Búsqueda avanzada de temas en el foro

Resultados 1 al 8 de 8
Honores1Víctor
  • 1 Mensaje de Pious

Tema: Bebes robados

  1. #1
    SILVESTRE está desconectado Proscrito
    Fecha de ingreso
    16 abr, 12
    Mensajes
    2
    Post Thanks / Like

    Bebes robados

    Los niños robados urgen a la Conferencia Episcopal a pronunciarse sobre sor María

    Sor María, la semana pasada tras negarse a declarar. | Pedro Armestre / Afp


    • Creen que 'perjudica' la imagen de la propia institución
    • Piden a los obispos españoles que colaboren con la Justicia


    Europa Press | Madrid
    Actualizado lunes 16/04/2012 12:55 horas

    • Disminuye el tamaño del texto
    • Aumenta el tamaño del texto

    Comentarios 67

    La Plataforma de afectados de clínicas de toda España en la causa de los niños robados ha urgido a la Conferencia Episcopal a que no tenga una "actuación pasiva" respecto a la imputación de Sor María Gómez Valbuena y ha pedido que se pronuncie porque este caso "perjudica la imagen de la propia institución".
    La portavoz de la plataforma, Mar Soriano, ha explicado que los obispos españoles deberían denunciar a los religiosos implicados en la sustracción de bebés para que el prestigio de la institución no se vea empañada por comportamientos "deshonestos".
    "La propia Iglesia tiene que denunciarlo para separar a aquellos miembros que no se han comportado de manera honesta", ha afirmado Soriano, que ha considerado conveniente que la institución eclesiástica exija responsabilidades a Sor María, al margen de la vía penal.
    La plataforma ha destacado en un comunicado que sería de "vital importancia" que la Conferencia Episcopal se pronunciara de forma "tajante" y condenara los hechos sucedidos durante décadas en hospitales, clínicas, orfanatos y demás centros de toda España.
    La asociación ha confiado en que la Conferencia Episcopal Española (CEE) colabore con la Justicia "en beneficio de las miles de familias víctimas" afectadas por el robo de niños. Asimismo, ha hecho un llamamiento a cualquier religioso "arrepentido" para que se dirija a las fiscalías provinciales y aporte la información que pudiera tener sobre este caso.
    "Esperamos que la Justicia no dinamite toda la culpa a una sola monja y prosiga la investigación en esta línea", ha concluido.

  2. #2
    Avatar de Valmadian
    Valmadian está desconectado Miembro tradicionalista
    Fecha de ingreso
    23 oct, 06
    Ubicación
    Buscando mi Patria, pero no la encuentro.
    Mensajes
    10,856
    Post Thanks / Like

    Re: Bebes robados

    ¡Ah bueno! viniendo de "El Mundo" la cosa es más segura, más segura de amarillismo quería decir. Cuando se lee la noticia lo primero que uno cree es que la monja en cuestión es la autora de todos esos miles de casos, lo que ya resulta sorprendente como obra de una sola persona. Pero, en realidad, la Plataforma de afectados, -- "a priori" no sabemos con certeza quienes la componen--, lo que ha pedido a la Conferencia Episcopal es apoyo y condena de la monja. El problema es que el asunto no está aún dirimido por los tribunales, por tanto, resultaría grotesco y temerario que la Conferencia se manifestase.

    Por otro lado, ¿cuántos bebés son robados en hospitales a lo largo y ancho del mundo? ¿Hay cifras de ello o lo que nos encontramos es con una inmensa red de silencios? Revisando datos por internet, y no en relación con los bebés sino con críos en general, he encontrado alguna referencia. Así, y según la Policía Federal Preventiva de México D.F., son ¡¡¡ 135.000 !!! los desaparecidos al año. A su vez, la "Comisión de Atención a Grupos Vulnerables de la Asamblea Legislativa del D.F. de la misma ciudad, ofrece una cifra de ¡¡¡ 150.000 !!! Y esto por poner un ejemplo. Como digo, resulta muy difícil estimar el alcance de este drama, y que en algunos casos alcanza el grado de tragedia, en el mundo. Pero es muy fácil señalar con el dedo en una única dirección cuando conviene a la misma mala ralea de siempre.
    Última edición por Valmadian; 17/04/2012 a las 02:03
    "He ahí la tragedia. Europa hechura de Cristo, está desenfocada con relación a Cristo. Su problema es específicamente teológico, por más que queramos disimularlo. La llamada interna y milenaria del alma europea choca con una realidad artificial anticristiana. El europeo se siente a disgusto, se siente angustiado. Adivina y presiente en esa angustia el problema del ser o no ser.

