Búsqueda avanzada de temas en el foro

Página 3 de 4 PrimerPrimer 1234 ÚltimoÚltimo
Resultados 41 al 60 de 79

Tema: Necesito ayuda. (Leyenda negra)

  1. #41
    Avatar de Hyeronimus
    Hyeronimus está desconectado Miembro Respetado
    Fecha de ingreso
    16 ene, 07
    Mensajes
    19,799
    Post Thanks / Like

    Respuesta: Necesito ayuda. (Leyenda negra)

    Trail Dust: Whitman had high praise for Hispanics

    Related

    Click for more photos

    Courtesy of Marc Simmons
    Photo: A portrait of poet Walt Whitman from the first edition of his Leaves of Grass in 1855. Whitman was asked to deliver a speech in Santa Fe in 1883 as part of the city’s supposed 333rd anniversary.
    More on this site




    Advertisement

    Marc Simmons | The New Mexican
    9/5/2008 - 9/6/08
    On Aug. 5, 1883, the Philadelphia Press ran this brief announcement in its pages: "Our friends at Santa Fe, New Mexico, have just finished their long drawn out anniversary of the 333rd year of the settlement of their city by the Spanish. The good, gray Walt Whitman was asked to write them a poem in commemoration but he was unable to accept the invitation."

    Two years ago in this column, I wrote about the grand monthlong Tertio-Millennial Exposition held in the capital. It was designed to commemorate the "supposed" 333rd anniversary of Santa Fe's founding.

    In reality, the motive for the Exposition was entirely phony, something trumped up by community leaders to lure tourists and investors from afar. Still, the event succeeded in gaining national attention and drawing large crowds.

    In the planning stage, organizers had come up with the idea of inviting Whitman, the celebrated poet, to compose a poem in honor of the historic occasion. They must have thought his name would add luster to their promotional efforts.

    At that time, Whitman was in fact among the best known literary figures in the country. Born into a Quaker family in 1819, he grew up in Brooklyn, giving little hint of his future fame.

    His Leaves of Grass (1855) was Whitman's only major book. But it went through nine editions before his death in 1892.

    In my column, I quoted from secondary sources Whitman's brief reply to the request from Santa Fe to come and deliver a poem during the Exposition. He wrote: "The invitation reached me so late that I have to decline, with sincere regret."

    However, he added, "I will say a few words off hand." And he attached an essay of six substantial paragraphs under the title, "The Spanish Element in Our Nationality."

    I'd seen reference to this item over the years but had never been able to turn up a copy. Just recently though, Tomás Jaehn, curator of collections at the Angélico Chávez History Library in Santa Fe, was able to locate one for me.

    In reading it, I was surprised to see that Whitman had mounted a defense of Spanish conduct and character. Indeed, he declared no people "show a grander historic perspective — grander in religioness and loyalty, or for patriotism, courage, decorum, gravity, and honor."

    And he went on to say that Spaniards in their history displayed no more cruelty, tyranny, or superstition than a corresponding summary of Anglo-American history. "Nay," he stated, "I think there will not be found so much."

    In concluding, Whitman made this telling remark: "As to the Spanish stock of our Southwest, it is certain to me that we do not begin to appreciate the splendor and sterling value of it."

    On the whole, the author praises Hispanic New Mexicans in their pioneering achievements. Yet, he speaks in flowery rhetoric, born of romantic sentiment, for there is nothing to suggest he had knowledge of the barest rudiments of New Mexico history.

    I have seen no evidence that the poet ever visited New Mexico or had even read much about it. His only trip out West seems to have occurred in 1879 when he crossed the Great Plains to Colorado, riding in "a luxurious palace-car, drawn by the mighty Baldwin engine," as he described it.

    On his return, he gave an interview to a St. Louis journalist extolling the beauty of the Rockies and "the untrammeled play of primitive nature" viewed from the car window. Clearly, Whitman was very much the poet and not a pioneer himself.

    Nonetheless, his essay sent to Santa Fe has merit because it was an early attack on the Black Legend, the old myth created by Spain's European enemies in the 16th century when her worldwide empire was at its height.

    It was grounded in Hispanophobia and in the popular belief that Spaniards were innately cruel and depraved. Whitman, as already noted, challenged that widespread depiction.

    So did Professor Phillip Wayne Powell in his 1971 book Tree of Hate, Propaganda and Prejudices Affecting United States Relations with the Hispanic World. With a mountain of evidence, he demolished the worn-out Leyenda Negra. Yet, traces of it linger on in our textbooks, public discourse and in conduct of foreign policy.

    Long out of print, Tree of Hate will be released in a new paperback edition by The University of New Mexico Press in October. It will continue the process of clarifying Spain's colonial record beyond Walt Whitman's modest beginning.

    I regret that the renowned poet was unable to attend the Tertio-Millennial Exposition. Had he appeared and delivered an original poem, it would now be remembered as a history-making event.

    Historian Marc Simmons is author of numerous books on New Mexico and the Southwest. His column appears Saturdays.

    Trail Dust: Whitman had high praise for Hispanics - SantaFeNewMexican.com

  2. #42
    Avatar de Hyeronimus
    Hyeronimus está desconectado Miembro Respetado
    Fecha de ingreso
    16 ene, 07
    Mensajes
    19,799
    Post Thanks / Like

    Respuesta: Necesito ayuda. (Leyenda negra)

    Spain’s Long Shadow
    The Black Legend, Off-Whiteness, and Anglo-American Empire
    María DeGuzmán



    $25.00 Paper
    ISBN: 0-8166-4528-0
    ISBN-13: 978-0-8166-4528-2
    $75.00 Cloth
    ISBN: 0-8166-4527-2
    ISBN-13: 978-0-8166-4527-5


    Reveals the dependence of American ethnic identity on Spain as an imperial alter-ego.
    England and the Netherlands, Spain’s imperial rivals of the sixteenth and seventeenth centuries, imagined Spain as a land of cruel and degenerate barbarians of la leyenda negra (the Black Legend), in league with the powers of “blackest darkness” and driven by “dark motives.” In Spain’s Long Shadow, María DeGuzmán explores how this convenient demonization made its way into American culture—and proved essential to the construction of whiteness.
    DeGuzmán’s work reaches from the late eighteenth century—in the wake of the American Revolution—to the present. Surveying a broad range of texts and images from Poe’s “William Wilson” and John Singer Sargent’s El Jaleo to Richard Wright’s “Pagan Spain” and Kathy Acker’s Don Quixote, Spain’s Long Shadow shows how the creation of Anglo-American ethnicity as specifically American has depended on the casting of Spain as a colonial alter ego. The symbolic power of Spain in the American imagination, DeGuzmán argues, is not just a legacy of that nation’s colonial presence in the Americas; it lives on as well in the “blackness” of Spain and Spaniards—in the assigning of people of Spanish origin to an “off-white” racial category that reserves the designation of white for Anglo-Americans.
    By demonstrating how the Anglo-American imagination needs Spain and Spaniards as figures of attraction and repulsion, DeGuzmán makes a compelling and illuminating case for treating Spain as the imperial alter ego of the United States. Cross-cultural and interdisciplinary, ambitious in its chronological sweep, and elegant in its interpretation of literary and visual works, DeGuzmán’s book leads us to a powerful new understanding of the nature—and history—of American ethnicity.
    Spain’s Long Shadow makes an important contribution to the study of U.S. empire at the same time that it adds a new dimension to the study of the role of race and whiteness in the construction of U.S. national identity.” —Iberoamericana
    “A provocative demonstration of how from the 18th century to the present the construction of an Anglo-American ethnic identity has depended on the proliferation of negative representations of Spain and the Spanish. Recommended.” —Choice
    “There is much food for thought in María DeGuzmán’s admirably comprehensive and learned study of race, ethnicity and the American way of life.” —Bulletin of Spanish Studies
    “DeGuzmán’s argument is compelling, and it effectively incorporates readings of Spain into contemporary U.S. literary and Chicana(o) studies.” —American Literature
    María DeGuzmán is associate professor of English and comparative literature and director of Latina/o studies at the University of North Carolina at Chapel Hill.
    416 pages | 18 halftones, 9 line art | 5 7⁄8 x 9 | 2005


    Spain’s Long Shadow

  3. #43
    Avatar de Hyeronimus
    Hyeronimus está desconectado Miembro Respetado
    Fecha de ingreso
    16 ene, 07
    Mensajes
    19,799
    Post Thanks / Like

    Respuesta: Necesito ayuda. (Leyenda negra)



    Tree of Hate: Propaganda and Prejudices Affecting United States Relations with the Hispanic World

    Philip Wayne Powell

    Introduction by Robert Himmerich y Valencia

    First published in the early 1970s, Tree of Hate is Philip Powell's exploration of "the Black Legend"—the popular myth that colonial Spain and her military and religious agents were brutal and unrelenting in their conquest of the Americas.
    "Powell seeks not merely to trace the origins of what he calls Hispanophobia but to analyze its impact on American education, textbooks, religion, and especially foreign policy. . . . The evidence easily demonstrates that English-speaking scholars and diplomats speak with a biased tongue. . . . Too many critics of Spain, to use Powell's central theme, have merely erected a 'Tree of Hate' out of ignorance or to justify their own prejudices and activities. . . . Powell's book deserves careful reading."--Journal of American History

    Philip Wayne Powell was professor of history at the University of California, Santa Barbara from 1948 to 1981. He was a founding member and first chair of the UCSB Department of History.



