Búsqueda avanzada de temas en el foro

Resultados 1 al 6 de 6
Honores1Víctor
  • 1 Mensaje de Valmadian

Tema: ¿Mito o impostura?

  1. #1
    Avatar de Valmadian
    Valmadian está desconectado Miembro carlista
    Fecha de ingreso
    23 oct, 06
    Ubicación
    Buscando mi Patria, pero no la encuentro.
    Mensajes
    10,211
    Post Thanks / Like

    ¿Mito o impostura?

    Pues de eso se trataría el "mito de la Tierra plana", de una impostura, de una falsedad con apariencia científica cuya única pretensión sería atacar al propio Cristianismo, al menos así se concluye en este artículo de la WIKI:




    Mito de la tierra plana.


    El mito de la Tierra plana es un malentendido moderno según el cual la visión cosmológica predominante durante la Edad media consistía en considerar que la Tierra era plana y no una esfera.

    Esta idea se habría originado en el siglo XIX y luego difundido durante la primera mitad del siglo XX. Sobre la misma, los Miembros de la Asociación Histórica (Members of the Historical Association) declararon, en 1945, lo siguiente:

    "La idea de que los hombres instruidos en el tiempo de Colón creyeran que la Tierra era plana, y que esta creencia fue uno de los obstáculos que Colón tuvo que superar antes de que su proyecto fuera aceptado, se mantiene como uno de los errores más grandes en la enseñanza."

    Durante la primera parte de la edad media, virtualmente todos los estudiosos mantenían el punto de vista de que la Tierra era redonda, como expresaron los antiguos griegos. Para el siglo XIV la creencia de que la Tierra fuera plana era prácticamente inexistente entre los hombres educados.

    Sin embargo, entre los artistas medievales, la imagen de la Tierra plana era común. El exterior del famoso tríptico El jardín de las delicias de Hieronymus BOSCH es un ejemplo del renacimiento en el que una Tierra con forma de disco aparece flotando dentro de una esfera transparente.

    De acuerdo a Stephen JAY GOULD, "nunca hubo un período de la 'oscuridad de la Tierra plana' entre los académicos (sin importar el como el público en general pudiesen conceptualizar a nuestro planeta entonces y ahora). El conocimiento griego de la Tierra esférica nunca se disipó, y todos los grandes académicos medievales aceptaban que la Tierra era redonda como un hecho establecido en el estudio de la cosmología."

    Los historiadores de la ciencia, David LINDBERG y Ronald NUMBERS enfatizaron que "difícilmente había un académico cristiano durante la edad media que no reconociera que la Tierra era una esfera, incluso sabiendo su circunferencia aproximada".

    El historiador Jeffrey BURTON RUSSELL dijo que el error de la Tierra plana floreció principalmente entre 1870 y 1920, y tuvo que ver con las ideologías que se crearon sobre la evolución. RUSSELL sostiene "con extraordinariamente [sic] pocas excepciones entre las personas educadas en la historia de la civilización occidental desde el tercer siglo A.C. en adelante creían que la Tierra fuese plana," y acredita a los historiadores John William DRAPER, Andrew DICKSON WHITE y Washington IRVING como quienes popularizaron el mito de la Tierra plana.


    En el libro Inventing the Flat Earth: Columbus and Modern Historians (Inventando la Tierra plana: COLÓN y los historiadores modernos), Jeffrey RUSSELL describe la teoría de la Tierra plana como un fábula usada para impugnar a la civilización pre-moderna, especialmente a la edad media en Europa.

    James HANNAM escribió:

    El mito según el cual las personas de la edad media creían que la Tierra era plana aparece en el siglo XVII como una campaña por los protestantes en contra de las enseñanzas católicas. Pero logró notoriedad en el siglo XIX, gracias a historias no basadas en hechos como en History of the Conflict Between Religion and Science (Historia del conflicto entre la religión y la ciencia) de John William DRAPER publicado en 1874 y en History of the Warfare of Science with Theology in Christendom (Historia de la guerra entre la ciencia contra la teología de la cristiandad) de Andrew DICKSON WHITE publicado en 1896. Ateos y agnósticos lucharon para imponer esta idea del conflicto para lograr sus propios propósitos ...


    www.es.wikipedia.com/Mito_de_la_tierra_plana
    "He ahí la tragedia. Europa hechura de Cristo, está desenfocada con relación a Cristo. Su problema es específicamente teológico, por más que queramos disimularlo. La llamada interna y milenaria del alma europea choca con una realidad artificial anticristiana. El europeo se siente a disgusto, se siente angustiado. Adivina y presiente en esa angustia el problema del ser o no ser.

