Búsqueda avanzada de temas en el foro

Página 25 de 46 PrimerPrimer ... 151617181920212223242526272829303132333435 ... ÚltimoÚltimo
Resultados 481 al 500 de 905

Tema: Habemus Papam - Francisco I

  1. #481
    Avatar de Hyeronimus
    Hyeronimus está desconectado Miembro Respetado
    Fecha de ingreso
    16 ene, 07
    Mensajes
    19,411
    Post Thanks / Like

    Re: Habemus Papam - Francisco I

    Francisco, like a rolling stone!




    Noticia publicada en La Nación, 28-Ene-2014.


    El papa Francisco, en la portada de Rolling Stone

    El pontífice argentino protagonizará la tapa de la edición estadounidense de la revista, acompañado por la canción “The Times They Are a-Changin” de Bob Dylan

    De los centenares de portadas que ocupó Jorge Bergoglio en menos de un año, desde que fue elegido jefe máximo de la Iglesia, esta es la primera vez que está su imagen acompañada por una canción de rock. "The Times They Are A-Changin'" es el tema de Bob Dylan con el que la edición estadounidense de la revista Rolling Stone decidió titular un extenso reportaje sobre el papa Francisco.

    "Dentro de la revolución moderada del Papa", promete la nota de Mark Binelli, que se hizo pública hoy en el sitio de la revista, pero recién saldrá publicada en la edición impresa del viernes próximo .

    Según un anticipo, el periodista viajó al Vaticano para escribir el perfil sobre el Papa y descubrió que el pontífice "está haciendo un quiebre importante desde la tradición del Vaticano, encarando cuestiones políticas y presentando una actitud más inclusiva hacia los derechos humanos... y que los católicos aprecian".

    "En menos de un año desde el inicio de su pontificado, el papa Francisco ha hecho mucho para distinguirse de los papas del pasado y establecerse como el papa del pueblo", anuncia la revista.

    "Francisco optó por no residir en el palacio papal, sino quedarse en la casa de huéspedes del Vaticano, liberándose del aislamiento de los clérigos del Vaticano. Él opta por pasear por la ciudad en un Ford Focus en lugar de una limusina con chofer. Paga sus propias facturas de hotel y mantiene su propia agenda", describen.

    "Además de ofrecer una alternativa más amigable que Benedicto XVI - su predecesor, que fue el primer papa en dimitir a su cargo en 700 años y que tenía un punto de vista mucho más draconiano sobre la homosexualidad y restó importancia a las acusaciones de pedofilia lanzado a los sacerdotes -, el papa Francisco ha iniciado investigaciones sobre la posible corrupción dentro de la iglesia. Ha explorado maneras de lidiar con el problema de la pedofilia, la búsqueda de medios para tomar medidas y asesoramiento a las víctimas", comparan en la revista.


    "A través de citas de expertos del Vaticano y una biografía atractiva que muestra cómo el Papa se luchó en tiempos oscuros para emerger como el principal candidato para el papado, Rolling Stone presenta al Papa como un hombre atado a la tradición religiosa, por un lado, y la lucha para llevar a la iglesia a una nueva era con la otra. Como la portada indica, 'Los tiempos están cambiando'", adelantan.



    STAT VERITAS
    Última edición por Hyeronimus; 29/01/2014 a las 13:43

  2. #482
    Avatar de Hyeronimus
    Hyeronimus está desconectado Miembro Respetado
    Fecha de ingreso
    16 ene, 07
    Mensajes
    19,411
    Post Thanks / Like

    Re: Habemus Papam - Francisco I

    Lo que faltaba:

    Francisco, el «Super Papa»

    EFE

    El Consejo Pontificio de la Comunicación Social publica en twitter un grafiti del Papa con estética de superhéroe







    BfDyUQjCMAAB7Kh.jpg
    El Consejo Pontificio de la Comunicación Social ha publicado en su cuenta de Twitter una fotografía de un grafiti en el que aparece el Papa Francisco representado con estética de superhéroe. «Compartimos con ustedes un grafiti aparecido en Roma en una calle cercana al Vaticano», escribió el Consejo Pontificio, que acompañó el tuit con la citada fotografía.

    En ella, el Papa aparece volando, como si de Superman se tratase, ataviado con la sotana blanca, el solideo y los zapatos negros por los que optó nada más ser elegido pontífice en lugar de los rojos clásicos, que representan la sangre de Cristo. Bergoglio sostiene con la mano izquierda su ya clásico maletín negro, en el que aparece escrita en español la palabra «valores» y del que emerge un calcetín a rayas rojas y azules, los colores de San Lorenzo de Almagro, el equipo del que el papa es seguidor. El grafiti, cuya autoría aún se desconoce, fue encontrado en la calle Plauto, aledaña a los muros que recorren los límites del Estado Vaticano.

    Esta pintura del «Super Papa» coincidió con el anuncio de la revista estadounidense «Rolling Stone» de que este mes de febrero dedica a Francisco su portada, a un mes y medio de que se cumpla el primer año de su elección en cónclave como sucesor de Benedicto XVI.

    Francisco, el «Super Papa» - abcdesevilla.es

  3. #483
    Avatar de Kontrapoder
    Kontrapoder está desconectado Miembro graduado
    Fecha de ingreso
    29 mar, 05
    Mensajes
    3,122
    Post Thanks / Like

    Re: Habemus Papam - Francisco I

    Dura condena del Papa a la usura: "¡No es cristiana, no es humana!"

    Pidió más compromiso con las víctimas de esta "dramática plaga social que hiere la dignidad de la persona", y expresó su anhelo de que "el trabajo" sea la preocupación central

    El Papa aprovechó la presencia en la Plaza de San Pedro de las familias de los 130 trabajadores de la firma Shellbox de Castelfiorentino -amenazada de cierre definitivo- que asistieron a la audiencia, acompañados por el Cardenal Giuseppe Betori, para hacer un llamado a defender el trabajo, "fuente de dignidad".

    "Mientras expreso mi cercanía con ustedes -les dijo Francisco-, formulo votos para que se hagan todos los esfuerzos posibles por parte de las instancias competentes para que el trabajo, que es fuente de dignidad, sea la preocupación central de todos. ¡Que no falte trabajo, que es fuente de dignidad!".

    A continuación, saludó a las asociaciones que participan de la Consulta Nacional Antiusura, coordinada por el arzobispo de Bari, monseñor Francesco Cacucci: "Auspicio que las instituciones puedan intensificar su compromiso con las víctimas de la usura, dramática plaga social", dijo el Papa. "Cuando una familia no tiene para comer porque debe pagar la cuota a los usureros, ¡eso no es cristiano!, ¡no es humano! Esta dramática plaga social hiere la dignidad inviolable de la persona humana".

    Sigue aquí: Dura condena del Papa a la usura: ¡No es cristiana, no es humana! | Papa Francisco - América
    jasarhez dio el Víctor.
    «Eso de Alemania no solamente no es fascismo sino que es antifascismo; es la contrafigura del fascismo. El hitlerismo es la última consecuencia de la democracia. Una expresión turbulenta del romanticismo alemán; en cambio, Mussolini es el clasicismo, con sus jerarquías, sus escuelas y, por encima de todo, la razón.»
    José Antonio, Diario La Rambla, 13 de agosto de 1934.

  4. #484
    Avatar de Kontrapoder
    Kontrapoder está desconectado Miembro graduado
    Fecha de ingreso
    29 mar, 05
    Mensajes
    3,122
    Post Thanks / Like

    Re: Habemus Papam - Francisco I

    Tomado de InfoCaótica: La bofetada de Francisco a los capitalistas católicos
    _______


    La bofetada de Francisco a los capitalistas católicos.

    Por Massimo Borghesi.

    A muchos en Estados Unidos no les ha gustado. La Evangelii Gaudium, la Exhortación Apostólica del Papa Francisco que en Europa ya corre el riesgo de caer en el olvido, como todos los documentos papales pasados y futuros, en Norteamérica está dando mucho que hablar.


    Según el periodista radiofónico Rush Limbaugh, que goza de una audiencia de veinte millones de oyentes y de un contrato millonario, el Papa «no sabe de qué habla cuando se refiere al capitalismo y al socialismo». Califica las afirmaciones de su Carta como «puro marxismo en boca de un Papa». En su opinión, no existe un capitalismo sin límites como el que describe Francisco, ni tampoco la Iglesia católica está en condiciones de dar lecciones sobre este tema.

    Consideraciones de las que se ha hecho eco uno de los líderes del Tea Party, Jonathon Moseley, para quien «Jesús está llorando en el cielo por las palabras del Papa», ese Jesús que «hablaba al individuo, nunca al Estado o a la política de un gobierno. Era un capitalista que predicaba la libertad personal, no un socialista».

    Pero estas posiciones de Limbaugh y Moseley no están aisladas. Frente a opiniones positivas como las expresadas por The Guardian, el periódico de los laboristas ingleses, y el Washington Post, expresión del ala liberal norteamericana, la revista económica Forbes ha dedicado a la Evangelii Gaudium una serie de artículos muy críticos. En su opinión, sobre este Papa pesa la ascendencia peronista, su búsqueda de una “tercera vía” entre capitalismo y socialismo, la sugestión de la teología de la liberación, la cercanía con los análisis del Premio Nobel Joseph Stiglitz, muy valorado por Mons. Marcelo Sánchez Sorondo, el canciller argentino de la Pontificia Academia para las Ciencias Sociales. Como guinda de todas estas críticas, destaca la postura del más ilustre exponente del capitalismo católico norteamericano, Michael Novak, autor de “The Spirit of Democratic Capitalism”, que marcó el punto de encuentro entre católicos y republicanos en la gran alianza político-religiosa patrocinada por el presidente Reagan en los años ochenta contra el comunismo mundial.



    Novak se ha mostrado sorprendido por ciertas afirmaciones «sesgadas y sin fundamento» por parte del Pontífice: «algunas de las críticas más duras lanzadas por este texto resultan tan apasionadas e intencionadas que hacen perder de vista la habitual serenidad y generosidad de espíritu que caracterizan al Papa Francisco. Naturalmente, a estas críticas han dedicado su atención los medios, como Reuters y The Guardian. Entre ellas destacan “las teorías de la recaída favorable”, la “tiranía invisible”, la “idolatría del dinero”, la “inequidad”, y la necesidad de una “vuelta de la economía y las finanzas a una ética en favor del ser humano"». Según Novak, se trata de afirmaciones sobre el sistema capitalista que no son de recibo. «De Max Weber en adelante, el pensamiento social católico ha sido acusado de ser la causa de la pobreza en muchas naciones católicas. Y precisamente sobre esta vertiente, el Papa Francisco refuerza casi de un modo desapercibido las tesis de Weber».

    El resentimiento de Novak es comprensible. Conocido como el Weber católico, aquel que en el lugar de La ética protestante y el espíritu del capitalismo de Weber ponía la ética “católica” como verdadero fundamento del capitalismo “democrático”, se encuentra ahora con un pontificado que desconfía de ese sistema que él, desde siempre, contribuyó a legitimar y a librar de cualquier posible acusación. Hay un punto, entre los muchos de la Evangelii Gaudium, que resulta inaceptable para Novak: «su superficial alusión a las teorías de la “recaída favorable”». Es la teoría del trickle-down, punto central del modelo liberal.