    6 x 9 226 pages 10 halftones

    $26.95 ( paperback ) 978-0-8263-4576-9 [Add to Cart]
    UNM Press Books

  4. #44
    Avatar de mazadelizana
    mazadelizana está desconectado Mos maiorum
    Fecha de ingreso
    02 abr, 08
    Ubicación
    Condado de Ribagorza.
    Edad
    30
    Mensajes
    1,735
    Post Thanks / Like

    Respuesta: Necesito ayuda. (Leyenda negra)

    Gracias hermano..

    "El vivir que es perdurable
    no se gana con estados
    mundanales,
    ni con vida deleitable
    en que moran los pecados
    infernales;
    mas los buenos religiosos
    gánanlo con oraciones
    y con lloros;
    los caballeros famosos,
    con trabajos y aflicciones
    contra moros".

    http://fidesibera.blogspot.com/

  5. #45
    Avatar de Valmadian
    Valmadian está desconectado Miembro tradicionalista
    Fecha de ingreso
    23 oct, 06
    Ubicación
    Buscando mi Patria, pero no la encuentro.
    Mensajes
    10,856
    Post Thanks / Like

    Respuesta: Necesito ayuda. (Leyenda negra)

    Cita Iniciado por tautalo Ver mensaje


    Este tío de la foto piensa que los indios, cuando mataban a otros indios en sus horribles sacrificios, estaban haciendo algo mejor que los españoles cuando civilizamos América. Por escribir cosas así, le dieron el Príncipe de Asturias... Podrían galardonarlo con el Toisón de Oro, de todas formas, sabiendo quién es el que los reparte... Cualquier cosa es posible.

    Mazadelizana: creo que la fuente de todas esas calumnias que tu "teacher" repite hay que buscarla en el último -y aclamado por los traidores- sujeto que vive de vomitar mentiras sobre la Nación que expulsó a sus antepasados rabínicos. Aquí tienes algo que un amigo nuestro publicó sobre el mismo, ese que creo que es la fuente de tu profesora sediciosa a la sazón llamado Tzevan Todorov:

    TODOROV, PREMIO PRÍNCIPE DE ASTURIAS DE CIENCIAS SOCIALES, UN ENEMIGO DE LA HISTORIA DE ESPAÑA

    Tzvetan Todorov fue galardonado con el Premio Príncipe de Asturias. Así informaba el ABC del 18 de junio de 2008. Yo, ni me enteré, pues me traen al fresco estas cosas. Pero me puso sobre la pista de Todorov un excelente artículo de Eduardo Arroyo, publicado en “El Semanal Digital”, y colgado en hispanismo.org. Daré el enlace del original:

    El Semanal Digital

    Así que me informé. ¿Qué méritos podría tener en su haber este personaje para recibir un premio español de tanto prestigio y tan suculento? ¿Quién era este Todorov?

    Así que me puse a buscar información. Que es lo que hay que hacer en estos casos. El ABC reproducía un pasaje del acta que le otorgaba el premio Príncipe de Asturias a este extranjero: "Sus preocupaciones intelectuales, su sabiduría y erudición, que superan fronteras y buscan puntos de encuentro y le han permitido abarcar grandes temas de nuestro tiempo, como el desarrollo de las democracias, el entendimiento entre culturas, el desarraigo, el reconocimiento del otro y el impacto de la violencia en la memoria colectiva". ¡Cuántas palabras bonitas! Como siempre, los ídolos del mundo contemporáneo brillan, dándole a todo el discurso una impronta masónica que tan de moda está. Todorov se define a sí mismo como “un hombre desplazado”; no le vamos a regatear ese título: es un auténtico desplazado -y por su aspecto, cualquiera diría que se escapó del Guetto de Varsovia-, pero por fin el "desplazado" ha encontrado una buena "plaza", ganándose el Premio Príncipe de Asturias de Ciencias Sociales. Y es que así son las cosas: se ha puesto a escribir tonterías justo en la época en que más tontos hay en el mundo; al menos, en España. Y por eso le sonríe la fortuna y los caballeros Kadosh.

    Pero ojalá no fuesen otra cosa que tonterías las que escribe este búlgaro nacionalizado francés. Además de tonterías, escribe contra España. Y, lógicamente, por eso recibe un premio en España. Y deja escritas perlas como ésta que me he encontrado:

    Si alguna vez se ha aplicado con precisión a un caso la palabra genocidio, es a éste. Me parece que es un récord, no sólo en términos relativos (una destrucción del orden de 90% y más), sino también absolutos, puesto que hablamos de una disminución de la población estimada en 70 millones de seres humanos. Ninguna de las grandes matanzas del siglo XX puede compararse con esta hecatombe. Se entiende hasta qué punto son vanos los esfuerzos de ciertos autores para desacreditar lo que se llama la "leyenda negra", que establece la responsabilidad de España en este genocidio y empaña así su reputación. Lo negro está ahí, aunque no haya leyenda. No es que los españoles sean peores que otros colonizadores: ocurre simplemente que fueron ellos los que entonces ocuparon América, y que ningún otro colonizador tuvo la oportunidad, ni antes ni después, de hacer morir a tanta gente al mismo tiempo. Los ingeleses o los franceses, en la misma época, no se portan de otra manera; sólo que su expansión no se lleva a cabo en la misma escala, y tampoco los destrozos que pueden ocasionar.” (“La conquista de América, el problema del otro”.)

    Claro. Luego va, y se pone a bailar con números, que si los españoles matamos a tantos y tantos millones de indios. Los indios no mataron españoles -eran corderitos. Todo puede ser que este Todorov incluso se atreva a atribuirnos la creación de las cámaras de gas. El caso es que no sé: no he leído el libro completo –pues entienda Vd. que las náuseas me lo impiden. Pero me pregunto si, en las estupendas estadísticas fantasmales que este tipo hace sobre los indios “exterminados” a manos de los españoles, a este sujeto se le pasó alguna vez por las mientes que además de la muerte cruenta en combates, una de las causas de la mortandad de la población aborigen es las enfermedad; epidemias que los españoles exportamos, inconscientemente, a América, y que los organismos indígenas no podían soportar. Bueno, si no ha contado las cifras debidas a esta causa natural, cuando quiera este Todorov puede sumar unos milloncejos más de víctimas, que para el caso: tanto monta, monta tanto.

    En un análisis que este individuo hace de la conquista de México llega a establecer la bizantina diferencia entre “matanza” y “sacrificio”. Reserva la palabra “matanza” para el presunto exterminio calculado que ejercieron nuestros ancestros españoles en América (Todorov puede imaginarse a los compañeros de Cortés con una calavera de las SS, la imaginación es la loca de la casa). Mientras que a los sacrificios humanos, las hecatombes de congéneres que ofrecían los indios a sus terribles demonios, Todorov prefiere, en la línea de los sofistas contemporáneos, patentar un eufemismo: “homicidio religioso”. Si la “matanza” es algo horrible, por lo que tendríamos que avergonzarnos siempre (incluso si le ganamos a la selección de fútbol de Italia), el holocausto demoníaco es, al parecer de Todorov, algo muy positivo, pues el "sacrificio humano" fortalece -según éste tío- el tejido social, y asegura la cohesión del grupo, siendo un acto público. Ya lo saben ustedes, ¡qué lástima que el cristianismo y las espadas españolas eliminaron los sacrificios humanos y el canibalismo en América!

    Eso que se llama intelectualidad tendría que ser una responsabilidad. Pero los intelectuales como Todorov son algo peor que unos irresponsables. La delincuencia intelectual tendría que estar severamente proscrita: no se puede ir por ahí insinuando que la antropofagia es mejor que Hernán Cortés. No pienso comprar ningún libro de este sujeto, y desde aquí invito a que todos los genuinos españoles hagan lo mismo. Y siento mucho haber traído aquí su nombre, pero era mi deber rechazar en bloque la actividad de este individuo. Y mostrar mi indignación por el premio que han sido capaces de darle en España.

    Increíble, pero cierto. Por escribir cosas así se reciben premios en este país. ¿Cómo habríamos de llamar a aquellos que son capaces de conceder un premio a un detractor de nuestra nación y de nuestra historia? ¿Son traidores? ¿Son simplemente imbéciles? ¿Quién les paga? No lo sé. Pero con noticias así cobro la certeza de que yo jamás recibiré un premio Príncipe de Asturias, ¡ni falta que me hace!

    Ser español es algo muy serio, más serio de lo que algunos miserables desplazados o emplazados pueden imaginar. Y hay gente que no puede representarnos por más tiempo; es intolerable que haya “españoles” que pretendan representar a España y sean capaces de premiar a apologistas de la Leyenda Negra anti-española. Si eres español: muestra tu rechazo.

    LIBRO DE HORAS Y HORA DE LIBROS: GALARDONAN A UN EXPONENTE DE LA NEO-LEYENDA NEGRA

    Pienso que sería oportuno saber el nombre de los miembros del Jurado de este premio... Tu profesora no estaría, mazadelizana, pero es del mismo gremio de insectos.

    Y sí, "Paz y guerra si me la hacen". Esta guerra tuya, amigo, también es la nuestra. ¡Buen Combate y Santiago y cierra España!

