Búsqueda avanzada de temas en el foro

Página 5 de 8 PrimerPrimer 12345678 ÚltimoÚltimo
Resultados 81 al 100 de 146

Tema: Problematica y mitos del protestantismo contra la fe católica

  1. #81
    Avatar de Mart.
    Mart. está desconectado Miembro Bachiller
    Fecha de ingreso
    07 jul, 12
    Mensajes
    37
    Post Thanks / Like

    Re: Problematica y mitos del protestantismo contra la fe católica

    21. El rezo del rosario fue intrucido por Pedro El Hermitaño en el año 1090 d.C. Copiado de los hindúes y de los mahometanos en 1090 d.C. La repetición de rezos es una práctica pagana, y es condenada claramente por Cristo (Mateo 6:5-13).

    Falso:
    el uso del Rosario fue propagada por Santo Domingo de Guzmán y por excelencia Nuestra Señora fue la que le entregó el santo Rosario al Santo para que propagara la devoción. De ningún modo es un sincretismo musulmán o hindú.
    Ahora bien, sobre la cita de Mateo 6:5-13, en nada aplica al rezo del rosario, ya que en primer lugar el Padrenuestro y el Ave María son oraciones tomadas de la Biblia misma, en segundo lugar ¿acaso no en la Biblia misma hay repetición de palabras como en los Salmos en donde se repite Aleluya? ¿No los pentecostales en sus cultos han repetido infinidad de veces gloria a Dios, aleluya, Amén, etc.? Si de condenar por repetir las mismas palabras para alabar a Dios se trata, los herejes tienen que comenzar por condenar a Nuestro Señor que estando en Oración en el Huerto de Getsemaní repitió las mismas palabras (Mt 26,44), tienen también que condenar a los ángeles de Dios que no cesan de repetir día y noche el Santo, Santo, Santo.. (Ap. 4:8), tienen que condenar los Salmos en los que se repiten muchas palabras.
    Si bien Cristo, lo que condena es el parloteo sin sentido que los paganos utilizaban y utilizan para dirigirse a sus ídolos, como sucede con los hindúes que repiten una serie de frases que en el fondo no tienen nada de sentido alguno.
    Ahora bien, como los herejes no utilizan el rosario, ignoran mucho sobre el objetivo y el sentido que tiene.
    El Rosario más que nada es una meditación sobre los misterios de los Evangelios vistos desde el Corazón de María, quien guardaba todo detenidamente [Luc. 2:19,52].
    Smetana y Josef dieron el Víctor.

  2. #82
    Avatar de Erasmus
    Erasmus está desconectado Socio vitalicio
    Fecha de ingreso
    03 ene, 06
    Ubicación
    Buenos Aires
    Mensajes
    4,191
    Post Thanks / Like

    Re: Problematica y mitos del protestantismo contra la fe católica

    Cita Iniciado por Mart. Ver mensaje
    Ahora Bien, la Palabra “Misa”, tuvo su origen etimológico en derivación de algunos vocablos latinos como “de la Dimissio populi, o sea de la despedida que se daba al pueblo, al disolverse la reunión de los fieles. Ite, dimissio est, decía el Diácono, frase transformada actualmente en Ite, Missa est.” [Cursos de Religión p. 338]
    Agregar que en los ritos orientales se le llama Divina Liturgia.



    Imperium Hispaniae

    "En el imperio se ofrece y se comparte cultura, conocimiento y espiritualidad. En el imperialismo solo sometimiento y dominio económico-militar. Defendemos el IMPERIO, nos alejamos de todos los IMPERIALISMOS."







  3. #83
    Avatar de Mart.
    Mart. está desconectado Miembro Bachiller
    Fecha de ingreso
    07 jul, 12
    Mensajes
    37
    Post Thanks / Like

    Re: Problematica y mitos del protestantismo contra la fe católica

    10. El papado es de origen pagano. El título de papa, o de obispo universal, fue primero dado al obispo de Roma por el emperador malévolo Phocas, en el año 610 d.C. Esto lo hizo para darle rencor al obispo Ciriaco de Constantinopla, quien lo había, justamente, excomulgado por el asesinato de su precursor el emperador Mauricio. Gregorio I, entonces obispo de Roma, rechazó el título, pero su sucesor, Bonifacio III, primero asumió el título de papa. Jesucristo no designó a Pedro como líder de los apóstoles, y prohibió cualquier cosa semejante (Lucas 22:24-26; Efesios 1:223-23;Colosenses 1:18; 1ª Corintios 3:11).

    Primero me iré con lo que argumentan los herejes: ‘Jesucristo no designó a Pedro como líder de los Apóstoles, y prohibió cualquier cosa semejante’, citando muchos pasajes fuera de su contexto, en Lucas los Apóstoles deliberan sobre quien es el más importante, en otros lugares de los Evangelios los apóstoles se ha disputado sobre la importancia que ejercían para con su Maestro y el Señor siempre los reprendía de manera similar que en Lucas, nada tiene que ver con el ministerio petrino que los papas ejercen; lo que sucede aquí, es una clara discusión inútil entre ellos, pues cuando Jesús otorgó el poder de las llaves del reino a Pedro, únicamente le otorgó una autoridad ministerial. Pero los herejes, piensan que decimos que tenemos Jerarquía eclesiástica para afirmar que es una seguridad de que los presbíteros, obispos y diáconos tienen un lugar mayor en el reino de Dios, esto de ninguna manera, y es precisamente a lo que se refiere Cristo en estos textos. En cuanto al pasaje que se habla de Cristo como Roca o Piedra Angular, hemos de saber que también San Pedro es llamado Cefas [roca en hebreo] por el mismo Jesucristo, por todos los apóstoles y hasta por San Pablo y eso no significa que sea contrario a los pasajes de efesios, colosenses y corintios que los herejes apelan, a la verdad: la Roca de Fe del cristianismo y de la Iglesia es Cristo que también es cabeza de su Iglesia, y nadie puede cambiar eso como lo afirman las epístolas, la piedra o roca visible de la Iglesia es Pedro y sus sucesores los romanos pontífices sobre la cual Cristo funda y comienza a edificar su Iglesia y nosotros los cristianos también somos “piedras vivas” (o pequeñas piedrecitas) como lo dice san pedro en su carta [1 pedro 2:4-5], que continuamos la construcción de esta misma Iglesia, no es mucha la confusión sobre esto pero los pobres herejes se quiebran demasiado la cabeza al examinar esto con su doctrina sólo las Escrituras.
    En conclusión pues: Cristo es una Piedra fundamental, por lo tanto firme pero invisible, y Pedro, es la primera Piedra de edificación visible la base que sigue del cimiento, esto concuerda con que Cristo lo nombró pastor visible antes de irse (Jn 21,15-17).
    Esto es lo que toda la Tradición Apostólica desde el siglo I ha creído y nunca ha entrado en contradicciones como los herejes que han incurrido en confusiones.

