Búsqueda avanzada de temas en el foro

Resultados 1 al 9 de 9

Tema: Persecución contra los Franciscanos de la Inmaculada

  1. #1
    Avatar de Hyeronimus
    Hyeronimus está desconectado Miembro Respetado
    Fecha de ingreso
    16 ene, 07
    Mensajes
    19,796
    Post Thanks / Like

    Persecución contra los Franciscanos de la Inmaculada

    Roma, 17 septiembre 2013, Impresión de las Sagradas Llagas de San Francisco. Los seguidores de FARO ya conocen la persecución desatada contra los Franciscanos de la Inmaculada por su preferencia por la Santa Misa tradicional. Sandro Magister publica en la web del semanario l'Espresso una presentación periodística y enlace al texto completo de un análisis crítico del decreto vaticano contra dicha congregación. Uno de los cuatro autores de este análisis es Giovanni Turco, profesor de la Universidad de Údine, miembro del Consejo de Estudios Hispánicos Felipe II y viejo amigo de la Comunión Tradicionalista. Los otros son los profesores Roberto de Mattei, Mario Palmaro y Andrea Sandri. Se trata de cuestiones de principio de la máxima importancia. Para acceder al artículo y el análisis, clic sobre este enlace.

    Agencia FARO

  2. #2
    Avatar de Hyeronimus
    Hyeronimus está desconectado Miembro Respetado
    Fecha de ingreso
    16 ene, 07
    Mensajes
    19,796
    Post Thanks / Like

    Re: Persecución contra los Franciscanos de la Inmaculada

    En defensa de los franciscanos castigados por el papa Francisco

    Cuatro expertos han enviado al Vaticano una exposición contra la prohibición aplicada a los frailes de la Inmaculada de celebrar la Misa en rito antiguo. "Es una sanción en evidente contraste con el Motu Proprio 'Summorum pontificum' de Benedicto XVI"

    por Sandro Magister





    ROMA, 17 de setiembre de 2013 – La prohibición impuesta por el papa Francisco a los frailes franciscanos de la Inmaculada de celebrar la Misa en rito antiguo sigue suscitando vivaces y difundidas reacciones.

    Al dar la noticia, el pasado 29 de julio, www.chiesa tituló de este modo:

    > La primera vez que Francisco contradice a Benedicto

    En realidad, esa libertad de celebrar la Misa en rito antiguo que el papa Joseph Ratzinger había asegurado a todos con el Motu Proprio "Summorum pontifiicum" hoy ya no tiene vigencia universal, porque le ha sido revocada por su sucesor a una congregación religiosa y, en consecuencia, también a los fieles que asistían a sus misas.

    Con repercusiones que afectan a toda la Iglesia.

    Muchos amantes de la tradición temen realmente que esta restricción aplicada a un baluarte del pontificado de Benedicto XVI se convierta rápidamente en un impedimento más general.

    Así como, en el frente opuesto, otros solicitan que la Misa en rito antiguo sea relegada definitivamente al pasado y saludan como un primer paso en esta dirección a la prohibición impuesta por el papa Francisco a los franciscanos de la Inmaculada.

    Los franciscanos de la Inmaculada han obedecido. Pero hay quienes no se han dado por vencidos y han enviado al Vaticano una crítica rigurosa del decreto con el que la Congregación para los Religiosos – con la explícita aprobación del Papa – ha prescrito a los frailes la prohibición de celebrar la Misa en rito antiguo.

    Los autores de este análisis crítico son cuatro renombrados expertos católicos: Roberto de Mattei, historiador y autor de una relevante reconstrucción en clave tradicionalista del Concilio Vaticano II; Mario Palmaro, filósofo del Derecho; Andrea Sandri, experto en Derecho Constitucional, y Giovanni Turco, filósofo. Los dos primeros enseñan en la Universidad Europea de Roma, el tercero en la Universidad Católica de Milán, y el cuarto en la Universidad de Udine.

    Los cuatro – constituidos en una comisión de estudio denominada "Bonum Veritatis" – han enviado el 14 de setiembre su exposición al cardenal Joao Braz de Aviz, prefecto de la Congregación que ha emitido el decreto, a la de los Institutos de Vida Consagrada y las Sociedades de Vida Apostólica, y a otros funcionarios vaticanos, para que tengan conocimiento de ella: al secretario de Estado entrante, Pietro Parolin; al cardenal Raymond L. Burke, presidente del Tribunal Supremo de la Signatura Apostólica; al arzobispo Guido Pozzo, secretario de la Pontificia Comisión "Ecclesia Dei".

    En la carta con la que acompañan su exposición, los cuatros dan razones de su iniciativa:

    "El análisis, coordinado por nosotros, ha sido redactado por un grupo de expertos, de diversas disciplinas, que han advertido en conciencia el deber de ofrecer una reflexión sobre la cuestión, en consideración de su interés universal, conscientes del derecho de los fieles, sancionado por el Código de Derecho Canónico (canon 212), de proponer a los pastores sus opiniones respecto a la vida de la Iglesia. Ellos encuentran en el decreto una serie de graves problemas que se refieren al cumplimiento de la ley natural y del derecho canónico, inclusive de la 'lex credendi', y que tienen relevancia para todo el mundo católico. Su gravedad merece ser considerada en su alcance y en sus consecuencias".

    En la conclusión de la carta, los firmantes piden "una intervención intempestiva de la Santa Sede para reconsiderar la cuestión a la luz de la justicia y de la equidad, inclusive del bien espiritual de sacerdotes y fieles".

    Éste es el link al decreto que prohíbe la Misa en rito antiguo a los franciscanos de la Inmaculada:

    > "Il Santo Padre Francesco ha disposto…"

    Y éste es el texto íntegro del análisis crítico del decreto, redactado por los cuatro expertos:

    > "Una sanzione in palese contrasto..."


    De éste, se reproducen y traducen a continuación las partes que se refieren directamente a la prohibición de celebrar la Misa en rito antiguo.

    __________



    ANALISIS DEL DECRETO EN EL QUE SE DESIGNA UN COMISARIO APOSTÓLICO PARA LA CONGREGACIÓN DE LOS FRAILES FRANCISCANOS DE LA INMACULADA

    por Roberto de Mattei, Mario Palmaro, Andrea Sandri, Giovanni Turco



    El decreto del 11 de julio de 2013, emitido por la Congregación para los Institutos de Vida Consagrada y las Sociedades de Vida Apostólica (prot. 52741/2012), […] es un acto de tal gravedad que no puede ser considerado de simple relevancia interna para los exclusivos destinatarios. […]

    El decreto impone a los frailes franciscanos de la Inmaculada – contrariamente a lo dispuesto por la Bula "Quo primum" de san Pío V y por el Motu Proprio "Summorum pontificum" de Benedicto XVI – la prohibición de celebrar la Misa tradicional.

    Al hacer esto priva de un bien de valor inconmensurable – la Misa (celebrada según el rito romano antiguo) – tanto a los frailes como a los fieles que a través del ministerio de los frailes han podido participar en la Misa tridentina, así como también a todos los que habrían podido participar eventualmente en el futuro.

