Búsqueda avanzada de temas en el foro

Resultados 1 al 2 de 2
Honores2Víctor
  • 2 Mensaje de donjaime

Tema: La FALSEDAD y adoctrinamiento del film El Reino de los Cielos

  1. #1
    Avatar de donjaime
    donjaime está desconectado Miembro Respetado
    Fecha de ingreso
    07 nov, 15
    Mensajes
    502
    Post Thanks / Like

    La FALSEDAD y adoctrinamiento del film El Reino de los Cielos

    EL ADOCTRINAMIENTO Y FALSEDADES DEL FILM: "El Reino de los Cielos"

    La actriz francesa Eva Green, sobre la película de Ridley Scott: "El Reino de los Cielos" dijo: esto no es una estúpida película de Hollywood. Y es cierto, es como una estúpida película inglesa.

    El New York Times decía sobre el nuevo "taquillazo": "los musulmanes se muestran proclives a la coexistencia hasta que los extremistas cristianos lo estropean todo. Y aún cuando los cristianos son derrotados, los musulmanes les dan un salvoconducto para que regresen a Europa".
    Algo muy creíble tras siglos de propaganda y corrección política pero totalmente inventado, un imposible histórico.

    Entre otras cosas habría que señalar que:
    - las representaciones actuales de las Cruzadas tienen MOTIVACIÓN POLÍTICA e históricamente son disparatadas.
    - el problema al que nos enfrentamos en el XXI no es un generalizado fundamentalismo religioso que nos quieren vender a todas horas los mass media, sino a la yihad islámica.
    - no puede resistirse la yihad sin recuperar la verdad y el orgullo por la civilización occidental.

    La idea de que los musulmanes eran "proclives a la coexistencia" con los no musulmanes hasta que llegaron los cruzados es una perversión histórica, salvo que Ridley Scott entienda por "coexistencia" la del opresor y el oprimido manifestada por la dimma.

    Scott y Green evidencian las motivaciones de la corrección (dictadura) política tras la película. Se trata de mostrar que lo que interfiere en la coexistencia pacífica entre musulmanes y no musulmanes es el "fundamentalismo" y no LA TRADICIÓN RELIGIOSA.



    La película intenta además que nosotros, los occidentales racistas e intolerantes, nos volvamos más amables con los musulmanes (son tan tolerantes que ellos pueden construir mezquitas aquí pero nos prohíben levantar iglesias allí, o sojuzgando al 50% de las personas: las mujeres, o manteniendo aún en el XXI la esclavitud, etc.).

    La película es una pequeña pieza del puzzle que intenta convencernos de que la civilización islámica es igual, o superior, a la occidental.


    Y por supuesto olvida que Egipto, Siria, Túnez, Turquía, Palestina, etc. ya eran CRISTIANAS siete siglos antes de existir el Islam y que fue éste el que las conquistó MANU MILITARI, eso sí es ser tolerante. En cambio el catolicismo se expandió vía EVANGELIZACIÓN y predicación, respetando a los indígenas en Hispanoamérica, Filipinas, etc. NO usó la conversión por las armas ni declarando reo de muerte a los renegados como hacen los “tolerantes” islamistas.



    EL REINO DE LOS CIELOS
    La peli es la clásica de indios y cowboys en la cual, faltaría más, los musulmanes son nobles y heróicos, mientas los cristianos son zafios, vanales y violentos.


    El guión es un conjunto de clichés actuales de corrección política y FANTASÍAS sobre la tolerancia islámica.


    Deja de lado el tema de las leyes y actitudes hacia los dimmíes (de las que Scott es probable que no sepa nada) e INVENTA un grupo por la paz y la tolerancia denominado: "Hermandad de Musulmanes, Judíos y Cristianos" aunque, por supuesto, los cristianos lo estropean todo.

    Un publicista de la peli explicaba: "estaban trabajando juntos. Existían fuertes vínculos hasta que los templarios generaron fricciones entre ellos", claro, quién sino esos repugnantes "extremistas" cristianos.