    <<He ahí la tragedia. España hechura de Cristo, está desenfocada con relación a Cristo. Su problema es específicamente teológico, por más que queramos disimularlo. La llamada interna y milenaria del alma española choca con una realidad artificial anticristiana. El español se siente a disgusto, se siente angustiado. Adivina y presiente en esa angustia el problema del ser o no ser.>>

    Hemos superado el racionalismo, frío y estéril, por el tormentoso irracionalismo y han caído por tierra los tres grandes dogmas de un insobornable europeísmo: las eternas verdades del cristianismo, los valores morales del humanismo y la potencialidad histórica de la cultura europea, es decir, de la cultura, pues hoy por hoy no existe más cultura que la nuestra.

    Ante tamaña destrucción quedan libres las fuerzas irracionales del instinto y del bruto deseo. El terreno está preparado para que germinen los misticismos comunitarios, los colectivismos de cualquier signo, irrefrenable tentación para el desilusionado europeo."

    En la hora crepuscular de Europa José Mª Alejandro, S.J. Colec. "Historia y Filosofía de la Ciencia". ESPASA CALPE, Madrid 1958, pág., 47


    Nada sin Dios

  2. #2
    Avatar de Valmadian
    Valmadian está desconectado Miembro carlista
    Fecha de ingreso
    23 oct, 06
    Ubicación
    Buscando mi Patria, pero no la encuentro.
    Mensajes
    10,211
    Post Thanks / Like

    Re: ¿Mito o impostura?

    A continuación algunas de las claves actuales de este cuento conspiranoico:




    La teoría de la Tierra plana

    Según los defensores de esta teoría, la Tierra es un disco con el Círculo Polar Ártico en el centro y con un muro de hielo de 150 metros alrededor del borde en la Antártida. El día y la noche terrestre en la Tierra plana se explica debido a que el Sol y la Luna son esferas que miden 51 kilómetros moviéndose en los círculos a 4.828 km por encima del plano de la Tierra. A medida de que el Sol se mueve más lejos, se contrae hasta que ya no es capaz de ser visto. El mismo fenómeno ocurre con las estrellas para causar su movimiento, moviéndose en un plano de hasta 4.989 kilómetros. Igual que unos focos, estas esferas celestes iluminan las diferentes partes del planeta en un ciclo de 24 horas. En la Tierra plana también hay una invisible “anti luna” que oscurece la luna durante los eclipses lunares. Por otra parte, la gravedad en la Tierra plana es inexistente, ya que la forma del disco se colapsaría sobre sí mismo. El disco de la Tierra plana acelera hacia arriba a 9,8 metros por segundo al cuadrado, impulsados por una fuerza misteriosa llamada energía oscura.


    Sociedad de la Tierra plana

    La Sociedad de la Tierra plana es una organización que defiende la teoría de la Tierra plana. Los orígenes de la teoría sobre la Tierra plana fue originario del inventor inglés Samuel Rowbotham (1816-1884). Se basó en su interpretación de ciertos pasajes bíblicos, Rowbotham publicó un folleto de 16 páginas, que tiempo después se amplió a un libro de 430 páginas llamado La Tierra no es un globo, donde expuso sus puntos de vista. Según el sistema de Rowbotham, que él llamó “Astronomía Zetetica” la tierra es un disco plano centrado en el Polo Norte y acotada por un muro de hielo. Rowbotham y sus seguidores se hicieron conocer públicamente debido a sus participaciones en debates públicos con los principales científicos de la época.

    Después de la muerte de Rowbotham, sus seguidores crearon la Universal Zetetic Society, donde publicaron una revista titulada “Revisión de la Tierra no es un globo”, que se editó hasta principios del siglo XX. Después de la Primera Guerra Mundial, el movimiento experimentó un lento declive. En Estados Unidos, las ideas de Rowbotham fueron tomadas por la Iglesia Cristiana Católica Apostólica. Fundada por un curandero escocés llamado John Alexander DOWIE en 1895, la iglesia estableció la Comunidad Teocrática de Zion, Illinois.



    La conspiración de la Tierra plana

    Los seguidores de la Tierra plana afirman que las fotografías de la tierra esférica están manipuladas, los dispositivos GPS también son manipulados para que los pilotos de aviones piensen que están volando en línea recta alrededor de una esfera cuando en realidad están volando en círculos sobre un disco. Según sus defensores, hay muchos motivos para la ocultación por parte de los gobiernos de la “verdadera forma de la Tierra”, pero una de las favoritas es que organizaciones como la NASA roban miles de millones promoviendo la idea de que hay una Tierra redonda, y gastando dinero en “cohetes”, “científicos” e “investigación”, siendo demostrado solo por algunos testimonios de estas organizaciones. Realmente, la pregunta nos debemos hacer es, ¿hemos visto personalmente la vista de la Tierra desde el espacio, o simplemente nos fiamos de unas imágenes facilitadas por organizaciones y medios de comunicación?