    Por eso, el decreto no se refiere sólo a un bien – y con ello, “al” bien – del que están privados (salvo expresa autorización) los frailes, sino también a un bien – y con ello, "al" bien – espiritual de los fieles, quienes deseaban y desean acceder a la Misa tradicional mediante el ministerio de los frailes.

    Ellos están próximos a sufrir – a su pesar y más allá de cualquier culpa, en consecuencia sin motivo – una sanción en evidente contraste con el espíritu y con la letra tanto del indulto "Quattuor abhinc annos", de la Carta Apostólica "Ecclesia Dei" de Juan Pablo II, como del Motu Proprio "Summorum pontificum" de Benedicto XVI.

    Efectivamente, esos documentos fueron evidentemente emitidos con la finalidad de satisfacer la exigencia de participación en la Misa según el rito romano clásico, por parte de todos los fieles que tienen deseo de ella.

    Por lo tanto, el decreto evidencia una relevancia objetiva para todos aquéllos que – por las razones más diversas – aprecian y aman la Misa latino-gregoriana. Esos fieles constituyen actualmente una parte conspicua, y ciertamente no despreciable, de los católicos diseminados por todo el mundo. Potencialmente, ellos podrían coincidir con la totalidad misma de los miembros de la Iglesia. El decreto golpea objetivamente también a ellos.

    En forma paralela golpea a todos aquéllos que, inclusive no siendo católicos – por diversos motivos, como históricamente ya surgió en ocasión de la apelación presentada a Pablo VI en 1971 – desean fervientemente la continuidad de la Misa tradicional. El decreto (mucho más allá, en consecuencia, de la vida propia de un Instituto religioso) pone en evidencia una preeminencia universal también bajo este perfil. […]

    *

    En lo que se refiere a la prohibición de la celebración de la Misa en rito romano antiguo (denominado también “forma extraordinaria”) se ponen de manifiesto numerosos y graves problemas planteados por el decreto en cuestión, que ponen objetivamente en evidencia otras tantas notorias anomalías lógicas y jurídicas.

    Ante todo, a causa de esta prohibición impuesta a los frailes franciscanos de la Inmaculada, derivada del hecho que se les impuso a ellos la facultad única de celebrar en forma exclusiva según el nuevo Misal (denominado también “forma ordinaria”) salvo expresa autorización, no se puede poner de manifiesto sino que esa prohibición está evidentemente en contraste con todo lo dispuesto por la Iglesia universal, tanto por la Bula "Quo primum" de san Pío V (1570) como por el Motu Proprio "Summorum pontificum" de Benedicto XVI (2007).

    Evidentemente, la Bula de san Pío V establece universalmente y en forma perpetua: “en virtud de la autoridad apostólica nosotros concedemos, a todos los sacerdotes, en virtud de la presente, el indulto perpetuo de poder seguir, en forma general, en cualquier Iglesia, sin escrúpulo alguno de conciencia o peligro de incurrir en alguna pena, juicio o censura, este mismo Misal, del que tendrán la plena facultad de servirse libre y lícitamente, de tal forma que prelados, administradores, canónigos, capellanes y todos los otros sacerdotes seculares, cualquiera sea su condición, o regulares, cualquiera sea la orden a la que pertenecen, no sean llevados a celebrar la Misa en forma diferente de la que nosotros hemos prescrito ni por otra parte puedan ser obligados e impulsados por alguien a cambiar este Misal”.

    A su vez, el Motu Proprio de Benedicto XVI establece que “es lícito celebrar el Sacrificio de la Misa según la edición típica del Misal Romano, promulgado por el beato Juan XXIII en 1962 y nunca abrogada”. Y precisa que “para dicha celebración, siguiendo uno u otro misal, el sacerdote no necesita permiso alguno, ni de la Sede Apostólica ni de su Ordinario”.

    Del mismo modo, el Motu Proprio afirma que “las comunidades de los Institutos de vida consagrada y de las Sociedades de vida apostólica, tanto de derecho pontificio como diocesano, que deseen celebrar la Santa Misa según la edición del Misal Romano promulgado en 1962 en la celebración conventual o 'comunitaria' en sus oratorios propios, pueden hacerlo”. En forma análoga, declara que “a los clérigos constituidos 'in sacris' es lícito usar el Breviario Romano promulgado por el Beato Juan XXIII en 1962”.

    El mismo Motu Proprio fija inequívocamente que “todo lo que hemos establecido con esta Carta Apostólica en forma de Motu Proprio, ordenamos que se considere 'establecido y decretado' y que se observe desde el 14 de setiembre de este año [2007], sin que obste nada en contrario”.

    Como surge claramente de los dos textos antes mencionados y por sus connotaciones esenciales, la libertad de celebración de la Misa tridentina pertenece a la legislación universal de la Iglesia y configura un derecho para cada sacerdote.

    En forma análoga, se deriva un derecho para los fieles que adhieren a esa “tradición litúrgica”. Efectivamente, respecto a ellos el Código de Derecho Canónico reconoce que “los fieles tienen el derecho de tributar culto a Dios según las prescripciones del propio ritual aprobado por los legítimos Pastores de la Iglesia” (can. 214).

    Por eso la prohibición, salvo por autorización, dispuesta por el decreto desconoce objetivamente esa legislación universal de la Iglesia, resolviendo – mediante un acto que evidentemente tiene que subordinarse a aquélla (tanto en cuanto a la materia como en cuanto a la forma) – en forma contrastante con la disciplina universal y permanente. Ésta última, en razón de sus orígenes apostólicos, goza – como argumentan ilustres expertos – del carácter de irreformabilidad.

    La prohibición de la celebración de la Misa tridentina por parte del decreto resulta injustamente discriminador respecto al rito latino-gregoriano, el cual no solamente se remonta desde el Concilio de Trento a san Gregorio Magno y de ellos a la tradición apostólica, sino que según la inequívoca apreciación del Motu Proprio "Summorum pontificum" de Benedicto XVI "debe gozar del respeto debido por su uso venerable y antiguo". Esa celebración, efectivamente, es expresión de la "lex orandi" de la Iglesia. Por eso es un bien que hay que custodiar, no un mal que hay que alejar.

    Además, la imposición a los frailes de la única celebración del nuevo Misal, supone una normativa de autorización especial respecto al Misal latino-gregoriano, la cual es objetivamente inexistente. O de otra manera introduce la aplicación, frente a una legislación de contenido evidentemente distinto y opuesto.

    Efectivamente, es claro que el régimen de autorización de un acto o actividad particular presupone una prohibición ordinaria, la que eventualmente se puede derogar en casos extraordinarios (particulares y determinados). Pero esto (la interdicción ordinaria) está excluido explícitamente de la ley de la Iglesia, la cual declara como facultad del sacerdote el ejercer libremente y sin ninguna autorización la celebración de la Misa tridentina.

    Se pone en evidencia, además, que la interdicción (salvo expresa autorización) de esa celebración exterioriza tres ulteriores anomalías objetivas del decreto.

