oro al pie de la Cruz. Dudando si anduvo en ello mano humana, volvieron á ponerle la de oro, asegurando la otra: pero no sirvió esta cautela , pues al otro dia aconteció lo mismo, y todos se persuadieron á que aquella era la voluntad divina, y para memoria del milagro pusieron á sus pies la corona con que le pintan, que fue la de oro, hasta que al tiempo de fabricar la Iglesia , se conmutó con facultad apostólica en la de plata sobredorada, que hasta hoy perpetúa el milagro.

    34 Los Fieles por particular devocion y beneficios recibidos, han contribuido liberales á engrandecer la Capilla con alhajas, empezando los Reyes, Grandes , y Prelados, por lo que es una de las mas adornadas, con cuarenta y ocho lámparas de plata , algunas muy grandes y preciosas, en especial la de en medio, que pesa mas de 297. marcos, dada por el Rey D. Carlos II. El Trono, gradería, Sagrario, ramos, candeleros, blandones, frontal, y reja, todo es de plata , con ricas colgaduras, y alhajas, que los Fieles le rinden á competencia. Pero nada de esto se lleva la atencion, sino la Imagen de aquel á quien todo ordena. (...)

    España sagrada: Contiene las Iglesias colegiales, monasterios y santos de la ... - Enrique Flórez - Google Libros



    (*) Berito: actual Beirut (Líbano)
    Hombre en su siglo. Los sujetos eminentemente raros dependen de los tiempos. No todos tuvieron el que merecían, y muchos aunque lo tuvieron, no acertaron a lograrlo. Fueron dignos algunos de mejor siglo, que no todo lo bueno triunfa siempre; tienen las cosas su vez, hasta las eminencias son al uso, pero lleva una ventaja lo sabio, que es eterno, y si éste no es su siglo, muchos otros lo serán. (Gracián)



  2. #2
    Avatar de ALACRAN
    ALACRAN está desconectado "inasequibles al desaliento"
    Fecha de ingreso
    11 nov, 06
    Ubicación
    Madrid
    Mensajes
    3,778
    Post Thanks / Like

    Re: El santísimo Cristo de Burgos: tradición de su portentoso origen y hechura

    Libros antiguos y de colección en IberLibro
    Viaje por España de León de Rosmithal (1465-1467) (Relación de Tetzel)

    (…) Fuera de la ciudad (Burgos) y á la distancia de un tiro de ballesta, hay un monasterio de monjas que tiene señorío y su abadesa es casi un Obispo, y en otro convento de frailes que está en la vega hay un crucifijo del largo y grueso de un hombre, y nadie sabía de dónde habia venido. No está hecho de madera ni de piedra, y el cuerpo se asemeja enteramente á un hombre muerto. Crécenle el cabello y las uñas, y sus miembros se mueven cuando se les toca, y se palpa el cutis que los cubre, y su rostro es terriblemente grave. Los maestros dicen que Nicodemus pidió á Dios cuando lo bajó de la cruz poseer una imagen semejante á la del Crucificado, y que de noche se le apareció, el Crucifijo, y lo tuvo largo tiempo en su poder, siendo desde entonces reverenciado. El día en que nosotros le vimos se verificaron tres grandes milagros: un niño muerto tres dias antes, otro con las dos piernas rotas y un hombre con un carbunclo, se pusieron buenos en un dia, y así suceden de continuo innumerables milagros.

    He aquí cómo vino el crucifijo á la ciudad, sin saber nadie de dónde. El año cuatrocientos doce del nacimiento de Nuestro Señor apareció en la mar un buque con las velas desplegadas; viéronle unos piratas y se propusieron robarlo; abordáronlo y no encontraron en él á nadie, ni vieron otra cosa que un gran cofre, y cuando lo quisieron abrir cayeron todos como muertos, de modo que no pudieron abrirlo, aunque se apoderaron del cofre y del buque. Levantóse entonces una gran tempestad, empujándolo con fuerza hacia Burgos, de donde no pudieron moverlo; así conocieron que esto era milagro y orden divina, y no osaron dejarse ver en público, temiendo ser encerrados en la cárcel de Burgos, y buscaron un ermitaño á quien llevaron al buque y le enseñaron el cofre pidiéndole consejo.