    Como escribe el Papa en su Carta: «En este contexto, algunos todavía defienden las teorías de la “recaída favorable”, que suponen que todo crecimiento económico, favorecido por la libertad de mercado, logra provocar por sí mismo mayor equidad e inclusión social en el mundo. Esta opinión, que jamás ha sido confirmada por los hechos, expresa una confianza burda e ingenua en la bondad de quienes detentan el poder económico y en los mecanismos sacralizados del sistema económico imperante. Mientras tanto, los excluidos siguen esperando. Para poder sostener un estilo de vida que excluye a otros, o para poder entusiasmarse con ese ideal egoísta, se ha desarrollado una globalización de la indiferencia» (Evangelii gaudium, 54). Una crítica que no ha gustado a Novak. Sobre todo la idea de que el modelo capitalista no haya sido confirmado por los hechos como fuente generalizada de bienestar. La respuesta, incómoda, dada la nacionalidad del Papa, reside en el hecho de que en «Argentina y en otros sistemas estáticos, privados de cualquier mecanismo de movilidad social, este comentario sería comprensible. Sin embargo, allí donde generaciones enteras, como en Norteamérica, demuestran la eficacia de la movilidad social, la afirmación del Papa no se corresponde en absoluto con la verdad. La movilidad social promovida por ciertos sistemas capitalistas representa la realidad vivida y experimentada de un vasto porcentaje de la población americana y no una “confianza burda e ingenua”».

    La crítica de Novak, es decir, del más ilustre católico capitalista en los USA, demuestra, en su nerviosismo, de qué modo la Evangelii gaudium ha dado en el blanco. Hasta el punto de que el propio pontífice, en su entrevista con Andrea Tornielli para La Stampa (“Jamás tener miedo a la ternura”, 15 de diciembre de 2013), tuvo que puntualizar el controvertido punto señalado por Novak: «En la Exhortación no hay nada que no se encuentre en la Doctrina social de la Iglesia. No hablé desde un punto de vista técnico, traté de presentar una fotografía de lo que sucede. La única cita específica fue sobre las teorías de la “recaída favorable”, que suponen que todo crecimiento económico, favorecido por la libertad de mercado, logra provocar por sí mismo mayor equidad e inclusión social en el mundo. Se prometía que, cuando el vaso hubiera estado lleno, se habría desbordado y los pobres se habrían beneficiado. En cambio sucede que, cuando está lleno, el vaso, por arte de magia, crece y así nunca sale nada para los pobres. Esta fue la única referencia a una teoría específica. Repito, no hablé como técnico, sino según la Doctrina social de la Iglesia. Y esto no significa ser marxista».
    Lo que llama la atención es la aclaración final. Acostumbrados, después de 1989, a una legitimación sin condiciones de la globalización capitalista, celebrada como “fin de la historia” y como panacea de todos los males, cualquier crítica contra ella asume el sentido de una posición cripto-comunista. La Evangelii Gaudium rompe el muro de silencio y lanza una piedra, potente, al estanque de las ideas. Ya lo había intentado Benedicto XVI en su Caritas in Veritate, una encíclica que contenía grandes novedades y óptimas puntualizaciones críticas. En comparación con ella, la exhortación apostólica parece más resuelta, toma el toro por los cuernos y no teme gritar al mundo los límites, evidentes para todos después de la debacle financiera de 2008, de un modelo económico que, confiado a sí mismo, corre el riesgo de arrastrar el mundo entero.

    Límites estructurales y no periféricos. Hasta Novak reconoce que los potenciales efectos deshumanizantes del capitalismo pueden mitigarse, a los márgenes del sistema, con la actividad caritativa y asistencial propia del cristianismo. Pero no admite que la caridad pueda traducirse en política, de modo que pueda afrontar las causas “estructurales” que, según el Papa Bergoglio, amenazan actualmente la concordia interna y externa de los pueblos, la paz. «Hoy todo entra dentro del juego de la competitividad y de la ley del más fuerte, donde el poderoso se come al más débil. Como consecuencia de esta situación, grandes masas de la población se ven excluidas y marginadas: sin trabajo, sin horizontes, sin salida. Se considera al ser humano en sí mismo como un bien de consumo, que se puede usar y luego tirar. Hemos dado inicio a la cultura del “descarte” que, además, se promueve. Ya no se trata simplemente del fenómeno de la explotación y de la opresión, sino de algo nuevo: con la exclusión queda afectada en su misma raíz la pertenencia a la sociedad en la que se vive, pues ya no se está en ella abajo, en la periferia, o sin poder, sino que se está fuera. Los excluidos no son “explotados” sino desechos, “sobrantes”» (Evangelii gaudium, 53).

    La crítica al sistema capitalista-financiero impuesto después del 89 es una crítica a un sistema “asocial”, fundado sobre la exclusión. Exclusión de los desempleados, de los jóvenes, de los pobres, de los invisibles. Exclusión de la ética y de la política.

    «¡Cuántas palabras se han vuelto molestas para este sistema! Molesta que se hable de ética, molesta que se hable de solidaridad mundial, molesta que se hable de distribución de los bienes, molesta que se hable de preservar las fuentes de trabajo, molesta que se hable de la dignidad de los débiles, molesta que se hable de un Dios que exige un compromiso por la justicia» (Evangelii Gaudium, 203). Para el Papa Francisco, la cuestión está clara: «Ya no podemos confiar en las fuerzas ciegas y en la mano invisible del mercado» (Evangelii gaudium, 204).

    Hay que intervenir activamente para promover una equidad que no coincide con el mero crecimiento económico. «Estoy lejos –escribe el Papa– de proponer un populismo irresponsable, pero la economía ya no puede recurrir a remedios que son un nuevo veneno, como cuando se pretende aumentar la rentabilidad reduciendo el mercado laboral y creando así nuevos excluidos» (Ibidem). La esfera económica no puede reivindicar una autonomía absoluta, ni mucho menos una prioridad sobre la política.

    Es necesario un retorno al primado de la política, que tenga como horizonte el bien común social. «La política, tan denigrada, es una altísima vocación, es una de las formas más preciosas de la caridad, porque busca el bien común. Tenemos que convencernos de que la caridad “no es sólo el principio de las micro-relaciones, como en las amistades, la familia, el pequeño grupo, sino también de las macro-relaciones, como las relaciones sociales, económicas y políticas”. ¡Ruego al Señor que nos regale más políticos a quienes les duela de verdad la sociedad, el pueblo, la vida de los pobres!» (Evangelii gaudium, 205).

    Una cosa es cierta: raramente un texto del magisterio social de la Iglesia ha hablado con más fuerza. Llama la atención, en la exhortación de Francisco, el tono, el paso del análisis descriptivo a la primera persona, la implicación directa del pontífice, la cólera frente a un mundo que tendría todos los medios posibles para aliviar los sufrimientos y la marginación de millones de seres humanos y no lo hace. «El Papa ama a todos, ricos y pobres, pero tiene la obligación, en nombre de Cristo, de recordar que los ricos deben ayudar a los pobres, respetarlos, promocionarlos» (Evangelii Gaudium, 58). Una provocación que, por lo que parece, ni Forbes ni Michael Novak han recibido con agrado.

    Fuente:
    La bofetada de Francisco a los capitalistas catlicos
    Última edición por Kontrapoder; 30/01/2014 a las 00:20
    «Eso de Alemania no solamente no es fascismo sino que es antifascismo; es la contrafigura del fascismo. El hitlerismo es la última consecuencia de la democracia. Una expresión turbulenta del romanticismo alemán; en cambio, Mussolini es el clasicismo, con sus jerarquías, sus escuelas y, por encima de todo, la razón.»
    José Antonio, Diario La Rambla, 13 de agosto de 1934.

  5. #485
    Avatar de Kontrapoder
    Kontrapoder está desconectado Miembro graduado
    Fecha de ingreso
    29 mar, 05
    Mensajes
    3,122
    Post Thanks / Like

    Re: Habemus Papam - Francisco I

    Del blog tradicionalista RORATE CÆLI: Pope Francis appoints a Tradition-friendly Bishop in Italy

    Pope Francis appoints a Tradition-friendly Bishop in Italy


    It cannot be said that the appointment of bishops has gotten worse in the new Pontificate: as in the past ones, one finds great names favorable to Tradition along with mediocre liberals and liberal careerists. Not any different from what used to happen in the Benedictine years, which did not give us, alas, and contrariwise to what had been expected, a continuous parade of solid episcopal appointments.






    The appointment on January 25 by Pope Francis of the rector of the seminary of the diocese of Albenga-Imperia (Liguria), Msgr. Antonio Suetta, as new bishop of the neighboring diocese of Ventimiglia-San Remo, on the border with France, was widely welcomed by Tradition-minded Catholics throughout Italy. As we have often reported here, the bishop of Albenga-Imperia, Mario Oliveri, has made his diocese an "oasis for the 1962 Missal in Italy". In contrast the diocese of Ventimiglia-San Remo has not been as welcoming. Bishop-elect Suetta has been a faithful follower of Bp. Oliveri, and will hopefully proceed with at least being open to Traditional practices in the diocese he will now head.


    (Tip and image source: Cordialiter)
    «Eso de Alemania no solamente no es fascismo sino que es antifascismo; es la contrafigura del fascismo. El hitlerismo es la última consecuencia de la democracia. Una expresión turbulenta del romanticismo alemán; en cambio, Mussolini es el clasicismo, con sus jerarquías, sus escuelas y, por encima de todo, la razón.»
    José Antonio, Diario La Rambla, 13 de agosto de 1934.

  6. #486
    Avatar de Valmadian
    Valmadian está desconectado Miembro tradicionalista
    Fecha de ingreso
    23 oct, 06
    Ubicación
    Buscando mi Patria, pero no la encuentro.
    Mensajes
    10,750
    Post Thanks / Like

    Re: Habemus Papam - Francisco I

    Cita Iniciado por Mefistofeles Ver mensaje
    Pues si la investigación es objetiva, creo que supondría por fin la limpieza del nombre de aquel gran papa que fue Pio XII. Otra cosa sería lo que pasó con Isabel la católica, que por presiones externas y correcciones políticas estúpidas no la canonizaron, aceptando de forma infusa la estúpida leyenda negra. Esperemos que Francisco no se deje mangonear como lo hiciera Juan Pablo II. Miles de judios tienen mucho que aradecer a Pio XII.
    Aún en estas fechas he visto en el quiosco una revista, presuntamente de Historia y de cuyo nombre no quiero acordarme y citar, en cuya portada se insinúa que según unos documentos de Juana La Beltraneja -oportunamente encontrados muy recientemente-, Isabel conspiró para asesinar a su hermano y así poder heredar el Trono de Castilla.
    "He ahí la tragedia. Europa hechura de Cristo, está desenfocada con relación a Cristo. Su problema es específicamente teológico, por más que queramos disimularlo. La llamada interna y milenaria del alma europea choca con una realidad artificial anticristiana. El europeo se siente a disgusto, se siente angustiado. Adivina y presiente en esa angustia el problema del ser o no ser.

    <<He ahí la tragedia. España hechura de Cristo, está desenfocada con relación a Cristo. Su problema es específicamente teológico, por más que queramos disimularlo. La llamada interna y milenaria del alma española choca con una realidad artificial anticristiana. El español se siente a disgusto, se siente angustiado. Adivina y presiente en esa angustia el problema del ser o no ser.>>

    Hemos superado el racionalismo, frío y estéril, por el tormentoso irracionalismo y han caído por tierra los tres grandes dogmas de un insobornable europeísmo: las eternas verdades del cristianismo, los valores morales del humanismo y la potencialidad histórica de la cultura europea, es decir, de la cultura, pues hoy por hoy no existe más cultura que la nuestra.