    <<He ahí la tragedia. España hechura de Cristo, está desenfocada con relación a Cristo. Su problema es específicamente teológico, por más que queramos disimularlo. La llamada interna y milenaria del alma española choca con una realidad artificial anticristiana. El español se siente a disgusto, se siente angustiado. Adivina y presiente en esa angustia el problema del ser o no ser.>>

    Hemos superado el racionalismo, frío y estéril, por el tormentoso irracionalismo y han caído por tierra los tres grandes dogmas de un insobornable europeísmo: las eternas verdades del cristianismo, los valores morales del humanismo y la potencialidad histórica de la cultura europea, es decir, de la cultura, pues hoy por hoy no existe más cultura que la nuestra.

    Ante tamaña destrucción quedan libres las fuerzas irracionales del instinto y del bruto deseo. El terreno está preparado para que germinen los misticismos comunitarios, los colectivismos de cualquier signo, irrefrenable tentación para el desilusionado europeo."

    En la hora crepuscular de Europa José Mª Alejandro, S.J. Colec. "Historia y Filosofía de la Ciencia". ESPASA CALPE, Madrid 1958, pág., 47


    Nada sin Dios

  3. #3
    Avatar de Hyeronimus
    Hyeronimus está desconectado Miembro Respetado
    Fecha de ingreso
    16 ene, 07
    Mensajes
    19,799
    Post Thanks / Like

    Re: Bebes robados

    Resentimientos, remordimientos, cargos de conciencia con retraso y falsa inculpada


    Lo que podría haber sido (¡debería haber sido!) el testimonio agradecido por una vida salvada , se ha vuelto la vengativa persecución contra la parte más debil de una trama con suficiente argumento para un serial de telenovela.

    La parte más débil, la parte rota, por donde han herido, ha sido una monja octogenaria, presentada por la prensa y los medios como la autora responsable de un caso de tráfico infantil, sustractora intimidante de un bebé recién nacido y dadora de este en ilegítima y sórdida adopción. Semejante presentación hace imaginarse un monstruoso perfil criminal cercano, en fisonomía y carácter, a una especie de Cruela de Vil. Pero la anciana de 84 años que compareció el otro día ante el tribunal y los implacables flashes de los fotógrafos era una monja desgastada, enferma, vestida con un pobre hábito azul, como tantas otras hermanas suyas que se pasan la vida en hospitales, orfanos, residencias de ancianos y colegios: El mismo tipo, la misma figura, el mismo estilo que el de una de esas monjas que sirven comidas en los comedores de cáritas. Todas saben mucho, y guardan un discreto silencio sobre muchas cosas que han sabido, que les han contado, que han vivido como co-protagonistas o que han acompañado como co-sufrientes. Ahora todo eso se les puede volver en su contra, como este caso demuestra.

    ¿Es que se pueden dar, pueden surgir, existen entre nosotros monstruosidades monjiles de abyecta condición, obscuras criminales de thriller de terror? Yo, entre los cuatro y los siete años, pensaba que sí.

    Cuando entré en el colegio de RR. MM. Teatinas, con cuatro tiernos e impresionables años, yo era un primogénito híper-mimado, con llamativa cabezota rubia, unas gafas descomunales y botas ortopédicas. Entonces, una parte notable de todas mis frustarciones, tráumas, néuras, aversiones y terrores infantiles se focalizaron en las RR. MM. Teatinas, especialmente en un par de ellas, brujas con toca y rosario a las que empecé a odiar intensamente, con una manía que todavía perdura como un eco de mi remota (pero activa) conciencia infatil. ¡Maditas Sor Nuria y Sor Estefanía! (a quienes mis hermanas, que tenían tres años, adoraban, por cierto).