    El Reino de los Cielos es una peli hecha a medida de los que creen que todo el problema entre el mundo islámico y Occidente ha sido provocado por el imperialismo occidental, el racismo y el colonialismo, y que el glorioso paradigma de la tolerancia islámica, un faro para el mundo, podría llegar a restablecerse sólo si los malvados hombres blancos de América y Europa fueran más tolerantes.

    Es poco conocido que Scott y su equipo organizaron preestrenos para grupos como el Consejo para las Relaciones Americano-islámicas, asegurándose de que los sensibles sentimientos musulmanes no resultaran heridos, los de los cristianos pueden, deben, pisarse, total sale gratis. Incluso está bien remunerado.

    Es una película ideal para la corrección política oficial en todos los sentidos, excepto en uno: ES FALSA.

    El profesor Jonathan Riley-Smith (A Short History of the Crusades) uno de los principales historiadores mundiales de esa época dijo, literalmente, que la película es pura basura y que no se ajusta, en absoluto, a la historia acontecida.


    Presenta a los musulmanes como sofisticados y civilizados mientas que los cruzados son todos brutos y bárbaros. Nada que ver con la realidad. A parte jamás hubo una Confraternidad entre los musulmanes, los judíos y los cristianos. Es una absoluta tontería.

    En palabras de Bertrand Russell, sobre el islam: "el bolchevismo combina las carcterísticas de la Revolución francesa con las del surgimiento del islam. Marx ha enseñado que el comunismo está fatalmente predestinado, lo que produce un estado mental no muy diferente al de los primeros sucesores de Mahoma. Entre las religiones, el bolchevismo puede asimilarse más al mahometismo que al cristianismo o budismo. Estos dos últimos son en primer lugar religiones personales, con doctrinas místicas, y un amor a la contemplación. El mahometismo y el bolchevismo son prácticos, sociales y no espirituales, y están preocupados por ganar el imperio de este mundo".

    El profesor Jonathan Phillips (autor de The Foruth Crusade ant teh Sack of Constantinopla, la cuarta cruzada y el saqueo de Constantinopla) desechó la idea de la película de Scott como reflejo verídico de la historia y no está de acuerdo con el trato que hace de los templarios como villanos: "la idea de los templarios como "malvados" sólo puede sustentarse desde la perspectiva musulmana, y de todas formas, mostrarlos como "malvados" es un error. Constituyeron la mayor amenaza para los musulmanes y muchos terminaron muertos por no quebrantar su juramento de Defender la Tierra Santa".

    Y el publicista del film que considera a Saladino el héroe de la historia desconoce, o quiere que desconozcamos, sus masacres en Hattin, o sus planes para reiterarlas en Jerusalén.

    Pese a los numerosos encubrimientos y cabriolas antihistóricas de El Reino de los Cielos, así como de los tremendos esfuerzos para representar a los musulmanes de la época de las Cruzadas de modo favorable, el apologista islámico Jaled Abou el Fadl, profesor de ley islámica (Universidad California) se muestra disgustado con la película: "desde mi punto de vista, es inevitable y arriesgado para mi reputación decir esto, que tras el estreno se cometan crímenes por el odio directamente generada por ella. La gente la va a ver un fin de semana, y va a decidir darles una lección a alguno de esos del turbante" es más una acusación contra los estadounidenses que contra la película.

    En cualquier caso El Reino de los Cielos ha costado más de 150 millones $, incluye reparto de primeras figuras y ha sido publicitada a nivel mundial como UNA FASCINANTE LECCIÓN DE HISTORIA, Puede ser fascinante, pero como evidencia de hasta dónde están dispuestos a llegar los modernos occidentales con tal de autoengañarse.