    Y sobre la falacia de que el Titulo de Papa fue utilizado a partir del año 610 d.C. la enciclopedia católica expone lo siguiente:

    Papa (En latín eclesiástico papa, del griego papas, variante de pappas, padre; en latín clásico, pappas: “Sátiras”- 6:633 - de Juvenal).
    Los títulos más destacados para referirse al Obispo de Roma son: Papa, Summus Pontifex, Pontifex Maximus y Servus servorum Dei. El título papa, fue usado en otro tiempo con mayor amplitud. En Oriente siempre se ha utilizado para dirigirse a los sacerdotes. En Occidente, empero, parece que desde el principio sólo se usó para indicar a los obispos (Tertuliano, “De pudicitia”, 13). Fue en el siglo IV cuando ese título empezó a usarse exclusivamente para el romano pontífice. Parece ser que el Papa Siricio (+ 398) ya lo utilizaba (Ep. vi in P. L., XIII, 1164) y Enodio de Pavia (+ 473) lo usa en forma más clara con ese sentido en una carta al Papa Símaco (P.L. LXIII, 69). Con todo, todavía en el siglo VII, san Galo (+ 640) se dirige a Desiderio de Cahors con el título de papa (P.L. LXXXVII, 265). Fue finalmente Gregorio VII quien ordenó que su uso fuera exclusivo de los sucesores de Pedro.
    Los términos Pontifex Maximus y Summus Pontifex fueron sin duda originalmente utilizados para indicar al sumo sacerdote judío, cuyo papel desempeñan los obispos católicos en sus diócesis (I Clemente 40). En cuanto a Pontifex Maximus, sobre todo en su aplicación al papa, hay una cierta reminiscencia de la dignidad que conllevaba ese título en la Roma pagana. Tertuliano usa ese título en referencia al Papa Calixto y si bien sus palabras están llenas de sarcasmo, ellas mismas nos indican que ya los católicos las utilizaban en referencia al papa. Pero también en ese caso las palabras tuvieron alguna vez un significado menos estrecho. Pontifex Summus era el título que se daba a un obispo de una sede más notable en comparación con los de sedes menos importantes. Así llama Euquerio de Lyon (P.L. L, 733) a Hilario de Arles (+ 449), y Lanfranc es llamado “primus et pontifex summus” por su biógrafo, Milo Crispin (P.L. CL, 10). Arsenio, legado del Papa Nicolás I, lo llama “summus pontifex et universalis papa” (Hardouin, “Concilia”, V, 280) y ejemplos como esos son comunes. Ya para el siglo XI se nota que esos términos eran usados solamente respecto a los papas. La frase “Servus servorum Dei” está hoy día tan identificada como título del papa que una bula en la que no apareciera instantáneamente sería considerada un fraude. Mas ese título también fue algún día aplicado a otras personas. Agustín (Ep. 217 ad Vitalem) se nombra a sí mismo “Servus Christi et per ipsum servus servorum ipsius” (Siervo de Cristo y por Él siervo de sus siervos). También lo usó Desiderio de Cahors (Thomassin, “Ecclesiae novae et veterae disc.”, pt I, I.I, c. IV, n. 4), y san Bonifacio (740), el apóstol de Alemania (P.L. LXXIX, 700). Parece ser que el primer papa que lo adoptó fue Gregorio I. Aparentemente lo hizo para contrastar con el reclamo del Patriarca de Constantinopla del título de obispo universal (P.L. LXXV, 87). El uso de ese término en forma restringida al papa aparece en el siglo IX.
    Entonces herejes, ¿de dónde sacan la fecha?, les pediría que se pusieran a estudiar más, ya que con sus argumentos falsos pecan más que al admitir su error.
    Josef y Pious dieron el Víctor.

  4. #84
    Avatar de Mart.
    Mart. está desconectado Miembro Bachiller
    Fecha de ingreso
    07 jul, 12
    Mensajes
    37
    Post Thanks / Like

    Re: Problematica y mitos del protestantismo contra la fe católica

    Cita Iniciado por Josef Ver mensaje
    Hola Buen día a todos amigos foristas paz a ustedes, despues de tanto tiempo que no he podido andar por acá por lo que he visto Hieronimus y Mart han hecho aportes muy buenos para refutar los argumentos hereticos-protestantes, espero de favor y me puedan ayudar a seguir refutando los argumentos que aún faltan, se los agradeceré, como por ejemplo el de que el dogma de la Inmaculada concepción estuvo por mucho tiempo detenido para su proclamación oficial porque según supe que hubo una especie de controversia escotista-tomista, los franciscanos a favor del dogma y los dominicos no. Espero y me puedan ayudar en esta cuestión que aun es dificil para mí.


    Hola josef, debido a que no he podido rededicarme por completo a las falacias pero con lo poco que puedo estoy avanzando lo más posible encontré en la Enciclopedia Católica sobre la cuestión preguntas que se sucitó en la Edad Media sobre la cuestión de la Inmaculada concepción, espero que pueda despejar esto tus dudas:

    LA CONTROVESIA

    No encontramos controversia sobre la Inmaculada Concepción en el continente europeo antes del siglo XII. El clero normando abolió la fiesta en algunos monasterios de Inglaterra donde había sido establecida por los monjes anglosajones. Pero hacia fines del siglo XI se reanudó en numerosos establecimientos anglo-normandos a través de los esfuerzos de Anselmo el Joven. Es altamente improbable que San Anselmo el Viejo restableciese la fiesta en Inglaterra, aunque no era nueva para él; se había familiarizado con ella bien por los monjes sajones de Canterbury, bien por los griegos con quienes entró en contacto durante el exilio en Campania y Apulin (1098-9). El tratado «De Conceptu virginali» que usualmente se le atribuye, fue compuesto por su amigo y discípulo el monje sajón Eadmer de Canterbury. Cuando los canónigos de la catedral de Lyons, que sin duda conocían a San Anselmo el Joven, abad de San Edmundo de Bury, introdujeron personalmente la fiesta en su coro después de la muerte de su obispo en 1240, San Bernardo consideró su deber publicar una protesta contra esta nueva forma de honrar a María. Le dirigió a los cánones una vehemente carta (Epist. 174), en la que les reprobaba haberse arrogado tal autoridad sin haber consultado antes a la Santa Sede. Desconociendo que la fiesta había sido celebrada en la rica tradición de las Iglesias Griega y Siria respecto de la impecabilidad de María, afirmó que la fiesta era extraña a la antigua tradición de la Iglesia. Aun así, es evidente por el tenor de su lenguaje que sólo tenía en mente la concepción activa o formación de la carne, y que la distinción entre la concepción activa, la formación del cuerpo y la animación por el alma todavía no se había trazado. Indudablemente, cuando la fiesta fue introducida en Inglaterra y Normandía, tenían la ventaja el axioma «decuit, potuit, ergo fecit», la piedad pueril y el entusiasmo de los “simplices”, construidos sobre revelaciones y leyendas apócrifas. El objeto de la fiesta no se determinó claramente, ni se habían puesto en evidencia razones teológicas positivas.
    San Bernardo tenía toda la razón cuando una minuciosa investigación de las razones para observar la fiesta. No advirtiendo la posibilidad de santificación en el momento de la infusión del alma, escribió que sólo se puede hablar de santificación después de la concepción, la cual haría santo el nacimiento, no la concepción misma (Scheeben, «Dogmatik», III, p. 550). De ahí que San Alberto Magno]] observe: «Decimos que la Santísima Virgen no fue santificada antes de la animación, y la afirmación contraria a esto es la herejía condenada por San Bernardo en su epístola a los cánones de Lyons» (III Sent., dist. III, p. I, ad. 1, Q. I).
    San Bernardo recibió respuesta enseguida en un tratado escrito por Ricardo de San Víctor o por Pedro Comestor. En este tratado se apela al hecho de que existe una fiesta que ha sido establecida para conmemorar una tradición insostenible. Afirmaba que la carne de María no necesitaba purificación; que fue santificada antes de la concepción. Algunos escritores de aquel tiempo sostenían la idea fantástica de que antes de la caída de Adán, Dios reservó una porción de su carne y la transmitió de generación en generación, y que de esta carne fue formado el cuerpo de María (Scheeben, op. cit., III, 551), y que conmemoraban esta formación con una fiesta. La carta de San Bernardo no impidió la extensión de esta fiesta, pues en 1154 se observaba en toda Francia, hasta 1275, que fue abolida en París y en otras diócesis debido a los esfuerzos de la Universidad de París.
    Después de la muerte del santo la controversia surgió de nuevo entre Nicolás de San Albans, un monje inglés que alegaba que la fiesta se había establecido en Inglaterra, y Pedro Cellensis, el famoso obispo de Chartres. Nicolás señalaba que el alma de María fue atravesada dos veces por la espada, es decir, al pie de la Cruz y cuando San Bernardo escribió la carta contra su fiesta (Scheeben, III, 551). El debate continuó durante los siglos XIII y XIV, e ilustres nombres se alinearon en uno y otro bando. Se cita como oponentes a San Pedro Damián, Pedro Lombardo, Alejandro de Hales, San Buenaventura y San Alberto Magno.

    Al principio Santo Tomás de Aquino se pronunció a favor de la doctrina en su tratado sobre las «Sentencias» (en I Sent. c. 44, q. 1 ad 3); sin embargo, en su “Summa Theologica” llegó a la conclusión opuesta. Han surgido muchas discusiones sobre si Santo Tomás negó que la Santísima Virgen fuese inmaculada desde el instante de su animación, y se han escrito libros eruditos para vindicarlo de haber realmente llegado a una conclusión negativa. No obstante, es difícil decir que Santo Tomás no requirió al menos un instante, después de la animación de María, antes de su santificación. Su gran dificultad parece haber surgido de la duda de cómo pudo haber sido redimida si no pecó. Dicha dificultad la manifiesta al menos en diez pasajes de sus escritos (ver Summa III:27:2, ad 2). Pero mientras Santo Tomás se alejó del punto esencial de la doctrina, él mismo suministró los principios que, después de ser juntados y resueltos, capacitaron a otras mentes para proveer la verdadera solución a esta dificultad desde sus propias premisas.

    En el siglo XIII la oposición se debió en gran medida a la ausencia de una clara visión del tema en disputa. La palabra «concepción» se usaba en sentidos diferentes, los cuales no habían sido separados por una definición cuidadosa. Si Santo Tomás, San Buenaventura y otros teólogos hubieran conocido la doctrina en el sentido de la definición de 1854, habrían sido sus más férreos defensores en lugar de sus opositores.
    Podemos formular el asunto discutido por ellos en dos proposiciones, ambas en contra del sentido del dogma de 1854:

    • la santificación de María se realizó antes de la infusión del alma en la carne, de modo que la inmunidad del alma fue consecuencia de la santificación de la carne y no había riesgo por parte del alma de contraer el pecado original. Esto se aproximaría a la opinión de San Juan Damasceno respecto de la santidad de la concepción activa.
    • La santificación tuvo lugar después de la infusión del alma para redención de la servidumbre del pecado, al cual el alma había sido arrastrada por su unión con la carne no santificada. Esta formulación de la tesis excluye una concepción inmaculada.