    Con el tiempo, aquello pasó. No digo 'superé', digo que pasó, como pasa una tormenta o se pasa la varicela; pasó y durante muchos años me molestaba recordar aquellas clases de parvulario, aquellas mañanas de lectura, aquellas tardes de dictado y catecismo. Aquellas dos monstruosas reverendas se fueron alejando, difuminándose lentamente, como dos puntos terribles en el espacio-tiempo. Hoy puedo contra aquello, lo puedo recordar y escribir; entonces no podía ni verbalizarlo.

    Digo todo esto por comparar para aclarar el odio que han volcado sobre la monja de 84 años, todo un auto-resentimiento personal, toda una auto-inculpación personal, todo un tráuma personal, una vida de remordimientos, de conciencia cargada, que ahora, acumulada y compactada en una pesada e insoportable losa, se deja caer sobre la monja anciana, pretendiendo sepultar con ella todo el mal que gravó un pasado culpable que ahora se intenta imputar a otro, a la monja, precisamente.

    Una monja de colegio y una monja de hospital maternal pueden trasmutarse en los laberínticos circuitos de la psiquis de un niño y las complicadas conexiones causales de la razón de una madre traumatizada-frustrada, en una siniestra figura merecedora de castigo, sobre la que recaerán todos los palos, todas las recriminaciones del pasado y del presente que todavía duele como una vieja herida que nunca sanó.

    Alguno pensará que desvio el tema. Yo pienso que no, que por donde digo corre el hilo de esa y otras tramas.

    Por lo pronto parece que se ha dado la voz de alarma y el '¡sálvese quien pueda!'. El ministro de Justicia Gallardón, flanqueado por otros dos ministros pperos, declarando ante lo medios la inexorable persecución de los hechos era una imagen suficientemente elocuente. Casi tanto como la de la pobre monja acosada por las cámaras saliendo del juzgado.

    Me pregunto si algún día habrá madres abortadoras que denuncien, acosen, persigan y criminalicen a los médicos, enfermeras, hospitales e instituciones sociales y políticas que intervinieron en el aborto de sus hijos.

    Me pregunto si alguna vez el estado tomará cartas en esos asuntos tan decididamente como las ha tomado en el caso este de la monja acusada por la madre de la niña, por los padres que la adoptaron, por la niña traspasada y adoptada, por el estado y por la sociedad: Todos contra una que (en definitiva) salvó una vida.

    ¿O no fue eso?

    +T.

    EX ORBE

  4. #4
    Avatar de Tigre del Maestrazgo
    Tigre del Maestrazgo está desconectado Miembro graduado
    Fecha de ingreso
    25 may, 12
    Mensajes
    50
    Post Thanks / Like

    Re: Bebes robados

    Me parece un tanto curiosa la histeria que se ha desatado últimamente en los medios de desinfor...digoo, de "comunicación" respecto al tema este del robo de bebés. Mi desconfianza natural me inclina a pensar que se busca algún oculto propósito con todo esto. ¿Nueva campaña de desprestigio de la Santa Madre Iglesia? ¿Desvío de la atención pública de los verdaderos problemas del país? No estoy muy seguro.

  5. #5
    Avatar de juan vergara
    juan vergara está desconectado Miembro Respetado
    Fecha de ingreso
    24 sep, 08
    Mensajes
    2,490
    Post Thanks / Like

    Re: Bebes robados

    Ambas cosas...

  6. #6
    Avatar de Hyeronimus
    Hyeronimus está desconectado Miembro Respetado
    Fecha de ingreso
    16 ene, 07
    Mensajes
    19,799
    Post Thanks / Like

    Re: Bebes robados

    Me recuerda a aquellos tiempos en que hacían correr la voz de que los monjes daban caramelos envenenados a los niños. Nihil novum sub sole.