    MITO: EL PROBLEMA DEL MUNDO ACTUAL ES EL FUNDAMENTALISMO CRISTIANO.
    ¿Tienen todas las tradiciones religiosas la misma capacidad para generar violencia?
    Es una noción muy difundida pero tendría más credibilidad si Pat Robertson o Jerry Falwell (telepredicadores useños con gran influencia en EEUU) estuvieran escribiendo artículos y soflamas que defienden la lapidación de las adúlteras (como el escritor musulmán radicado en Suiza: Hani Ramadan, Le Monde sept. 2002), o haciendo un llamamiento a la matanza de los blasfemos (la balsfemia es ofensa capital en el islam), etc.

    Que los cristianos no cometan actos semejantes evidencia que no todos los "fundamentalismos" son equivalentes.

    En oposición a los enfoques deconstruccionistas actualmente dominantes en los campus universitarios occidentales las religiones no son simplemente materia prima susceptible de ser moldeada de cualquier forma por los creyentes.



    Hay considerables coincidencias entre las conductas de los religiosos de distintas tradiciones: rezan, se reúnen, ejecutan ritos. Incluso cometen acciones violentas en nombre de su religión, pero la frecuencia y concordancia entre estas violencias y su grado de proximidad con las corrientes de cada religión están en gran medida determinadas por las enseñanzas reales de cada religión.

    A los apologistas islámicos les gusta señalar a Timothy McVeigh y a Eric Rudolph como ejemplos de terroristas cristianos, pero hay, al menos, tres razones por las que no son equivalentes con los terroristas islámicos:
    1ª.- no intentan justificar sus acciones con referencias a las Escrituras o a la tradición.
    2ª.- no actuaban basándose en las principales enseñanzas cristianas.
    3ª.- en el mundo no hay ningún grupo importante de cristianos que estén dedicados a aplicar las mismas enseñanzas.

    Cualquiera que tenga un sistema de creencias puede hacer cosas abominables, pero es mucho más probable que los actos de esa naturaleza se produzcan en mayor número y frecuencia cuando están incentivados y perpetuados en textos religiosos y se transmiten su enseñanza.




    ¿SEGURO QUE EL PROBLEMA NO ES EL ISLAM?
    ¿Cuál es la alternativa al punto de Ridely Scott sobre el "fanatismo" como causa de los problemas actuales?
    Para los políticamente correctos es incomprensible porque el problema es intrínseco del islam, no va a salir a la luz ni a ser neutralizado hasta que no se reconozca.

    Que sea intrínseco del islam NO significa que todo musulmán sea un problema. Muchos de los que se identifican con los musulmanes sólo tienen un limitado conocimiento y escaso interés en las enseñanzas del islam.

    Admitir que la violencia yihadista global da la pauta de que hay un problema intrínseco del islam implica honestidad.

    En todo el mundo hay grupos que creen que es su responsabilidad y deber ante Dios hacer la guerra a todo no musulmán e imponer la ley islámica. Primero en los estados musulmanes y luego en los no musulmanes. Esta es la motivación de la violencia terrorista actual, basada en las enseñanzas del Corán y la sunna.

    Algunos analistas temen que si las autoridades comienzan a decir que el enemigo de Occidente contra el terror no son un puñado de secuestradores islámicos, sino que se trata de gente que actúa en función de las principales enseñanzas islámicas nos embarcaríamos en una guerra contra todo el mundo islámico.

    Otros evitan admitir la profunda crisis actual del islam con el pretexto de que desmoralizaría a los musulmanes moderados. Si son moderados no hay razón para que pase. Ningún problema puede resolverse errando el diagnóstico de su causa.

    Para que haya un proyecto islamista moderado exitoso hay que identificar los elementos del islam que originan la violencia y trabajar para cambiar la comprensión que tienen los musulmanes de esos elementos.


    ¿POR QUÉ CUESTA TANTO ACEPTAR LO QUE TIENE SENTIDO?
    Por la ideología imperante de la corrección política oficial que considera que los occidentales son "blancos" y los musulmanes "morenos" y según el mito políticamente correcto, los "morenos" no pueden ser culpables de actuar mal: siempre son las víctimas eternas y equivocadas. Cualquier violencia que cometan es una reacción a las provocaciones del hombre blanco, imperialista y colonialista (por supuesto no hay mujeres malvadas, ni acoso psicológico al varón, éste siempre es criminal y culpable, para él no hay presunción de inocencia en casos VIOGEN, y ante el mismo delito el castigo al varón es superior contra toda norma lógica y constitucional, etc.)