    Ante tamaña destrucción quedan libres las fuerzas irracionales del instinto y del bruto deseo. El terreno está preparado para que germinen los misticismos comunitarios, los colectivismos de cualquier signo, irrefrenable tentación para el desilusionado europeo."

    En la hora crepuscular de Europa José Mª Alejandro, S.J. Colec. "Historia y Filosofía de la Ciencia". ESPASA CALPE, Madrid 1958, pág., 47


    Nada sin Dios

  7. #487
    Avatar de Valmadian
    Valmadian está desconectado Miembro tradicionalista
    Fecha de ingreso
    23 oct, 06
    Ubicación
    Buscando mi Patria, pero no la encuentro.
    Mensajes
    10,750
    Post Thanks / Like

    Re: Habemus Papam - Francisco I

    Para aquellos que niegan el Infierno, para aquellos que niegan los castigos y las llamas eternas, vaya esta visión:










    Visión del infierno de Santa Faustina Kowalska, según lo escribió en su diario.


    “Hoy, fui llevada por un ángel a las profundidades del infierno. Es un lugar de gran tortura; ¡qué imponentemente grande y extenso es! Los tipos de torturas que vi: la primera que constituye el infierno es la pérdida de Dios; la segunda es el eterno remordimiento de conciencia; la tercera es que la condición de uno nunca cambiará; (160) la cuarta es el fuego que penetra el alma sin destruirla; es un sufrimiento terrible, ya que es un fuego completamente espiritual, encendido por el enojo de Dios; la quinta tortura es la continua oscuridad y un terrible olor sofocante y, a pesar de la oscuridad, los demonios y las almas de los condenados se ven unos a otros y ven todo el mal, el propio y el del resto; la sexta tortura es la compañía constante de Satanás; la séptima es la horrible desesperación, el odio de Dios, las palabras viles, maldiciones y blasfemias. Éstas son las torturas sufridas por todos los condenado juntos, pero ése no es el extremo de los sufrimientos.

    Hay torturas especiales destinadas para las almas particulares. Éstos son los tormentos de los sentidos. Cada alma padece sufrimientos terribles e indescriptibles, relacionados con la forma en que ha pecado. Hay cavernas y hoyos de tortura donde una forma de agonía difiere de otra. Yo me habría muerto ante la visión de estas torturas si la omnipotencia de Dios no me hubiera sostenido. –

    Debe el pecador saber que será torturado por toda la eternidad, en esos sentidos que suele usar para pecar. Estoy escribiendo esto por orden de Dios, para que ninguna alma pueda encontrar una excusa diciendo que no hay ningún infierno, o que nadie ha estado allí, y que por lo tanto nadie puede decir cómo es.

    Yo, Sor Faustina, por orden de Dios, he visitado los abismos del infierno para que pudiera hablar a las almas sobre él y para testificar sobre su existencia. No puedo hablar ahora sobre él; pero he recibido una orden de Dios de dejarlo por escrito. Los demonios estaban llenos de odio hacia mí, pero tuvieron que obedecerme por orden de Dios. Lo que he escrito es una sombra pálida de las cosas que vi. Pero noté una cosa: que la mayoría de las almas que están allí son de aquéllos que descreyeron que hay un infierno.

    Cuando regresé, apenas podía recuperarme del miedo. ¡Cuán terriblemente sufren las almas allí! Por consiguiente, oro aun más fervorosamente por la conversión de los pecadores. Suplico continuamente por la misericordia de Dios sobre ellos. Oh mi Jesús, preferiría estar en agonía hasta el fin del mundo, entre los mayores sufrimientos, antes que ofenderte con el menor de los pecados”.
    "He ahí la tragedia. Europa hechura de Cristo, está desenfocada con relación a Cristo. Su problema es específicamente teológico, por más que queramos disimularlo. La llamada interna y milenaria del alma europea choca con una realidad artificial anticristiana. El europeo se siente a disgusto, se siente angustiado. Adivina y presiente en esa angustia el problema del ser o no ser.

    <<He ahí la tragedia. España hechura de Cristo, está desenfocada con relación a Cristo. Su problema es específicamente teológico, por más que queramos disimularlo. La llamada interna y milenaria del alma española choca con una realidad artificial anticristiana. El español se siente a disgusto, se siente angustiado. Adivina y presiente en esa angustia el problema del ser o no ser.>>

    Hemos superado el racionalismo, frío y estéril, por el tormentoso irracionalismo y han caído por tierra los tres grandes dogmas de un insobornable europeísmo: las eternas verdades del cristianismo, los valores morales del humanismo y la potencialidad histórica de la cultura europea, es decir, de la cultura, pues hoy por hoy no existe más cultura que la nuestra.

    Ante tamaña destrucción quedan libres las fuerzas irracionales del instinto y del bruto deseo. El terreno está preparado para que germinen los misticismos comunitarios, los colectivismos de cualquier signo, irrefrenable tentación para el desilusionado europeo."

    En la hora crepuscular de Europa José Mª Alejandro, S.J. Colec. "Historia y Filosofía de la Ciencia". ESPASA CALPE, Madrid 1958, pág., 47


    Nada sin Dios

  8. #488
    Avatar de Erasmus
    Erasmus está desconectado Socio vitalicio
    Fecha de ingreso
    03 ene, 06
    Ubicación
    Buenos Aires
    Mensajes
    4,184
    Post Thanks / Like

    Re: Habemus Papam - Francisco I

    Cita Iniciado por Kontrapoder Ver mensaje
    Tomado de InfoCaótica: La bofetada de Francisco a los capitalistas católicos
    _______


    La bofetada de Francisco a los capitalistas católicos.

    Por Massimo Borghesi.

    A muchos en Estados Unidos no les ha gustado. La Evangelii Gaudium, la Exhortación Apostólica del Papa Francisco que en Europa ya corre el riesgo de caer en el olvido, como todos los documentos papales pasados y futuros, en Norteamérica está dando mucho que hablar.


    Según el periodista radiofónico Rush Limbaugh, que goza de una audiencia de veinte millones de oyentes y de un contrato millonario, el Papa «no sabe de qué habla cuando se refiere al capitalismo y al socialismo». Califica las afirmaciones de su Carta como «puro marxismo en boca de un Papa». En su opinión, no existe un capitalismo sin límites como el que describe Francisco, ni tampoco la Iglesia católica está en condiciones de dar lecciones sobre este tema.

    Consideraciones de las que se ha hecho eco uno de los líderes del Tea Party, Jonathon Moseley, para quien «Jesús está llorando en el cielo por las palabras del Papa», ese Jesús que «hablaba al individuo, nunca al Estado o a la política de un gobierno. Era un capitalista que predicaba la libertad personal, no un socialista».

    Pero estas posiciones de Limbaugh y Moseley no están aisladas. Frente a opiniones positivas como las expresadas por The Guardian, el periódico de los laboristas ingleses, y el Washington Post, expresión del ala liberal norteamericana, la revista económica Forbes ha dedicado a la Evangelii Gaudium una serie de artículos muy críticos. En su opinión, sobre este Papa pesa la ascendencia peronista, su búsqueda de una “tercera vía” entre capitalismo y socialismo, la sugestión de la teología de la liberación, la cercanía con los análisis del Premio Nobel Joseph Stiglitz, muy valorado por Mons. Marcelo Sánchez Sorondo, el canciller argentino de la Pontificia Academia para las Ciencias Sociales. Como guinda de todas estas críticas, destaca la postura del más ilustre exponente del capitalismo católico norteamericano, Michael Novak, autor de “The Spirit of Democratic Capitalism”, que marcó el punto de encuentro entre católicos y republicanos en la gran alianza político-religiosa patrocinada por el presidente Reagan en los años ochenta contra el comunismo mundial.



    Novak se ha mostrado sorprendido por ciertas afirmaciones «sesgadas y sin fundamento» por parte del Pontífice: «algunas de las críticas más duras lanzadas por este texto resultan tan apasionadas e intencionadas que hacen perder de vista la habitual serenidad y generosidad de espíritu que caracterizan al Papa Francisco. Naturalmente, a estas críticas han dedicado su atención los medios, como Reuters y The Guardian. Entre ellas destacan “las teorías de la recaída favorable”, la “tiranía invisible”, la “idolatría del dinero”, la “inequidad”, y la necesidad de una “vuelta de la economía y las finanzas a una ética en favor del ser humano"». Según Novak, se trata de afirmaciones sobre el sistema capitalista que no son de recibo. «De Max Weber en adelante, el pensamiento social católico ha sido acusado de ser la causa de la pobreza en muchas naciones católicas. Y precisamente sobre esta vertiente, el Papa Francisco refuerza casi de un modo desapercibido las tesis de Weber».

    El resentimiento de Novak es comprensible. Conocido como el Weber católico, aquel que en el lugar de La ética protestante y el espíritu del capitalismo de Weber ponía la ética “católica” como verdadero fundamento del capitalismo “democrático”, se encuentra ahora con un pontificado que desconfía de ese sistema que él, desde siempre, contribuyó a legitimar y a librar de cualquier posible acusación. Hay un punto, entre los muchos de la Evangelii Gaudium, que resulta inaceptable para Novak: «su superficial alusión a las teorías de la “recaída favorable”». Es la teoría del trickle-down, punto central del modelo liberal.

    Como escribe el Papa en su Carta: «En este contexto, algunos todavía defienden las teorías de la “recaída favorable”, que suponen que todo crecimiento económico, favorecido por la libertad de mercado, logra provocar por sí mismo mayor equidad e inclusión social en el mundo. Esta opinión, que jamás ha sido confirmada por los hechos, expresa una confianza burda e ingenua en la bondad de quienes detentan el poder económico y en los mecanismos sacralizados del sistema económico imperante. Mientras tanto, los excluidos siguen esperando. Para poder sostener un estilo de vida que excluye a otros, o para poder entusiasmarse con ese ideal egoísta, se ha desarrollado una globalización de la indiferencia» (Evangelii gaudium, 54). Una crítica que no ha gustado a Novak. Sobre todo la idea de que el modelo capitalista no haya sido confirmado por los hechos como fuente generalizada de bienestar. La respuesta, incómoda, dada la nacionalidad del Papa, reside en el hecho de que en «Argentina y en otros sistemas estáticos, privados de cualquier mecanismo de movilidad social, este comentario sería comprensible. Sin embargo, allí donde generaciones enteras, como en Norteamérica, demuestran la eficacia de la movilidad social, la afirmación del Papa no se corresponde en absoluto con la verdad. La movilidad social promovida por ciertos sistemas capitalistas representa la realidad vivida y experimentada de un vasto porcentaje de la población americana y no una “confianza burda e ingenua”».