  7. #7
    Avatar de juan vergara
    juan vergara está desconectado Miembro Respetado
    Fecha de ingreso
    24 sep, 08
    Mensajes
    2,490
    Post Thanks / Like

    Re: Bebes robados

    En esto como en tantas otras cuestiones se ve la mano de la "Inteligencia Británica", que tanto la "izquierda" como la "derecha", compran y hacen de idiotas útiles.

  8. #8
    Avatar de Pious
    Pious está desconectado Miembro Respetado
    Fecha de ingreso
    21 jul, 17
    Mensajes
    3,051
    Post Thanks / Like

    Re: Bebes robados

    Libros antiguos y de colección en IberLibro
    El análisis del ADN de 81 casos descarta que fueran bebés robados.

    Los análisis genéticos ordenados por la justicia certifican que los restos mortales eran de los hijos de padres que pensaban que los habían sustraído.


    El biólogo Antonio Alonso, coautor de los análisis de ADN de los presuntos bebés robados. INMA FLORES

    El 6 de junio de 1969, el doctor Eduardo Vela entregó una niña de pocos días, “fuera de los cauces legales”, a una mujer que no había dado a luz. La señora, de 46 años, quedó registrada como madre biológica, “sin que conste que hubiera mediado consentimiento y ni tan siquiera conocimiento por parte de los progenitores del recién nacido cuya identidad no consta en parte alguna”, según la sentencia del primer juicio por el presunto robo de un bebé, dictada hace unos días por la Audiencia Provincial de Madrid. La madre adoptiva, Inés Pérez, aseguró durante la instrucción que no pagó nada y que le dijeron que la criatura era hija de una mujer casada que había entregado al bebé porque no era de su marido. Es imposible comprobar qué pasó realmente, porque la Clínica San Ramón de Madrid, donde nació la niña, cerró en 1982 y no se han encontrado los libros de registro de partos. Vela, de 86 años, afirmó en el juicio oral que no recordaba nada.
    Es una sentencia histórica. Desde que se divulgó la posible existencia de una trama de sustracción de recién nacidos que habría operado entre 1950 y 1990 en España, algunas asociaciones de afectados han calculado que existen 300.000 víctimas. En 2012, tras recibir una denuncia colectiva de más de 250 familias, la Fiscalía General del Estado resumió el supuesto modus operandi: “Consistía básicamente en que se informaba a la madre y familiares de que un menor recién nacido había fallecido, ofreciéndose el centro hospitalario a hacerse cargo de los restos. Ese menor era entregado a otras personas”.

    Las tumbas de esos niños deberían estar vacías. Desde 2010, la Fiscalía ha iniciado 2.100 diligencias de investigación de presuntos robos de bebés. La mayor parte se ha archivado, por falta de pruebas o porque, tras 40 años, ni siquiera existían los registros hospitalarios ni vivían los posibles testigos. Pero 522 casos sí han llegado a la vía judicial, según fuentes de la Fiscalía. En 120 de ellos, ante indicios de una sustracción, fiscales y jueces han ordenado abrir las sepulturas de los bebés para ver si estaban vacías. Y, en las que se han hallado restos óseos, han solicitado la identificación de su ADN. Ninguno de estos análisis ha servido para confirmar un robo, según un informe técnico realizado por el Instituto Nacional de Toxicología y Ciencias Forenses (INTCF) con motivo de la visita a España en 2017 de una delegación del Parlamento Europeo para investigar la presunta mafia.


    Los restos de cuatro bebés exhumados de tumbas del periodo 1960-1970 muestran que los cuerpos pueden desaparecer hasta ser inapreciables. INTCF

    “No conocemos ningún caso en el que se haya podido confirmar el robo de bebés. Lo que sí hemos visto es que era cierto lo que les dijeron a los padres: que el bebé había fallecido”, señala el biólogo Antonio Alonso. Su equipo ha podido recuperar restos óseos en 117 de los 120 enterramientos exhumados, el 97%. En otros dos casos, ya no quedaban huesos, pero sí pelos fetales, paños quirúrgicos, pinzas umbilicales y rastros de insectos devoradores de cadáveres. El número total de procedimientos abiertos asciende a 128 porque en 14 de los recién nacidos se recurrió, como único análisis o como prueba complementaria, a la investigación genética de biopsias que se conservaban en los hospitales.