    Los teólogos olvidaron que entre santificación antes de la infusión y la santificación después de la infusión había un término medio: santificación del alma en el momento de su infusión. Parecían ajenos a la idea según la cual lo que era subsiguiente en el orden de la naturaleza podía ser simultáneo en un punto del tiempo. Considerado especulativamente, el alma debe ser creada antes que pudiese ser infundida y santificada, pero en realidad el alma es creada y santificada en el mismo momento de la infusión en el cuerpo. Su principal dificultad era la declaración de San Pablo (Rom. 5,12) de que todos los hombres han pecado en Adán. Sin embargo, el propósito de esta declaración paulina es insistir en que todos los hombres necesitan la redención de Cristo. Nuestra Señora no fue una excepción a esta regla. Una segunda dificultad era el silencio de los primeros Padres. Pero los teólogos de aquel tiempo no se distinguieron tanto por su conocimiento de los Padres o de la historia, sino por su ejercicio del poder del razonamiento. Leyeron a los Padres Occidentales más que a los de la Iglesia Oriental, quienes expusieron con mayor integridad la tradición de la Inmaculada Concepción. Y algunos trabajos de los Padres que habían sido perdidos de vista fueron traídos a la luz.
    El famoso Juan Duns Scoto (m. 1308) por fin fijó tan sólidamente los fundamentos (en III Sent., dist. III, en ambos comentarios) de la verdadera doctrina y disipó las objeciones en forma tan satisfactoria que de ahí en adelante la doctrina prevaleció. Él mostró que la santificación después de la animación---sanctificatio post animationem---requería que siguiera en el orden de la naturaleza (naturae) no del tiempo (temporis); él removió la gran dificultad de Santo Tomás mostrando que lejos de ser excluida de la redención, la Santísima Virgen obtuvo de su Divino Hijo la más grande de las redenciones a través del misterio de su preservación de todo pecado. Él introdujo también, por la vía de la ilustración, el peligroso y dudoso argumento de Eadmer (San Anselmo) «decuit, potuit, ergo fecit».
    Desde el tiempo de Escoto la doctrina no sólo llegó a ser opinión común en las universidades, sino que la fiesta se expandió ampliamente a aquellos países donde no había sido previamente adoptada. Con excepción de los dominicos, todas o casi todas las órdenes religiosas la asumieron. Los franciscanos adoptaron la Fiesta de la Concepción de María para toda la Orden en el capítulo general en Pisa en 1263; esto, sin embargo, no significa que profesasen en ese tiempo la doctrina de la Inmaculada Concepción. Siguiendo las huellas de Duns Escoto, sus discípulos Pedro Aureoli y Francis Mayron se convirtieron en los más fervientes defensores de la doctrina, aunque sus antiguos maestros (San Buenaventura incluido) se habían opuesto a ella. La controversia continuó, pero los oponentes fueron en su mayoría los miembros de la Orden de Predicadores.
    En 1439 se llevó la disputa ante el Concilio de Basilea, donde la Universidad de París, antes opuesta a la doctrina, demostró ser su más ardiente defensora y pidió una definición dogmática. Los dos ponentes en el concilio fueron Juan de Segovia y Juan Torquemada. Después de haber sido discutida por espacio de dos años antes de la asamblea, los obispos declararon que la Inmaculada Concepción es una doctrina piadosa, cónsona con el culto católico, con la fe católica, con la recta razón y con la Sagrada Escritura; de ahora en adelante, dijeron, no estaba permitido predicar o declarar algo en contra (Mansi, XXXIX, 182). Los Padres del Concilio dijeron que la Iglesia de Roma estaba celebrando la fiesta, lo cual es verdad sólo en cierto sentido. Se guardaba en algunas iglesias de Roma, especialmente en las de las órdenes religiosas, pero no se adoptó en el calendario oficial. Como el concilio en aquel tiempo no era ecuménico, no pudo pronunciarse con autoridad. El memorandum del dominico Tomás de Torquemada sirvió de armadura para todos los ataques a la doctrina hechos por San Antonino de Florencia (m. 1459) y por los dominicos Bandelli y Bartolomeo Spina.
    Por un decreto del 28 de febrero de 1476, el Papa Sixto IV adoptó por fin la fiesta para toda la Iglesia Latina y otorgó una indulgencia a todos cuantos asistieran a los Oficios Divinos de la solemnidad (Heinrich Joseph Dominicus Denzinger|Denzinger]], 734). Leonardo de Nogarolis compuso el Oficio adoptado por Sixto IV, mientras que los franciscanos emplearon desde 1480 un bellísimo Oficio salido de la pluma de Bernardino de Busti (Sicut Lilium), que fue concedido también a otros (por ejemplo, a España en 1761), y fue cantado por los franciscanos hasta la segunda mitad del siglo XIX. Como el reconocimiento público de la fiesta por Sixto IV no fue suficiente para apaciguar el conflicto, publicó en 1483 una constitución en la que castigaba con la excomunión a todo aquel cuya opinión acusara de herejía la opinión opuesta (Grave nimis, 4 de septiembre de 1483; Denzinger, 735). Cuando el Concilio de Trento trató sobre el asunto en 1546 declaró que «no fue la intención de este Santo Sínodo incluir en el decreto lo concerniente al pecado original de la Santísima Inmaculada Virgen María Madre de Dios» (Sess. V, De peccato originali, V, en Denzinger, 792). Sin embargo, puesto que este decreto no definió la doctrina, los teólogos opositores al misterio, aunque reducidos en número, no se rindieron. El Papa San Pío V no sólo condenó la proposición 73 de Michel Baius según la cual «nadie sino Cristo fue sin pecado original y que, por lo tanto, la Santísima Virgen murió a causa del pecado contraído en Adán, y sufrió aflicciones en esta vida, como el resto de los justos, como castigo del pecado actual y original» (Denzinger, 1073), sino que emitió una constitución en la que prohibía toda discusión pública sobre el asunto. Finalmente insertó un nuevo y simplificado Oficio de la Concepción en los libros litúrgicos («Super speculum», Dic. De 1570; «Superni omnipotentis», Marzo de 1571; «Bullarium Marianum», pp. 72, 75).
    Mientras duraron estas disputas, las grandes universidades y la mayor parte de las grandes órdenes se convirtieron en baluartes de la defensa del dogma. En 1497 la Universidad de París decretó que en adelante no se admitiría como miembro de la universidad quien no jurase que haría cuanto pudiese para defender y afirmar la Inmaculada Concepción de María. Tolosa siguió el ejemplo; en Italia, Bolonia y Nápoles; en el Imperio Alemán, Colonia, Maine y Viena; en Bélgica, Lovaina]]; en Inglaterra, antes de la Reforma Protestante, Oxford y Cambridge; en España, Salamanca, Toledo, Sevilla y Valencia; en Portugal, Coimbra y Evora; en América, México y Lima. Los Frailes Menores confirmaron en 1621 la elección de la Madre Inmaculada como patrona de la Orden, y se comprometieron bajo juramento a enseñar el misterio en público y en privado. Los dominicos, sin embargo, se vieron en la especial obligación de seguir las doctrinas de Santo Tomás, y la conclusión común era que Santo Tomás se oponía a la Inmaculada Concepción. Los dominicos, por tanto, afirmaron que la doctrina era un error contra la fe (Juan de Montesono, 1373); aunque adoptaron la fiesta, la llamaban persistentemente de «Sanctificatio B. M. V.», no de «Conceptio», hasta que en 1622 el Papa Gregorio XV abolió el término «sanctificatio». El Papa Pablo V (1617) decretó que nadie se atreviera a enseñar públicamente que María fue concebida en pecado original, y Gregorio XV (1622) impuso absoluto silencio (in scriptis et sermonibus etiam privatis) sobre los adversarios de la doctrina hasta que la Santa Sede definiese el asunto. Para poner fin a toda ulterior cavilación, el Papa Alejandro VII promulgó el 8 de diciembre de 1661 la famosa constitución «Sollicitudo omnium Ecclesiarum», definiendo el verdadero sentido de la palabra conceptio, y prohibiendo toda ulterior discusión contra el común y piadoso sentimiento de la Iglesia. Declaró que la inmunidad de María del pecado original en el primer momento de la creación de su alma y su infusión en el cuerpo era el objeto de la fiesta (Denzinger, 1100).