    La crítica de Novak, es decir, del más ilustre católico capitalista en los USA, demuestra, en su nerviosismo, de qué modo la Evangelii gaudium ha dado en el blanco. Hasta el punto de que el propio pontífice, en su entrevista con Andrea Tornielli para La Stampa (“Jamás tener miedo a la ternura”, 15 de diciembre de 2013), tuvo que puntualizar el controvertido punto señalado por Novak: «En la Exhortación no hay nada que no se encuentre en la Doctrina social de la Iglesia. No hablé desde un punto de vista técnico, traté de presentar una fotografía de lo que sucede. La única cita específica fue sobre las teorías de la “recaída favorable”, que suponen que todo crecimiento económico, favorecido por la libertad de mercado, logra provocar por sí mismo mayor equidad e inclusión social en el mundo. Se prometía que, cuando el vaso hubiera estado lleno, se habría desbordado y los pobres se habrían beneficiado. En cambio sucede que, cuando está lleno, el vaso, por arte de magia, crece y así nunca sale nada para los pobres. Esta fue la única referencia a una teoría específica. Repito, no hablé como técnico, sino según la Doctrina social de la Iglesia. Y esto no significa ser marxista».
    Lo que llama la atención es la aclaración final. Acostumbrados, después de 1989, a una legitimación sin condiciones de la globalización capitalista, celebrada como “fin de la historia” y como panacea de todos los males, cualquier crítica contra ella asume el sentido de una posición cripto-comunista. La Evangelii Gaudium rompe el muro de silencio y lanza una piedra, potente, al estanque de las ideas. Ya lo había intentado Benedicto XVI en su Caritas in Veritate, una encíclica que contenía grandes novedades y óptimas puntualizaciones críticas. En comparación con ella, la exhortación apostólica parece más resuelta, toma el toro por los cuernos y no teme gritar al mundo los límites, evidentes para todos después de la debacle financiera de 2008, de un modelo económico que, confiado a sí mismo, corre el riesgo de arrastrar el mundo entero.

    Límites estructurales y no periféricos. Hasta Novak reconoce que los potenciales efectos deshumanizantes del capitalismo pueden mitigarse, a los márgenes del sistema, con la actividad caritativa y asistencial propia del cristianismo. Pero no admite que la caridad pueda traducirse en política, de modo que pueda afrontar las causas “estructurales” que, según el Papa Bergoglio, amenazan actualmente la concordia interna y externa de los pueblos, la paz. «Hoy todo entra dentro del juego de la competitividad y de la ley del más fuerte, donde el poderoso se come al más débil. Como consecuencia de esta situación, grandes masas de la población se ven excluidas y marginadas: sin trabajo, sin horizontes, sin salida. Se considera al ser humano en sí mismo como un bien de consumo, que se puede usar y luego tirar. Hemos dado inicio a la cultura del “descarte” que, además, se promueve. Ya no se trata simplemente del fenómeno de la explotación y de la opresión, sino de algo nuevo: con la exclusión queda afectada en su misma raíz la pertenencia a la sociedad en la que se vive, pues ya no se está en ella abajo, en la periferia, o sin poder, sino que se está fuera. Los excluidos no son “explotados” sino desechos, “sobrantes”» (Evangelii gaudium, 53).

    La crítica al sistema capitalista-financiero impuesto después del 89 es una crítica a un sistema “asocial”, fundado sobre la exclusión. Exclusión de los desempleados, de los jóvenes, de los pobres, de los invisibles. Exclusión de la ética y de la política.

    «¡Cuántas palabras se han vuelto molestas para este sistema! Molesta que se hable de ética, molesta que se hable de solidaridad mundial, molesta que se hable de distribución de los bienes, molesta que se hable de preservar las fuentes de trabajo, molesta que se hable de la dignidad de los débiles, molesta que se hable de un Dios que exige un compromiso por la justicia» (Evangelii Gaudium, 203). Para el Papa Francisco, la cuestión está clara: «Ya no podemos confiar en las fuerzas ciegas y en la mano invisible del mercado» (Evangelii gaudium, 204).

    Hay que intervenir activamente para promover una equidad que no coincide con el mero crecimiento económico. «Estoy lejos –escribe el Papa– de proponer un populismo irresponsable, pero la economía ya no puede recurrir a remedios que son un nuevo veneno, como cuando se pretende aumentar la rentabilidad reduciendo el mercado laboral y creando así nuevos excluidos» (Ibidem). La esfera económica no puede reivindicar una autonomía absoluta, ni mucho menos una prioridad sobre la política.

    Es necesario un retorno al primado de la política, que tenga como horizonte el bien común social. «La política, tan denigrada, es una altísima vocación, es una de las formas más preciosas de la caridad, porque busca el bien común. Tenemos que convencernos de que la caridad “no es sólo el principio de las micro-relaciones, como en las amistades, la familia, el pequeño grupo, sino también de las macro-relaciones, como las relaciones sociales, económicas y políticas”. ¡Ruego al Señor que nos regale más políticos a quienes les duela de verdad la sociedad, el pueblo, la vida de los pobres!» (Evangelii gaudium, 205).

    Una cosa es cierta: raramente un texto del magisterio social de la Iglesia ha hablado con más fuerza. Llama la atención, en la exhortación de Francisco, el tono, el paso del análisis descriptivo a la primera persona, la implicación directa del pontífice, la cólera frente a un mundo que tendría todos los medios posibles para aliviar los sufrimientos y la marginación de millones de seres humanos y no lo hace. «El Papa ama a todos, ricos y pobres, pero tiene la obligación, en nombre de Cristo, de recordar que los ricos deben ayudar a los pobres, respetarlos, promocionarlos» (Evangelii Gaudium, 58). Una provocación que, por lo que parece, ni Forbes ni Michael Novak han recibido con agrado.

    Fuente:
    La bofetada de Francisco a los capitalistas catlicos

    Repetido.



    Imperium Hispaniae

    "En el imperio se ofrece y se comparte cultura, conocimiento y espiritualidad. En el imperialismo solo sometimiento y dominio económico-militar. Defendemos el IMPERIO, nos alejamos de todos los IMPERIALISMOS."







  9. #489
    jasarhez está desconectado Proscrito
    Fecha de ingreso
    18 mar, 12
    Ubicación
    España
    Mensajes
    3,123
    Post Thanks / Like

    Re: Habemus Papam - Francisco I

    Cita Iniciado por Kontrapoder Ver mensaje
    Tomado de InfoCaótica: La bofetada de Francisco a los capitalistas católicos

    Según el periodista radiofónico Rush Limbaugh, que goza de una audiencia de veinte millones de oyentes y de un contrato millonario, el Papa «no sabe de qué habla cuando se refiere al capitalismo y al socialismo». Califica las afirmaciones de su Carta como «puro marxismo en boca de un Papa». En su opinión, no existe un capitalismo sin límites como el que describe Francisco, ni tampoco la Iglesia católica está en condiciones de dar lecciones sobre este tema.

    Consideraciones de las que se ha hecho eco uno de los líderes del Tea Party, Jonathon Moseley, para quien «Jesús está llorando en el cielo por las palabras del Papa», ese Jesús que «hablaba al individuo, nunca al Estado o a la política de un gobierno. Era un capitalista que predicaba la libertad personal, no un socialista»...
    Está claro que a muchos en Estados Unidos no les ha gustado nada la Evangelii Gaudium. La exhortación Apostólica del Papa Francisco que en Europa ya corre el riesgo de caer en el olvido, como todos los documentos papales pasados y futuros... pero que, por lo que veo tal y como dice el artículo, en Norteamérica, está todavía dando muchísimo que hablar. En Europa ya da igual lo que diga un Papa.. porque Europa es ya claramente anticatólica. Pero en los EE.UU. de Norteamérica, por muy cristianos que se crean, no andan muy apartados de nuestro camino; solo que ellos transitan por veredas algo distintas de la herejía y de la apostasía.

    Porque llegar a decir, tal y como dice el artículo, que las afirmaciones de Francisco son «puro marxismo en boca de un Papa», o llegar pensar que Jesucrísto «estará llorando en el cielo por las palabras del Papa», es una solemne herejía, que en otros tiempos sería de hoguera. Y es que solo se puede entender ésta, cuando nos damos cuenta de que toda esta gente neoconservadora yanqui están todas segurísimas de que Jesucristo «era un capitalista»... En fin, ¡qué decir...! todos estos neocon del Tea Party y compañía, son pura escoria.

    Decir una blasfemia de tal calibre es algo tan repugnante como lo sería afirmar que Jesús 'era un socialista', como también preciaban en su día los herejes de la Teología de la Liberación, que se puso de moda al sur de ese mismo continente.

    ¡Quiera Dios que Francisco sea para el capitalismo lo mismo que Juan Pablo II lo fué para el comunismo!. Tanto Francisco, como en su día Juan Pablo II, doctrinalmente no fueron santos de mi devoción. Pero al menos, quiera Dios, algún día veremos caer este otro muro... el del capitalismo.

    Un saludo
    Última edición por jasarhez; 30/01/2014 a las 15:43

  10. #490
    Avatar de Xaxi
    Xaxi está desconectado la boina roja,la Misa en latin
    Fecha de ingreso
    04 nov, 11
    Ubicación
    La Montaña
    Mensajes
    365
    Post Thanks / Like

    Re: Habemus Papam - Francisco I

    En verdad procura dignidad el trabajo?o mas bien,solo algunos y el trabajo solo es un medio?
    En verdad no es católica la usura cuando se antepone a necesidades básicas?o mas bien,no es católica la usura?
    Esos argumentos o frases que nos venden exultantes como innovadoras,como rompedoras solo son diluciones de la verdad,pírricos conceptos sonoros,musicales y melodiosos a los oídos de un mundo que siente que esto no va bien y que necesita,en su idiotez, creer en cualquier cosa menos en Xto,incluso en un simple hombre.Pirricas ideas que adormecen y agradan a los necios y no ofenden,mas que en apariencia,a los poderes anticatólicos.
    No tiene dignidad quien no trabaja?no tiene dignidad por ejm si dedica su vida a la oración?podría citar a Sto Tomas,pero resulta mas grato,por motivos obvios,citar a alguien mas reciente,digamos Balaguer que decía algo asi "una vez cubiertas las necesidades de uno mismo y de su entorno se puede someter la compuciscencia por otros medios.."refiriéndose al trabajo....Oigan,que este no es un gusano pelagiano,por favor,ponganse de acuerdo,que no es difícil,si se quiere claro.
    Si no se antepone,la usura, a necesidades básicas,es licita?Decia el Aquinate,y esta vez no me resisto a arrastrarme,algo asi" no es licito cobrar interés por lo que en verdad no existe"
    En definitiva,asociando ambas frases,ideas o argumentos se puede inferir lo mismo que de la exhortación que tanto esta gustando ,un simple humanismo,asi de crudo.

    Un abrazo en Xto.
    Hyeronimus, Montealegre y Adriano dieron el Víctor.
    ...les mataria sin odio...