    ¿En quién recae la responsabilidad de haber otorgado el Príncipe de Asturias a este repugnante MENTIROSO? Pero qué bajo ha caído el "stabhlisment" de este país que premia a sus enemigos y castiga a sus hijos, eso se llama TIRANÍA y a las tiranías se las combate y se las derriba. Supongo que el cuadrúpedo será marxista.
    "He ahí la tragedia. Europa hechura de Cristo, está desenfocada con relación a Cristo. Su problema es específicamente teológico, por más que queramos disimularlo. La llamada interna y milenaria del alma europea choca con una realidad artificial anticristiana. El europeo se siente a disgusto, se siente angustiado. Adivina y presiente en esa angustia el problema del ser o no ser.

    <<He ahí la tragedia. España hechura de Cristo, está desenfocada con relación a Cristo. Su problema es específicamente teológico, por más que queramos disimularlo. La llamada interna y milenaria del alma española choca con una realidad artificial anticristiana. El español se siente a disgusto, se siente angustiado. Adivina y presiente en esa angustia el problema del ser o no ser.>>

    Hemos superado el racionalismo, frío y estéril, por el tormentoso irracionalismo y han caído por tierra los tres grandes dogmas de un insobornable europeísmo: las eternas verdades del cristianismo, los valores morales del humanismo y la potencialidad histórica de la cultura europea, es decir, de la cultura, pues hoy por hoy no existe más cultura que la nuestra.

    Ante tamaña destrucción quedan libres las fuerzas irracionales del instinto y del bruto deseo. El terreno está preparado para que germinen los misticismos comunitarios, los colectivismos de cualquier signo, irrefrenable tentación para el desilusionado europeo."

    En la hora crepuscular de Europa José Mª Alejandro, S.J. Colec. "Historia y Filosofía de la Ciencia". ESPASA CALPE, Madrid 1958, pág., 47


    Nada sin Dios

  6. #46
    Avatar de Daniel Liñares
    Daniel Liñares está desconectado Profesor Nacional de Historia
    Fecha de ingreso
    01 mar, 07
    Ubicación
    Rafael Calzada,Pcia Bs.As.
    Edad
    59
    Mensajes
    92
    Post Thanks / Like

    Post Respuesta: Necesito ayuda. (Leyenda negra)

    A ver si esto te sirve amigo
    Hans Staden Among the Tupinambas en debry
    Grand Voyages to America (1593)
    Theodor de Bry

    Harry J. Brown
    Lehigh University
    12/97
    In 1552, Hans Staden, a young Hessian, signed on with a Spanish expedition to Brazil, found himself shipwrecked in the land of the infamous Tupinambas, a tribe imagined throughout Europe as dog-headed man-eaters who breed, fatten, and butcher human children as civilized men do with pigs. Staden soon discovered that these were not the Cynocephali of legend (Lestringant 15) but a tribe a of cannibals with a healthy hatred of the Spanish and Portuguese who had for years made cruel and senseless war on them. Since Staden had wrecked with Spaniards, the Tupinambas bound him and prepared him for execution as they stoked the fires under the boucan and the communal cooking pot. Staden pleaded vigorously while they executed his shipmates with a large wooden mace, swearing to heaven he was not a Spanish enemy but a French ally. Konyan Bebe, the Tupinamba chief, challenged the frantic German to prove that he was neither Spanish nor Portuguese, but French. "I have already captured and eaten five Portuguese," the chief threatened. "They all claim to be French -- but they lie!" Staden, who did not speak French, improvised by answering in a nonsense language that sounded enough like French, and unlike Spanish, for Bebe to spare him from the boucan (Rosenstiel 29).

    In 1557, Staden returned to Europe and compiled a narrative of his capture, complete with graphic woodcut prints depicting cannibalism and other elements of Tupinamba life. The story was an immediate sensation, a fantastic tale of an unfortunate but ingenious European stranded among the savage cannibals, published 162 years before Daniel Defoe would write Robinson [IMG]file:///C:/DOCUME%7E1/tipitapa/CONFIG%7E1/Temp/msohtml1/01/clip_image001.jpg[/IMG]Crusoe. The images in Staden's The Captivity of Hans Staden of Hesse, in A.D. 1547-1555, Among the Wild Tribes of Eastern Brazil occupy a significant place in the history of the European colonizing project. Though the woodcuts themselves are crude, their iconography is spectacular. They are earliest published images based on interactions with Native Americans themselves. Previous New World travel accounts were either unillustrated or their illustrations were taken from popular myths (Philadelphia Print Shop). So Staden's woodcuts, in the vehicle of captivity narrative, provided the popular European audience with their first authenticated look at Indians.
    The woodcuts also provided later publishers such as Theodor de Bry not only a source for their own illustrations of the New World but also immense commercial appeal. These cannibals were not the mythological Cynocephali found in European folk tales since the Roman era but something much more familiar and disconcerting. These Tupinambas were families who lived, worked, and raised children together not unlike European families did. They shaved their heads into tonsures that reminded Staden and other European visitors of the quiet monks back home. They played jokes, laughed, and were loyal and generous to their friends. But there was also something very un-neighborly about these Brazilian Indians. They were demonically cruel to their enemies. They buried Portuguese prisoners to their waists and threw darts at their heads and torsos for sport. They bound prisoners from enemy tribes by the waist, spit on them, challenged them to die a courageous death, and ritualistically brained them. Then they butchered the corpses of the vanquished enemies and cooked them on a wooden barbecue called a boucan, while old women dabbed their fingers in the fat dripping away from the flames, old men reclined contentedly in hammocks, and children played ball with the discarded heads and plucked out their eyes as if they were plucking cherries (Lery 129).
    For an opportunistic publisher and engraver like de Bry, such a scene had phantasmagoric potential in the popular market and could also serve a more political agenda. The Inquisition forced de Bry, a Protestant, to flee his native, Spanish-controlled Flanders and set up his operation in Frankfurt. In 1590, de Bry and his two sons began an ambitious project called Grand Voyages to America, a widely circulated series of volumes filled with previously published accounts of New World exploration and de Bry's own exquisite copper plate engravings. Before his death in 1598, de Bry published eight volumes, and between 1599 and 1634, his sons published twenty-two more. Assisted by the Oxford cosmographer Richard Hakluyt, a strong proponent of English colonization of the Americas, de Bry used his Grand Voyages to popularize accounts of French, English, and German explorers and generate publicity throughout Europe for a Protestant colonizing project that could compete with that of Catholic Spain and Portugal.
    Even as the use of more advanced printing techniques spread and de Bry and other publishers abandoned woodcuts for copper plate engravings, the fantastic iconography produced by Staden's adventure among the Tupinambas evolved into more detailed, elaborate forms but remained elementally the same throughout the latter half of the sixteenth century. The image here is a reproduction of a copper plate engraving from the third volume (1593) of de Bry's Grand Voyages, the "Brazil" volume containing Staden's Captivity (1557) and Jean de Léry's History of a Voyage to the Land of Brazil (1578) reissued in Latin, English, French, and German. Like many of de Bry's engravings, it presents a spectacularly violent view of the New World. Still, on its surface, the image remains somewhat ambiguous in its "meaning," or ideological import. In the upper left, de Bry depicts a man reclining in his hammock and chatting amicably with his family while an execution takes place only a few feet away. The figures in the background stand in poses suggestive of Graeco-Roman statues, while those in the right foreground disembowel a corpse with the matter-of-factness of a couple of Frankfurt butchers. In the center, a woman collects the severed limbs, preparing them for the boucan, and in the left foreground, a child plays with the severed head, appearing both cherubic and horrific. These striking ambiguities must have simultaneously shocked and fascinated de Bry's readers, who, like the bearded figure of Hans Staden at center, were quick to denounce the practices of the cannibals as paganistic and savage, yet were nonetheless inclined to lean in for a closer look. Why did de Bry juxtapose images of peaceful domesticity with images of extreme brutality? Why did he inscribe a humanistic idealization into this portrayal of quintessential "savagery"? And why was this type of portrayal often used to justify the conquest and slaughter of the same Indians it sought to idealize? To answer these questions, we need to look beyond the image itself, to the cultural context of de Bry's Grand Voyages. What we find suggests that these popular visual representations of Native Americans were shaped as much by political and religious conflicts in the Old World as by actual observations of the people of the New World.
    Collaborating with Hakluyt, de Bry published the initial volumes of Grand Voyages intending to generate grass roots support for a Protestant program of exploration and colonization that would eventually break up the Catholic monopoly in the New World. In order to do this, de Bry first had to ensure that a large number of his books would be bought and circulated. Having never set foot in America himself, de Bry imitated Staden's woodcuts in the engravings for the third volume and wisely capitalized on their already well-established popularity. But Staden's images were rough and undetailed, and copper plate engraving had evolved into a more sophisticated and commercially viable technology since they were first circulated as woodcut prints in 1557. So de Bry dressed up Staden's initial images of the cannibals as slicker, more marketable products. Sacvan Bercovitch explains that it was de Bry's eye on the market that partially motivated him to use classical conventions in his [IMG]file:///C:/DOCUME%7E1/tipitapa/CONFIG%7E1/Temp/msohtml1/01/clip_image002.jpg[/IMG]depictions of the Indians, such as the postures of the figures around the hammock. This, he says, was "the image European book buyers would expect" (Bercovitch 67) since the myth of the subhuman Cynocephali had already been disproved by Staden and others. Classical motifs also lent themselves to moral allegory, reinforcing the Protestant missionary belief that although these cannibals acted as savages, they were inherently human and therefore redeemable to Christianity. But, according to Bercovitch, this attempt to idealize the Indians in Graeco-Roman forms also strips the Indians of their cultural and racial attributes: "On the one hand, [de Bry's] assimilation of the [Indians] to a mythical model of universal humanity implies that in their own guise they fall below the human form. On the other hand, it expresses the view that they can be raised up" (67). In other words, de Bry emphasized the Indians' potential humanity by negating their actual humanity.
    Nevertheless, de Bry's visual "humanization" of Staden's Tupinambas did mark progress in Europe's understanding of the mysterious Canibali of the New World. Most obviously, the natives of Brazil were no longer seen as the half-animal aberrations they were thought to be only fifty or sixty years before. De Bry demythologized the cannibals in other ways as well. Like the accounts of Staden and Léry, de Bry's images attempted to locate cannibalism within its proper cultural context. They introduced the idea that cannibalism was not simply demonic but part of a complex social system of war, retribution, and inter-tribal relations, as reflected in the detail of the ritual execution of the prisoner. In this context, Léry explains that if one refuses to share in the communal repast, as Staden does here, it is interpreted by the Tupinambas not as a moral decision [IMG]file:///C:/DOCUME%7E1/tipitapa/CONFIG%7E1/Temp/msohtml1/01/clip_image004.jpg[/IMG]against eating human flesh but as a sign of disloyalty (Lery 128). The images also dismissed several persistent myths about cannibal practices. Previous iconographies had the Indians set up in European-style butcher shops, stringing up fresh cuts of human limbs on the walls or quartering a torso with European knives and cleavers. De Bry presents a more authentic scene, with the Tupinambas eviscerating a body on a makeshift wooden table and roasting the crudely butchered meat on a boucan.