    LA REPERCUSIÓN DEL ORGULLO EN LA CIVILIZACIÓN OCCIDENTAL
    Que la mayoría consideren que las Cruzadas han sido un imperdonable ejercicio de imperialismo occidental, de racismo y quizás de genocidio (según su jerga ideologizada) es perfectamente comprensible en función de la forma en que se presentan las Cruzadas en la mayoría de colegios e institutos.

    La inmensa mayoría de lo que un estudiante medio sabe actualmente sobre las Cruzadas y otros tópicos similares es FALSO.


    Los que enseñan esas falsedades tienen interés personal en generar occidentales avergonzados de su pasado. Creen en todas esas falsedades por décadas de condicionamiento (aderezado con los mass media y hollywood) antioccidental y anticristiano existente en los colegios, universidades y sociedad.




    POR QUÉ CONOCER LA VERDAD

    La verdad sobre las Cruzadas (Inquisición, y otros hechos históricos) es necesario conocerla para que los Europeos, cristianos, etc. dejen de necesitar disculparse por unos supuestos pecados del pasado y recordar su HEROÍSMO, recordar que la civilización CRISTIANA ha aportado al mundo y la ciencia mucho más que cualquier otra (Occidente --> Europa --> Cristiandad. Y la Ciencia, las Universidades, etc. serían impensables sin la Iglesia. Al igual que mucha parte del arte, del Derecho, etc.)

    Debemos mirar con honestidad al islam y al cristianismo y reconocer sus diferencias. No debe permitirse que los censores de la corrección política hagan temas tabús sobre estos temas y otros y señalar que aunque la naturaleza es la misma en todas partes y que la gente ha justificado la violencia en nombre de cada fe, NO TODAS LAS RELIGIONES SON IGUALES.

    El cristianismo es el centro de la civilización occidental, la tuya, la nuestra, ha hecho que seamos como somos y ha influido en todo el mundo durante mucho tiempo. Nos guste o no, ha formado incluso a los que rechazan la cristiandad.

    El cristianismo también comparte principios morales fundamentales que han penetrado en Occidente pero que han sido borrados del islam. Fuente de la cultura secular occidental.

    Un pueblo que se avergüenza de su pasado, reniega de su cultura, ya está derrotado.

    Por eso mismo decir la verdad sobre las Cruzadas, la Inquisición, el Imperio Español, Occidente, etc. NO es cuestión de enaltecimiento cultural ni de apología religiosa, sino un elemento esencial para la SUPERVIVENCIA DE OCCIDENTE contra sus enemigos.
    ReynoDeGranada y Sucre dieron el Víctor.

  2. #2
    Avatar de Mexispano
    Mexispano está desconectado Miembro Respetado
    Fecha de ingreso
    20 may, 13
    Mensajes
    3,210
    Post Thanks / Like

    Re: La FALSEDAD y adoctrinamiento del film El Reino de los Cielos

    Libros antiguos y de colección en IberLibro
    jueves, 10 de febrero de 2011


    Crítica histórica sobre la película “Cruzada” de Ridley Scott.






    La Opinión de un Historiador sobre ‘Kingdom of Heaven’ Película de Ridley Scott

    Original en inglés: Ridley Scott’s Kingdom of Heaven. 2005.


    Imágenes y comentarios añadidos.