  11. #491
    Avatar de Adriano
    Adriano está desconectado Miembro Respetado
    Fecha de ingreso
    05 mar, 13
    Mensajes
    561
    Post Thanks / Like

    Re: Habemus Papam - Francisco I

    Magnífico Xaxi, sin más. Tantos rodeos que hemos dado en este hilo y realmente esa es la raíz. Mientras este individuo siga distanciándose de la doctrina tradicional católica (E incluso abriendo brechas que ya serán difíciles de cerrar incluso aunque se quisieran revertir) de poco valen sus declaraciones buenistas para contentar a la gente. La doctrina católica pre-conciliar ya incluía la doctrina social y la idea de justicia social, la expulsión de los mercaderes del templo y caridad ya viene en el mismo Evangelio. Bergoglio no ha descubierto la pólvora. Al final, el día que este hombre fallezca su legado no va a ser el de un "valiente anticapitalista" sino simplemente el de un individuo que pervirtió el catolicismo auténtico y que lo transformó en la nueva religión progre-hippie New Age. Ese va a ser su legado, del anticapitalismo nadie se va a acordar. Toda su retórica anticapitalista, aunque tenga aspectos positivos, va unida en esencia no a la justicia social real sino únicamente como simple complemento a ese humanismo moderno que él está introduciendo en la Iglesia, bien definido por Xaxi. Efectivamente, sus frases biensonantes solo son un humanismo moderno. Su legado va a ser la Iglesia pervertida y ya no solo liberal sino incluso progre, que tarde o temprano acabará tragando incluso con la sodomía, y en el plano social no va a haber ni un solo cambio. Creer que va a derribar el "muro capitalista" es de risa con todos mis respetos. Me recuerda a los marxistas gramscianos que con la excusa de justicia social nos trajeron lo que nos trajeron y al final de justicia tampoco nada.


    ¿Pensáis en la Iglesia hace 60 años y pensáis como será dentro de otros 60? ¿Tenéis perspectiva a largo plazo? Las frases chulis anticapitalistas se las van a pasar por ahí. Lo único que se va a recordar de Bergoglio es la perversión iniciada ya en el concilio y que se acrecienta cada vez más a pasos agigantados hasta que llegaremos a un día en el que no va a haber diferencia entre la Iglesia católica y una secta progre de hippies descerebrados. Los progres encantados con él.
    Última edición por Adriano; 31/01/2014 a las 03:07
    Hyeronimus, Xaxi y Montealegre dieron el Víctor.

  12. #492
    jasarhez está desconectado Proscrito
    Fecha de ingreso
    18 mar, 12
    Ubicación
    España
    Mensajes
    3,123
    Post Thanks / Like

    Re: Habemus Papam - Francisco I

    Yo no he dicho, Adriano, que Francisco vaya a derribar el solito el muro del capitalismo. Ahora bien, sí me alegro de ver cómo a determinados sectores conservadores de EE.UU. les molesta el discurso anticapitalista del actual papa. En mi radical anticapitalismo, sencillamente me alegro. Y reconozco no estar haciendo estas observaciones desde un punto de vista religioso, sino meramente político. Tras el último concilio, no cabe mirar a Roma buscando demasiada guía en materia doctrinal o dogmática.

    Me encantaría que ahora tuviéramos papas como León XIII, pero... ésto es lo que actualmente tenemos. Y ya solo caben dos opciones: o seguimos creyendo que en la silla de Pedro se sienta un verdadero vicario de Cristo, o no lo creemos. Y a mi como esa dicotomia me incomoda (ya lo he dicho muchas veces en otros hilos, porque no encuentro solución al dilema), sencillamente me dedico a leer las palabras del pontífice de turno a beneficio propio de inventario.

    Un saludo
    Última edición por jasarhez; 31/01/2014 a las 11:11

  13. #493
    Avatar de Hyeronimus
    Hyeronimus está desconectado Miembro Respetado
    Fecha de ingreso
    16 ene, 07
    Mensajes
    19,411
    Post Thanks / Like

    Re: Habemus Papam - Francisco I

    Francisco: “Los que son cristianos, con la Biblia, y los que son musulmanes, con el Corán”.




    La falsa religión musulmana y el cristianismo parecen ser más o menos lo mismo, según la mirada modernista del ecumenismo conciliar. El Corán es un libro dónde –entre otras cosas- se niega la divinidad de Cristo y se recomienda la persecución al cristianismo. ¿Cómo puede recomendar el Papa Francisco a estos jóvenes musulmanes que sigan leyendo y profundizando el Corán, “la fe de sus padres”?


    Noticia aparecida en Vatican Insider, 20-Ene-2014.


    Papa Francisco: cristianos y musulmanes pueden compartir los sufrimientos y la fe


    IACOPO SCARAMUZZI
    CIUDAD DEL VATICANO


    El Papa volvió a invitar a los jóvenes a «hacer lío», en cuanto a la reforma de la Iglesia, durante el encuentro a puertas cerradas con un grupo de muchachos y muchachas de la parroquia del Sagrado Corazón de Jesús en Roma (cerca de la estación ferroviaria Termini), en la que estuvo durante cuatro horas ayer por la tarde. Bergoglio reveló a un grupo de refugiados que él también sufre y los invitó a compartir los sufrimientos y la fe, «los que son cristianos, con la Biblia, y los que son musulmanes, con el Corán», porque «uno solo es Dios: el mismo».


    El Papa invitó a los jóvenes a «hacer lío», según indicó “L’Osservatore Romano” hoy, en cuanto a la reforma de la Iglesia, y a moverse evitando comportamientos «demasiado rígidos». Al respecto, Francisco contó que una vez lo invitaron a pronunciar una conferencia ante un grupo de «jóvenes que querían renovar la Iglesia: estaban todos serios... Después, en la misa, todos con las manos pegadas, rígidos... Pero yo pensé en cierto momento que ante mí había unas estatuas, en lugar de personas. Y ellos decían: “Hay que hacer esto...” Tenían la receta. Pobrecitos, todos acabaron mal. Por eso, tomar las cosas con seriedad no significa jugar a la seriedad. Significa alegría, oración, buscar al Señor, leer la Palabra de Dios, hacer fiesta... Esta es la seriedad cristiana. Un joven que no sonríe, que no hace un poco de lío, envejeció demasiado pronto».


    El periódico de la Santa Sede también indicó que el Papa respondió a ocho preguntas de un grupo de jóvenes que participaron en un proyecto misionero de la parroquia romana. A una pregunta sobre la tentación de abandonar la esperanza, respondió que desgraciadamente «la desilusión está en las tiendas de rebajas» y que en el camino de la vida es fácil encontrar «un albergue bonito» en el que se puede pasar «toda la vida», dejando de caminar. «¿Cuántas personas se quedan a mitad del camino?», dijo Francisco; muchas, tantas que hay «personas de 40 o 50 años que tienen el corazón más preparado para un funeral que para una fiesta». Pero hay que «apostar por los grandes ideales y tener siempre deseo», porque «un joven, una joven que no desea, nunca ensancha el corazón». A un chico que le preguntó cómo había nacido su amor por Dios, dijo que se sentía «un poco desgraciado en esto», porque considera no amar a Dios «como Él debe ser amado: yo amo a Dios como puedo, pero estoy seguro de que Él me ama mucho más, me ama, y esto me gusta». En cuanto a la vocación, subrayó que el corazón de cada persona «es un camino por el que pasa de todo», por lo que es importante tratar de entender cuando nos topamos con las cosas importantes. Y Papa Francisco volvió a insistir en que prefiere una Iglesia «accidentada» que una Iglesia «enferma» y cerrada; también volvió a explicar qué significa ir en contra de la corriente: «Hoy las propuestas nacen del consumismo, del edonismo», pero «si yo quiero vivir el Evangelio, ir con los pobres, ayudar al prójimo, esto es ir contracorriente».




    Al final, a los que le preguntaron cómo se abrir un corazón cerrado por las heridas, Bergoglio recordó la imagen de la Iglesia como «hospital de campo», y propuso una receta: «No tengan miedo de dar un nombre a las heridas», porque «las heridas se curan con claridad, con ternura y dejándose amar». Por lo demás, «quien siempre está limpio es porque no camina», mientras que quienes caminan «se ensucian: o físicamente o espiritualmente», pero «el Señor nos limpia a todos».


    Jorge Mario Bergoglio también se reunió con unos ochenta refugiados e inmigrantes, que fueron elegidos de entre todos los que reciben ayuda y asistencia en la parroquia del Sagrado Corazón. «Yo me siento en casa entre ustedes. Gracias. Porque uno puede ir a hacer una visita y escuchar, todo educado, todo con protocolo, pero no hay calor», habría dicho el Papa argentino, según indicó el blog “Il Sismografo”. «Pero solo me falta una cosa: que Mariana no me haya dado un mate», bromeó. Poco después, el Papa se encontraba ya mateando. Bergoglio también respondió a las preguntas de los refugiados. Sobre el tema del sufrimiento dijo: «cuando pienso en mi historia, veo muchas cosas hermosas y muchas cosas feas». «“No –prosiguió en un coloquio imaginario–, el Papa no tiene sufrimientos”. ¿El Papa tiene sufrimientos o no? ¿Sí o no? Todos tenemos, ¿eh?, todos. El Papa es un hombre, un hombre cualquiera y tiene sus sufrimientos, pero también cosas hermosas».


    Rome Reports, 20-Ene-2014.



    STAT VERITAS

  14. #494
    Avatar de Montealegre
    Montealegre está desconectado Miembro Respetado
    Fecha de ingreso
    31 dic, 13
    Ubicación
    Civdad de los Reyes, Reynos del Perv
    Mensajes
    464
    Post Thanks / Like

    Re: Habemus Papam - Francisco I

    Benedicto XVI: ‘Mi tarea es sostener pontificado de Francisco con oración’

    Lunes 10 de febrero del 2014 | 14:39
    Papa emérito aseguró en una carta enviada al teólogo progresista Hans Küng que mantiene “una amistad de corazón” con su sucesor.



    Benedicto XVI: ‘Mi tarea es sostener pontificado de Francisco con oración’. (AFP)



    El papa emérito Benedicto XVI confesó en una carta escrita al teólogo progresista suizo Hans Küng que su “única y última tarea es sostener con la oración el pontificado de Francisco”, con el que comparte, dijo, “una gran identidad de puntos de vista”.
    Küng —una de las figuras más progresistas de la Iglesia católica, que fue colega del entonces profesor Joseph Ratzinger en la Universidad alemana de Tubinga y uno de los mayores críticos del pontificado de Benedicto XVI— mostró este lunes al diario La Repubblica la carta que recibió del pontífice emérito, con fecha del día 24.
    “Me escribió, a mí, eterno rebelde, una misiva afectuosa en la que se compromete a apoyar a Francisco,con la esperanza de que tenga éxito”, aseguró el teólogo en una entrevista con el diario italiano.
    En la carta, con sello y encabezado que reza “Pontifex emeritus Benedictus XVI”, el papa emérito, que el 11 de febrero de 2013 sorprendió al mundo al renunciar al pontificado, aseguró también que mantiene “una amistad de corazón” con su sucesor, Francisco.
    “Son palabras bellas”, dijo el sacerdote y teólogo suizo, señalando que “lo convence” la posición de Benedicto XVI, a quien criticó por años por sus posiciones conservadoras en materia de moral.
    Desde el anuncio de la dimisión de Benedicto XVI, Küng ha instado a la Iglesia a aprovechar la histórica oportunidad de cambio que se le ha presentado.


    http://peru21.pe/mundo/benedicto-xvi...racion-2169486
    Última edición por Montealegre; 11/02/2014 a las 02:26

  15. #495
    Avatar de Montealegre
    Montealegre está desconectado Miembro Respetado
    Fecha de ingreso
    31 dic, 13
    Ubicación
    Civdad de los Reyes, Reynos del Perv
    Mensajes
    464
    Post Thanks / Like

    Re: Habemus Papam - Francisco I

    Y esto no me sorprende nada:

    Católicos apoyan al papa Francisco, pero están divididos sobre doctrina

    Domingo 09 de febrero del 2014 | 13:12
    El 87% cree que pontífice está haciendo un buen o excelente trabajo, pero otro 78% está a favor del uso de métodos anticonceptivos, según sondeo global.