    As we see in Staden's protesting stance, these insights could not make Europeans sit down to dinner with the Tupinambas, nor could he make them approve of them, but it did bring them one step closer to understanding them. With understanding comes sympathy. Travelers like Staden and Léry, who had spent time among the Brazilian cannibals, had returned with positive impressions of their society (Lestringant 94). They were praised both for their openness and generosity to their French friends and their cruelty to their common enemies, the Spanish and Portuguese. Although these favorable accounts of the cannibals were mostly by-products of intra-European rivalries, they, with de Bry's accompanying engravings, were the first signs in Europe of a sympathetic "multicultural" view of native Americans. The accounts and images in Grand Voyages would later inspire Montaigne to write "Of Cannibals" that "one calls 'barbarism' whatever he is not accustomed to" (Montaigne 113) and eventually evolve into the idea of the "noble savage."

    But de Bry's attempt to humanize the cannibals in the eyes of his European audience was not motivated entirely by enlightened goodwill. As I have mentioned, his plan in Grand Voyages was to promote Protestant colonization and to denounce Catholic colonization. De Bry's reimagining the Indians more human was part of his plan to vilify the Spanish conquista. In 1599, de Bry's sons published an edition of Bartolomé de Las Casas' Short Account of the Destruction of the Indies, with engravings of the barbaric cruelties Las Casas alleges that the Spanish inflicted on the Indians. The volume had burnings, flayings, dismemberments, "savaging" with dogs and other assorted tortures, all fantastically illustrated to provide even the illiterate audience with an idea of just how nasty Catholics can be (Conley). Because of their edition of Las Casas' Short Account and the general vilification of the Spanish conquista in Grand Voyages, de Bry and his family are often credited with Las Casas with the invention of the "Black Legend" (Hulme 113), popular accounts of Spanish colonial atrocities that generated enough anti-Spanish sentiment throughout Europe and even within Spain itself to destabilize Spanish power in the New World (Gibson).
    Though not denying that the Spanish did brutalize the Indians, Anthony Pagden points out in his introduction to Las Casas' Short Account that the Black Legend itself was mostly a corruption of Las Casas' original idealism, an "instrument of Anglo-Dutch propaganda" (xiv) very much in agreement with Hakluyt and de Bry's intent in Grand Voyages. As part of the first volume, de Bry reissued Thomas Hariot's A Briefe and True Report of the New Found Land of Virginia (1588), a clear proposal, in Robert F. Berkhofer's view, that the "natives were readily available for English colonization and exploitation" (17). In the same volume, de Bry also published John Smith's Generall Historie of Virginia, accompanied by his characteristic [IMG]file:///C:/DOCUME%7E1/tipitapa/CONFIG%7E1/Temp/msohtml1/01/clip_image006.jpg[/IMG]images of massacre. But this time it's the saintly colonizers, calmly eating at their tables, who are attacked and slaughtered by the not-so-Graeco-Roman Algonquians (Hulme 135). With slashed mothers and children occupying the center of the scene, de Bry's humanizing idealization of the Indians is put on hold.

    The image informs our understanding of his depiction of the Tupinamba cannibals as well. Though he made them more "familiar" with scenes of peaceful communal life and classical European physical forms, it seems he did so in order to turn them into more useful victims, to give Spain's slaves a human face and consequently stir up sympathy for the more "benevolent" Protestant colonizers. They retain their basic pagan inferiority, their barbaric habit of cannibalism that Europeans, like their representative Staden, must disapprove of. At their best, when they are obstacles to Spanish colonial interests, de Bry's Indians have shapely bodies and humble souls. At their worst, when they are obstacles to Protestant colonial interests, they degenerate into the howling, contorted, blade-wielding baby-killers ubiquitous in colonialist propaganda. For de Bry, the Indians, although "human," were still ripe for enslavement, just not by the papists who had driven him and his family from Flanders. And the cannibals? They were quaint, just as long as it was a Spaniard on the butcher block.

    Works Cited
    Bercovitch, Sacvan, ed. The Cambridge History of American Literature: Volume 1. Cambridge: Cambridge UP, 1994.
    Berkhofer, Robert F. The White Man's Indian. New York: Vintage, 1978.
    Bry, Theodor de. Collection des Grands and Petits Voyages. London: Molins, Ltd., 1921.
    Conley, Tom. "De Bry's Las Casas." Amerindian Images and the Legacy of Columbus." Rene Jara and Nicholas Spadaccini, eds. Minneapolis: U of Minnesota P, 1992.
    Gibson, Charles. The Black Legend: Anti-Spanish Attitudes in the Old World and New. New York: Knopf, 1971.
    Hulme, Peter. Colonial Encounters. New York: Methuen, 1986.
    Las Casas, Bartolome de. A Short Account of the Destruction of the Indies, Nigel Griffen, trans. New York: Penguin, 1992.
    Lestringant, Frank. Cannibals: The Discovery and Representation of the Cannibal from Columbus to Jules Verne. Rosemary Morris, trans. Berkeley: U of California P, 1997.
    Léry, Jean de. History of a Voyage to the Land of Brazil. Janet Whatley, trans. Berkeley: U of Califonia P, 1990.
    Montaigne, Michel de. The Essays of Montaigne. George P. Ives, trans. Cambridge: Harvard UP, 1925.
    Padgen, Anthony. "Introduction" in Bartolome de Las Casas. A Short Account of the Destruction of the Indies. New York: Penguin, 1992.
    Rosenstiel, Annette. Red and White. New York: University Books, 1983.
    Staden, Hans. The Captivity of Hans Staden of Hesse, in A.D. 1547-1555, Among the Wild Tribes of Eastern Brazil. New York: B. Franklin, 1963.

  7. #47
    Avatar de bohemond
    bohemond está desconectado Miembro graduado
    Fecha de ingreso
    11 oct, 08
    Ubicación
    en la noble Hispania
    Edad
    36
    Mensajes
    45
    Post Thanks / Like

    Respuesta: Necesito ayuda. (Leyenda negra)

    Cita Iniciado por Christabel Ver mensaje
    Hola estimado,

    Este articulito me gusta especialmente. Lo que te pego es una traducción pero la versión original está en inglés y además escrito por un individuo de los EEUU. Una buena idea sería regalarselo como regalo de fin de curso a tu señora maestra.

    La Leyenda Negra. Un invento contra España

    Las mentiras del poder propagandístico de EE.UU siguen condicionando el pensamiento hacia España de algunas personas, sobretodo diría yo de los países del norte de Europa, auque cada vez menos. El propio Philip W. Powell lo dice bien claro, el primer imperio global de la historia fue el español y EE.UU no llegará ni a la mitad del tiempo que duró la hegemonía española como un imperio global. El autor dice otra cosa muy importante que nos muestra quienes eran los verdaderos retrasados..... Philip comenta que España ya era un territorio moderno en época del imperio romano mientras que los países nórdicos de lo que EE.UU siente que estan sus raices, no eran mas que un puñado de tribus salvajes que practicaban todo tipo de barbaries. Por último lo que más me gusta a mi y lo que es y será imposible superar a España. Nuestro amigo Philip lo deja muy claro al decir que ni EE.UU ni ningún pais del mundo podrá ni tan siquiera acercarse a España en creación cultural a lo que ocurrió en el Siglo de Oro donde escritores, pintores, escultores, pensadores y demás ramas del saber florecían en una España decadente.
    La Leyenda Negra. Un invento contra España
    Por Philip W. Powell

    La propaganda que tan efectivamente se empleó para estimular ataques contra España, y a la vez para levantar las naciones que le sucederían en la cumbre del poderío europeo, contribuyó en gran manera a la debilitación y declive de aquel país y de su imperio.
    Estas mismas propagandas y los acentuados prejuicios que provocaron o incrementaron han costado también a generaciones de españoles muchas angustias en forma de difamación y menosprecio, que continúan hasta nuestros días. Por eso, el alto precio de la hegemonía en el Viejo y Nuevo Mundo todavía se está pagando, mucho tiempo después de que la Edad de Oro española llegara a su fin.