    En efecto, éste último establece un régimen de autorización para la Misa tradicional, indicando genéricamente como titular de la potestad de autorización a las “autoridades competentes”. Pero, al resultar prohibida la normativa prevista por el indulto "Quattuor abhinc annos" y por la Carta Apostólica "Ecclesia Dei", no se entiende cuál es precisamente la autoridad competente que ha de emitir la autorización en cuestión. Tanto más que la competencia en esa materia prescinde ciertamente de la Congregación de los Institutos de Vida Consagrada, y a lo sumo habrá de referirse a la comisión pontificia "Ecclesia Dei".

    Por otra parte, resulta llamativo que la autorización que provee el decreto haya de concederse “para cada religioso y/o comunidad”, de tal modo que para celebrar la Misa no sea autorizado sólo el sacerdote en particular, sino también una comunidad en su conjunto (incluidos eventualmente los frailes no sacerdotes). De este modo la comunidad autorizada podría autorizar a su vez, transmitiendo (¿cómo?) la autorización (¿por parte de quién?), mediante un procedimiento (¿en qué condiciones?) al celebrante particular.

    Hay que señalar una ulterior anomalía del decreto en el hecho que ese régimen de autorización no está determinado temporalmente. Es decir, no se indican los términos de aplicabilidad del régimen de autorización impuesto exclusivamente a los frailes franciscanos de la Inmaculada. ¿Hasta cuándo les será impuesto el pedido de autorización? ¿Hasta un día determinado? ¿Hasta alcanzar un objetivo certero? ¿En forma perpetua?

    Al respecto, nada dice el texto del decreto, lo cual se opone a la necesidad de determinación – ciertamente de racionalidad y de justicia – de cualquier tipo de disposición (efectivamente, también una pena que coincida con todo el arco de la vida o que sea perpetua tiene su determinación). Se trata de una instancia de derecho natural y de derecho canónico (cfr. canon 1319). Si se ignora esa necesidad, se manifiesta un evidente deterioro tanto del carácter retributivo como del carácter medicinal de cualquier tipo de disposición restrictiva (en este caso, de una facultad propia de cada sacerdote).

    Por otra parte, la prohibición de la celebración de la Misa latino-gregoriana – también referida por el decreto como decidida por el Papa – permanece objetivamente circunscrita en el ámbito de un decreto de una Congregación romana.

    Resulta de ello que – al menos en cuanto a su forma y al vínculo que se deriva de ella – no puede más que compartir los límites del decreto mismo y su necesaria sumisión a la legislación universal de la Iglesia. Efectivamente, a diferencia de cualquier deliberación disciplinar pontificia – que en cuanto "ex professo" se cumple en el ámbito de su potestad de jurisdicción, es decir del "munus gubernandi", y según en cuanto es legítimamente posible en conformidad al derecho divino positivo y a las definiciones solemnes referidas a él – la disposición en cuestión no puede más que quedar circunscrita al decreto mismo, en los límites de las facultades de una de las Congregaciones romanas.

    En todo caso, la imposición que se deriva del decreto - como cualquier otra deliberación disciplinar - no puede no ser mensurada objetivamente por el derecho natural – es decir, por la justicia – y por el derecho divino positivo, a los que el Derecho Canónico, la disciplina y la jurisprudencia eclesiástica deben conformarse necesariamente.

    Efectivamente, como ha recordado Benedicto XVI en el discurso pronunciado el 21 de enero de 2012 en ocasión de la inauguración del año judicial del tribunal de la Rota Romana, “la 'lex agendi' no puede sino reflejar la 'lex credendi'”.


    __________


    El Motu Proprio del 7 de julio de 2007 con el que Benedicto XVI liberalizó la celebración de la Misa en rito antiguo:

    > "Summorum pontificum"


    La carta con la que el papa Ratzinger acompañó al Motu Proprio:

    > "Queridos Hermanos en el Episcopado…"

    Y la posterior instrucción de la comisión pontificia "Ecclesia Dei" del 13 de mayo de 2011:

    > "Universae ecclesiae"

    __________


    Sobre un extraño cambio en algunas traducciones oficiales del original latino del Motu Proprio "Summorum pontificum":

    > Il "Summorum pontificum" finalmente traducido. Pero con una palabra cambiada

    __________


    La página web de los franciscanos de la Inmaculada, en la cual se documenta, entre otras cosas, que su fundador y superior general, el padre Stefano Manelli "jamás ha impuesto a toda la comunidad el uso del 'Vetus Ordo', sino que ni siquiera quiere que se convierta en uso exclusivo, y él mismo ha dado el ejemplo celebrando en todas partes según uno u otro 'Ordo'":

    > Francescani dell'Immacolata

    __________


    Traducción en español de José Arturo Quarracino, Buenos Aires, Argentina.


    En defensa de los franciscanos castigados por el papa Francisco

  3. #3
    Martin Ant está desconectado Miembro Respetado
    Fecha de ingreso
    07 nov, 12
    Mensajes
    2,714
    Post Thanks / Like

    Re: Persecución contra los Franciscanos de la Inmaculada

    ENSAÑAMIENTO CON LOS FRANCISCANOS DE LA INMACULADA


    • «¿Pero que han hecho estos pobres religiosos? ¿Defraudar, abusar de menores, llevar una vida inmoral? Nada de todo esto»: Marco Tosatti, vaticanista.


    Padre Stefano María Manelli.
    El anciano sacerdote fundador es segregado
    a pesar de su delicado estado de salud

    Introducción


    La gran "falta" de los Franciscanos de la Inmaculada es el haber elegido en Capítulo General -por amplísima mayoría- el uso litúrgico tradicional, acogiéndose al derecho que les reconoce el Motu Proprio Summorum Pontificum de Benedicto XVI. Pero en virtud de la inconformidad de unos cuantos frailes -contrarios al rito tradicional- el padre Fidenzio Volpi fue designado Comisario para solucionar la controversia provocada por esa minoría. Pero en vez de hacerlo, se ha aliado con ella. Por este motivo se ha creado un movimiento que pide a Roma su urgente destitución.

    A continuación reproducimos un post del blog Acción Litúrgica:


    Traducción nuestra de un publicado por Marco Tosatti enVatican Insider. Y reproducido también en francés por Riposte Catholique.


    Recibimos una carta de un laico próximo a los Franciscanos de la Inmaculada, la pequeña orden "comisariada" -una decisión muy discutible según diversas fuentes- que denuncia una situación de marcada dureza de parte de los nuevos gestores de la situación. Por una larga experiencia, sabemos que la crueldad contra los hermanos en los ambientes eclesiásticos no tiene nada que envidiar a otros ambientes. Pero el Papa Bergoglio, que ha aprobado el envío de un comisario, exhortaba en su entrevista con el director de la Civiltá Cattolica a una actitud de "misericordia" y de "ternura", hablaba de la Iglesia como de "un hospital de campaña tras la batalla" y afirmaba: "Veo con claridad que lo que más precisa la Iglesia hoy es la capacidad de curar las heridas" porque "al fin y al cabo, las gentes están cansadas de autoritarismo".

    Lean lo siguiente para saber si el autoritarismo y su hermana la tiranía están presentes en el caso de los Franciscanos de la Inmaculada. Bien puede uno preguntarse: "¿qué han hecho estos pobres religiosos? ¿defraudar, abusar de menores, llevar una vida inmoral? Nada de todo esto".