    Católicos apoyan al papa Francisco, pero están divididos sobre doctrina de la Iglesia. (AP)



    Los católicos creen que el papa Francisco está realizando una buena tarea, pero muchos discrepan con la doctrina de la Iglesia sobre temas candentes, especialmente el uso de anticonceptivos, según un sondeo global difundido este domingo.
    La encuesta de la red hispanoparlante Univisión, con sede en Estados Unidos, fue realizada en 12 países y concluyó que entre los que apoyan la doctrina de la iglesia predominan los hombres y mujeres casados de más de 55 años, que concurren frecuentemente a misa y viven en áreas rurales.
    Para el resto de los perfiles, las opiniones sobre temas como el matrimonio homosexual, el aborto, el divorcio y el sacerdocio de las mujeres varía según la región, la edad y el ingreso.
    Según el sondeo, 87% de los católicos cree que Francisco está haciendo un buen o excelente trabajo, cuando en marzo se cumple el primer año de su papado.
    Sin embargo, el 78% de los consultados está a favor del uso de métodos anticonceptivos, lo que va en contra de la doctrina de la Iglesia católica.
    Sobre otros temas, existen marcadas diferencias entre los católicos de diferentes regiones: por ejemplo, 80% de los católicos africanos y 76% de los filipinos apoyan la prohibición de que las mujeres se ordenen sacerdotes, una postura que solo comparte el 30% de los católicos europeos y 36% de los estadounidenses.
    El tema más controvertido resultó el del matrimonio homosexual: la oposición de la Iglesia a ese tipo de casamientos es compartida por el 99% de los católicos africanos, contra el 40% de los estadounidenses.
    “En promedio, 5% más de mujeres que hombres, 18% más de jóvenes que personas mayores y 10% más de personas con ingresos altos y medios altos que bajos están a favor del matrimonio entre personas del mismo sexo”, aseguran los autores del sondeo.
    Los católicos españoles —que durante siglos apoyaron la doctrina de la Iglesia— están entre los más liberales, junto a los franceses, mientras que los africanos y filipinos están entre los más conservadores.
    El sondeo, realizado por Bendixen & Amandi Internacional para Univisión, consultó a 12,036 católicos en Argentina, Brasil, Colombia, República Democrática del Congo, Francia, Italia, México, Filipinas, Polonia, España, Uganda y EEUU.

    Estos países representan al 61% de los 1,200 millones de católicos que hay en el mundo. El margen de error del sondeo es de 0.9 punto porcentual.
    http://peru21.pe/mundo/catolicos-apo...?href=cat7pos2
    Última edición por Montealegre; 11/02/2014 a las 02:29

  16. #496
    Avatar de Erasmus
    Erasmus está desconectado Socio vitalicio
    Fecha de ingreso
    03 ene, 06
    Ubicación
    Buenos Aires
    Mensajes
    4,184
    Post Thanks / Like

    Re: Habemus Papam - Francisco I



    La reunión El Papa, junto al actor Steve Coogan y Philomena Lee./EFE



    El Papa y un encuentro especial

    Philomena Lee, cuyo hijito fue vendido en adopción por unas monjas en 1955, se reunió con el Papa Francisco en Roma.


    Por The Guardian


    Philomena Lee, la mujer en la que se basa la película Philomena -que se estrena el jueves en la Argentina-, fue recibida por el Papa. Su hijito había sido vendido en adopción por unas monjas en 1955.


    Philomena Lee (80) estuvo acompañada para la ocasión por su hija, Jane Libbteron, y por Steve Coogan, la estrella, coguionista y productor de Philomena, la película de Stephen Frears basada en su historia, nominada a cuatro Oscar (filme, actriz, guión adaptado y música). El grupo que se reunió con el Pontífice viajó en representación de The Philomena Project, campaña que pide al gobierno irlandés la promulgación de una ley que abra los archivos de adopción y permita la reunión de las madres separadas de sus hijos como resultado de adopciones forzosas.


    El grupo asistió a una misa en la Plaza San Pedro con anterioridad a la audiencia con el Papa. Este miércoles se proyectó la película en el Vaticano. La reunión tuvo lugar un día después que un vocero del Vaticano desestimó los rumores sobre la audiencia. “El Santo Padre no mira películas y no va a ver ésta. Es importante también evitar usar al Papa para estrategias de marketing”, afirmó el Padre (Federico) Lombardi (vocero de la Santa Sede).


    En las declaraciones que hizo luego del encuentro con Francisco, Philomena comentó: “Me siento honrada y encantada de haber estado hoy con el Papa Francisco. Tal como muestra la película, siempre tuve mucha fe en la Iglesia y en la buena voluntad para enderezar los errores del pasado. Espero y creo que su Santidad el Papa Francisco se va a sumar en la lucha para ayudar a las miles de madres y niños que necesitan poner un cierre a sus propias historias”.


    (Si no quiere saber parte fundamental de la película, no lea este párrafo) El hijo de Lee, Anthony, tenía tres años cuando fue vendido para adopción en los Estados Unidos por las monjas de un hogar de Irlanda para madres y bebés. Tanto la madre como el hijo se buscaron el uno al otro, pero las monjas que organizaron la adopción trataron de impedir el encuentro.


    Con la ayuda del periodista Martin Sixsmith, que escribió un libro sobre el caso, Philomena realizó la búsqueda, mucho después, de su hijo.


    Coogan adquirió los derechos del libro de Sixsmith, The Lost Child of Philomena Lee (El hijo perdido de Philomena Lee), y luego se convirtió en filme, con Judi Dench como Philomena y Coogan como Sixsmith.


    A pesar de que Philomena ve todo lo ocurrido como un tributo a la fe, hubo una polémica surgida por cómo muestra el filme a las hermanas que vendieron al hijo de Philomena. “Nos parece que esta película, si bien no es un documental, no cuenta toda la verdad y es engañosa en muchos sentidos” aseguró la hermana Julie Rose del Sagrado Corazón de Jesús y María en Roscrea, condado de Tipperary (Irlanda), en donde estaban Philomena y Anthony.


    El sitio protectthepope denuncia que Coogan “mancha engañosamente” el nombre de la hermana Hildegard McNulty, que fue, según sugiere la película, la principal culpable de la separación de madre e hijo.


    Philomena ha recibido cálidos mensajes en casi todo el mundo, si bien una persona, Kyle Smith, escribió un comentario adverso en el New York Post, en el que cataloga a Philomena como una “boba”. Philomena le respondió con una carta abierta en la que defiende la película y aventura que el hecho de que ella haya conservado su fe es como un testamento para el catolicismo. Y concluye: “De la misma forma como perdoné a la Iglesia por lo que pasó con mi hijo, lo disculpo por no tomarse el tiempo para comprender mi historia”.


    Traducción: Silvia Simonetti
    FUENTE



    Imperium Hispaniae

    "En el imperio se ofrece y se comparte cultura, conocimiento y espiritualidad. En el imperialismo solo sometimiento y dominio económico-militar. Defendemos el IMPERIO, nos alejamos de todos los IMPERIALISMOS."







  17. #497
    jasarhez está desconectado Proscrito
    Fecha de ingreso
    18 mar, 12
    Ubicación
    España
    Mensajes
    3,123
    Post Thanks / Like

    Re: Habemus Papam - Francisco I

    Cita Iniciado por Hyeronimus Ver mensaje
    ...Bergoglio reveló a un grupo de refugiados que él también sufre y los invitó a compartir los sufrimientos y la fe, «los que son cristianos, con la Biblia, y los que son musulmanes, con el Corán», porque «uno solo es Dios: el mismo».
    Este papa es patético. A ver, que nos explique alguien cómo se pueden conjugar las enseñanzas católicas con lo que dice el corán. Son innumerables los ejemplos... pero voy a transcribir uno solo del que ya he hecho mención en otros hilos. En la sura cuarta, y más concretamente en la aleya 171, el corán dice expresamente:


    Sura النساء - (An-Nisâ)

    يَا أَهْلَ الْكِتَابِ لَا تَغْلُوا فِي دِينِكُمْ وَلَا تَقُولُوا عَلَى اللَّهِ إِلَّا الْحَقَّ ۚ إِنَّمَا الْمَسِيحُ عِيسَى ابْنُ مَرْيَمَ رَسُولُ اللَّهِ وَكَلِمَتُهُ أَلْقَاهَا إِلَىٰ مَرْيَمَ وَرُوحٌ مِنْهُ ۖ فَآمِنُوا بِاللَّهِ وَرُسُلِهِ ۖ وَلَا تَقُولُوا ثَلَاثَةٌ ۚ انْتَهُوا خَيْرًا لَكُمْ ۚ إِنَّمَا اللَّهُ إِلَٰهٌ وَاحِدٌ ۖ سُبْحَانَهُ أَنْ يَكُونَ لَهُ وَلَدٌ ۘ لَهُ مَا فِي السَّمَاوَاتِ وَمَا فِي الْأَرْضِ ۗ وَكَفَىٰ بِاللَّهِ وَكِيلًا (Sura 4: Aleya 171)

    __________________
    TRADUCCIÓN: "¡Gentes de la Escritura! ¡No exageréis en vuestra religión! ¡No digáis de Alá sino la verdad: que el Ungido, Jesús, hijo de María, es solamente el enviado de Alá y Su Palabra, que Él ha comunicado a María, y un espíritu que procede de Él! ¡Creed, pues, en Alá y en Sus enviados! ¡No digáis ‘Tres'! ¡Basta ya, será mejor para vosotros! Alá es sólo un Dios Uno. ¡Gloria a Él! Tener un hijo...Suyo es lo que está en los cielos y en la tierra... ¡Alá basta como protector!".

    An_nisaa
    ¿Cómo puede decir un Papa que «los que son cristianos, con la Biblia, y los que son musulmanes, con el Corán, porque uno solo es Dios: el mismo»?. Si la Iglesia católica ahora enseña que el dios del corán y el del cristianismo es el mismo, entonces, dos mil años de historia cristiana están equivocadas, y todos nuestros santos y mártires habrían de ser considerados heréticos... O va a ser mejor aceptar de una vez por todas, con total seguridad y sin fisuras, que la actual iglesia postconciliar es cada día más herética, y que desde el Vaticano solamente se pretende hoy en día empujar a las gentes al error. Y es que, o es blanco o es negro... A mi no me valen las medias tintas, coleguita Francisco. Ni tampoco me satisfacen demasiado las explicaciones rebuscadas. ¡¡Aclarémosnos de una puñetera vez y quítate la careta!!.

    Muchos católicos murieron por afirmar que Jesucristo ES DIOS. ¿Qué vas a hacer ahora con ellos?, ¿afirmar también que murieron mártires, por ser quizás... «demasiado rígidos»?, ¿tildarlos de 'intolerantes' o de 'sectarios'?. A ver, Francisco... Francisquillo.... ¿Jesucristo para ti es Dios o es solamente un enviado divino?. ¿Tu también piensas que los cristianos hemos estado 'exagerando' durante dos mil años (o hayamos sido, quizás, 'demasiado rígidos') tal y como el corán afirma?. ¡Ay...! Francisco, Francisquillo... ¡mejor habla solo de política!.