    Para nosotros, los de los Estados Unidos, al enfrentarnos con la posibilidad de estar menos tiempo en la cumbre de lo que lo hicieran los españoles, las lecciones deducidas de su experiencia deberían ser aprovechadas –para estudiar, considerar e inculcar sus enseñanzas dentro de nuestra sociedad y liderato intelectual–. Si no para otra cosa, tales lecciones deberían servir para elevar nuestra capacidad de discernimiento y evaluación de las propagandas enemigas –junto con sus promotores, sus aspiraciones y sus consecuencias–. Los pueblos que están en la cima del poder necesitan de tal sabiduría.

    Durante mucho tiempo ha sido práctica común traer a cuento la decadencia y caída de Roma para nuestros sermones sobre los peligros latentes del gran poder. Nuestros intelectuales y dirigentes políticos harían quizá mejor en estudiar la ascensión, los logros, las deficiencias y el declive de España y de su imperio.

    La experiencia ibérica está mucho más cercana a nuestros tiempos y España fue el primer imperio global. Los problemas de una hinchada y ofuscada burocracia, los de inflación y bancarrota, los de intentar mantener la unidad cristiana mientras se la protegía de los duros ataques de infieles euroasiáticos, las tribulaciones, los yerros y los éxitos al llevar la civilización a pueblos inferiores y a culturas más primitivas, los intentos de compaginar el alto idealismo con las practicabilidades de la vida, los de integración racial y cultural, los de luchas internas, los períodos de magnífico valor, fortaleza y unidad de objetivos, todas estas cosas y muchas más podrían ser estudiadas y aprovechadas por los dirigentes de un poder hoy en la cumbre y con problemas parecidos. Y los triunfos y fallos del imperio portugués, al sobreextender su posición mundial, podrían también servir para ilustrarnos y tal vez para producir un poco de comprensión y simpatía hacia nuestro aliado en la NATO.

    Como contribución a la creciente sofisticación de nuestro pueblo, pueden ponderarse provechosamente unas cuantas comparaciones históricas con lo hispánico. Por ejemplo, nuestra propia era de poderío cumbre apenas alcanza el número de años del apogeo portugués. Y nuestro declive, que puede haber empezado ya, es muy probable que esté bien avanzado antes de que igualemos el largo record de España en la cumbre. Y nos convendría un poco de humildad (...) en nuestras escuelas, aunque seamos un gran poder.

    Bien podríamos vivir sin esos textos en que se encuentran odiosas y, en general, equivocadas comparaciones entre nuestro período colonial y el de la América española. Justo es reconocer que no más allá de principios del siglo pasado éramos apenas una pequeña parte del hemisferio en comparación con el coloso ibérico, que compartía por el sur y el oeste nuestro mundo americano. No es necesario para el ego nacional engrandecer nuestro pasado colonial mientras empequeñecemos a Iberoamérica, démonos por satisfechos con cualquier alabanza que pudiéramos desear en el elogio de nuestra fenomenal ascensión hacia el poder durante el siglo pasado.

    Miguel de Cervantes.Es provechoso también el meditar sobre la profundidad en el tiempo y la experiencia de una civilización hispánica que floreció ya en los días de Roma, en tanto que la mayoría de nuestros antepasados nórdicos estaba todavía en relativo estado de salvajismo o barbarie, o sobre la riqueza cultural de una Iberia de la Edad Media cristiana, musulmana y judía. Esto se oculta con demasiada frecuencia en nuestros textos de historia general, que solamente con desgana hacen alusiones a cualquier hecho acaecido al sur de los Pirineos.

    Tampoco nos haría daño meditar sobre una Edad de Oro española, imperial e intelectual, que se mantuvo durante casi dos siglos y alcanzó un gran nivel a lo largo de casi todas las líneas del saber humano. Una edad de oro, además, cuya categoría la alcanzan pocos pueblos y a la que nuestro propio país quizá no llegará jamás. Y, entre paréntesis, una literatura dorada y una época artística que floreció durante el apogeo de la Inquisición, hecho histórico que exige mucho más cuidadoso examen y comprensión de los que hasta ahora ha recibido, especialmente en nuestro país.

    (...)

    Depurando los ecos de la Leyenda Negra en nuestra educación (...), que van con frecuencia acompañados de aquellas ofensivas comparaciones entre nuestras virtudes y los vicios y retraso hispánicos, podemos dar los pasos, demorados ya en exceso, para mejorar las condiciones de nuestra numerosa población que habla español o que originalmente lo habló.

    Si nuestros textos, profesores y medios de comunicación pueden ser liberados de los perjuicios de la Leyenda Negra y sus derivaciones, concediendo al mundo hispánico su debido lugar y respeto, las personas de origen hispánico podrían sentirse en verdad animadas a mantener su cabeza bien alta, a sentirse orgullosas de la grandeza del pasado del que proceden (...) Estoy de sobra convencido de que gran parte del concepto despectivo de los angloamericanos acerca de los mexicanos procede directamente de la Leyenda Negra, que inculcó en nosotros la idea de superioridad nórdica sobre los singularmente crueles e ignorantes españoles y su descendencia americana. (...)

    (...)

    Nuestra clase culta está todavía tan sumergida en el hábito de lo que yo he calificado de "provincialismo nordatlántico", que encuentra poco interés o tiempo para un examen serio de nuestras relaciones hispánicas, y esto inhibe cualquier reajuste de nuestras opiniones sobre esos países. Así, el ya por tanto tiempo conocido forjador de opiniones Walter Lippman escribió a finales de 1960: "En nuestra corta visita al Brasil, con frecuencia me encontré teniendo que explicar por qué no había venido antes a Sudamérica y por qué había ido entonces". Su viaje nació del pánico que nos produjo la situación cubana y la hostilidad e inquietud latinoamericana tan a gritos expresada durante el desafortunado viaje del entonces vicepresidente Nixon. Parecía algo tarde para que tal brahmán hiciera una primera visita a Sudamérica; indicación segura del lugar que ese continente ocupaba en su escala de valores.

    (...) en nuestros textos, España y los valores ibéricos no reciben el respetuoso tratamiento dado a Inglaterra, Holanda, Francia y a otras culturas del norte de Europa, y esto perpetúa tal provincialismo. He aquí otro ejemplo de sus consecuencias, un artículo de John Crosby, columnista, acerca del estreno en Nueva York de la obra de Federico García Lorca La casa de Bernarda Alba:

    La eterna prisión que es el estado normal de las mujeres españolas desde el nacimiento hasta la muerte […] La pasión en España se alimenta de la depravación que aviva las llamas hasta un grado casi inconcebible para el resto de nosotros […] Y allí se encuentran todos los elementos de España –de hoy, de ayer y de siempre–: muerte, pobreza, calor, orgullo, crueldad y pasión [...] Puesto que España es casi tan extraña a nuestra naturaleza y a nuestra cultura como el Lejano Oriente –el resto de Europa parece tan comprensible como Nueva Inglaterra, comparada con España–, la obra tiene una fascinación exótica y seductora […]

    España, como se ve, es a duras penas una parte de "nuestra cultura" –tan remota como el Lejano Oriente–. No sé cómo explicar esta mezcla de "esnobismo" cultural y de ignorancia si no es culpando a nuestro tradicional desprecio por los valores hispánicos y a la repugnancia en hacer el esfuerzo necesario para entenderlos. Ejemplos similares de este "parroquialismo" norpirenaico pueden ser aducidos ad infinitum; sin embargo, una vez más, no es necesario beberse el barril entero para catar el vino.

    (...)

    La destrucción de la Leyenda Negra y de su larga cadena de ecos y consecuencias –aquel histórico Árbol de Odio, cuyos frutos envenenan el mundo de habla inglesa y lo privan de la capacidad de un acercamiento al mundo hispánico con justicia, con simpatía y sin prejuicios– debe ser el primer gran paso para eliminar el abismo que ahora separa las dos mayores áreas culturales del occidente. (...)

    La voz milenaria del pueblo español podría indicarnos el destino de aquellos que alcanzan dominio mundial y que no hacen caso a las propagandas que pueden solidificarse en forma de historia.
    Muy buen libro, yo me lo leí estas pasadas navidades, lo es muy recomendable.
    "Acuérdate en adelante, cada vez que algo te contriste, de recurrir a esta máxima: que la adversidad no es una desgracia, antes bien, el sufrirla con grandeza de ánimo es una dicha."

  8. #48
    Avatar de bohemond
    bohemond está desconectado Miembro graduado
    Fecha de ingreso
    11 oct, 08
    Ubicación
    en la noble Hispania
    Edad
    36
    Mensajes
    45
    Post Thanks / Like

    Respuesta: Necesito ayuda. (Leyenda negra)

    Cita Iniciado por Christabel Ver mensaje
    Hola estimado,

    Este articulito me gusta especialmente. Lo que te pego es una traducción pero la versión original está en inglés y además escrito por un individuo de los EEUU. Una buena idea sería regalarselo como regalo de fin de curso a tu señora maestra.