    Preocupante ¿verdad? No ya los argumentos que resultan de cotolengo, sino porque son un signo claro del enorme fracaso de los sistemas educativos, pues hay gente que se cree semejantes patrañas. Y lo que me preocupa no es que los haya así de lobotomizados, pues si se quedasen en los estrictos límites de su correspondiente secta no pasaría nada, lo que me inquieta es que disponen de un medio tan peligroso como es Internet cuando éste se utiliza mal.

    Ya se me disculpará que no cite la fuente pero, por razón del sitio, prefiero omitirla.
    "He ahí la tragedia. Europa hechura de Cristo, está desenfocada con relación a Cristo. Su problema es específicamente teológico, por más que queramos disimularlo. La llamada interna y milenaria del alma europea choca con una realidad artificial anticristiana. El europeo se siente a disgusto, se siente angustiado. Adivina y presiente en esa angustia el problema del ser o no ser.

    <<He ahí la tragedia. España hechura de Cristo, está desenfocada con relación a Cristo. Su problema es específicamente teológico, por más que queramos disimularlo. La llamada interna y milenaria del alma española choca con una realidad artificial anticristiana. El español se siente a disgusto, se siente angustiado. Adivina y presiente en esa angustia el problema del ser o no ser.>>

    Hemos superado el racionalismo, frío y estéril, por el tormentoso irracionalismo y han caído por tierra los tres grandes dogmas de un insobornable europeísmo: las eternas verdades del cristianismo, los valores morales del humanismo y la potencialidad histórica de la cultura europea, es decir, de la cultura, pues hoy por hoy no existe más cultura que la nuestra.

    Ante tamaña destrucción quedan libres las fuerzas irracionales del instinto y del bruto deseo. El terreno está preparado para que germinen los misticismos comunitarios, los colectivismos de cualquier signo, irrefrenable tentación para el desilusionado europeo."

    En la hora crepuscular de Europa José Mª Alejandro, S.J. Colec. "Historia y Filosofía de la Ciencia". ESPASA CALPE, Madrid 1958, pág., 47


    Nada sin Dios

  3. #3
    Avatar de Hyeronimus
    Hyeronimus está desconectado Miembro Respetado
    Fecha de ingreso
    16 ene, 07
    Mensajes
    18,639
    Post Thanks / Like

    Re: ¿Mito o impostura?

    De todos modos son cuatro gatos, porque pocos son los que pueden creer algo tan absurdo. Y si no, no tienen más que dar la vuelta a la Tierra en avión.

    En cuanto al mito de que en la Edad Media la gente creyera que la Tierra era plana, no es la primera vez que surge el tema. Más de una vez he comentado el asunto aquí en Hispanismo, pero nunca está de más recordarlo de vez en cuando, porque la mayoría de la gente se ha creído el cuento. Los musulmanes sí creían que la Tierra era plana, y de hecho es lo que dice el Corán, pero en la Cristiandad todo el mundo sabía que no era así. La Biblia habla en varios lugares de la redondez y la esfericidad de la Tierra. También la describe así San Isidoro en sus Etimologías (la primera enciclopedia general de la Historia), que estuvo muy en boga durante la Edad Media. Otro tanto se ve en las obras de Raimundo Lulio. Y en la Divina Comedia de Dante, la Tierra también es esférica, con el infierno bajo tierra, como una especie de gigantesco embudo formado por los nueve círculos; cuanto más abajo, mayores castigos, para los pecados más graves. En el centro mismo del globo terráqueo está Satanás masticando a Judas por la eternidad. Allí descubre Dante un pasadizo escondido que sale al extremo opuesto de la Tierra, en el Hemisferio Sur. Al salir, encuentra el Purgatorio, que es una montaña, y en la cumbre por fin está el Cielo. Y esto dos siglos antes de Colón. Como no se habían explorado los océanos, se creía que era imposible pasar al Hemisferio Sur, porque como a medida que se acercaba uno al Ecuador subía la temperatura, pensaban que en Ecuador el calor sería tan intenso que no permitiría vivir, pero los navegantes portugueses demostraron que no tanto el calor y se podía pasar más adelante. Estaba extendida la creencia de que como todos descendemos de una sola pareja, Adán y Eva, si no se podía acceder al Hemisferio Sur no habría gente allí, hasta que se descubrió que sí era posible llegar. Por último, no olvidemos la abundante iconografía medieval en la que aparecen Cristo y los emperadores con la bola del mundo en la mano. La misma Virgen de Monserrat tiene también la bola del mundo en la mano, y no es que esté jugando con el Niño a la pelota. Las representaciones circulares planas de la Tierra siguieron existiendo en el Renacimiento, pero eran más bien representaciones alegóricas sin pretensiones científicas, y muchas hasta tenían forma de T. Pero eran más croquis que mapas.