    Los análisis de ADN fueron extremadamente complejos, debido al estado de degradación de los restos. Solo se pudo obtener el perfil genético de 90 de los recién nacidos. En 81 de estos casos (el 90%), los científicos pudieron identificar a los bebés como hijos de los padres que los buscaban. En los demás expedientes, existían dudas sobre si los restos exhumados —a menudo en vetustas fosas comunes— eran los correctos. Alonso recuerda que, hace décadas, los recién nacidos fallecidos sin bautizar se enterraban en cementerios de párvulos, sin lápida, en diferentes filas y niveles. “Las circunstancias del enterramiento hacen muy difícil el análisis”, lamenta.

    El informe técnico no respalda la existencia de una trama de robo de bebés, sino que constata “la comprensible incertidumbre” de muchos padres sobre si su hijo murió realmente, tras un trato hospitalario que, hace décadas, pudo ser frío y opaco, según Alonso. En 1976, la tasa de mortalidad neonatal precoz superaba los nueve bebés por cada 1.000 nacidos. Pensar que un niño no falleció, sino que fue robado, es la última esperanza para muchos padres de volver a ver a su hijo con vida. Un padre lo sintetizó durante una exhumación en Málaga en 2012: “Me gustaría que los restos no fueran de mi hijo. Eso significaría que todavía está vivo”.
    “Hay padres que no se creen nuestros análisis de ADN. Creen que se trata de una conspiración del Estado. Ponen en duda nuestro trabajo y nuestra honestidad”, lamenta Alonso, uno de los mayores expertos de España en genética forense. Ha trabajado en la identificación de las víctimas de los atentados del 11-M, en la de los asesinados en la Guerra Civil Española e incluso en los intentos de encontrar los restos mortales del escritor Miguel de Cervantes.


    Los familiares de un presunto bebé robado asisten a su exhumación en Málaga, en 2012. GARCÍA-SANTOS

    El director del Instituto de Medicina Legal de Murcia, Rafael Bañón, ha participado en cuatro exhumaciones, en Cartagena, Beniel, Alcantarilla y Fortuna. “Nos hemos encontrado lo que esperábamos: a los hijos de los denunciantes”, afirma el forense. Los bebés supuestamente sustraídos estaban en sus tumbas. “Creo que no ha habido un robo sistemático de recién nacidos en España, sino un problema de adopciones irregulares”, opina el forense. La sentencia del caso del doctor Vela cita una investigación policial que concluyó que existía “una trama” en la que “aparecía un centro de acogida para madres solteras, Villa Teresita, donde mantenían a las jóvenes durante el embarazo a cambio de que dieran luego sus bebés en adopción”.

    “A veces lo que pasaba es que una madre que no podía atender a un niño lo daba en adopción y se registraba como hijo biológico de otra madre que no había dado a luz”, coincide la letrada Carmen de Troya, coordinadora del Servicio de información a afectados por la posible sustracción de recién nacidos, dependiente del Ministerio de Justicia. A su oficina, abierta en 2013, han acudido unas 770 personas. El equipo de De Troya ha creado un Fichero de Perfiles de ADN para intentar juntar piezas del mismo puzle. La base de datos la gestiona el INTCF y hoy cuenta con 563 perfiles, con un número desproporcionado de madres y padres que buscan a sus hijos (el 74%), frente al de hijos adoptados que quieren encontrar a sus padres biológicos (el 13%). El resto son hermanos. “No ha habido ninguna coincidencia entre todos estos perfiles”, apunta De Troya.

    “Muchos de los hijos adoptivos que buscan a sus padres biológicos fueron abandonados en inclusas. Nosotros no decimos que no haya habido ningún niño robado, pero la casuística que hemos visto hasta ahora es otra”, subraya Alonso. “Quizás hemos estado investigando el modus operandi equivocado”.