    La Leyenda Negra. Un invento contra España

    Las mentiras del poder propagandístico de EE.UU siguen condicionando el pensamiento hacia España de algunas personas, sobretodo diría yo de los países del norte de Europa, auque cada vez menos. El propio Philip W. Powell lo dice bien claro, el primer imperio global de la historia fue el español y EE.UU no llegará ni a la mitad del tiempo que duró la hegemonía española como un imperio global. El autor dice otra cosa muy importante que nos muestra quienes eran los verdaderos retrasados..... Philip comenta que España ya era un territorio moderno en época del imperio romano mientras que los países nórdicos de lo que EE.UU siente que estan sus raices, no eran mas que un puñado de tribus salvajes que practicaban todo tipo de barbaries. Por último lo que más me gusta a mi y lo que es y será imposible superar a España. Nuestro amigo Philip lo deja muy claro al decir que ni EE.UU ni ningún pais del mundo podrá ni tan siquiera acercarse a España en creación cultural a lo que ocurrió en el Siglo de Oro donde escritores, pintores, escultores, pensadores y demás ramas del saber florecían en una España decadente.
    La Leyenda Negra. Un invento contra España
    Por Philip W. Powell

    La propaganda que tan efectivamente se empleó para estimular ataques contra España, y a la vez para levantar las naciones que le sucederían en la cumbre del poderío europeo, contribuyó en gran manera a la debilitación y declive de aquel país y de su imperio.
    Estas mismas propagandas y los acentuados prejuicios que provocaron o incrementaron han costado también a generaciones de españoles muchas angustias en forma de difamación y menosprecio, que continúan hasta nuestros días. Por eso, el alto precio de la hegemonía en el Viejo y Nuevo Mundo todavía se está pagando, mucho tiempo después de que la Edad de Oro española llegara a su fin.

    Para nosotros, los de los Estados Unidos, al enfrentarnos con la posibilidad de estar menos tiempo en la cumbre de lo que lo hicieran los españoles, las lecciones deducidas de su experiencia deberían ser aprovechadas –para estudiar, considerar e inculcar sus enseñanzas dentro de nuestra sociedad y liderato intelectual–. Si no para otra cosa, tales lecciones deberían servir para elevar nuestra capacidad de discernimiento y evaluación de las propagandas enemigas –junto con sus promotores, sus aspiraciones y sus consecuencias–. Los pueblos que están en la cima del poder necesitan de tal sabiduría.

    Durante mucho tiempo ha sido práctica común traer a cuento la decadencia y caída de Roma para nuestros sermones sobre los peligros latentes del gran poder. Nuestros intelectuales y dirigentes políticos harían quizá mejor en estudiar la ascensión, los logros, las deficiencias y el declive de España y de su imperio.

    La experiencia ibérica está mucho más cercana a nuestros tiempos y España fue el primer imperio global. Los problemas de una hinchada y ofuscada burocracia, los de inflación y bancarrota, los de intentar mantener la unidad cristiana mientras se la protegía de los duros ataques de infieles euroasiáticos, las tribulaciones, los yerros y los éxitos al llevar la civilización a pueblos inferiores y a culturas más primitivas, los intentos de compaginar el alto idealismo con las practicabilidades de la vida, los de integración racial y cultural, los de luchas internas, los períodos de magnífico valor, fortaleza y unidad de objetivos, todas estas cosas y muchas más podrían ser estudiadas y aprovechadas por los dirigentes de un poder hoy en la cumbre y con problemas parecidos. Y los triunfos y fallos del imperio portugués, al sobreextender su posición mundial, podrían también servir para ilustrarnos y tal vez para producir un poco de comprensión y simpatía hacia nuestro aliado en la NATO.

    Como contribución a la creciente sofisticación de nuestro pueblo, pueden ponderarse provechosamente unas cuantas comparaciones históricas con lo hispánico. Por ejemplo, nuestra propia era de poderío cumbre apenas alcanza el número de años del apogeo portugués. Y nuestro declive, que puede haber empezado ya, es muy probable que esté bien avanzado antes de que igualemos el largo record de España en la cumbre. Y nos convendría un poco de humildad (...) en nuestras escuelas, aunque seamos un gran poder.

    Bien podríamos vivir sin esos textos en que se encuentran odiosas y, en general, equivocadas comparaciones entre nuestro período colonial y el de la América española. Justo es reconocer que no más allá de principios del siglo pasado éramos apenas una pequeña parte del hemisferio en comparación con el coloso ibérico, que compartía por el sur y el oeste nuestro mundo americano. No es necesario para el ego nacional engrandecer nuestro pasado colonial mientras empequeñecemos a Iberoamérica, démonos por satisfechos con cualquier alabanza que pudiéramos desear en el elogio de nuestra fenomenal ascensión hacia el poder durante el siglo pasado.

    Miguel de Cervantes.Es provechoso también el meditar sobre la profundidad en el tiempo y la experiencia de una civilización hispánica que floreció ya en los días de Roma, en tanto que la mayoría de nuestros antepasados nórdicos estaba todavía en relativo estado de salvajismo o barbarie, o sobre la riqueza cultural de una Iberia de la Edad Media cristiana, musulmana y judía. Esto se oculta con demasiada frecuencia en nuestros textos de historia general, que solamente con desgana hacen alusiones a cualquier hecho acaecido al sur de los Pirineos.

    Tampoco nos haría daño meditar sobre una Edad de Oro española, imperial e intelectual, que se mantuvo durante casi dos siglos y alcanzó un gran nivel a lo largo de casi todas las líneas del saber humano. Una edad de oro, además, cuya categoría la alcanzan pocos pueblos y a la que nuestro propio país quizá no llegará jamás. Y, entre paréntesis, una literatura dorada y una época artística que floreció durante el apogeo de la Inquisición, hecho histórico que exige mucho más cuidadoso examen y comprensión de los que hasta ahora ha recibido, especialmente en nuestro país.

    (...)

    Depurando los ecos de la Leyenda Negra en nuestra educación (...), que van con frecuencia acompañados de aquellas ofensivas comparaciones entre nuestras virtudes y los vicios y retraso hispánicos, podemos dar los pasos, demorados ya en exceso, para mejorar las condiciones de nuestra numerosa población que habla español o que originalmente lo habló.

    Si nuestros textos, profesores y medios de comunicación pueden ser liberados de los perjuicios de la Leyenda Negra y sus derivaciones, concediendo al mundo hispánico su debido lugar y respeto, las personas de origen hispánico podrían sentirse en verdad animadas a mantener su cabeza bien alta, a sentirse orgullosas de la grandeza del pasado del que proceden (...) Estoy de sobra convencido de que gran parte del concepto despectivo de los angloamericanos acerca de los mexicanos procede directamente de la Leyenda Negra, que inculcó en nosotros la idea de superioridad nórdica sobre los singularmente crueles e ignorantes españoles y su descendencia americana. (...)

    (...)

    Nuestra clase culta está todavía tan sumergida en el hábito de lo que yo he calificado de "provincialismo nordatlántico", que encuentra poco interés o tiempo para un examen serio de nuestras relaciones hispánicas, y esto inhibe cualquier reajuste de nuestras opiniones sobre esos países. Así, el ya por tanto tiempo conocido forjador de opiniones Walter Lippman escribió a finales de 1960: "En nuestra corta visita al Brasil, con frecuencia me encontré teniendo que explicar por qué no había venido antes a Sudamérica y por qué había ido entonces". Su viaje nació del pánico que nos produjo la situación cubana y la hostilidad e inquietud latinoamericana tan a gritos expresada durante el desafortunado viaje del entonces vicepresidente Nixon. Parecía algo tarde para que tal brahmán hiciera una primera visita a Sudamérica; indicación segura del lugar que ese continente ocupaba en su escala de valores.

    (...) en nuestros textos, España y los valores ibéricos no reciben el respetuoso tratamiento dado a Inglaterra, Holanda, Francia y a otras culturas del norte de Europa, y esto perpetúa tal provincialismo. He aquí otro ejemplo de sus consecuencias, un artículo de John Crosby, columnista, acerca del estreno en Nueva York de la obra de Federico García Lorca La casa de Bernarda Alba:

    La eterna prisión que es el estado normal de las mujeres españolas desde el nacimiento hasta la muerte […] La pasión en España se alimenta de la depravación que aviva las llamas hasta un grado casi inconcebible para el resto de nosotros […] Y allí se encuentran todos los elementos de España –de hoy, de ayer y de siempre–: muerte, pobreza, calor, orgullo, crueldad y pasión [...] Puesto que España es casi tan extraña a nuestra naturaleza y a nuestra cultura como el Lejano Oriente –el resto de Europa parece tan comprensible como Nueva Inglaterra, comparada con España–, la obra tiene una fascinación exótica y seductora […]

    España, como se ve, es a duras penas una parte de "nuestra cultura" –tan remota como el Lejano Oriente–. No sé cómo explicar esta mezcla de "esnobismo" cultural y de ignorancia si no es culpando a nuestro tradicional desprecio por los valores hispánicos y a la repugnancia en hacer el esfuerzo necesario para entenderlos. Ejemplos similares de este "parroquialismo" norpirenaico pueden ser aducidos ad infinitum; sin embargo, una vez más, no es necesario beberse el barril entero para catar el vino.

    (...)

    La destrucción de la Leyenda Negra y de su larga cadena de ecos y consecuencias –aquel histórico Árbol de Odio, cuyos frutos envenenan el mundo de habla inglesa y lo privan de la capacidad de un acercamiento al mundo hispánico con justicia, con simpatía y sin prejuicios– debe ser el primer gran paso para eliminar el abismo que ahora separa las dos mayores áreas culturales del occidente. (...)

    La voz milenaria del pueblo español podría indicarnos el destino de aquellos que alcanzan dominio mundial y que no hacen caso a las propagandas que pueden solidificarse en forma de historia.
    Muy buen libro, yo me lo leí estas pasadas navidades, es muy recomendable.
    "Acuérdate en adelante, cada vez que algo te contriste, de recurrir a esta máxima: que la adversidad no es una desgracia, antes bien, el sufrirla con grandeza de ánimo es una dicha."