    Puedes encontrar más información en la fuente:
    http://ec.aciprensa.com/wiki/Inmacul...a_Controversia
    Última edición por Mart.; 02/09/2012 a las 01:35
    Josef y Pious dieron el Víctor.

  5. #85
    Avatar de Mart.
    Mart. está desconectado Miembro Bachiller
    Fecha de ingreso
    07 jul, 12
    Mensajes
    37
    Post Thanks / Like

    Re: Problematica y mitos del protestantismo contra la fe católica

    Cabe decir sobre lo de la Inmaculada concepción que expuse en el aporte, que con justa razón se puede aplicar lo que dijo en alguna ocasión San Agustín: "Roma ha hablado la cuestión ha terminado"
    Josef y Pious dieron el Víctor.

  6. #86
    Avatar de Mart.
    Mart. está desconectado Miembro Bachiller
    Fecha de ingreso
    07 jul, 12
    Mensajes
    37
    Post Thanks / Like

    Re: Problematica y mitos del protestantismo contra la fe católica

    41. En el año 1950, por el papa Pío XII, se aprobó el último dogma católico contrario a la palabra de Dios: La asunción de la María a los cielos.
    Lo que Pío XII hizo fue declarar solemnemente lo que ya se creía y celebraba desde hace siglos por los cristianos: La Asunción de María Santísima.
    Y no es contrario a la Palabra de Dios como los herejes quieren confundirnos. Ellos quieren contradecir lo que la Iglesia ha expuesto a través de los siglos por ejemplo: sobre la Doctrina que exponían todos los Santos Padres, ellos nos citan un texto aislado del Papa León XIII en donde escribió que los Padres de la Iglesia «a veces han expresado las ideas de sus propios tiempos y, por lo tanto, han hecho declaraciones que en estos días se han abandonado por incorrectas». (Papa León XIII, Sobre el estudio de la Sagrada Escritura, St. Paul Editions, pag.24)”, concluyendo ellos que los Santos Padres se contradecían y declarando falible toda la Tradición apostólica, de lo que aquí habla León XIII es de que los Santo Padres a veces hablaron de cosas que en su época aún estaban en transición y sobre todo de opiniones muy personales de ellos, pero nunca se refiere esto en cuanto a la Doctrina cristiana, y de la misma forma las declaraciones que ellos hacían no era en materia doctrinal, sino personal, los Santo Padres aparte de ser legítimos receptores de toda la Tradición Apostólica, fueron hombres de su tiempo, como así lo fueron los Apóstoles y como hoy lo somos nosotros, también opinaron subjetivamente [de esto se refería el Papa León XIII], y todo lo que hablaron de la Doctrina cristiana nunca erraron ya que era su deber exponerla como legítimos sucesores de los Apóstoles, la Iglesia ¡qué soberbia la de los herejes!, se creen más doctos que los mismos teólogos y doctores católicos y que los mismos Papas que escribieron las encíclicas. ¿No han leido que también el Concilio Vaticano II habla de los santos Padres: "Las palabras de los Santos Padres atestiguan la presencia viva de esta Tradición, cuyas riquezas van pasando a la práctica y a la vida de la Iglesia que cree y ora."
    (Concilio Vaticano II, Constitución dogmática sobre revelación divina, N°8)?
    La Tradición y La Biblia misma dan muestras de que la Asunción de María no sólo es un hecho sino que también es un dogma de Fe cristiana. San Juan en su Revelación 12:1 nos dice que vio en el cielo a una Mujer radiante, vestida de Sol con la luna bajo sus pies la cual había dado a luz al que ha de regir con vara de hierro, nada menos que Jesucristo. Los herejes para negar esta verdad interpretan en este pasaje que la Mujer se trata del pueblo de Israel o de la Iglesia, pero yerran en su impía intención, pues ¿para qué tanto enredo? La Mujer no puede ser el pueblo de Israel, pues los pactos siempre fueron violados por ellos y no pueden estar llenos de luz, aunque de Israel nació el Mesías, Israel perdió su maternidad al no reconocerle como su Salvador, inclusive, se ve que el demonio persiguió a los hijos de la Mujer (12,17), y sabemos que los Judíos (Israel) hicieron persecución a los cristianos en un principio por lo que estos perseguidos se refiere ya a los cristianos no a los judíos, que ya no tenía nada que ver con Jesús. ¿Entonces la mujer (Israel según los hermanos) persiguió a sus hijos? Por eso no puede ser Israel ya que Israel (judíos) persiguió a los hijos de la mujer. Tampoco puede la mujer del Apocalipsis representar a la Iglesia, pues la Iglesia no es madre de Cristo, sino esposa de Cristo. Si bien Juan no habló de manera explícita sobre la Asunción de María, sí habló de manera profética y simbólica.
    Ahora bien, los protestantes cortos en conocimientos sólo atacan a la Fe católica aduciendo sobre el dogma y no saben que todas las Iglesias primitivas no católicas (Caldea, Copta, Asiria, Armenia, Ortodoxa) aceptan la Asunción y la celebran. Los musulmanes de la misma manera reconocen que recibieron por tradición de Mahoma que la madre del “profeta Jesús” fue asunta al cielo.
    Retomando a la Tradición apostólica y litúrgica vemos que la creencia de la Asunción de María está presente ya desde muy antiguo en la Iglesia católica:
    Una de las primeras fiestas de la Virgen que se celebró fue la de la Asunción que ya en el Siglo IV se celebraba en Jerusalén y en esa época una capilla ya marcaba el lugar donde hoy se encuentra la Iglesia Griego-Armenia de la Asunción en el monte de los Olivos.
    Según un Diccionario no Católico y Secular:
    “La primera referencia oficial a la Asunción se halla en la liturgia oriental; en el siglo IV se celebraba la fiesta de "El Recuerdo de María" que conmemoraba la entrada al cielo de la Virgen María y donde se hacía referencia a su asunción. Esta fiesta en el siglo VI fue llamada la Dormitio (χοίμŋσις) o Dormición de María, donde se celebraba la muerte, resurrección y asunción de María. El emperador bizantino Mauricio decretó que la fiesta se celebrara el 15 de agosto en todo el imperio; conviene aclarar que sólo fijó una fecha, no “inventó” la fiesta, ya que ésta se celebraba desde antes” [cf. Enciclopedia ACI prensa].