    En el mes de mayo de cada año, miles de estudiosos sobre el Medioevo se reúnen en Kalamazoo, Michigan [EEUU], en el ‘International Congress on Medieval Studies’ (Congreso Internacional sobre Estudios del Medioevo). Esta es la reunión más grande de su tipo en el mundo, y en donde se presentan trabajos escritos sobre virtualmente cualquier tema imaginable de la historia Medieval y su cultura. Este año [2005], la reunión coincidió con el lanzamiento de la tan anunciada película ‘The Kingdom of Heaven’ (El reino de los cielos), dirigida por Ridley Scott y protagonizada por Orlando Bloom, una película que se sitúa durante el periodo de las Cruzadas. En mi tiempo de ocio, durante lo que estaba seguro sería una fascinante sesión llamada “Considerando los fluidos: Analizando la orina en la Edad Media”, me dirigí junto a unos cuantos de mis alumnos graduados hacia la sala de cine, para aprovechar una función matutina de esta película. La sala estaba casi vacía, un mal presagio, dado el número tan grande de apasionados por el Medioevo que visitaban la ciudad.





    Publicidad de la película “Kingdom of Heaven” de Ridley Scott. Literalmente se traduciría “El Reino de los Cielos”, en México (también en Argentina) se le tituló “Cruzada”




    Ficción

    Si yo fuese un crítico de cine, diría que esta película es aburrida a morir, después de una hora de fatigoso diálogo y de heridas de flechas por doquier, no tuve reparo en observar mi reloj para ver si podría llegar todavía a aquella exposición sobre el Medioevo inglés y la orina. Esta película puede describirse acertadamente como un muestrario de escenas de batallas medievales sangrientas, relacionadas endeblemente por medio de diatribas y discursos que reflejan claramente el “debe ser” de la modernidad actual. La moraleja de la historia, la cual es restregada en cada oportunidad por Scott sobre la cara del espectador, es que la tolerancia religiosa es una cosa buena y que deberíamos hacer más por ésta.

    Pero no soy crítico de cine, soy historiador, y como historiador naturalmente me irrita que haya personas que se vayan de las salas cinematográficas pensando que Scott y su escritor William Monahan, han hecho un trabajo que se aproxima fielmente a la realidad de la Edad Media, lo cual es falso, de hecho, la película ‘The Kingdom of Heaven’ refleja muy poco de la época medieval. En lugar de esto, es una mezcla del Romanticismo del siglo XIX con los anhelos hollywoodenses, en su ideal existencial. Las verdaderas Cruzadas comenzaron en 1095 como respuesta a los siglos de conquistas musulmanas en tierras cristianas, su propósito era recuperar tales territorios, incluyendo Tierra Santa, para la cristiandad. El Reino de Jerusalén, el cual fue establecido por la Primera Cruzada en 1099, fue un centro de avanzada militar de los cristianos europeos, en medio de un amplísimo mundo musulmán, y que tenía la tarea de salvaguardar los lugares santos. Posteriormente, otras Cruzadas de mayor envergadura fueron convocadas en respuesta a las subsiguientes conquistas musulmanas.

    La película ‘The Kingdom of Heaven’ de Scott se sitúa entre los años 1186 y 1187, tiempo en el cual, nos asegura este director de cine, el rey Balduino IV de Jerusalén hizo de la Ciudad Santa “un lugar donde cualquiera podía ir y venir a placer, y ejercitar su culto sin problemas”. Esta era dorada de tolerancia fue entonces interrumpida por los Templarios*, “celosos cristianos sedientos de sangre musulmana”, quienes fueron conducidos por el malvado Reynald de Chatillion y Guy de Lasignan. Después de la muerte de Balduino, Guy y Reynald provocaron una guerra en contra del “sabio y tolerante” líder musulmán, Saladino, quien derrotó a los cristianos y dirigió sus ejércitos hacia Jerusalén. La historia de la película en sí está centrada en Balián de Ibelín, interpretado por el actor Orlando Bloom, un herrero francés perseguido por el asesinato de un sacerdote. Se une a su recién encontrado padre, después de mucho tiempo, Godofredo de Ibelín, quien tiene su morada en Tierra Santa. Godofredo asegura a Balián que el reino de Jerusalén es un “reino de conciencia”, un lugar donde una persona puede dejar atrás el pasado y llegar a ser todo lo que él o ella desean ser. Por medio de su habilidad con la espada y de la aplicación del código de caballería, Balián es nombrado caballero y se asienta en Tierra Santa, donde tiene un amorío con la hermana del rey, pasa por innumerables batallas sangrientas y termina dirigiendo la defensa de la ciudad de Jerusalén, cuando Saladino se presenta.