    Díjoles éste que en Burgos habia un santo obispo, de raza judía, al cual le contarla él todo lo ocurrido para que diese su prudente dictamen.

    Cuando llegaron á visitar al Obispo estaba durmiendo y soñaba que habia un crucifijo en un barco y que flotaba en la mar, y su traza y forma era la de Jesucristo al morir en la Cruz, y cuando el ermitaño y los marineros llegaron á visitar al Obispo y le hablaron del barco y del cofre que estaba en él, el cual nadie habia visto, recordó el prelado su sueño y mandó que confesaran todos los clérigos y seglares y que después comulgasen, y que con la mayor devoción fuesen todos procesionalmente hacia el buque, y el Obispo con algunos sacerdotes entró en el barco y se prosternaron y arrodillaron delante del cofre. Este se abrió entonces por sí mismo y el Obispo vio allí el crucifijo. Tomóle con la mayor veneración, llevándolo al pueblo y á la iglesia en donde hoy se halla; quisieron los de Burgos trasladar el crucifijo á su ciudad y se apoderaron de él con violencia y lo depositaron en la iglesia mayor, y siempre que hacian lo mismo en gran procesión , desaparecia de allí por la noche y volvia al monasterio y á la iglesia en donde se encuentra.

    Es de saber también que el santo Obispo que sacó del cofre la santa cruz (nadie más que él hubiera podido hacerlo) tenía cuatro hermanos, todos los cuales eran judíos en la época del suceso referido, aunque después no vivieron largo tiempo en esta creencia; todos cuatro se convirtieron á la religión cristiana y fueron arzobispos en España, y rescataron con sus bienes muchos cristianos del poder de los infieles, y edificaron muchas suntuosas iglesias, y vivieron santamente (*). El hermano mayor llegó á ser tan virtuoso que el crucifijo habló con él y movió la cabeza en su presencia, y vivió en donde estaba el crucifijo, y repartió todos sus bienes entre los pobres, dotando las doncellas honradas que lo eran y ayudándolas á casarse; y cuando sabía que algún cristiano era cautivo de los infieles lo rescataba, sin reservar para sí nada de sus rentas, no pidiendo á los cristianos á quienes salvaba más que la vestidura que llevaban al rescatarlos. ( …).

    (*) Se hace intervenir á uno de los Cartagenas, que parece ser D. Alfonso, hijo de D. Pablo, ambos, como se sabe, Obispos de Burgos




    Hombre en su siglo. Los sujetos eminentemente raros dependen de los tiempos. No todos tuvieron el que merecían, y muchos aunque lo tuvieron, no acertaron a lograrlo. Fueron dignos algunos de mejor siglo, que no todo lo bueno triunfa siempre; tienen las cosas su vez, hasta las eminencias son al uso, pero lleva una ventaja lo sabio, que es eterno, y si éste no es su siglo, muchos otros lo serán. (Gracián)



Información de tema

Usuarios viendo este tema

Actualmente hay 1 usuarios viendo este tema. (0 miembros y 1 visitantes)

Temas similares

  1. Santísimo nombre de María
    Por Pious en el foro Religión
    Respuestas: 0
    Último mensaje: 12/09/2017, 15:12
  2. El Santísimo Cristo de los Dolores y la Agonía de Tacoronte (Tenerife)
    Por DON COSME en el foro Reino de las Canarias
    Respuestas: 0
    Último mensaje: 07/04/2009, 02:11
  3. Santísimo cristo de las siete palabras
    Por tanausú en el foro Reino de las Canarias
    Respuestas: 3
    Último mensaje: 27/03/2009, 00:49
  4. Adoración al Santísimo Sacramento
    Por Hyeronimus en el foro Religión
    Respuestas: 3
    Último mensaje: 11/01/2009, 01:14
  5. El Santísimo Cristo de La Laguna
    Por DON COSME en el foro Reino de las Canarias
    Respuestas: 3
    Último mensaje: 28/05/2007, 19:48

Permisos de publicación

  • No puedes crear nuevos temas
  • No puedes responder temas
  • No puedes subir archivos adjuntos
  • No puedes editar tus mensajes
  •