    Uno de los primeros Padres que evidencia la celebración la da San Gregorio de Tours quien en su obra “De Gloria Martityrum” señala que ésta fiesta la celebraban en Jerusalén al final del siglo VI (De gloria mart., I, IV). Los relatos apócrifos sobre la asunción de María aparecen aproximadamente entre los siglos IV y V. Siendo el más difundido y posiblemente uno de los más antiguos en el oriente bizantino el "Libro de San Juan Evangelista (el Teólogo)". Este y otros escritos apócrifos tuvieron gran influencia en diversas homilías y escritos de los oradores orientales, como por ejemplo Juan de Tesalónica, San Juan de Damasco, San Andrés de Creta, San Germán de Constantinopla, entre otros. Si bien no tenían ni tienen carácter histórico, la Iglesia Católica vio en estos escritos el fondo teológico que existía y del cual los relatos eran expresiones adornadas.”
    De la Asunción de María ya se habla en:
    “Transitus Mariae”, cuyo núcleo originario se remonta a los siglos II y III, la obra es atribuida a Melitón de Sardes (año 180 D.C.) quien viajó a Jerusalén para informarse de la Tradición Eclesiástica y escribió con profusión sobre una gran variedad de temas. En la obra el autor imagina que Cristo pregunta a los Apóstoles qué destino merece María, y ellos le dan esta respuesta: “Señor, elegiste a tu esclava, para que se convierta en tu morada inmaculada... Por tanto, dado que, después de haber vencido a la muerte, reinas en la gloria, a tus siervos nos ha parecido justo que resucites el cuerpo de tu Madre y la lleves contigo, dichosa, al Cielo”. (De transitu V. Mariae, 16: PG 5, 1.238)[Aunque la cita de la obra de pseudo-Melitón data del siglo V, es un testimonio de que en el pueblo cristiano ya era creída y celebrada la Asunción de María Santísima]

    - en la Carta de Dionisio el Areopagita al obispo Titus (año 363), el "Joannis liber de Dormitione Mariae" que dice:

    “Debes saber, ¡oh noble Tito!, según tus sentimientos fraternales, que al tiempo en que María debía pasar de este mundo al otro, es a saber a la Jerusalén Celestial, para no volver jamás, conforme a los deseos y vivas aspiraciones del hombre interior, y entrar en las tiendas de la Jerusalén superior, entonces, según el aviso recibido de las alturas de la gran luz, en conformidad con la santa voluntad del orden divino, las turbas de los santos Apóstoles se juntaron en un abrir y cerrar de ojos, de todos los puntos en que tenían la misión de predicar el Evangelio. Súbitamente se encontraron reunidos alrededor del cuerpo todo glorioso y virginal. Allí figuraron como doce rayos luminosos del Colegio Apostólico. Y mientras los fieles permanecían alrededor, Ella se despidió de todos, la augusta (Virgen) que, arrastrada por el ardor de sus deseos, elevó a la vez que sus plegarias, sus manos todas santas y puras hacia Dios, dirigiendo sus miradas, acompañadas de vehementes suspiros y aspiraciones a la luz, hacia Aquél que nació de su seno, Nuestro Señor, su Hijo. Ella entregó su alma toda santa, semejante a las esencias de buen olor y la encomendó en las manos del Señor. Así es como, adornada de gracias, fue elevada a la región de los Ángeles, y enviada a la vida inmutable del mundo sobrenatural.
    “Al punto, en medio de gemidos mezclados de llantos y lágrimas, en medio de la alegría inefable y llena de esperanza que se apoderó de los Apóstoles y de todos los fieles presentes, se dispuso piadosamente, tal y como convenía hacerlo con la difunta, el cuerpo que en vida fue elevado sobre toda ley de la naturaleza, el cuerpo que recibió a Dios, el cuerpo espiritualizado, y se le adornó con flores en medio de cantos instructivos y de discursos brillantes y piadosos, como las circunstancias lo exigían. Los Apóstoles inflamados enteramente en amor de Dios, y en cierto modo, arrebatados en éxtasis, lo cargaron cuidadosamente sobre sus brazos, como a la Madre de la Luz, según la orden de las alturas del Salvador de todos. Lo depositaron en el lugar destinado para la sepultura, en el lugar llamado Getsemaní.
    “Durante tres días seguidos, ellos oyeron sobre aquel lugar los aires armoniosos de la salmodia, ejecutada por voces angélicas, que extasiaban a los que las escuchaban; después nada más.
    “Eso supuesto para confirmación de lo que había sucedido, ocurrió que faltaba uno de los santos Apóstoles al tiempo de su reunión. Este llegó más tarde y obligó a los Apóstoles que le enseñasen de una manera palpable y al descubierto el precioso tesoro, es decir, el mismo cuerpo que encerró al Señor. Ellos se vieron, por consiguiente, obligados a satisfacer el ardiente deseo de su hermano. Pero cuando abrieron el sepulcro que había contenido el cuerpo sagrado, lo encontraron vacío y sin los restos mortales. Aunque tristes y desconsolados, pudieron comprender que, después de terminados los cantos celestiales, había sido arrebatado el santo cuerpo por las potestades etéreas, después de estar preparado sobrenaturalmente para la mansión celestial de la luz y de la gloria oculto a este mundo visible y carnal, en Jesucristo Nuestro Señor, a quien sea gloria y honor por los siglos de los siglos. Amén”.

    San Epifanio de Salamina (año 371) Coloca en la profesión de fe que María (v.) fue siempre virgen (PG 43,233). Y en una carta habla de la Dormición y Transito de María

    - San Juvenal, Patriarca de Jerusalén. Da testimonio en su Carta a la Emperatriz Pulquería [año 451]:

    “al tiempo que la Sagrada Virgen espiró, se oyeron cantos de ángeles, y que se prosiguió la música y melodía hasta que el cuerpo santo fue llevado por los Apóstoles, que también cantaban con voces acompañadas de lágrimas y suspiros, a Getsemaní, y allí puesto en un sepulcro. Ni por estar el santo cuerpo sepultado cesó la angelical melodía, antes se oyeron cantar himnos celestiales por tres días continuos, y pasados éstos, no se oyó más. Y porque llegando a esta sazón el Apóstol Santo Tomé, y pedir a los demás Apóstoles se abriese el sepulcro para ver y reverenciar el santo cuerpo, concediendo con su petición, abrióse el sepulcro, y no pareció el cuerpo santo. Estaban allí los lienzos en que fue envuelto, y salía un olor suavísimo y de gran recreo, y otra cosa alguna no fue vista. Quedaron los Apóstoles admirados de ver semejante acaecimiento, y vinieron a este parecer todos, y afirmaron que el Señor, que había tomado carne de ella y héchose hombre en sus entrañas, quiso prevenirla, resucitándola antes de la Universal Resurrección, y trasladarla en cuerpo y alma a los Cielos.”
    San Germán de Constantinopla (año 710) escribió varias homilías en donde expone la fe en la Asunción de María: En uno de ellos pone en labios de Jesús, que se prepara para llevar a su Madre al cielo, estas palabras: «Es necesario que donde yo esté, estés también tú, madre inseparable de tu Hijo...» (Hom. 3 in Dormitionem: PG 98, 360).
    San Juan Damasceno (año 726) escribe sobre la dormición y asunción de María en su sermón: “Madre de la gloria(Homilía 2 en la dormición de la Virgen María, 2 y 14). De igual forma San Juan (P. G., I, 96) formula así la tradición de la Iglesia de Jerusalén [que ya mencione antes]:
    “San Juvenal, Obispo de Jerusalén, en el Concilio de Calcedonia(451), hace saber al emperador Marciano y a Santa Pulquería, quienes desean poseer el cuerpo de la Madre de Dios, que María murió en presencia de todos los Apóstoles, pero que al abrir su tumba, a pedido de Santo Tomás, fue hallada vacía; de esa forma los apóstoles concluyeron que el cuerpo fue llevado al cielo.”