    En efecto, en el siglo XIX hubo muchos ataques a la religión, empezando por los mencionados Draper y Dikson White, ataques especialmente dirigidos a la Iglesia Católica, cómo no. Y ya a principios de ese siglo, la novela de Washington Irving sobre Colón nos presenta a un Descubridor que se enfrenta a una sociedad oscurantista que rechaza sus ideas innovadoras, cuando lo cierto es que todas las dificultades con que se topó para que aceptaran su propuesta de ir a la India navegando hacia Occidente se debieron a que Colón había calculado mal la circunferencia terrestre y creía que era más pequeña. De no haber estado América en medio del camino lo habrían pasado tan mal como Elcano o incluso peor, porque un poco más que hubiera tardado y los marineros ya se le estaban amotinando.

  4. #4
    Avatar de ReynoDeGranada
    ReynoDeGranada está desconectado 𝔄𝔱𝔥𝔞𝔩 𝔚𝔞𝔯𝔡
    Fecha de ingreso
    13 feb, 14
    Ubicación
    Jerez de la Frontera
    Mensajes
    1,147
    Post Thanks / Like

    Re: ¿Mito o impostura?

    Título: El mito de la «Tierra Plana» atribuído al Cristianismo medieval

    Autor: Thomas E. Woods, Jr.

    Original en inglés: The Flat Earth Myth. The real myth is the idea that anyone ever believed in a flat earth

    Traducción: Alejandro Villarreal -julio de 2011-. Imágenes y notas añadidas. Traducido y publicado aquí sin el permiso expreso del autor.