    Ésta es la carta:

    Después de la noticia de la puesta de los Franciscanos de la Inmaculada bajo la tutela de un comisario apostólica, los acontecimientos son poco conocidos. Es conveniente hacer un resumen:

    1. Despues de haber acusado al padre Stefano María Manelli, fundador del instituto de los Franciscanos de la Inmaculada (FI) de haber "desviado" a los hermanos de su carisma fundacional, sin explicarse en que consiste ese desvío.

    2. Después de haberles prohibido celebrar el Vetus Ordo, prohibición aún vigente, seguida con obediencia total por parte del instituto, después de haber destituido de sus cargos, transferido y alejado, con furia y precipitación, a los hermanos fieles al carisma de los Padres Fundadores, y de haber promocionado a todos los hermanos que apoyan la "nueva" línea en los diferentes conventos FI diseminados por el mundo.

    3. Después de haber, sin motivo claro, apartado de la enseñanza al padre Apollonio, Procurador General. Presidente del Seminario Teológico y Guardián del convento de Roma-Boccea, y haberlo transferido a Portugal.

    4. Después de haber apartado de la enseñanza al padre Lanzetta, vice-delegado FI para Italia, superior en Florencia y profesor en el seminario, y haberlo transferido a Austria. Después de haber transferido al padre Settimio Manelli y al padre Siano, respectivamente rector y vice-rector del seminario, destituidos de sus cargos y reemplazados por dos hermanos de la "nueva" línea, uno de ellos ni siquiera bachiller en teología.

    5. Después de haber expedido para Africa, de la noche a la mañana, al padre Budani, que estudiaba Derecho Canónico y se le impide continuar sus estudios. Después de haber exiliado al padre Stefano (fundador de los FI), siempre obediente, y de haberle prohibido recibir visitas, incluso de sus familiares, bajo pena de pecado grave, y de haberle prohibido recibir llamadas telefónicas o cualquier contacto directo con el mundo exterior.

    6. Después de todo ésto, por una carta de 27 de noviembre, el padre Fidenzio Volpi, con el apoyo del padre Alfonso Bruno, ha considerado oportuno extender su guerra total también contra los laicos. Y ha suspendido todas las actividades de los laicos pertenecientes a la MIM (Misión de la Inmaculada Mediadora) y de la Tercera Orden Franciscana de la Inmaculada, prohibiendo a los terciarios llevar el hábito.

    ¿Es así, con esta dureza inusitada y estas purgas estalinistas, como se resuelven las eventuales dificultades internas en una congregación religiosa? ¿O es así como se ha destruido un carisma, no solo capaz de atraer muchas vocaciones, sino que fue positivo hasta ayer y sostenido por las más altas autoridades vaticanas (teniendo en cuenta que los padres Manelli y Lanzetta, hoy réprobos, frecuentaban obispos y cardenales y encontraban eco en L´Osservatore Romano)".

    Hasta aquí la carta y el post de Acción Litúrgica.




    Solicitan dimisión del Comisario por su postura contra la Tradición católica.

    Un grupo de páginas web y asociaciones de laicos católicos han iniciado una recolección de firmas para pedir la dimisión del Padre Fidenzio Volpi de su cargo de comisario de los Franciscanos de la Inmaculada. Esgrimen -entre otras- las siguientes razones:

    "Pedimos la dimisión del Padre Fidenzio Volpi de su cargo de comisario político de los Franciscanos de la Inmaculada.

    "En el espacio de cinco meses el Padre Volpi ha destruido el instituto provocando caos y sufrimiento en su interior, escándalo entre los fieles, críticas en la prensa, malestar y perplejidad en el mundo eclesiástico.

    "Importa poco saber si el Padre Volpi es el artífice o el ejecutor del plan de destrucción. Lo que es cierto es que si no se detiene este plan, las consecuencias serán desastrosas y es para evitar que a este desastre se añadan más desastres que el Padre Volpi debe ser cesado.

    "Después del decreto de intervención, del pasado 11 de julio, el Padre Volpi, con la ayuda de un puñado de desatados subcomisarios, entre los que se encuentran el Padre Alfonso Bruno y el Prof. Mario Castellano, ha comenzado a dejar caer su hacha sobre el instituto.

    "Ha prohibido la celebración de la santa Misa y de la liturgia de las horas según la forma extraordinaria prevista por el Motu Proprio Summorum pontificum; ha desautorizado y transferido uno tras otro a los más files colaboradores de Padre Manelli (fundador del Instituto), todas personalidades de relieve intelectual y moral, atribuyendo sus cargos a frailes disidentes, a menudo incultos y sin experiencia de gobierno; ha amenazado y castigado a los frailes que legítimamente dirigieron una petición a la Santa Sede y se negaban a retractarse.

    "Finalmente, con un diktat del 8 de diciembre de 2013, ha cerrado el seminario, ha suspendido las ordenaciones sacerdotales y diaconales; ha fulminado con la interdicción las publicaciones de las Ediciones Casa Mariana, prohibiendo su difusión en las iglesias y santuarios confiados a los religiosos; ha extendido su guerra personal a los terciarios y a los laicos que apoyan al instituto, suspendiendo toda actividad de la MIM (Misión Inmaculada Mediadora) y del TOFI (Tercer Orden Franciscano de la Inmaculada); ha amenazado con la intervención a las Franciscanas de la Inmaculada y les ha quitado, a ellas y a las Clarisas, el cuidado espiritual de los frailes".

    Asimismo, recuerdan que Pablo VI, en la Exhortación apostólica Evangelica testificatio dirigida a los religiosos, del 29 de junio de 1971, repite la doctrina tradicional de la Iglesia relativa a que se debe obedecer a los superiores, «excepto cuando una orden fuese manifiestamente contrario a las leyes de Dios o a las constituciones del instituto, o que implicara un mal grave y cierto; en tal caso, de hecho, la obligación de obedecer no existe».


    Sostienen que "si no se procediera a cesar al padre Volpi, se abrirá inevitablemente un conflicto de conciencia en los religiosos y en las religiosas que quieran conservar el carisma de los Franciscanos de la Inmaculada y la fidelidad a la Tradición de la Iglesia".


    Por último, hacen un llamado a todos los católicos a apoyar a los Franciscanos de la Inmaculada uniéndose a la solicitud de apelación para que sea destituido el modernista padre Volpi que se ha manifestado contrario a la aplicación del motu proprio Summorum Pontificum. Para ello proporcionan la siguiente dirección: http://www.corrispondenzaromana.it/f...idenzio-volpi/ .








    Fuente: CATOLICIDAD
    Última edición por Martin Ant; 09/01/2014 a las 13:43

  4. #4
    Martin Ant está desconectado Miembro Respetado
    Fecha de ingreso
    07 nov, 12
    Mensajes
    2,714
    Post Thanks / Like

    Re: Persecución contra los Franciscanos de la Inmaculada

    Pedimos la dimisión del Padre Volpi, comisario de los Franciscanos de la Inmaculada

    Roberto de Mattei


    Un grupo de páginas web y asociaciones de laicos católicos han iniciado una recogida de firmas para pedir la dimisión del Padre Fidenzio Volpi de su cargo de comisario de los Franciscanos de la Inmaculada. Todos lo que quieran adherir a este llamamiento pueden hacerlo pinchando aquí.