  9. #49
    Avatar de Aquilífero
    Aquilífero está desconectado Miembro Respetado
    Fecha de ingreso
    15 mar, 09
    Mensajes
    582
    Post Thanks / Like

    Respuesta: Necesito ayuda. (Leyenda negra)

    Estimado Hermano Mazadelizana. con toda la información que aparece en este hilo se pdoría construir una teisis doctoral. (si hubiese alguna universidad y algún catedrático que te la quisiese dirigir, que al ser el tema enfocado desde el punto de vista políticamente incorrecto lo dudo mucho).
    Sabes algo de tu profesora? Has podido entregarle alguna información?
    Conócete, acéptate, supérate.
    (San Agustín)

  10. #50
    Avatar de mazadelizana
    mazadelizana está desconectado Mos maiorum
    Fecha de ingreso
    02 abr, 08
    Ubicación
    Condado de Ribagorza.
    Edad
    30
    Mensajes
    1,735
    Post Thanks / Like

    Respuesta: Necesito ayuda. (Leyenda negra)

    No la he entregado nada de todo lo que me habeis dado(esta semana, la anterior tubo un buen tratamiento de choque), escribió muchos comentarios y mi padre quiere verlos, ya que el tono que puede estar usando en algunos comentarios puede ser distitno al que parece a primera vista. He impreso todo lo que me habeis ido dando (os lo agradezco un montón). Espero poder presentar batalla pronto, la anterior la dolió por que no se esperaba nada de lo que le dí.

    "El vivir que es perdurable
    no se gana con estados
    mundanales,
    ni con vida deleitable
    en que moran los pecados
    infernales;
    mas los buenos religiosos
    gánanlo con oraciones
    y con lloros;
    los caballeros famosos,
    con trabajos y aflicciones
    contra moros".

    http://fidesibera.blogspot.com/

  11. #51
    Avatar de Aquilífero
    Aquilífero está desconectado Miembro Respetado
    Fecha de ingreso
    15 mar, 09
    Mensajes
    582
    Post Thanks / Like

    Smile Respuesta: Necesito ayuda. (Leyenda negra)

    Cita Iniciado por mazadelizana Ver mensaje
    No la he entregado nada de todo lo que me habeis dado(esta semana, la anterior tubo un buen tratamiento de choque), escribió muchos comentarios y mi padre quiere verlos, ya que el tono que puede estar usando en algunos comentarios puede ser distitno al que parece a primera vista. He impreso todo lo que me habeis ido dando (os lo agradezco un montón). Espero poder presentar batalla pronto, la anterior la dolió por que no se esperaba nada de lo que le dí.
    No te preocupes Mazadelizana. En algunas ocasiones, aceptado el desafío y plantado cara al asunto, la mejor victoria suele ser aquella que se produce con el menor número de pérdidas posibles.
    Puede que tu "profe" haya reculado y se haya planteado otra cosa ante la vehemencia con la que ha visto que defiendes a tu Patria. A lo mejor es que está acostumbrada ha hablar con otro tipo de españoles, de esos que se venden por cuatro duros y España les imoporta un pimiento.
    En todo caso, y si la cosa no va a más, tómate una consumición a mi salud. Y si lo haces en España, que sean dos.
    Conócete, acéptate, supérate.
    (San Agustín)

  12. #52
    Avatar de mazadelizana
    mazadelizana está desconectado Mos maiorum
    Fecha de ingreso
    02 abr, 08
    Ubicación
    Condado de Ribagorza.
    Edad
    30
    Mensajes
    1,735
    Post Thanks / Like

    Respuesta: Necesito ayuda. (Leyenda negra)

    El tipode españoles que viene aquí, son los que todos podemos ver, cualquier fin de semana, borrachos. Llevan mucha banderita de España, pero cuando toca defender el honor de España, ninguno dice: esta boca es mia, todos se agachan y huyen en cuanto pueden.

    Descuida, en cuanto llege a España me tomaré una comsumición e honor de toda la gente del foro y otra en mi honor. Para al rato echarme una siesta de ESPAÑOL.

    "El vivir que es perdurable
    no se gana con estados
    mundanales,
    ni con vida deleitable
    en que moran los pecados
    infernales;
    mas los buenos religiosos
    gánanlo con oraciones
    y con lloros;
    los caballeros famosos,
    con trabajos y aflicciones
    contra moros".

    http://fidesibera.blogspot.com/

  13. #53
    Avatar de muñoz
    muñoz está desconectado Miembro Respetado
    Fecha de ingreso
    12 oct, 08
    Mensajes
    741
    Post Thanks / Like

    Respuesta: Necesito ayuda. (Leyenda negra)

    Una frase de Boyle que bien vale por una anécdota:

    Debemos predicar el evangelio a los salvajes de la India: de esta manera adquirirán la idea del pudor y para cubrirse las carnes nos comprarán nuestros tejidos de álgodon.

    Creo que la idea expresa con claridad el tipo de colonización inglesa;los españoles creamos en América mestizos. Los ingleses, no. Consideraban a los indígenas como animales salvajes y no se mezclaron con ellos.

  14. #54
    Avatar de Cavaleiro
    Cavaleiro está desconectado del minifundio a la parcelaria
    Fecha de ingreso
    14 mar, 05
    Mensajes
    653
    Post Thanks / Like

    Respuesta: Necesito ayuda. (Leyenda negra)

    1. Pregúntale si ella es india.

    2. Pregúntale qué ha sido de la nación Innuit en el Canadá.

    3. Pregúntale cuántos indios quedan en EE UU y en Canadá, y cuántos aborígenes en Australia.

    --luego hablále de las poblaciones y culturas de lo que ella llama South America

    4. Compráte un ejemplar de La leyenda Negra, de Julián Juderías y estúdialo. Eso te llevará a las fuentes de la Leyenda Negra.

    5. Si se pone borde, dile que este no es su país, y que ya que somos tan sanguinarios debería abandonarlo; no vaya a ser...
    ...
    Da patria e religion o fogo santo
    Na gente de Galicia atéa tanto,
    Que morrer só deseja,
    Primeiro que sufrir á negra mingua
    De que os Mouros lle manchen a sua lingua.
    Nin as leis, nin costumes, nin a Igrexa ...

    En toda las edades os Gallegos
    De España muy leales defensores
    Probaron po lo mar e po la terra
    Que non se presentaban nun-ha guerrra
    Soldados mais valentes nin mellores ...

    Non te acòres ti pois, nobre Galicia, ...
    Quizais teus fillos inda che precuren
    Un novo menumento,
    E ardendo no amor patrio que eu che juro
    Resóe traspasando o firmamento
    O nome de Galicia santo e puro.

    D' aqui non nos arrincan herejes nin gentios,
    Nin tod' os protestantes con mouros e judios.
    ---
    A' Galicia - Joan Manoel Pintos, 1861

    ler mais

  15. #55
    Avatar de mazadelizana
    mazadelizana está desconectado Mos maiorum
    Fecha de ingreso
    02 abr, 08
    Ubicación
    Condado de Ribagorza.
    Edad
    30
    Mensajes
    1,735
    Post Thanks / Like

    Respuesta: Necesito ayuda. (Leyenda negra)

    Estimado Cavaleiro :


    Cita Iniciado por Cavaleiro Ver mensaje
    1. Pregúntale si ella es india.
    La respuesta es afirmativa...aunque es Hindú, que no es lo mismo que un indio.
    Cita Iniciado por Cavaleiro Ver mensaje
    2. Pregúntale qué ha sido de la nación Innuit en el Canadá.
    Ella misma afirma que los blancos la exterminaron y/o confinaron en reservas
    Cita Iniciado por Cavaleiro Ver mensaje
    3. Pregúntale cuántos indios quedan en EE UU y en Canadá, y cuántos aborígenes en Australia.

    --luego hablále de las poblaciones y culturas de lo que ella llama South America
    .
    Las de arriba aniquiladas por sajones y las de abajo por españoles.
    Cita Iniciado por Cavaleiro Ver mensaje
    4. Compráte un ejemplar de La leyenda Negra, de Julián Juderías y estúdialo. Eso te llevará a las fuentes de la Leyenda Negra.
    .
    ¿Se puede comprar en una librería normal o hay que encargarlo?

    Cita Iniciado por Cavaleiro Ver mensaje
    5. Si se pone borde, dile que este no es su país, y que ya que somos tan sanguinarios debería abandonarlo; no vaya a ser...
    Sí que lo es, bueno no. Sus antepasados vinieron y se quedaron. No es su país...no es siquiera su contienente pero ese argumento, en un país fundado por inmigrantes no tiene mucho sentido, a mi ver.

    "El vivir que es perdurable
    no se gana con estados
    mundanales,
    ni con vida deleitable
    en que moran los pecados
    infernales;
    mas los buenos religiosos
    gánanlo con oraciones
    y con lloros;
    los caballeros famosos,
    con trabajos y aflicciones
    contra moros".

    http://fidesibera.blogspot.com/

  16. #56
    Avatar de muñoz
    muñoz está desconectado Miembro Respetado
    Fecha de ingreso
    12 oct, 08
    Mensajes
    741
    Post Thanks / Like

    Respuesta: Necesito ayuda. (Leyenda negra)

    Salió a la venta creo que en 1914, pero hace poco la Junta de Castilla y León hizo una nueva edición. Yo lo compraría por Internet o probaría suerte en alguna librería (pero que sea especializada).