    .
    .
    El verdadero mito es creer que nunca nadie jamás creyó en una tierra plana.Profesor Thomas E. Woods, Jr. Tiene un grado de bachiller en historia en Harvard y un doctorado en Columbia.
    Durante la labor de promoción de mi libro How the Catholic Church Built Western Civilization (Cómo la Iglesia católica construyó la Civilización Occidental), he dejado claro que los principales historiadores de la ciencia actual ya no sostienen la incauta posición de que la “religión” no es más que un obstáculo para la “ciencia”. Esta opinión, indudablemente, es sorpresiva para algunas personas, ya que todos nosotros, en algún momento de nuestras vidas hemos escuchado repetir esta idea.
    Esta generalización fue planteada por Andrew Dickson White (1832-1918) en su obra de dos volúmenes History of the Warfare of Science with Theology in Christendom -1896- (Historia del enfrentamiento entre la ciencia con la teología en el Cristianismo). Aún así, se puede decir con seguridad que escasamente algún historiador de la ciencia serio en la actualidad ve al trabajo de White como algo más que historiografía risible. Y mientras las afirmaciones de Pierre Duhem y Stanley Jaki acerca de que ciertas ideas teológicas cristianas fueron indispensables para el levantamiento de la ciencia, ver por ejemplo la discusión de Jaki sobre el movimiento inercial y, por supuesto, toda su tesis en Science and Creation: From Eternal Cycles to an Oscillating Universe (Ciencia y creación: desde los ciclos eternos al universo oscilante), ciertamente no ha logrado permear todavía y convertirse en una tesis dominante, pero la postura de la oposición, la que fue taladrada dentro de las mentes del 99.9% del estudiantado estadounidense, en todos los niveles, desde la primaria en adelante, ha sido abandonada para cualquier propósito.
    How the Catholic Church Built Western Civilization (Cómo la Iglesia católica construyó la Civilización Occidental)
    Esto no puede ser cierto, dicen mis críticos, después de todo, ¿no fue la Iglesia quien enseñaba que el mundo era plano?En realidad no. Esencialmente nadie, durante la Edad Media, creía que el mundo era plano. De los muchos mitos acerca de la Edad Media, este quizás es de los más propagados, y aún así, al mismo tiempo, el que de mejor forma y con más contundencia se ha refutado.De hecho, la evidencia es de tal contundencia en desmentir este mito como lo sería el refutar la idea de que la luna es de queso.Las dos figuras que rutinariamente citan los creyentes del mito son **Lactancio (c. 245-325) y el trotamundos y geógrafo griego Cosmas *Indicopleustes. Lactancio en realidad fue un hereje cristiano quien decía que Dios deseaba positivamente el mal y quien sostuvo una visión maniquea que consideraba a Cristo y Satán como iguales, aunque creaciones opuestas de Dios. El creía que los filósofos paganos no tenían buenos argumentos a favor de considerar a la tierra como una esfera, y ya que la Biblia no toma posición ni de un lado ni de otro, lo consideraba sin importancia. Al menos, algunas de sus posiciones contrarias, al considerar a la tierra plana, pueden atribuirse a un entusiasmo mal encauzado de un ex pagano que deseaba contradecir todo lo que los paganos decían. Pero su opinión, de ninguna manera, fue representativa de los pensadores del Cristianismo temprano y sus ideas no parecen haber sido muy influyentes.[*Nota de B&T: Indicopleustes.- literalmente “el que viajó a la India”. Wikipedia.]Cosmas construyó un elaborado y peculiar modelo del universo físico que representaba a la tierra de forma plana. E incluso él no deseó que su modelo se tomara como una descripción literal sobre el orden real del cosmos. El pensó en el universo físico en términos análogos de significado espiritual, un poco como Dante, quien más tarde abordaría un intento literario mucho más elegante.El contemporáneo de Cosmas, Juan Filópono (490-570), criticó con mucha agudeza su trabajo. Cualquiera que haya sido la intención de Cosmas, por su gran énfasis en el detalle físico ciertamente daba la impresión de que su deseo era construir un modelo real del cosmos. Juan Filópono adoptó la opinión de San Agustín, la cual sería expresada por Alberto Magno y Tomás de Aquino posteriormente. Consistía en que los cristianos debían abstenerse de realizar afirmaciones sobre el mundo físico que entraran en conflicto con la razón, ya que de lo contrario ganarían para su Fe el desprecio y el oprobio.Algunos estudiosos solían decir que la visión de Cosmas Indicopleustes fue la responsable por los llamados “temores a las orillas de la tierra” de los navegantes del siglo XV, aún cuando incluso Cosmas fue totalmente desconocido en dicho siglo. No existieron, en absoluto, manuscritos en latín de Cosmas durante la Edad Media. La primera traducción de su trabajo se realizó hasta 1706. Se puede decir con bastante seguridad que Cosmas no influyó en nadie.El hecho es que la esfericidad de la tierra fue atestiguada en el aplastante consenso de los pensadores cristianos europeos, la idea de la tierra plana, en la medida que se manifestaba, fue ridiculizada.La mayoría de las enciclopedias y trabajos de referencia han eliminado acertadamente sus alusiones a la tierra plana con Cristóbal Colón en sus tratados, aunque ocasionalmente vuelven a surgir, incluso hoy, en tanto exista alguna excusa para continuar divulgando esto. Los libros de texto, por otro lado, han corregido con mucho menos agilidad este error, con la consecuencia de que a los estudiantes de nivel primario, secundario y preparatorio aún se les continúa diciendo esto. Citando un texto de quinto año de primaria, refiriéndose a la época de Colón: “muchos europeos aún creían que el mundo era plano. Colón, pensaban ellos, caería en las orillas de la tierra”. Un destacado texto universitario explica que el conocimiento de los antiguos griegos sobre la esfericidad de la tierra, se perdió durante la Edad Media.Incluso, ocasionalmente, algún estudioso notable aún continúa propagando este mito. John Huchra del Harvard-Smithsonian Institute for Astrophysics (Intituto Harvard-Smithsoniano para la Astrofísica), tiene una grabación donde menciona que durante la edad de los descubrimientos “algunos pensaban que el mundo podría ser plano y que se podía caer en sus orillas, pero los exploradores lo enfrentaron y encontraron la verdad”. Inclusive el muy respetado historiador Daniel Boorstin repitió el mito en su libro de 1983 The Discoverers (Los descubridores) diciendo que de 300 A. D. hasta al menos 1,300, “la fe cristiana y el dogma suprimieron la útil imagen del mundo que se había delineado tan lenta, dolorosa y escrupulosamente por los antiguos geógrafos.Andrew Dickinson White, el devaluado gurú de la turbamulta que cree en la batalla entre la religión y la ciencia, empeñó su prestigio en la absurda teoría de la caída en las orillas, la cual no tiene fundamento alguno.
    «Muchos valiente navegantes –escribió White-, quienes podían enfrentar bravos piratas y tempestades, se amedrentaban ante el pensamiento de que su nave volcase en una de las aberturas hacia el infierno, lo cual era una creencia común, y que sucedería en el Atlántico a una distancia desconocida de Europa. Este terror entre los marineros fue el principal obstáculo en el gran viaje de Colón.»
    David Lindberg, quien está entre los más consumados historiadores modernos de la ciencia, corrige este episodio:
    «Según el relato popular, existiría una creencia imaginaria respecto a la tierra plana que sería superada por la evidencia empírica de su esfericidad. La verdad es que la esfericidad de la tierra fue una figuración central en la creencia teórica, cuando se habla de la Edad Media, tan central que no existe argumentación alguna, teórica o empírica que la desplace.»
    La vacilación inicial de los monarcas europeos para apoyar la propuesta de Colón no tiene nada que ver con la idea de que el mundo fuese plano y que podía caer en sus orillas. Fue precisamente la precisión de su conocimiento de la tierra lo que los mantenía escépticos: ellos correctamente concluyeron que Colón había subestimado drásticamente el tamaño de la tierra, y por lo tanto, él y sus hombres pasarían por hambre, hasta morir, antes de llegar a las Indias. Afortunadamente para ellos, por supuesto, las Américas, desconocidas para los demás, providencialmente apareció en su camino.La pregunta natural que surge en todo esto es, ¿cómo es que tal mito llegó a popularizarse? Sería lógico encontrar su origen en el Renacimiento y la “Ilustración”, ya que en ambas épocas puede encontrarse desdén y desprecio al mundo medieval, y particularmente en la última. Aún así, el mito no puede rastrearse en ninguno de estos periodos. El historiador del siglo XIX, William Edward Hartpole Lecky, un bien conocido crítico de la Iglesia católica, fue capaz, en épocas tan posteriores como 1867, de discutir la visión de Cosmas Indicopleustes sin extrapolarlas hacia una idea de que los Padres de la Iglesia creyeran en la tierra plana. La principal crítica de hombres como Lecky y Charles Kingsley fue que el escolasticismo medieval se había esclavizado a las ideas de Aristóteles. Ellos no podían acusar entonces, con justicia, a los hombres de la Iglesia de creer en una tierra plana, ya que la posición de Aristóteles fue que la tierra era redonda.Los orígenes e historia del mito se pueden encontrar en un útil librito, sin notas ni índice y de sólo 77 páginas, del autor Jeffrey Burton Russell, llamado Inventing the Flat Earth: Columbus and Modern Historians (Inventando la Tierra Plana: Colón y los historiadores modernos), Nueva York, 1991.Russel identifica varias versiones del mito. El más absurdo, ya que muestra ignorancia del antiguo conocimiento griego, dice que nadie creía que la tierra fuese esférica, hasta la época en que se demostró. Otra versión admite que los griegos sabían acerca de la forma de la tierra, pero alega que este conocimiento se perdió, o quizás fue deliberadamente suprimido – ¡lo que prefieran!- durante la “inculta” Edad Media. Mientras que otra versión conjunta prácticamente todo, a través de toda la historia se creyó que la tierra era plana, con la excepción de unas pocas mentes brillantes, aquí y allá, como Aristóteles y Tolomeo.En la época de Boorstin, dice Russell, el mito “se había establecido tan firmemente que era más fácil mentir y creerlo: era fácil evitar comprobar las fuentes, era fácil que todos estuvieran de acuerdo, era fácil evitar el rigor histórico necesario para descartar el error.” Cuando Andrew Dickinson White repitió el mito, a finales del siglo XIX, basó su opinión, como podemos corroborarlo en sus notas, no en fuentes originales, las cuales desconocía en gran medida, sino en fuentes secundarias que sólo propagaban este mito.Russel identificó a dos villanos del siglo XIX como las fuentes principales del mito: el escritor estadounidense Washington Irving y, el más significativo, el historiador francés Antoine-Jean Letronne (1787-1848). Los escritos medio históricos y medio ficticios de Irving frecuentemente hacían borrosa esta distinción entre hecho y ficción, una diferenciación que de la misma manera era poco clara para sus lectores. Determinado en retratar a Colón como un héroe romántico, Irving incluyó en su History of the Life and Voyages of Christopher Columbus -1828- (Historia de la vida y viajes de Cristóbal Colón), un registro ficticio de un concilio que supuestamente habría sermoneado a Colón con las teorías de Lactancio; el heroico Colón, por supuesto, resueltamente resistió estos intentos de persuadirlo con todas esas tonterías medievales.[Nota de B&T: Esta es la poco original táctica de autores anticlericales actuales como Dan Brown, y en México, de Francisco Martín Moreno, quienes combinan la historia con sus propias versiones, generalmente mezcladas con exageraciones e interpretaciones históricamente indemostrables, pero que tienen la particularidad de alimentar el morbo y el odio a la Iglesia en algunas personas.]En cuanto a Letronne, recibió mucho de su entrenamiento académico de hombres quienes propagaban el acostumbrado chisme de la “Ilustración” sobre la ignorancia de la Edad Media. Aunque concedía que unos pocos teólogos sabían que la tierra era esférica, Letronne inventó la idea de que la vasta mayoría eran unos tontos creyentes de la idea de la tierra plana. La idea de la tierra plana, decía, fue dominante en Europa hasta el tiempo de Colón.La aceptación sin crítica del mito es muy tentadora para algunos estudiosos, ya que coincide con la caricatura que se forman del Cristianismo y por lo tanto, ya están naturalmente predispuestos. “Si los cristianos hubieran, por siglos, insistido en que la tierra era plana, en contra de la evidencia clara y disponible”, dice Russell, “ellos hubieran sido enemigos, no sólo de la verdad científica, sino unos enemigos desdeñables y lamentables.El crimen de los supuestos creyentes de la tierra plana fue que ellos habrían adoptado una posición contraria ante un hecho y ante la evidencia disponible. ¿No son los propios críticos de esto, víctimas de su crítica, cuando ante la evidencia documental ellos sostienen lo contrario, que los cristianos creían que la tierra era plana?
    13 de julio de 2005
    Nota de B&T: **Lucius Caecilius Firmianus Lactantius fue entrenado como retórico por Arnobius El Viejo [1]. Fue designado como el principal maestro de retórica por el Emperador Dioclesiano (c. 245-313) en Nicomedia, aproximadamente en AD 300, renunciando a este cargo cuando se convirtió al Cristianismo. Desde 317 sirvió a Constantino (c. 274-337) como tutor de su hijo Crispus [2]. Sus trabajos que sobrevivieron y los testimonios de sus sucesores demuestran que fue un teólogo ineficaz, siendo “… más adepto a mostrar las incongruencias de la idolatría politeísta que en establecer la enseñanza cristiana.” [3] San Jerónimo escribió sobre él, diciendo: “Si tan sólo Lactancio, un río de elocuencia casi ciceroniana, fuese capaz de sostener nuestra causa, ¡con la misma facilidad con la que anula la de nuestros adversarios!” [4] El propósito de los escritos de Lactancio fue presentar al cristianismo de una forma que resultara atractiva a los filósofos paganos [5]. En la práctica resultó en una amalgama poco armoniosa de cristianismo, platonismo, estoicismo y pitagorismo. Sus ideas lo llevaron a su condenación póstuma como hereje. El interés en sus trabajos revivió durante el Renacimiento, no debido a su sobresaliente contenido teológico, sino debido a su “excelente estilo en el latín”. [6]. [Rob Bradshaw].[1] Methodius, Chastity 9.2 (Musurillo, 134-135). [2] Jerome, Lives, 80; Epistle 70.5 (NPNF, 2nd series, Vol. 3, 378). [3] F.L. Cross & E.A. Livingstone, editors. The Oxford Dictionary of the Christian Church, 3rd edn. (Oxford: OUP, 1997)(3)ODCC, 791. [4] Encyclopedia Britannica Micropedia., Vol. 7, 15th edn., 1993, 90. [5] Jerome, Epistle 58.10. [6] Lactantius, Institutes, 1.1 (ANF, Vol. 7, 10); R.M. Ogilvie, The Library of Lactantius. (Oxford: Clarendon Press, 1978), 96..
    .