    Pedimos la dimisión del Padre Fidenzio Volpi de su cargo de comisario político de los Franciscanos de la Inmaculada. En el espacio de cinco meses el Padre Volpi ha destruido el instituto provocando caos y sufrimiento en su interior, escándalo entre los fieles, críticas en la prensa, malestar y perplejidad en el mundo eclesiástico. Importa poco saber si el Padre Volpi es el artífice o el ejecutor del plan de destrucción. Lo que es cierto es que si no se detiene este plan, las consecuencias serán desastrosas y es para evitar que a este desastre se añadan más desastres que el Padre Volpi debe ser cesado.

    Después del decreto de intervención, del pasado 11 de julio, el Padre Volpi, con la ayuda de un puñado de desatados subcomisarios, entre los que se encuentran el Padre Alfonso Bruno y el Prof. Mario Castellano, ha comenzado a dejar caer su hacha sobre el instituto. Ha prohibido la celebración de la santa Misa y de la liturgia de las horas según la forma extraordinaria prevista por el Motu Proprio Summorum pontificum; ha desautorizado y transferido uno tras otro a los más files colaboradores de Padre Manelli, todas personalidades de relieve intelectual y moral, atribuyendo sus cargos a frailes disidentes, a menudo incultos y sin experiencia de gobierno; ha amenazado y castigado a los frailes que dirigieron una petición a la Santa Sede y se negaban a retractarse. Finalmente, con un diktat del 8 de diciembre de 2013, ha cerrado el seminario, ha suspendido las ordenaciones sacerdotales y diaconales; ha fulminado con la interdicción las publicaciones de las Ediciones Casa Mariana, prohibiendo su difusión en las iglesias y santuarios confiados a los religiosos; ha extendido su guerra personal a los terciarios y a los laicos que apoyan al instituto, suspendiendo toda actividad de la MIM (Misión Inmaculada Mediadora) y del TOFI (Tercer Orden Franciscano de la Inmaculada); ha amenazado con la intervención a las Franciscanas de la Inmaculada y les ha quitado, a ellas y a las Clarisas, el cuidado espiritual de los frailes. Por último quiere imponer un “juramento modernista” de fidelidad al Novus Ordo Missae y al Concilio Vaticano II (para ver la carta, pinche aquí).

    El Padre Volpi acusa a quien le critica de estar contra el Papa, pero este régimen tiránico, además de ser desconocido en la historia de la Iglesia, ¿no está en evidente contraste con el Papa Francisco, que ha recomendado evitar todo autoritarismo y tener misericordia y ternura hacia amigos y enemigos? Un vaticanista objetivo, Marco Tosatti, lo ha destacado, preguntándose en lastampa.it del 4 de diciembre: «¿Pero que han hecho estos pobres religiosos? ¿Defraudar, abusar de menores, llevar una vida inmoral? Nada de todo esto». La verdad es que el Padre Volpi, a partir de una iniciativa propia, o actuando por cuenta ajena, quiere normalizar a los Franciscanos de la Inmaculada, convirtiéndolos en algo parecido a las otras órdenes religiosas a la deriva. Para obtenerlo es necesario transformar su doctrina espiritual y moral, destruir su disciplina interna, quebrar la reconquista de la liturgia tradicional, abrirse a la corrupción del mundo, como han hecho, con resultados catastróficos, tanto el Padre Volpi como su orden capuchina.

    Pablo VI, en la Exhortación apostólica dirigida a los religiosos Evangelica testificatio, del 29 de junio de 1971, recuerda que se debe obedecer a los superiores, «excepto cuando una orden fuese manifiestamente contrario a las leyes de Dios o a las constituciones del instituto, o que implicara un mal grave y cierto – en tal caso, de hecho, la obligación de obedecer no existe». Si no se procediera a cesar al Padre Volpi, se abrirá inevitablemente un conflicto de conciencia en los religiosos y en las religiosas que quieran conservar el carisma de los Franciscanos de la Inmaculada y la fidelidad a la Tradición de la Iglesia.

    Roberto de Mattei

    Traducido por Tradición Digital del original en Corrispondenza Romana.

    Fuente: TRADICIÓN DIGITAL

  5. #5
    Martin Ant está desconectado Miembro Respetado
    Fecha de ingreso
    07 nov, 12
    Mensajes
    2,714
    Post Thanks / Like

    Re: Persecución contra los Franciscanos de la Inmaculada

    Impiedosa e infame perseguição contra os Franciscanos da Imaculada




    Diversos blogues amigos da Tradição (“Rorate Caeli”, “Página Católica”, “Le Salon Beige”, “La Cigueña de la Torre” e “Fratres in Unum”, entre outros) têm dado conta das mais recentes notícias respeitantes à impiedosa e infame perseguição que as actuais autoridades romanas decidiram encetar contra os Franciscanos da Imaculada. Não irei repetir, aqui e agora, o que aqueles já relataram; porém, havendo o corrente fluxo noticioso acerca do caso começado com a publicação de um artigo do jornalista italiano Marco Tossati, no jornal “La Stampa”, de Roma, em 4 de Dezembro último, no qual aquele se questionava sobre o que teriam feito os Franciscanos da Imaculada para serem alvo de uma tão grande sanha persecutória, é minha intenção responder doravante a essa interrogação.

    Basicamente, o grande “crime” dos Franciscanos da Imaculada consistiu em haverem sido, ao longo dos anos do pontificado do Papa Bento XVI, dos mais visíveis defensores da ortodoxia doutrinária católica e, sobretudo, dos mais notórios promotores da Missa Tradicional de rito latino-gregoriano.

    Neste âmbito, convém não olvidar que foram os Franciscanos da Imaculada que:

    a) publicaram, na sua editora “Casa Mariana Editrice”, o livro “Concilio Ecumenico Vaticano II, Un discorso da fare”, de autoria de Monsenhor Brunero Gherardini, em que se defendia a interpretação crítica do Concílio Vaticano II num sentido de continuidade com a tradição eclesial, e se reafirmava a natureza meramente pastoral e não dogmática desse mesmo Concílio (eis aqui a razão da fúria do Padre Volpi, o comissário nomeado pelo Vaticano para pôr cobro à “deriva lefebvrista” nos Franciscanos da Imaculado, contra as publicações da “Casa Mariana Editrice”);

    b) organizaram em Dezembro de 2010, em Roma, um congresso subordinado ao tema “Concílio Vaticano II, um concílio pastoral - Análise histórica, filosófica e teológica”, em que participaram pessoas tão importantes como o já referido Monsenhor Brunero Gherardini (que aí reafirmou a sua tese), o Professor Roberto de Mattei e o Bispo Athanasius Schneider, e no qual este último defendeu a promulgação de um novo “Syllabus” papal condenando infalivelmente os erros de interpretação do Concílio Vaticano II;

    c) promoveram tão latamente quanto possível, em estrita e legítima obediência ao determinado pelo Papa Bento XVI, o Motu Proprio “Summorum Pontificum”, indo ao ponto de oficiarem a Missa Tradicional de rito latino-gregoriano no limite jurisdicional de uma importante arquidiocese onde o respectivo arcebispo, desde o início, frustrou com pertinácia e impertinência, como poucos à escala mundial, a aplicação do mesmo Motu Proprio “Summorum Pontificum”. Não é difícil adivinhar que a arquidiocese em causa era a de Buenos Aires, na Argentina, e o arcebispo em apreço o então Cardeal Jorge Mário Bergoglio, hoje conhecido simplesmente por Francisco…

    De facto, há padrões de comportamento que nunca mudam. Um deles é o dos modernistas e progressistas: em teoria, enchem a boca de palavras bonitas como ternura, misericórdia e caridade; contudo, na prática, são as pessoas menos ternurentas, misericordiosas e caridosas que existem, nunca perdoando e jamais esquecendo…

    Que a Imaculada Conceição auxilie os seus Franciscanos, autênticos e digníssimos católicos, a enfrentar e a superar esta muito dura tribulação! A nós, simples fiéis, só nos resta manifestar-lhes o nosso apoio!