    __________
    ¿Pero cuando se van a enterar en el Vaticano de que el islam y el cristianismo son absolutamente incompatibles, principalmente por la existencia de Jesucristo, Dios y Hombre Verdadero, y no porque las mujeres lleven o no lleven velos?. Podemos seguir jugando al ecumenismo progresista todo el tiempo que queramos... Luego nos quejaremos de que, al menos por el momento, parezca que los musulmanes nos estén ganando la partida. ¿A cuántos imanes habéis oído decir que Alá y el Dios del cristianismo católico son el mismo?. Al primero que dijera eso, con toda la razón... le cortarían la cabeza.


    Un saludo para todos, menos para el papa Francisco.
    Última edición por jasarhez; 11/02/2014 a las 13:30
    Montealegre dio el Víctor.

  18. #498
    Avatar de Montealegre
    Montealegre está desconectado Miembro Respetado
    Fecha de ingreso
    31 dic, 13
    Ubicación
    Civdad de los Reyes, Reynos del Perv
    Mensajes
    464
    Post Thanks / Like

    Re: Habemus Papam - Francisco I

    ¿Qué hacemos con Francisco?

    Otro interesante aporte de Tollers:

    Estimado Wanderer:


    Aquí una impaciente traducción del último post de Louie Verrechio, un autor americano que tiene un blog harto interesante. Por supuesto que no comparto todas y cada una de las cosas que dice aquí, pero me parece muy de notar que no se trata de un "tradi" común, ni mucho menos un neo-con. Es un tipo que ha querido explicar Vaticano II con especial empeño en reconciliar los textos de aquel malhadado concilio, con el magisterio de siempre. Es fundador de la Catholic News Agency y su currículum aparece acá:
    Es gracioso, pero su blog se llama "Cosechando los frutos del Concilio Vaticano II" y la cosa es que uno de esos frutos es, sin duda, el Papa Francisco.
    El otro, es él mismo, je.
    El texto original en inglés se encuentra acá:


    ¿Cómo se resuelve un problema como Francisco?
    por Louie Verrechio



    Hay una razón para referirse a la vida en la Iglesia Militante como a la de quienes están "gimiendo y llorando en este valle de lágrimas". Nunca nadie dijo que la cosa sería fácil.
    Y aunque siempre ha sido así, me parece bastante claro que a los hijos de la Iglesia en los días que corren les toca vivir tiempos asombrosamente difíciles.
    Muchas de las razones ocultas para que la presente situación de la Iglesia se muestre tan difícil tiene que ver con sucedidos del pasado; cosas que han sido dichas y hechas y que no se pueden, hablando en plata, borrarse; sino sólo condenadas y corregidas por un futuro Pontífice, y eso siempre y cuando el Señor en su indulgencia quisiera proveernos con un pastor así.
    Pero me interesa enfocarme en el aquí y el ahora, en esas cosas que las futuras generaciones de católicos contemplarán retrospectivamente, cosas que ellos verán como del pasado y que sirvieron para acelerar la crisis; y de entre todas ellas, ninguna más urgente que el comportamiento de quien es hoy Obispo de Roma.
    "El que no amontona conmigo, desparrama." (Mt. 12:30).
    Teniendo presente esto, los católicos de los días que corren se encuentran frente a un serio dilema: para tomar prestada una frase que aparece en "La novicia rebelde": cómo resolvemos un problema como Francisco, un papa que cualquier persona razonable no puede sino comprobar cómo desparrama, de palabra y de hecho, con impresionante frecuencia.
    Seguro, alguno se apresurará a indicar la inmensa popularidad del papa como evidencia de que no, de que lo contrario es el caso. Después de todo, no por nada fue elegido como el Hombre del Año en la revista "Time".
    Con todo, lo que los apologistas del papa no alcanzan a ver, es que el mundo admira tanto al Papa Francisco precisamente porque él no amontona, porque justamente no conduce a las ovejas perdidas al único redil verdadero, la Iglesia Católica.
    En otras palabras, si bien es probable que la gente que de otro modo ignoraría la voz del papa y que ahora lo escuchan, habría que ver qué cosa escuchan.
    Desde que ascendió a la Cátedra de San Pedro, el Papa Francisco no sólo ha hecho mucho para confirmar a los que están fuera de la Iglesia en su error, sino que además los ha alentado activamente para que permanezcan exactamente allí donde están.
    Sólo en el curso de la semana pasada, el Santo Padre se dirigió a los fieles católicos diciendo que "Dialogar no equivale a renunciar a nuestras propias ideas y tradiciones, sino que consiste en renunciar a la pretensión de que sólo ellas son válidas y absolutas".
    Cualquier persona que se sepa su catequesis reconocerá inmediatamente la contradicción en la frase, puesto que el que se aleja o se mantiene a distancia de la realidad de la Iglesia Católica como única custodia de las verdades religiosas absolutas, es precisamente porque ya ha renunciado a la Fe.
    Y unos pocos días antes, el Papa Francisco suministró ante el mundo un ejemplo asombroso de qué cosa es desparramar a las ovejas, cuando le pareció apropiado alentar a los musulmanes para que se mantengan fieles al Corán y a su "fe" islámica, asegurándoles que, procediendo de ese modo les ayudará a superar las dificultades de la vida.
    En cualquier tiempo moderadamente sensato, semejante afirmación habría suscitado la indignación de parte de los que se llaman católicos; y sin embargo, aparte de un manojo de comentadores, la sentencia pasó sin que nadie la mentara siquiera.
    Ahora, que no se mencionara no significa que pasara desapercibida.
    No tengo dudas de que un buen número de obispos (e incluso de cardenales) se han quedado mudos de horror ante el constante fluir de ofensas contra Nuestro Señor que se propalan desde Roma a partir del papado de Jorge Bergoglio.

    Y seguramente se preguntarán, aunque más no sea en callada oración, ¿cómo resolvemos un problema como el de Francisco?
    Y en verdad, ¿cómo nos pondremos del lado de Nuestro Bendito Señor en este momento en el que su vicario, con las llaves del Reino en una mano, tan a menudo desparrama con la otra?
    En circunstancias normales, estar del lado de Cristo y de su Santa Iglesia Católica implicaría defender al papa frente a sus detractores; ahora, sin embargo, demasiadas son las veces en que implica convertirse uno en detractor de la retórica papal con miras a defender el magisterio católico.
    El problema se extiende tanto al punto de que abarca la Exhortación Apostólica "Envangelii Gaudium", un mamotreto de 50.000 palabras, la mayor parte del cual se parece más al diario personal de un protestante trabajando en una O.N.G. por la paz, que no un documento emanado del Soberano Pontífice.
    Esta exhortación se halla a tal punto desprovista de sustancia católica que el Cardenal Burke afirmó públicamente que ni siquiera puede considerarse como parte del magisterio papal, confesando por fin que "ni siquiera he podido establecer exactamente cómo describir semejante documento".
    Y no es tampoco que aquí estemos hablando de cuestiones de estilo; sino que nos referimos a afirmaciones que se dan de lleno contra la misión de la Iglesia, como la desconcertante sugerencia que los paganos, gente que no cuenta con el beneficio del bautismo, están bajo la influencia de las operaciones de la gracia santificante (cf. EG 254).
    De manera que pregunto nuevamente, ¿cómo resolvemos un problema como Francisco?
    Y lo primero que debemos reconocer es que nosotros no podemos resolver un problema como Francisco, un papa cuyas palabras y gestos demasiadas veces reflejan la peste que se apoderó con saña del Cuerpo de Cristo hace cosa de cincuenta años atrás; el mismo cáncer que aflojó un tanto durante un breve período bajo el pontificado anterior, pero que ahora avanza con más fuerza que nunca.
    Últimamente, sólo el mismísimo Médico Divino puede resolver este problema.
    Y con todo, uno también comprende que quedarse quieto en el mientras, sin hacer nada, tampoco es la solución, de manera que el dilema permanece intacto, haciendo que nos preguntemos cuál será la mejor manera de reaccionar.
    ¿Acaso se puede afirmar seriamente que nosotros recogemos con Cristo mientras permanecemos en silencio ante las ofensas que se acumulan contra Él? ¿Y por ventura la respuesta cambia si resulta que el que ofende es el mismísimo Vicario de Cristo? ¿Es posible refutar las palabras y los hechos del papa en defensa de Nuestro Señor sin parecer que estamos atacando a la persona del sucesor de Pedro?
    Lo he dicho ya, estos son tiempos asombrosamente difíciles, de modo que no hay por qué esperar respuestas sencillas.
    Como uno que trabaja en medios católicos, aferrarme a la política de un "reverente silencio" frente a lo que claramente contradice el magisterio católico, especialmente cuando procede del papa, para mi gusto se acerca demasiado a volverse cómplice de los que desparraman. Obviamente, hay quienes no están de acuerdo conmigo.
    ¿No será que a veces, en circunstancias como estas, resulta harto difícil defender la Fe con la prudencia necesaria?
    Por cierto, doy por descontado que probablemente erre el viscachazo más a menudo de lo que me doy cuenta, pero a fin de cuentas o uno está con el Señor, o está contra Él; aquí no hay neutralidad posible. Preferiría cruzar la línea para ponerme al lado del Señor, antes de hacerme el tonto mientras su gente es engañada por su Vicario.
    Ahora, habiendo dicho todo esto, hay un par de rasgos que deberían caracterizar a todos los que se esfuerzan por hacer frente a los desafíos de la hora.
    En primer lugar, debemos rectificar la intención a menudo, examinando nuestras razones, asegurándonos de que el deseo dominante al confrontar estas ofensas sea porque han sidocometidas contra Nuestro Señor y no movidos por defendernos a nosotros mismos, quizás por las tribulaciones que nos tocan en suerte a resultas de todo esto.
    En segundo lugar, mantenernos firmes en esta convicción, de que está bien que experimentemos pena y dolor al saber que Nuestro Señor está siendo injustamente privado de su honor, de tal modo que hemos de ofrecer actos de reparación, juntando aquel sufrimiento a su cruz, sabiendo que al actuar así, a lo mejor contribuimos a la redención del Cuerpo de Cristo.
    En tercer lugar, hemos de concentrarnos en las realidades objetivas; no en juicios subjetivos. Esto es, lo que nos importa es si este o aquel otro hecho objetivamente está fundado en la verdad: no estamos llamados a juzgar a quien así actúa delante de Dios.

    Por último, hemos de rezar y ayunar por el papa, pidiendo al Señor le otorgue la gracia necesaria para servir a la Iglesia de conformidad con su Voluntad en todas las cosas.
    The Wanderer: &#191;Qué hacemos con Francisco?

  19. #499
    Avatar de Hyeronimus
    Hyeronimus está desconectado Miembro Respetado
    Fecha de ingreso
    16 ene, 07
    Mensajes
    19,411
    Post Thanks / Like

    Re: Habemus Papam - Francisco I

    A un año de la tragedia


    En el aniversario de la trágica renuncia de Benedicto XVI, reasumo todo lo opinado en su momento, aquel fatídico día. Ha pasado un año y las consecuencias son/han sido mucho peores que lo que entonces temíamos. Si Benedicto marcó un compás de esperanza y regeneración, al fin consumó su pontificado de forma impropia, dejando expuesto el futuro de la Iglesia a los hechos que se sucedieron a causa de su patética renuncia. Con todas las puntualizaciones, incluso críticas, que le hicimos en ExOrbe, el suyo fue un pontificado digno, señalado por el motu proprio Summorum Pontificum, un verdadero hito en el desastroso panorama post-conciliar, motivo de perspectivas restauradoras que a la postre se vieron abocadas a punto muerto por la traumática decisión del abandono de la Santa Sede. Una desgraciada efemérides.