    María Bueno sí está convencida de que le robaron a su niña. Dio a luz en el Hospital Municipal de la Línea de la Concepción. Su hija, según le dijeron las monjas, nació muerta. “Hay autos judiciales en los que se dice que sufrimos una psicosis generalizada por culpa de los medios de comunicación. Yo tengo un certificado de defunción de mi hija de la Nochebuena de 1981 y otro de que no está registrada en el cementerio”, afirma Bueno, coordinadora general de la Plataforma Internacional de Víctimas por Desapariciones Forzadas Infantiles Te Estamos Buscando. Su organización agrupa a media docena de asociaciones, pero Bueno reconoce que no sabe de dónde sale la cifra de los 300.000 bebés robados. “Pueden ser 300.000, 400.000 o 250.000, ese no es el fondo del asunto”, opina. Durante el franquismo, sostiene, “se robaban niños a mansalva”.


    Integrantes de la asociación SOS Bebés Robados, en una protesta el 4 de septiembre, en Madrid. VÍCTOR LEREN / EFE

    “Lo que los neonatólogos han hecho en este país es salvar vidas, no robar bebés”, defiende Francisco Etxeberria, profesor de Medicina Legal y Forense de la Universidad del País Vasco. El investigador sostiene que ha habido “una psicosis colectiva”, en la que muchos padres han creído ser víctimas del robo de recién nacidos. Las denuncias aumentaron después de que se conocieran casos de tumbas abiertas sin bebés en Euskadi. “Se decía que los féretros aparecían vacíos, pero no estaban vacíos”, recalca Etxeberria.

    La aparente ausencia de los cadáveres tiene una explicación científica, como demostró en 2012 un informe técnico del Laboratorio de Antropología del Servicio de Criminalística del INTCF, realizado a petición de la Fiscalía Provincial de Guipúzcoa. Los autores, dirigidos por Amparo Jiménez y Teresa Cabellos, presentaron un estudio de 16 exhumaciones que documentaba que “el grado de representatividad esquelética y de degradación de los restos han sido muy variables, desde un recién nacido inhumado en el año 1972 que se conservó prácticamente íntegro por un proceso de momificación, hasta un individuo con una data similar y en el que macroscópicamente no se evidenciaba la presencia de restos óseos”. Etxeberria, curtido en más de 500 fosas de la Guerra Civil, insiste en que “los restos se degradan y pueden convertirse en residuos casi inapreciables”.

    En Euskadi, en 2012, el entonces lehendakari, Patxi López, llegó a asegurar en una entrevista para la televisión pública vasca que existió un negocio de bebés robados. "Tiene que estar bien orquestado entre los médicos, los hospitales, los propios cementerios. Para mí, claro que hay una trama y que hay que investigarla a fondo para depurar todas las responsabilidades que se han dado en este caso", aseveró. Meses después, el entonces fiscal superior del País Vasco, Juan Calparsoro, anunció que no se habían encontrado “ni siquiera indicios razonables” de ninguna sustracción de bebés, tras las investigaciones de un grupo de la Ertzaintza creado ex profeso.

    Kontrapoder dio el Víctor.

Información de tema

Usuarios viendo este tema

Actualmente hay 1 usuarios viendo este tema. (0 miembros y 1 visitantes)

Temas similares

  1. Secretos de la industria de las partes de bebes abortados
    Por El Historiador en el foro Hispanoamérica
    Respuestas: 0
    Último mensaje: 23/07/2011, 18:08
  2. Respuestas: 0
    Último mensaje: 29/06/2011, 19:49
  3. Bebés medicamento
    Por Hyeronimus en el foro Ciencia
    Respuestas: 2
    Último mensaje: 17/03/2009, 18:13
  4. Cataluña extinta: el 30% de los bebés, hijos de extranjeros
    Por Juan del Águila en el foro Catalunya
    Respuestas: 36
    Último mensaje: 06/12/2008, 03:28
  5. Respuestas: 2
    Último mensaje: 21/12/2005, 22:43

Permisos de publicación

  • No puedes crear nuevos temas
  • No puedes responder temas
  • No puedes subir archivos adjuntos
  • No puedes editar tus mensajes
  •