    Julián Juderías

  17. #57
    Avatar de Donoso
    Donoso está desconectado Technica Impendi Nationi
    Fecha de ingreso
    06 mar, 05
    Ubicación
    Bellatrix Castilla
    Mensajes
    5,184
    Post Thanks / Like

    Respuesta: Necesito ayuda. (Leyenda negra)

    Aquí corresponde hablar de aquella horrible y nunca bastante execrada y detestable libertad de la prensa, [...] la cual tienen algunos el atrevimiento de pedir y promover con gran clamoreo. Nos horrorizamos, Venerables Hermanos, al considerar cuánta extravagancia de doctrinas, o mejor, cuán estupenda monstruosidad de errores se difunden y siembran en todas partes por medio de innumerable muchedumbre de libros, opúsculos y escritos pequeños en verdad por razón del tamaño, pero grandes por su enormísima maldad, de los cuales vemos no sin muchas lágrimas que sale la maldición y que inunda toda la faz de la tierra.

    Encíclica Mirari Vos, Gregorio XVI


  18. #58
    Avatar de Cavaleiro
    Cavaleiro está desconectado del minifundio a la parcelaria
    Fecha de ingreso
    14 mar, 05
    Mensajes
    653
    Post Thanks / Like

    Respuesta: Necesito ayuda. (Leyenda negra)

    Cita Iniciado por mazadelizana Ver mensaje
    Estimado Cavaleiro :

    ¿Se puede comprar en una librería normal o hay que encargarlo?
    En una normal, no. Mejor en una con tres cabezas, sólo para "iniciados". Fuera coñas: hay numerosas reediciones de la primera edición de 1914 (y de la edición revisada por el autor tres años más tarde).

    En IBERLIBRO, que además patrocina estos foros, podrás encontrar varias ediciones a buen precio.

    Para comprar, ve a la página de inicio de Iberlibro desde cualquiera de los paneles publicitarios situados en Hispanismo.org --de esta forma, tu compra revertirá en económicamente en los foros.

    En cuanto al libro, subyace en él una concepción de España influenciada -aunque no totalmente, a Dios gracias- por el liberalismo contemporáneo al autor. Aun así, es de lo mejor que hay sobre la Leyenda negra, término que fue acuñado por primera vez en esa obra. En la amplitud que abarca, en períodos históricos y fuentes de la Leyenda, sigue insuperada. Al margen de muy pocas excepciones, los intelectuales de hoy no llegan a este nivel.

    Sobre tu profe

    Cita Iniciado por Mazadelizana
    La respuesta es afirmativa...aunque es Hindú, que no es lo mismo que un indio.
    Pufff....tanta globalización marea. Efectivamente, no es lo mismo: ser hindú es peor que ser indio (a no ser que se sea de Goa, Damâo o Diu).

    Pero veo por dónde va: si quiere salvar al mundo de la barbarie colonizadora de los salvajes exterminadores europeos, no tiene más que irse con una ONG al Sudán, Ruanda, Pakistán, o .... a la misma India, porque creo que allí hay bastantes niños esclavos, matrimonios entre niños, muy poca agua potable y bastantes mujeres con la cara desfiguarada por el ácido de sus pretendientes.

    Aunque claro, con son nación emergente -se lo tienen ya muy creído-, a lo mejor nos quieren civilizar...

    Además, ¿qué inglés enseña esta buena mujer, porque los hindúes con que he hablado inglés parlotean diez veces peor que el Apu de los Simpson? --Sería mejor que se fuera a enseñarlo a su país... ah no, que si lo hace, allí las mujeres son poco más que el ganado, pero no más sagradas que las vacas, claro. Como si la india fuera el jodido Bollywood...

    Cita Iniciado por Mazadelizana
    Las de arriba aniquiladas por sajones y las de abajo por españoles.
    Claro, uno se pasea por Park Avenue y no ve a un indio ni por recomendación. Deacuerdo. Justo lo contrario a lo que acontece en Mexico DF, Caracas, Managua, Bogotá, Quito, La Paz, Sucre, Madrid... Mejor para y regálale un mapa, y hazle ver la proporción étnica de los nuevos estados americanos. Si están todos exterminados, Hispanoamérica debe de ser la más grande película de zombies jamás rodada. Mucho me me temo que esta chica es muy poco cosmopolita, debería viajar, salir de su cabeza...

    Cita Iniciado por Mazadelizana
    Sí que lo es, bueno no. Sus antepasados vinieron y se quedaron. No es su país...no es siquiera su contienente pero ese argumento, en un país fundado por inmigrantes no tiene mucho sentido, a mi ver.
    Claro, no me fijé y pensé que hablabas de tu profe de inglés en España. Mejor así. Por mi puede quedarse en el Canadá todo el tiempo que quiera, como si se quema en una pira cuando se le muera el marido. Si tiene suerte, y sus compatriotas siguen multiplicándose como conejos sin mitsomatosis y emigrando en masa, ya no tendrá que echar de menos a su gran país: la gran civilización hindú redimirá occidente: Montrealdabad, Ontarionapurna, Torontolore...

    Ahora en serio: una recomendación, si es que la chica lee: hay algunas cosas en internet y en las bibliotecas sobre el uso (y reverdecimiento) de la Leyenda Negra en los EE UU durante la guerra con México y, especialmente, antes y durante la Guerra de Cuba. Vale la pena que ojees el catálogo de alguna buena bilioteca en donde te encuentres.

    Aquí ha algunas cosas sucintas, comprensibles y "respetables":

    American Foreign Policy -- The Turning Point, 1898-1919, Part 2

    https://people.cohums.ohio-state.edu...05%20pages.pdf

    No es de lo mejor que hay, pero pueden ser una buena introducción sobre la Leyenda Negra para aquellos oenegistas filantrópicos no demasiado retorcidos que acusan a España de genocidio mientras se toman su capuccino en el shopping mall y merodean tiendas como Prada, etc.
    ...
    Da patria e religion o fogo santo
    Na gente de Galicia atéa tanto,
    Que morrer só deseja,
    Primeiro que sufrir á negra mingua
    De que os Mouros lle manchen a sua lingua.
    Nin as leis, nin costumes, nin a Igrexa ...

    En toda las edades os Gallegos
    De España muy leales defensores
    Probaron po lo mar e po la terra
    Que non se presentaban nun-ha guerrra
    Soldados mais valentes nin mellores ...

    Non te acòres ti pois, nobre Galicia, ...
    Quizais teus fillos inda che precuren
    Un novo menumento,
    E ardendo no amor patrio que eu che juro
    Resóe traspasando o firmamento
    O nome de Galicia santo e puro.

    D' aqui non nos arrincan herejes nin gentios,
    Nin tod' os protestantes con mouros e judios.
    ---
    A' Galicia - Joan Manoel Pintos, 1861

    ler mais

  19. #59
    Avatar de Josean Figueroa
    Josean Figueroa está desconectado Miembro Respetado
    Fecha de ingreso
    11 jun, 07
    Mensajes
    984
    Post Thanks / Like

    Respuesta: Necesito ayuda. (Leyenda negra)

    Contadle a la "profesora" como en los virreinatos hispánicos había una aristocracia mestiza, y negros/mulatos que adquirían gran prestigio social, etc. etc. Algo que no ocurría en las colonias anglónicas, donde se excluía a los mestizos, aún cuando hubiese pasado múltiples generaciones.

    Sobre los españoles "clasistas" con los hispanoamericanos: Todos los españoles que he conocido me han tratado con gran deferencia y honra, algo que no puedo decir de los anglónicos.

  20. #60
    Avatar de Josean Figueroa
    Josean Figueroa está desconectado Miembro Respetado
    Fecha de ingreso
    11 jun, 07
    Mensajes
    984
    Post Thanks / Like

    Respuesta: Necesito ayuda. (Leyenda negra)

    Libros antiguos y de colección en IberLibro
    Según mi experience los hindúes no saben nada de hispanoamérica. Se sorprenden al saber que Méjico es mas de diez veces mas rico que la paupérrima India, y muchísimo mas desarollado.
    Última edición por Josean Figueroa; 23/05/2009 a las 18:44

Página 3 de 4 PrimerPrimer 1234 ÚltimoÚltimo

Información de tema

Usuarios viendo este tema

Actualmente hay 1 usuarios viendo este tema. (0 miembros y 1 visitantes)

Temas similares

  1. El Gran Duque de Alba y La Leyenda Negra.
    Por Valmadian en el foro Historia y Antropología
    Respuestas: 1
    Último mensaje: 06/04/2012, 01:16
  2. Un gringo alza la voz contra la Leyenda Negra
    Por Hyeronimus en el foro Historiografía y Bibliografía
    Respuestas: 1
    Último mensaje: 09/02/2008, 18:10
  3. La Invención de la Leyenda Negra.
    Por Valmadian en el foro Historia y Antropología
    Respuestas: 3
    Último mensaje: 21/10/2007, 14:47
  4. Necesito ayuda
    Por Corocotta en el foro Tertúlia
    Respuestas: 2
    Último mensaje: 08/09/2006, 02:51
  5. Felipe II, la leyenda negra y el caso de Antonio Pérez
    Por Lo ferrer en el foro Historia y Antropología
    Respuestas: 0
    Último mensaje: 18/01/2006, 15:06

Permisos de publicación

  • No puedes crear nuevos temas
  • No puedes responder temas
  • No puedes subir archivos adjuntos
  • No puedes editar tus mensajes
  •