    Existen algunos datos antiguos que dan testimonio de la celebración de la fiesta de la Dormición o Asunción de María Santísima y que son los siguientes:

    De acuerdo a la vida de San Teodosio (m. 529) se celebraba en Palestina antes del año 500, probablemente en Agosto (Baeumer, Brevier, 185). En Egipto y Arabia, por otra parte, se mantuvo en Enero, y dado que los monjes de las Galias adoptaron muchos usos de los monjes egipcios (Baeumer, Brevier, 163), hallamos esta fiesta en las Galias en el siglo sexto, en Enero [mediante mense undecimo (Greg. Turon., De gloria mart., I, ix)]. La Liturgia Gala la fija el 18 de Enero, bajo el título: Depositio, Assumptio, or Festivitas S. Mariae (confrontar las notas de Jean Mabillon en la Liturgia Gala, P. L., LXXII, 180). Esta costumbre permaneció en la Iglesia de las Galias hasta el momento de la introducción del Rito Romano. En la Iglesia Griega, parece que algunos mantuvieron la fiesta en Enero, como los monjes egipcios; otros en Agosto, con aquellos de Palestina; por lo cual el Emperador Mauricio (m. 602), si es correcto el relato de "Liber Pontificalis"(II, 508), fijó la fiesta para el Imperio Griego el 15 de Agosto.
    Si bien es cierto que la doctrina de la Asunción es apenas esbozada por san Ambrosio, san Epifanio y Timoteo de Jerusalén, los Padres del Oriente son lo que más exponen de manera casi unánime la doctrina. Y sobre la cuestión de la Festividad, la verdad es que se remonta desde tiempos apostólicos, sin embargo, con las feroces persecuciones que se dieron en los primeros tiempos de la Iglesia “se apagaron estas Festividades, aunque no de los corazones de sus Sucesores y fieles Cristianos, hasta que con el curso del tiempo […] volvieron las Festividades.” [El Porq. De Todas las Cerm. Pág. 523]
    Aunado a lo expuesto anteriormente de que las pruebas a la luz de las Escrituras y de la Tradición respaldan este sagrado Dogma, también se muestra muy a favor las pruebas lógicas, a saber:
    Muchas ciudades conservan huesos de sus mártires y santos, pero no hay una sola que diga que tiene alguna reliquia de la Virgen María, y más aún, las ciudades de Éfeso y Jerusalén se reclaman que son las ciudades donde la virgen fue asunta al cielo, o sea, ¡se reclaman la tumba vacía!; entonces si los herejes que niegan la asunción de María deben mostrarnos en dónde exactamente se localiza la sepultura de María y más aún que se encuentren sus reliquias ahí, pero como no pueden probar esto, tampoco pueden afirmar que María murió.
    Por eso con justa razón exponiendo sobre este asunto San Epifanio escribía: “Para Dios, en efecto nada resulta imposible de lo que quiere hacer, y por otra parte nadie conoce exactamente qué fin tuvo ella.” [Panar 78,23.].
    Otro punto a saber es que La verdad de Fe de la Asunción nunca fue cuestionada en ningún tiempo ni en la antigüedad, ni el medievo ni en la época moderna, siempre los teólogos y escritores estuvieron a favor de la doctrina. Y si Pío XII definió en 1950 el dogma lo hizo tomando en cuenta la Fe de los cristianos de todos los tiempos, exponiendo lo que ellos ya habían creído y lo que las Escrituras dan testimonio en forma profética.
    Josef y Pious dieron el Víctor.

  7. #87
    Avatar de Josef
    Josef está desconectado Miembro Respetado
    Fecha de ingreso
    13 abr, 12
    Mensajes
    311
    Post Thanks / Like

    Re: Problematica y mitos del protestantismo contra la fe católica

    Hola buen día todas las respuestas de hieronimus y de mart me han parecido muy acertadas les agradesco sobremanera que han apoyado mucho con sus argumentos para refutar estas toterías de los protestantes.
    en hora buena bendiciones
    "Vive en el mundo como sino hubiera más en él que Dios y tu alma: para que no pueda tu corazón ser detenido por cosa humana." SJ+

  8. #88
    Avatar de Hyeronimus
    Hyeronimus está desconectado Miembro Respetado
    Fecha de ingreso
    16 ene, 07
    Mensajes
    19,796
    Post Thanks / Like

    Re: Problematica y mitos del protestantismo contra la fe católica

    Gracias. Con gusto aclararemos todo lo que haga falta. Me alegra que te estén resultado útiles estas réplicas a los mitos herejes. Y saliéndome del tema, "enhorabuena" se escribe todo junto, en una sola palabra. Agradezco que nos desees bendiciones. Yo también deseo que Dios te bendiga. Lo malo es que eso de "bendiciones" es una típica expresión protestante.