    *[Nota del traductor: No confundir a estos Templarios, los verdaderos, con los que posteriormente pasaron a formar parte del folclor de la masonería, y que nada tienen que ver.]


    La realidad

    ¿Qué tanto de lo que se cuenta aquí sucedió en la realidad? No mucho, Balián de Ibelín nació en Tierra Santa, no en Francia, ahí creció y llegó a ser un respetado caballero del reino. Nunca fue herrero, su padre fue Barisán, no Godofredo, y murió en 1150, 36 años antes de la fecha en la que se sitúa la película. Aunque la película muestra a Balián como un joven con dudas internas y que ha perdido su fe, en realidad, su edad, al tiempo, estaría sobre la madurez, rondando en los cuarenta años, y fue conocido por su devoción a Dios y su admiración por los santos. Balián no es el único personaje en esta película que ha sufrido una transformación o actualización al modo de vida actual, mientras que es verdad que el rey Balduino IV tuvo lepra, no es cierto que él poseyera en su guardarropa una colección de máscaras plateadas para diferentes ocasiones, ¡caramba!, Balduino ni siquiera vivía en esta época, habiendo fallecido un año antes de los eventos contados en la película. Ni Saladino ni Balduino eran gobernantes tolerantes que buscaran la paz entre musulmanes y cristianos, el verdadero Balduino montó en cólera cuando supo que Guy evitó enfrentarse a Saladino en 1183. El verdadero Saladino, según su biógrafo, mostró gran regocijo cuando presenció la decapitación de cientos de cristianos en 1187. Saladino predicaba el yihad [guerra santa] en todo su reino, sin la menor intención de hacer secreto su deseo de capturar Jerusalén y masacrar a los cristianos que vivieron allí. Tanto Balduino como Saladino eran, sin que deba sorprender a nadie, hombres de su tiempo, no del nuestro.

    En lugar de mencionar todas las imprecisiones de esta película, y que son muchas, sólo me concentraré en mencionar dos situaciones que son claros ejemplos de anacronismos y que fueron utilizados ampliamente aquí. El primero es respecto al reino de Jerusalén, el cual es frecuentemente llamado en esta película “un nuevo mundo”, sin ser nada por el estilo, al contrario, era lo más antiguo del Viejo Mundo. Al ver esta película alguien podría pensar que Tierra Santa era una tierra virgen, recién descubierta, esperando la colonización de jóvenes y fornidos herreros. A Balián incluso se le muestra estableciendo su propia plantación, y con esto introduciendo la irrigación y la proliferación de tierras fértiles. La Tierra Santa que nos describen de forma imprecisa Scott y Monahan, corresponde claramente a la historia británica post medieval, cuando las tierras ultramarinas representaban una oportunidad, como el norte de América, Australia y la India, ofreciendo un comienzo fresco para aquellos que desearan empezar una vida nueva.

    El segundo anacronismo notable de esta película es su aproximación a la religión. La mayoría de las personas saben que las Cruzadas fueron guerras entre fes. Los cruzados pasaron por grandes dificultades, arriesgando sus vidas y gastando enormes cantidades de dinero, sin importarles puesto que su devoción en Cristo, su Iglesia y su pueblo eran superiores. La piedad del cruzado también se manifestó en formas extraordinarias de devoción o admiración hacia la Virgen María y los santos, particularmente en aquellos santos quienes habían vivido en Tierra Santa. La película ‘The Kingdom of Heaven’, sin embargo, realiza una delicada operación para extirpar la piedad religiosa, por completo, de las Cruzadas. Balián y su padre son presentados como agnósticos, otros cruzados como los Hospitalarios, los muestran haciendo crítica abierta a la religión. Por supuesto, todos “los muchachos buenos de la película” parecen no tener devoción alguna a Dios, tan sólo la devoción a la tolerancia. Los malos, por otro lado, están representados por todos los que muestran una devoción religiosa, la cual, es mostrada a su vez como la causa de su maldad, como Guy y Reynald, o francamente perversos como el personaje del predicador de mirada perdida, quien canta: “El matar a un musulmán no es asesinato, es el camino al cielo”. En otras palabras, el mundo medieval es retratado tal y como Hollywood ve al mundo: La gente inteligente no tiene religión o no la toma en serio, el resto son sólo fanáticos cristianos derechistas.