    Traducción de Alejandro Villarreal de bibliaytradicion.wordpress.com

    .
    https://bibliaytradicion.wordpress.com/2011/07/17/el-mito-de-la-tierra-plana-atribuido-al-cristianismo-medieval/
    «¿Cómo no vamos a ser católicos? Pues ¿no nos decimos titulares del alma nacional española, que ha dado precisamente al catolicismo lo más entrañable de ella: su salvación histórica y su imperio? La historia de la fe católica en Occidente, su esplendor y sus fatigas, se ha realizado con alma misma de España; es la historia de España.»
    𝕽𝖆𝖒𝖎𝖗𝖔 𝕷𝖊𝖉𝖊𝖘𝖒𝖆 𝕽𝖆𝖒𝖔𝖘

  5. #5
    Avatar de Valmadian
    Valmadian está desconectado Miembro carlista
    Fecha de ingreso
    23 oct, 06
    Ubicación
    Buscando mi Patria, pero no la encuentro.
    Mensajes
    10,211
    Post Thanks / Like

    Re: ¿Mito o impostura?

    Desde hace unas semanas en las "noticias" que me sirve Google en el móvil, me viene entrando una que versa sobre el supuesto incremento del número de personas que creen en el terraplanismo, especie de neo-religión cada vez más confusa, pues según sus gurús ya no hay ni espacio siquiera. Reconozco mi perplejidad ante la creciente ola de idiotismo que recorre el mundo, si no son "terraplanistas", son "terrahuequistas", que viene a ser justamente lo opuesto, porque una Tierra hueca nunca jamás de los jamases puede ser plana. Sin embargo, ambas tendencias conspiranoicas tienen algo en común, "nos mienten", "nos engañan", "no nos enteramos", todos menos ellos naturalmente que son unos hachas, unos clarividentes de un nivelazo intelectual que ríete de Einstein. Por supuesto, al frente hay unos tíos que si son listos, y de qué modo. Son esos que hacen montajes en You-Tube, que ponen publicidad en sus montajes y que cobran a los anunciantes por cada visita registrada. ¡Menudo chollo! yo quiero hacer lo mismo. Y, de vez en cuando amplían el repertorio. Es decir, en cuanto baja el índice de visitas las agencias de publicidad les dicen, "¡eh! que ya está muy visto" y ¡hala! a montar otra historieta para ampliar la bola. Son como los cantantes, los escritores o los conferenciantes, o sea, renovarse o morir.