    Esto es parte de lo que publicamos entonces aquí, en Ex Orbe:

    Sin embargo, como hace un año, la voz del catolicismo políticamente correcto repite a coro los tópicos que se acuñaron ad casum, ponderando la 'valentía'(?) de la decisión, su responsable(?) oportunidad(?), independencia(?) y premeditada determinación (?). Todos y cada uno de estos asertos me parecen discutibles y sujetos a una duda razonable, por como se plantearon y desenvolvieron las circunstancias previas y posteriores a la renuncia.

    Lo que sí reconozco ser verdad es otra de las proclamas tópicas que las más conspícuas voces católicas, oficiales y oficiosas, repiten también a coro, como si estuviera ensayado: Que la renuncia de Benedicto supuso/supone el fin de una época y la apertura de otra nueva. La diferencias es que esos lo dicen con el ya acostumbrado timbre de entusiasmo, mientras yo lo comento con el punto y subrayado de alarma que en verdad merece: Todo ha cambiado y va a seguir cambiando, en un momento de agitación exterior e interior en el que, precisamente, la Iglesia Católica necesita estabilidad y firmeza, si no en el ad extra imprevisible sí, por lo menos, en el ad intra que debería estar celosamente ordenado por nuestra Jerarquía, misión que le compete muy gravemente.

    Por contra, en este año transcurrido, todo se ha desenvuelto en la liviandad del aplauso y la anécdota diaria. Los documentos se han vuelto portadas de revista y titulares de prensa. La doctrina de la Sede se ha trocado en charla de micrófono y sermoncillo de ambón parroquial. Hasta hemos visto publicada una encíclica anterior con firma extrapolada y hemos leído, con perplejo estupor, una exhortación apostólica indefinible por extraña, en forma y fondo.

    Tantas veces hemos recordado el pasaje de Lc 22, 31ss. apoyándonos en la profecía del Señor y esperando que después de la agitación diabólica el sucesor de Pedro acometiera la urgentemente necesaria confirmación de los fieles y consolidación de la Iglesia entera. Pero ahora tenemos la impresión de haber pasado a otro tremendo tiempo de convulsión, como cuando lanzan en alto el trigo pasándolo de una zaranda a otra.

    Sin duda, la criba va a ser intensa y quedará un trigo limpio, muy limpio. Lo que no sé pronosticar es cuánto trigo quedará.

    Oremus!

    +T.

    EX ORBE

  20. #500
    Avatar de Hyeronimus
    Hyeronimus está desconectado Miembro Respetado
    Fecha de ingreso
    16 ene, 07
    Mensajes
    19,411
    Post Thanks / Like

    Re: Habemus Papam - Francisco I

    Libros antiguos y de colección en IberLibro
    Triste Aniversario

    Fray Gerundio

    Con la misma superficialidad e irresponsabilidad con que se acogió e interpretó la dramática noticia y en la línea marcada ya por todos los manipuladores y creadores de opinión mundial, conmemoramos el triste aniversario de la renuncia de Benedicto XVI al pontificado. Aquél funesto día 11 de febrero del pasado año, se derrumbó una parte del edificio que todavía quedaba en pie, a pesar de que ya las ruinas estaban acumuladas desde muchos años antes. El pueblo cristiano se sintió huérfano al escuchar atónito al primer papa de la historia –digan lo que quieran los historiadores hermenéuticos al uso-, que tira la toalla, que abandona sus graves responsabilidades y renuncia a seguir guiando el rebaño a él encomendado. Sólo Dios conoce los pensamientos y los secretos últimos de los corazones, es verdad; pero a la vista de los acontecimientos, y sin saber todavía lo que nos esperaba, muchos dijimos ya en aquel aciago día que algo estaba sucediendo entre bambalinas, perfectamente programado por los directores de la obra escénica. Sean cuales fueran, el Príncipe de este Mundo se constituía en Mentor y Patrono de lo que habría de venir. No me cabe la menor duda, independientemente de los casuales rayos que pudieran caer por aquí o por allá. Y elegir el día de la Virgen de Lourdes para tal representación, añadía todavía más gravedad al tema: dos veces desde entonces, ha quedado completamente anegada la gruta de Lourdes, como en una especie de protesta sencilla, pero anunciadora del desastre.


    Me he referido a la superficialidad e irreponsabilidad de muchos, que acogieron la nueva elección con una euforia desmedida desde la filas católicas; al tiempo que desde los asientos anticatólicos, ateos, escépticos y por supuesto los claramente heréticos y blasfemos, se enorgullecían de la noticia y cantaba loas a la Nueva Era que llegaba, cerrando para siempre una etapa oscura e inquisitorial. Los cardenales electores, bien apiñados antes y después en torno a la perversa situación, iban en la cabeza de la manifestación y del alboroto entusiasta, al tiempo que se diluían entre la multitud de corifeos aduladores, tanto del Recién Elegido, como de esa parte del Mundo Blasfemo que lo aclamaba. Ni uno sólo de estos cardenales ha salido al paso de la tremenda situación. Ni siquiera un San Atanasio que -sin abandonar la Iglesia-, hubiera dado ejemplo de gallardía y nobleza.
    Las anécdotas de cambios menores, clamorosamente aireadas por los medios, no eran sino la cáscara de los auténticos cambios que se avecinaban. Cambios en los modos y maneras –jubilosa e irreflexivamente aceptados-, anunciaban cambios en el fondo, presentados con la etiqueta de la comprensión hacia los que sufren, misericordia divina para todos sin conversión previa, redención de todos sin distinciones y en definitiva una serie de gestos y mensajes implícitos a todo el mundo no católico, a la par que otra serie de mensajes mucho más explícitos de dureza y excesiva severidad, para con los pocos sacerdotes y fieles que denunciaban tales cambios.
    La doctrina de la Iglesia, después de este año, ha quedado herida de muerte. Lo estaba ya en la práctica. Los católicos llevaban tiempo permitiéndose opinar y vivir conforme a las exigencias del mundo. Muchos de ellos, con sus Pastores a la cabeza – alemanes y no alemanes-, ya vivían fuera de las normas más elementales del dogma y la moral católicos. Pero todavía quedaba -como un leve punto de referencia-, la mirada hacia Roma. Los hijos pervertidos, temían que su padre les amonestara y les recordara el texto de la doctrina. Ahora, es el padre quien anima a los hijos a pervertirse. No se puede interpretar de otro modo, las continuas llamadas a comprender a los que cometen los pecados más graves denunciados y castigados por Dios en la Sagrada Biblia, mientras no se dice una palabra acerca de la gravedad de los mismos. A comprender a los homosexuales, los divorciados, los blasfemos, los ateos, los que no tienen fe, los que pisotean los dogmas eternos de la Santa Iglesia… en tanto no se dice una sola palabra sobre los pecados en cuestión.
    El Pontificado se ha vaciado de contenido, de prestigio (todavía más), de estilo, de clase, de pose, de autoridad en definitiva. Uno más entre la muchedumbre, podría haber sido el lema del escudo, superado ya el clásico Servus servorum Dei, que ahora se interpreta en clave ramplonamente marxista.
    Pero insisto en que todo esto no es más que un nuevo capítulo del guión. Y me importa un bledo lo que puedan pensar mis novicios, también entusiasmados y claramente manipulados. El guión empezó a escribirse hace mucho. No han faltado quienes lo denunciaran a su tiempo, entonces y ahora. Pero el guión sigue. El dimitido Benedicto XVI, ya decía hace 40 años lo que iba a suceder. Los tontorrones y malvados de turno (que coinciden casi siempre), lo interpretan en clave profética. Yo lo interpreto en clave programática. No es profeta quien dice a sus oyentes: si hacemos las cosas de este modo, va a pasar esto, y esto, y esto. Y se pone a la cabeza de los actores (aunque eso sí, con la prudencia y la precaución debidas). Todo estaba programado en general, con añadidos programáticos al hilo de la actualidad. El Gran Teatro del Mundo, cada uno con su papel específico, puesto en marcha para destruir lo que quedaba de la Iglesia. Incluso el papel de Pontífice Emérito, al que el Papa Francisco llamaba estos días Su Santidad Benedicto XVI. Malicia sobre malicia.
    Si todo esto ha pasado en el corto plazo de un año, veremos lo que nos espera a lo largo del año venidero. Los estragos acumulativos son siempre exponenciales, porque destruir es más sencillo que edificar. Vamos a ver lo que organizan los nuevos gestores nombrados para ayudar al Papa, quien a pesar de tantas declaraciones en contra de la autoridad que representa, tiene ahora más Autoridad Destructiva que nunca, bajo capa de permisividad, pobreza y humildad.
    No me gusta ser agorero, ni futurista, ni alarmista, pero debemos pedir a Dios la ayuda de su gracia para mantenernos fieles ante las siguientes fases de destrucción que se avecinan. Me gusta recordar la llamada que hacía San Pedro a la conversión (palabra olvidada o maliciosamente interpretada en nuestros días):
    No tarda el Señor en cumplir su promesa, como algunos piensan; más bien tiene paciencia con vosotros, porque no quiere que nadie se pierda, sino que todos se conviertan. Pero como un ladrón llegará el día del Señor. Entonces los cielos se desharán con estrépito, los elementos se disolverán abrasados, y lo mismo la tierra con lo que hay en ella. Si todas estas cosas se van a destruir de este modo, ¡cuánto más debéis llevar vosotros una conducta santa y piadosa, mientras aguardáis y apresuráis la venida del día de Dios, cuando los cielos se disuelvan ardiendo y los elementos se derritan abrasados! (2 Ped. 3, 9-12)
    Claro que algunos piensan que la conducta santa y piadosa a la que se refiere San Pedro es la comprensión con el pecado, el olvido de la ascesis y el compadreo con las religiones falsas. Es que san Pedro, sin saberlo, era pelagiano.

    Que Dios nos ayude.

    Triste Aniversario | Tradición Digital

Información de tema

Usuarios viendo este tema

Actualmente hay 2 usuarios viendo este tema. (0 miembros y 2 visitantes)

Temas similares

  1. Francisco Elías de Tejada
    Por Hyeronimus en el foro Italiano
    Respuestas: 1
    Último mensaje: 04/02/2018, 21:55
  2. Inquisición arquitectónica habemus (habremus???)
    Por Hyeronimus en el foro Cultura general
    Respuestas: 18
    Último mensaje: 27/03/2012, 03:58
  3. Testamento Francisco Franco.
    Por TerciodeSarmiento en el foro Historiografía y Bibliografía
    Respuestas: 3
    Último mensaje: 14/05/2009, 01:59
  4. Francisco Hernández
    Por Hyeronimus en el foro Hispanoamérica
    Respuestas: 0
    Último mensaje: 27/11/2007, 02:45
  5. ¡¡Ilustrísimo forero habemus!!
    Por Juan del Águila en el foro Tertúlia
    Respuestas: 18
    Último mensaje: 24/07/2006, 11:07

Permisos de publicación

  • No puedes crear nuevos temas
  • No puedes responder temas
  • No puedes subir archivos adjuntos
  • No puedes editar tus mensajes
  •