    No existen las iglesias en esta película, aún en la más venerable de las ciudades. No existen monjes, ni monjas y se muestran muy pocos peregrinos, los cuales habrían llenado las calles de la Jerusalén medieval. Sólo se muestran a dos sacerdotes en la película, uno es un perturbado mutilador de cadáveres y el otro un villano cuya estrategia para defender Jerusalén es convertirse al Islam y dejar que los demás perezcan. Scott colocó unas cuantas cruces dispersas, pero no se muestran crucifijos, los cuales habrían sido mucho más comunes en la Edad Media. Las majestuosas representaciones de los palacios no incluyen iconos de María o los santos, y por supuesto, ninguna clase de arte religioso. Se muestra a cristianos, musulmanes y judíos viviendo en armonía, en esta Jerusalén cinematográfica, aunque a decir verdad, en esa época fue prohibido a los no-cristianos habitar en Tierra Santa, durante el reino de Balduino IV. Pero Scott no solamente ha esterilizado al cristianismo, los musulmanes son mostrados orando pocas veces en la película, y el único musulmán devoto que se muestra es un clérigo de ropas negras quien demanda a Saladino que ataque a los cristianos y capture Jerusalén. El mensaje aquí es claro: la religión lleva al fanatismo y el fanatismo lleva a la guerra.

    En materia de “lógica del complot” en la película, uno podría razonablemente preguntar, ¿por qué todos esos cruzados, que visten cruces en su pecho y marchan hacia batallas perdidas, les importa tan poco el cristianismo? En la película, cuando se preparan para la defensa de Jerusalén, Balián proclama que no son las piedras lo que importa, sino la gente que vive en las ciudades, con el fin de salvar la vida de las personas, él amenaza con destruir todos los santos lugares del cristianismo y el islamismo, “todo”, dice, “lo que conduce al hombre a la locura”. Aún así, si él sólo está preocupado por defender a las personas, ¿por qué el Balián de la película se trasladó hasta la lejana Jerusalén para hacerlo?, ¿no había suficientes personas por defender en Francia? La verdad es que el Balián de Scott es totalmente erróneo, son precisamente las piedras, edificios y la ciudad en sí, lo que importaba en ese tiempo. Los cristianos medievales vieron en Jerusalén una preciosa reliquia santificada por la vida, muerte y resurrección de Jesucristo. La gente ahí glorificaba a Dios y defendía su Ciudad Santa. El verdadero Balián, quien enfrentó la inevitable conquista de Jerusalén, amenazó con destruir la mezquita ‘Domo de la Roca’ si Saladino no abandonaba su plan de masacrar a los habitantes cristianos, pero este plan no es presentado en la película, y por supuesto, el bueno y noble Saladino cinematográfico deja a todos sus habitantes partir sanos y salvos, y con una sonrisa de oreja a oreja. El verdadero Saladino les requirió el pago de un rescate, y aquellos quienes no pagaron, y que fueron miles, fueron vendidos como esclavos.