    Pero los palos del sombrajo a veces se les caen encima inevitablemente. A pesar de que algunos pirados piradísimos, se lanzan a construir "cobetes" en los que se suben para ver si la Tierra es redonda, y se meten unas castañas que lo raro es que no se maten, de pronto y por pura diversión, o porque se lo mandan como trabajo de "manualidades"en el "insti", que vaya usted a saber, a unos chavalines no se les ocurre otra que fabricar un globo sonda meteorológico, chapuza donde los haya, pero van los tíos y dotándolo hasta de cámara de vídeo, lo sueltan alcanzando los 30 km de altura, ¡toma castaña! y este es el resultado:

    Aficionados que fotografían la Tierra desde globos a 30 kilómetros de altura - RTVE.es

    En fin, el tema no tiene desperdicio, y todo por 100 euros y sin despeinarse.
    DOBLE AGUILA dio el Víctor.
    "He ahí la tragedia. Europa hechura de Cristo, está desenfocada con relación a Cristo. Su problema es específicamente teológico, por más que queramos disimularlo. La llamada interna y milenaria del alma europea choca con una realidad artificial anticristiana. El europeo se siente a disgusto, se siente angustiado. Adivina y presiente en esa angustia el problema del ser o no ser.

    <<He ahí la tragedia. España hechura de Cristo, está desenfocada con relación a Cristo. Su problema es específicamente teológico, por más que queramos disimularlo. La llamada interna y milenaria del alma española choca con una realidad artificial anticristiana. El español se siente a disgusto, se siente angustiado. Adivina y presiente en esa angustia el problema del ser o no ser.>>

    Hemos superado el racionalismo, frío y estéril, por el tormentoso irracionalismo y han caído por tierra los tres grandes dogmas de un insobornable europeísmo: las eternas verdades del cristianismo, los valores morales del humanismo y la potencialidad histórica de la cultura europea, es decir, de la cultura, pues hoy por hoy no existe más cultura que la nuestra.

    Ante tamaña destrucción quedan libres las fuerzas irracionales del instinto y del bruto deseo. El terreno está preparado para que germinen los misticismos comunitarios, los colectivismos de cualquier signo, irrefrenable tentación para el desilusionado europeo."

    En la hora crepuscular de Europa José Mª Alejandro, S.J. Colec. "Historia y Filosofía de la Ciencia". ESPASA CALPE, Madrid 1958, pág., 47


    Nada sin Dios

  6. #6
    Avatar de Hyeronimus
    Hyeronimus está desconectado Miembro Respetado
    Fecha de ingreso
    16 ene, 07
    Mensajes
    18,639
    Post Thanks / Like

    Re: ¿Mito o impostura?

    Libros antiguos y de colección en IberLibro
    El orbe o globus cruciger, es decir, la bola del mundo coronada por la cruz, es un símbolo del imperio de Cristo sobre el mundo muy utilizado desde antiguo en representaciones artísticas y como decoración en templos. El ejemplo más antiguo que se conoce figura en unas monedas acuñadas por Teodosio (o sea, antes de la Edad Media, a principios del siglo V). Numerosas son las estatuas y murales en que Cristo, o bien un emperador o rey terrenal, tienen en la mano este orbe, o bien un orbe sin la cruz. También se ha utilizado en muchos imperios un globo crucífero junto con la corona y el cetro para significar junto con ellos el imperio.


    Veamos algunos ejemplos:


    Monedas acuñadas por el emperador bizantino Leoncio (muerto en 705)





    Emblema de la orden cartujana. Suele ir acompañado de la divisa Stat crux dum volvitur orbis (mientras el mundo gira [o se vuelca, o se trastorna] la Cruz se mantiene en pie.




    Carlos III de Nápoles y II de Hungría (†1386)



    Federico I Barbarroja (reinó de 1155 a 1190)

Información de tema

Usuarios viendo este tema

Actualmente hay 1 usuarios viendo este tema. (0 miembros y 1 visitantes)

Temas similares

  1. ¿"Italianismo" o impostura?
    Por Hyeronimus en el foro Hispanoamérica
    Respuestas: 1
    Último mensaje: 10/07/2015, 19:15
  2. El mito de Alfaro
    Por Hyeronimus en el foro Hispanoamérica
    Respuestas: 9
    Último mensaje: 31/01/2012, 14:22
  3. Il mito di Guernica
    Por Hyeronimus en el foro Italiano
    Respuestas: 2
    Último mensaje: 14/04/2010, 17:12
  4. Madrid 21 noviembre: La impostura freudiana
    Por Chanza en el foro Tablón de Anuncios
    Respuestas: 2
    Último mensaje: 11/11/2009, 01:09

Permisos de publicación

  • No puedes crear nuevos temas
  • No puedes responder temas
  • No puedes subir archivos adjuntos
  • No puedes editar tus mensajes
  •