    Fuente: A CASA DE SARTO

  6. #6
    Martin Ant está desconectado Miembro Respetado
    Fecha de ingreso
    07 nov, 12
    Mensajes
    2,714
    Post Thanks / Like

    Re: Persecución contra los Franciscanos de la Inmaculada

    LAS HERMANAS DE LA INMACULADA RESPONDEN AL PADRE VOLPI



    SIGUE EL ACOSO DEL MODERNISTA PADRE VOLPI CONTRA ESTOS RELIGIOSOS Y RELIGIOSAS POR SU DEVOCIÓN A LA MISA TRADICIONAL Y ACOGERSE AL MOTU PROPRIO "SUMMORUM PONTIFICUM".



    Para Cuore Inmaculado | Traducción al portugués: Fratres en Unum.com | Al español: CATOLICIDAD.

    "Con profunda tristeza y consternación nos enteramos de que en la Carta Circular de 8 de diciembre de este mes, dirigida a todos los Frailes Franciscanos de la Inmaculada, el Reverendo Padre Volpi acusa a "algunas prominentes monjas de las Hermanas Franciscanas de la Inmaculada" de ayudar a crear una "mentalidad distorsionada" en los Frailes, influyendo fuertemente en su estilo de vida .

    "Son acusaciones totalmente infundadas que, en general, ofenden a todo nuestro Instituto, y por lo tanto las rechazamos por completo, en cuanto recordamos con nuestro Papa Francisco: "El que calumnia mata a los hermanos" (09/02/2013), mientras que la "misericordia transforma el mundo" (17/03/2013).

    "Por nuestra parte, tratamos de seguir la invitación del Vicario de Cristo a "caminar en la presencia del Señor, con la Cruz del Señor, para la edificación de la Iglesia sobre la Sangre de Cristo, que él ha derramado en la cruz , y confesar la única gloria: Cristo Crucificado . Así, la Iglesia continuará adelante" (14/03/2013)".

    Fuente: CATOLICIDAD

  7. #7
    Martin Ant está desconectado Miembro Respetado
    Fecha de ingreso
    07 nov, 12
    Mensajes
    2,714
    Post Thanks / Like

    Re: Persecución contra los Franciscanos de la Inmaculada

    Antonio Socci: En el Vaticano hay una Nueva Inquisición Progresista y sus primeras víctimas son los Franciscanos de la Inmaculada


    Antonio Socci: En el Vaticano hay una Nueva Inquisición Progresista y sus primeras víctimas son los Franciscanos de la Inmaculada


    [Tomado del Blog amigo "Rorate Caeli"]

    Nos gustaría recordar a nuestros lectores que Antonio Socci, el gran periodista italiano y experto en religión, se inclina a puntos de vista más conservadores, pero está lejos de ser un Tradicionalista, y siempre ha sido positivo en todos sus puntos de vista sobre el Papa Francisco. Así que su punto de vista es el de un extraño y es un muy buen resumen de la intervención en los Franciscanos de la Inmaculada y la forma en que se ha realizado hasta ahora.


    «En el Vaticano hay una Nueva Inquisición de los Progresistas Católicos. Están persiguiendo a los “Franciscanos de la Inmaculada” con gran tenacidad, porque tienen la Fe y muchas vocaciones. ¡Es una vergüenza!... ¿Pero el Papa sabe algo de esto?»
    Antonio Socci


    Libero [Diario Italiano], 5 de Enero del 2014.- ¿Sabe el Papa lo que le están haciendo (en su nombre) a los “Franciscanos de la Inmaculada”? Hace apenas dos días Francisco declaró acertadamente que “el Evangelio no se proclama con golpes, sino con amor y bondad”.


    Sin embargo, sin razón o delito por su parte, los Franciscanos de la Inmaculada han sido asaltados, golpeados y destrozados. Están arrasando a una de las pocas órdenes religiosas que es ortodoxa y llena de vocaciones (y que fue estimada y apoyada por Benedicto XVI).


    Lo peor es que la destrucción se está perpetrando en el nombre de Francisco. Pero ¿es posible que el Papa de la bondad apruebe estos métodos y persecución?




    Ellos son el objetivo de atacar lo mejor


    Por otra parte, los “Franciscanos de la Inmaculada” en el desastre absoluto de las órdenes religiosas (sin vocaciones, a menudo en crisis doctrinal y disciplinaria, con muchos errores bien conocidos) deben celebrarse como un ejemplo: en el hecho de que viven en la pobreza radicalmente -que viven por la caridad-, tienen muchas vocaciones, llevan una vida ascética dura, hacen muchas obras de caridad para los pobres y los marginados, proclaman la Buena Nueva con celo misionero y son obedientes a la Iglesia (en estos últimos meses de represión ellos sufren todo en mansedumbre y silencio).


    Muchos fieles se han sorprendido ante la gran tenacidad que los FFI (Nota de ST: sigla de “Fratrum Franciscanorum Immaculatae”) se han apuntado. Hay personas que están llorando a causa de la expulsión de esos buenos hermanos de las comunidades en las que habían estado trabajando hasta ahora.


    Nunca he tenido nada que ver con ellos [directamente] pero, como un observador imparcial, los admiro. Y yo me pregunto: ¿por qué hay tanta dureza contra los religiosos que representan un gran ejemplo de vida y son un auténtico referente espiritual para los fieles?


    Y, sin embargo, nunca ha habido tanta tenacidad ni siquiera en los casos de religiosos, sacerdotes y teólogos en los que había grandes problemas doctrinales o disciplinarios (y otros).


    Por ejemplo, la era del post-Concilio fue una catástrofe. Decenas de miles tiraron su hábito religioso: “el contraste de ideas con la Verdad revelada, que siempre había sido enseñada, estaba esparcida alrededor [en todos lados]”, afirmó Juan Pablo II (ver: http://www.vatican.va/holy_father/john_paul_ii/speeches/1981/february/documents/hf_jp-ii_spe_19810206_missioni_sp.html), herejías muy reales se extendieron en los campos del dogma y de la moral, creando dudas, confusión, rebelión e incluso la Liturgia fue manipulada; inmersos en el “relativismo intelectual y moral, y por lo tanto en la permisividad, los Cristianos han tenido la tentación del ateísmo, el agnosticismo, el iluminismo vagamente moralista, y un cristianismo sociológico que carece de dogmas definidos y de moral objetiva”.