    Ideología liberal moderna, relativismo, batallas sangrientas, agnosticismo, actitud iconoclasta, pocas cruces, nada de crucifijos, ni de iglesias, ni de monjes o monjas y pocos peregrinos es de lo mucho que encontraremos en esta película de Ridley Scott. Una visión anacrónica de la ciudad ideal del 'Nuevo Orden Mundial'



    Dados los eventos en el mundo moderno, es lamentable que exista un océano entre lo que saben los historiadores profesionales acerca de las Cruzadas y lo que la población en general cree. Esta película sólo hace más profunda esta separación, y lo lamentable de esto es que docenas de distinguidos historiadores en todo el mundo habrían ofrecido gustosos su ayuda para la realización de la película de Scott y Monahan, para que saliera bien, después de todo, para los costos de Hollywood, los historiadores trabajan por migajas. Según las notas de producción de esta película, esta clase de asistencia fue aparentemente innecesaria: “Monahan (escritor y guionista), trabajó con fuentes de primera mano (traducciones) de registros de gente que estuvo presente en el tiempo en que se representó la historia, y evitando interpretaciones posteriores de los siglos subsecuentes”. Aún así, algunas de estas “interpretaciones” que Monahan tan diligentemente evitó, fueron escritas por historiadores profesionales, utilizando fuentes muy rigurosas, dejando además unas cuantas obras traducidas en el idioma de los productores. ¿Por qué no haberles telefoneado a algunos de ellos, tan sólo para comprobar la precisión de la propia investigación?

    Ridley Scott repetidamente ha dicho que esta película “no es un documental”, sino “un relato basado en hechos históricos”. El problema es que el relato es pobre y la historiografía es peor. Revisando las entrevistas en los medios, Scott, Monahan y los actores principales claramente piensan que su relato podría ayudar a traer paz en el mundo actual. Sin embargo, la paz duradera sería auxiliada de mejor manera al ser expuesta la verdad del pasado, sin ambages ni deformaciones, el problema es que podría ser considerada políticamente incorrecta.






    SOBRE EL AUTOR: El Dr. Thomas F. Madden es Profesor de Historia Medieval y Presidente del departamento de Historia en la Universidad de San Luis. Es un reconocido experto sobre las Cruzadas y es autor de obras recientes tituladas: 'The New Concise History of the Crusades' (Nueva historia concisa de las Cruzadas) y es editor de 'Crusades: The Illustrated History' (Cruzadas: La historia ilustrada).

    Dr. Thomas F. Madden, La Opinión de un Historiador sobre ‘Kingdom of Heaven’ Película de Ridley Scott, traducción: Alejandro Villarreal de Biblia y Tradición, 2011.

    Agradecemos al Blog Biblia y Tradición por el artículo y su traducción al castellano.

    Publicado por Stat Veritas en 13:41

    Enviar por correo electrónicoEscribe un blogCompartir con TwitterCompartir con FacebookCompartir en Pinterest

    Etiquetas: Arte y Cultura



    ___________________________________

    Fuente:

    http://statveritasblog.blogspot.mx/2...-pelicula.html
    Última edición por Mexispano; 27/01/2016 a las 03:28

Información de tema

Usuarios viendo este tema

Actualmente hay 1 usuarios viendo este tema. (0 miembros y 1 visitantes)

Temas similares

  1. Rociad, cielos
    Por Hyeronimus en el foro Crisis de la Iglesia
    Respuestas: 0
    Último mensaje: 23/12/2013, 12:19
  2. Respuestas: 15
    Último mensaje: 14/10/2013, 12:27
  3. Adoctrinamiento infantil
    Por Hyeronimus en el foro Política y Sociedad
    Respuestas: 0
    Último mensaje: 12/03/2012, 13:45
  4. La falsedad del mapa de Vinlandia
    Por Juan del Águila en el foro Hispanoamérica
    Respuestas: 27
    Último mensaje: 30/12/2011, 00:22
  5. La absoluta falsedad del relativismo
    Por Mefistofeles en el foro Política y Sociedad
    Respuestas: 0
    Último mensaje: 01/12/2009, 00:04

Permisos de publicación

  • No puedes crear nuevos temas
  • No puedes responder temas
  • No puedes subir archivos adjuntos
  • No puedes editar tus mensajes
  •