    El desastre de los Jesuitas


    También la Compañía de Jesús, que Bergoglio conoce bien, ha estado en el ojo de la tormenta y algunos de sus miembros han fomentado la confusión teológica. Sin embargo, no hubo medidas tomadas contra ellos como las adoptadas hoy en contra de los “Franciscanos de la Inmaculada”.


    De acuerdo con las estadísticas oficiales de 1965 (cuando el Concilio terminó) hasta el 2005, los miembros de la Compañía de Jesús (los Jesuitas) se redujeron en un 45 por ciento, los Salesianos en un 45 por ciento, los Frailes Menores en un 41 por ciento, los Capuchinos en un 29 por ciento, los Benedictinos en un 35 por ciento y los Dominicos en un 39 por ciento.


    En cambio los “Franciscanos de la Inmaculada”, una familia religiosa fundada en los años setenta por el Padre Stefano María Manelli y el Padre Gabriele Maria Pellettieri, inmediatamente atrajeron a muchas vocaciones.


    Reconocida por la Iglesia en 1990, con un Decreto Pontificio en 1998, hoy en día hay alrededor de 400 frailes en 55 casas en todo el mundo y el mismo número de hermanas con 47 casas en todo el mundo. También las vocaciones -que languidecen en cada Diócesis- están creciendo a un ritmo impresionable con los FFI. Una comunidad en verdad bendecida por Dios.


    Así, el pasado 11 de julio [del 2013], la Congregación Vaticana para los Religiosos decidió centrarse en esta familia religiosa floreciente con un comisario externo.




    Persecución


    Desde entonces, el Fundador, Padre Stefano Manelli, se ha visto obligado al aislamiento (sus frailes no pueden escribirle, ni llamarlo por teléfono, ni ir a visitarlo, ni hablar con él de manera alguna); todos los frailes que tenían cargos de responsabilidad fueron exiliados a lugares remotos, a veces en el extranjero; y los movimientos laicos vinculados a la Congregación se han puesto en hibernación; el seminario ha sido cerrado y las ordenaciones de diáconos y sacerdotes suspendidas.


    El comisario no pudo apoderarse de las revistas publicadas por la Orden, ya que pertenecen a los laicos, por lo que prohibió a los religiosos de la Congregación colaborar con ellos. En esencia, se utilizó un puño de hierro.


    Nadie puede creer que el Pontífice de la ternura querría o haya autorizado tal cosa. La contradicción entre sus enseñanzas (“el amor y la bondad, no los golpes”) y la práctica concreta, que trae a la mente los fantasmas de la Inquisición, sería demasiado grande. También es cierto que en el pasado la Inquisición -cuyos métodos fueron barridos gracias a Joseph Ratzinger- atacó a varios santos durante el curso de su historia.


    El último de ellos fue el Padre Pío. Como es bien conocido, el santo Capuchino, entre 1960 y 1961, tuvo que soportar medidas restrictivas y punitivas muy duras -en el marco del llamado “Papa Bueno”. Eran totalmente injustas, como fue demostrado en su completa rehabilitación por Pablo VI y en la canonización del Fraile Estigmatizado por Juan Pablo II.


    Es sorprendente que un santo como él fuera tan perseguido, mientras que al mismo tiempo en la Iglesia se estaban alabando a teólogos como Karl Rahner, a quien Roncalli nominó entre los consultores del Concilio Vaticano II.


    Rahner tuvo una influencia muy maligna en la teología post-conciliar (es suficiente saber que Hans Küng fue su digno discípulo). Su teoría de los “Cristianos anónimos” fue verdadero veneno. Sin embargo Rahner sigue siendo intocable hoy. Hay teólogos que se atreven a poner en discusión los dogmas de la Fe Católica, la Virgen y los santos. Pero Rahner no puede ser discutido.


    Por el contrario, entre las iniciativas valientes de reflexión teológica en que los “Franciscanos de la Inmaculada” se embarcaron en los últimos años, había una conferencia de estudios titulada significativamente “Karl Rahner: un análisis crítico”. Esto, en neto contraste a la “teología progresista” dominante de hoy.




    Oscuros Inquisidores


    Muchos sospechan que hechos de esta naturaleza han contribuido en hacer de los “Franciscanos de la Inmaculada” un blanco para los poderes clericales, donde hoy se sientan eclesiásticos que en el pasado tenían parte en la “Teología de la Liberación”, como el Cardenal brasileño João Braz de Aviz, que es la cabeza real de la Congregación que decidió la puesta en funcionamiento de la comisión externa.


    En una entrevista hace algún tiempo, el Prelado habló de cómo él vivió esa etapa de su vida pero, curiosamente, él no estaba de acuerdo con la condena de los errores de la Teología de la Liberación que fue firmado por Juan Pablo II y Joseph Ratzinger. Por el contrario, él afirmó: “sigo convencido de esa experiencia que, de todos modos, fue algo grande que ocurrió para toda la Iglesia”.


    Sí - una gran catástrofe.


    Y ahora tenemos nuevos desastres “progresistas”, como la aniquilación de los “Franciscanos de la Inmaculada”. Si estos hermanos fueran seguidores de Rahner, Küng o la Teología de la Liberación, la persecución habría suscitado un escándalo en los medios de comunicación. Al contrario, como ellos son fieles a la Iglesia, entonces nadie los defiende.


    Hay quienes sostienen que se trata de una especie de vendetta oblicua contra Benedicto XVI por el “Motu Proprio” que liberalizó la Misa Tradicional. Este provocó reacciones fuertes y oposición en la Curia y entre los Obispos.


    Considerando que los “Franciscanos de la Inmaculada” fielmente llevaron a cabo el “Motu proprio” porque querían estar en comunión con el Papa: ¿es este, entonces, su mal?


    Creo que su destrucción podría dañar al Papa actual en gran medida. Se aniquila así un carisma precioso para la Iglesia y esto traerá agua al molino de los “lefebvrianos”, que han atacado públicamente a Bergoglio. Ahora los “lefebvrianos” pueden decir: “Mira, en la Iglesia de Francisco hay espacio para todos, excepto para los católicos”.

    Siempre tendremos que defender al Pontífice de estos ataques. Pero yo espero que al ser informado de los hechos, se pondrá fin a esta increíble persecución tan pronto como sea posible y se restablecerá la verdad y la justicia.




    Nota: la visita del Papa a Santa María la Mayor (ver: http://secretummeummihi.blogspot.com.ar/2014/01/francisco-encuentra-grupo-de.html), que Socci podría ignorar al momento de escribir este artículo, y su encuentro con el Comisario Volpi el 8 de diciembre [del 2013], hacen poco probable que él no esté bien informado sobre el tema.







  8. #8
    Avatar de Smetana
    Smetana está desconectado Miembro graduado
    Fecha de ingreso
    29 sep, 09
    Ubicación
    Nueva Santander México
    Mensajes
    198
    Post Thanks / Like

    Re: Persecución contra los Franciscanos de la Inmaculada

    ¿Y que ha pasado con éste terrible caso, los Franciscanos de la inmaculada fueron simplemente disueltos y silenciados? Me encantaría que a modo de protesta por semejante trato, se adhirieran de manera colectiva a la Fraternidad de San Pio X, ese si que sería un mensaje claro dentro de la Iglesia.
    ¡Viva la Nueva España! ¡Viva la madre patria Española! ¡Viva la santísima virgen de Guadalupe!

  9. #9
    Avatar de Hyeronimus
    Hyeronimus está desconectado Miembro Respetado
    Fecha de ingreso
    16 ene, 07
    Mensajes
    19,796
    Post Thanks / Like

    Re: Persecución contra los Franciscanos de la Inmaculada

    Libros antiguos y de colección en IberLibro

    Comisario de los Franciscanos de la Inmaculada Volpi admite culpa por difamación y mentiras



    Debe pagar 20,000 euros y ofrecer una disculpa pública.

    ¿Dejará sobrevivir el Papa Francisco a lo que queda de los FFI?


    El Padre Fidenzio Volpi, comisario apostólico del Papa Francisco para los Frailes Franciscanos de la Inmaculada esta cosechando lo que había sembrado y probablemente justo a tiempo.


    La colaboradora de Rorate Caeli Francesca Romana ha traducido la primer noticia de “Chiesa e post concilio” en la que se informa que el padre Volpi pagará a la familia del padre Manelli, fundador de los Franciscanos de la Inmaculada una gran suma de efectivo por su “difamación y mentiras” así como ofrecer públicamente disculpas en todos los sitios web que controla.


    Volpi se encuentra con el Papa Francisco el día que el seminario de los FI fue cerrado

    Para los lectores regulares de este blog, es de su conocimiento que el padre Volpi fue traído justo para una razón: aplastar una de las ordenes religiosas de orientación tradicional de mayor crecimiento en todo el mundo, pero no por su propia iniciativa: como ya lo ha admitido en el pasado, “específicamente ordenado por del Vicario de Cristo” Papa Francisco para llevar a cabo esta misión.


    Nuestras preguntas ahora son muy simples:


    ¿El Papa Francisco frenará finalmente a este hombre y hará que quite su bota del cuello de una orden que lo único que desea es servir a Dios como los santos lo han servido por dos milenios?


    ¿Y finalmente el Papa Francisco acabará con este injusto comisariato y permitirá a los pobres frailes que han tenido que escapar el yugo de este cruel hombre para que puedan regresar a sus solemnes votos y vivan el restos de sus vidas su vocación en paz? Rezamos por escuchar una respuesta afirmativa pronto.


    Del blog italiano Chiesa e post concilio:


    ¿Es este un fruto de los rosarios y las fervientes oraciones en Santa Maria Maggiore?



    Por el momento la única fuente es Don Camillo (un sacerdote blogero) el que sé que es cercano a la familia Manelli; por esta razón confío en la fuente y le agradezco por la información. Texto original dar click aquí



    ¿Es la justicia de los hombres mas eficiente que la justicia eclesiástica (de la nueva Iglesia por lo menos) que pareciera apenas haber encontrado la misericordia apenas hoy?



    Me pregunto sin embargo, por qué Don Camillo puede atribuir lo acontecido a Benedicto XVI siendo que el decreto de la Congregación para los Institutos de Vida Consagrada y Sociedades de Vida Apostólica en el cual se estableció el comisariato de los Franciscanos de la Inmaculada y la subsecuente destitución del fundador y Ministro General del Instituto Religioso (y su Consejo) esta fechada el 11 de Julio del 2013.



    El decreto, firmado por el Cardenal Prefecto, Joao Braz de Aviz y por el Arzobispo Secretario José Carballo OFM, privó a los superiores de los Franciscanos de la Inmaculada de cualquier autoridad encargando el gobierno del instituto a un “Comisario Apostolico”, el Padre Fidenzio Volpi, un capuchino. Un decreto, además, que no menciona ninguna fechoría, ni actos expresa e indirectamente en contra del bien del Instituto Religioso. Y sin ninguna referencia, pregunta o motivación referente propiamente a la fe, moral o disciplina.



    Y fue confirmado por escrito por el Papa Francisco lo cual hizo cualquier recurso de apelación imposible.



    No me he involucrado personalmente demasiado con respecto a la situación de los Franciscanos de la Inmaculada pero una sentencia emitida por el Organismo de Mediación (Organismo di Mediazione forense) del tribunal Romano del 12 de Febrero es demasiado jugosa.



    Los hechos:



    El 8 de Diciembre del 2013, el padre Fidenzio Volpi escribió en una carta:


    Escribe: “Un asunto que es sumamente grave (y que apenas ahora le hago oficialmente de su conocimiento) fue la transferencia de activos muebles y de bienes raíces pertenecientes al instituto a laicos conocidos como hijos (o hijas) espirituales y miembros de la familia del fundador, padre Stefano M. Manelli, así como también a algunos familiares de algunas monjas.” Continúa el padre Volpi: “Estas maniobras, gravemente ilícitas tanto desde un punto de vista moral como canónicamente y con repercusiones en la esfera civil y penal ocurrieron después de la nominación del Comisario Apostólico manifestando así una voluntad de substraer estos fondos del control de la Santa Sede.” El comisario trata de ocultar las medidas al respecto: “Aquellos que han hecho o permitido todo esto han caído en una grave falta y si son religiosos son sujetos a severas sanciones canónicas. Algo similar ha sucedido también en las obras del apostolado: la editorial y la televisión.”


    […] Así pues, por estas mentiras el padre Volpi, (después) de haber negociado con toda la familia Manelli, cuyo honor fue dañado, y en consecuencia después de haber admitido su crimen de difamación y mentiras el 12 de Febrero del 2015, como justa compensación tendrá que pagar 20,000 euros a la familia Manelli además de todos los gastos judiciales, la publicación de una disculpa publica en los sitios de internet por el controlados así como cartas circulares a todos los frailes y monjas.



    ¡Se ha hecho justicia!



    Comisario de los Franciscanos de la Inmaculada Volpi admite culpa por difamación y mentiras | Adelante la Fe

Información de tema

Usuarios viendo este tema

Actualmente hay 1 usuarios viendo este tema. (0 miembros y 1 visitantes)

Temas similares

  1. Comité Civitella del Tronto sobre caso Franciscanos de la Inmaculada
    Por Hyeronimus en el foro Tablón de Anuncios
    Respuestas: 0
    Último mensaje: 02/09/2013, 18:53
  2. Persecución contra la República de Paraguay
    Por Nicus en el foro Hispanoamérica
    Respuestas: 6
    Último mensaje: 08/07/2012, 22:56
  3. Respuestas: 0
    Último mensaje: 02/12/2011, 22:26
  4. Persecución contra Bordaberry.
    Por Tradición. en el foro Hispanoamérica
    Respuestas: 49
    Último mensaje: 01/06/2011, 02:45
  5. [FAROagencia] Persecución contra Radio Cristiandad
    Por Chanza en el foro Hispanoamérica
    Respuestas: 8
    Último mensaje: 19/12/2008, 16:40

Permisos de publicación

  • No puedes crear nuevos temas
  • No puedes responder temas
  • No puedes subir archivos adjuntos
  • No puedes editar tus mensajes
  •