  9. #89
    Avatar de Josef
    Josef está desconectado Miembro Respetado
    Fecha de ingreso
    13 abr, 12
    Mensajes
    311
    Post Thanks / Like

    Re: Problematica y mitos del protestantismo contra la fe católica

    si hieronimus disculpa mis faltas de ortografía, reconozco que falta mucho por aprender, y sobre las bendiciones, yo aclaro públicamente en este foro que me declaro cristiano católico y todo lo protestante no me causa buena espina, de hecho yo estuve viviendo con una familia protestante ahora que me vine a estudiar a la ciudad, pero en sí mis raíces son católica y nunca dejaré de serlo, pero las bendiciones como dices no son malas, y ¿acaso no San Francisco de Asís bendecía a sus hermanos y hermanas con el Dios te bendiga y te guarde? yo imito esto de San Francisco de mandar bendiciones.
    Y sobre tus aportes me han servido de mucho para argumentar y aclarar y despejarme de dudas.
    Te agradezco tu dedicación
    un saludo
    "Vive en el mundo como sino hubiera más en él que Dios y tu alma: para que no pueda tu corazón ser detenido por cosa humana." SJ+

  10. #90
    Avatar de Hyeronimus
    Hyeronimus está desconectado Miembro Respetado
    Fecha de ingreso
    16 ene, 07
    Mensajes
    19,796
    Post Thanks / Like

    Re: Problematica y mitos del protestantismo contra la fe católica

    Josef: En ningún momento me ha cabido la menor duda de tu sincera catolicidad, y como dije, agradezco tus bendiciones y yo también te digo "que Dios te bendiga". Y el "Que Dios te bendiga y te guarde" es aún más antiguo que San Francisco, porque está en el Pentateuco. No es que esté mal en sí lo de "bendiciones". Ojalá las personas se bendijeran más unas a otras en vez de insultarse. Sólo que, claro, hay ciertas expresiones que son más habituales bien entre herejes, bien entre católicos, como en cualquier otro ámbito de la vida. Me alegra que mis pobres contribuciones te hayan sido de ayuda. Y espero que al intentar ayudarte con la ortografía no te haya hecho sentir vergüenza. Dios te bendiga.
    ReynoDeGranada dio el Víctor.

  11. #91
    Avatar de Josef
    Josef está desconectado Miembro Respetado
    Fecha de ingreso
    13 abr, 12
    Mensajes
    311
    Post Thanks / Like

    Smile Re: Problematica y mitos del protestantismo contra la fe católica

    Hyeronimus si es cierto lo que dices, lo tomaré en cuenta, y sobre las faltas de ortografía, no te preocupes no me avergüenzo, todos aprendemos nuevas cosas de los demás.. y si me han servido mucho tus aportes como los de mart. les agradesco enteramente su atención


    "Vive en el mundo como sino hubiera más en él que Dios y tu alma: para que no pueda tu corazón ser detenido por cosa humana." SJ+

  12. #92
    Avatar de Mart.
    Mart. está desconectado Miembro Bachiller
    Fecha de ingreso
    07 jul, 12
    Mensajes
    37
    Post Thanks / Like

    Re: Problematica y mitos del protestantismo contra la fe católica

    Como había dicho anteriormente amigos foristas aquí les traigo algunas tesis que formulé, investigando detalladamente y realmente las prácticas reprobables de los herejes y algunas de sus raras sectas:

  13. #93
    Avatar de Mart.
    Mart. está desconectado Miembro Bachiller
    Fecha de ingreso
    07 jul, 12
    Mensajes
    37
    Post Thanks / Like

    Re: Problematica y mitos del protestantismo contra la fe católica

    ¿Conoce algunas de las sectas y sus prácticas y creencias heréticas de los protestantes?


    1.-Las pseudo-iglesias y sectas protestantes están llenas de tradiciones humanas, cada una se inclina en pos de la visión de su fundador y sus doctrinas forzosamente tienen que ser las que su fundador establezca. Esto es contrario a lo que Jesús estableció en su Iglesia que fundó sobre san Pedro y contrario a toda la tradición apostólica.

    2.- Una de las primeras cosas que los herejes impía e ignorantemente hicieron fue destruir y abolir los crucifijos, las cruces y la persignación, creyendo que los católicos al tener los crucifijos nos burlamos de la muerte de Cristo. Esto es una acusación falsa ya que los católicos vemos en la cruz un signo de nuestra redención (col 2:14: Ef. 2:16; Gal. 6:14) y la Tradición cristiana y Apostólica constante habla no de una adoración de la cruz como forma, sino de una adoración del misterio contenido en la cruz, del signo de Cristo (S. Juan Damasc.)
    El orar por los difuntos es una “práctica santa y piadosa” afirma el Antiguo Testamento (2 Mac. 12:43), de hecho los primeros cristianos la practicaron prueba de ello son las oraciones inscritas en las catacumbas, y afirma el libro de los Hechos de Pablo y Tecla, que san Pablo oró por una persona difunta. Sin embargo es en el siglo XVI cuando los supuestos “reformadores” de la Iglesia, en su afán de querer volver a los ‘orígenes’, cuestionaron y abolieron en sus iglesias esta piadosa practica creyendo ellos que los primeros cristianos no oraban por sus familiares difuntos.
    3.- Las lámparas y veladoras en las iglesias calvinistas fueron apagadas por Calvino su fundador condenándolas de práctica “papista y supersticiosa” y posteriormente los autollamados ‘evangélicos’ siguieron su ejemplo, mientras que en las iglesias luteranas y anglicanas se mantuvieron encendidas, lo que ignoran los herejes es que en la Biblia dice que Dios mismo no sólo aprobó sino que ordenó a Moisés a que encendiera lámparas en su tienda y en su templo para honrarle (ex. 25:23.)
    4.- La veneración de los Ángeles y los Santos no existe en ninguna iglesia protestante y las sectas ven con cierto prejuicio esta práctica de los primeros cristianos, ignorando que en la Biblia se contiene que el venerar a alguien no está prohibido, y que los Santos que pasaron a la gloria no están muertos ya que Dios es un Dios de vivos no de muertos (Mat. 22:31-32)
    5.- La Misa como celebración diaria se remonta desde tiempos apostólicos, los primeros bautizados, dice los Hechos 2:42 “eran asiduos a la fracción del pan (que en ese entonces así se le conocía a la Misa), los luteranos y los anglicanos celebran algo parecido a la Misa aunque en esencia no lo es, mientras que los calvinistas, metodistas, presbiterianos, bautistas y pentecostales destruyeron por completo la celebración que los primeros cristianos practicaban, sólo centrándose en la liturgia de la Palabra y de manera improvisada.”
    6.- El negar la realidad de la maternidad divina de María se remonta desde la herejía predicada por Nestorio (año 380-451 d.C.), quien decía que María era madre de un hombre, contrariando a toda la Tradición cristiana que nombra a María Theotókos (Madre de Dios), de hecho la primera vez que se llamó a María Madre de Dios fue en el evangelio cuando Santa Isabel que inspirada por el Espíritu Santo exclamó que María era la “Madre de su Señor” (Lc.1:43). Sin embargo posterior a los padres de la “reforma” (quienes tenían mucha veneración a María), los sucesores de Lutero y Calvino retomaron la herejía nestoriana y hasta hoy día niegan la divinidad de Jesucristo y la maternidad de María.
    7.- La simplicidad en las vestiduras del clero comenzó con los luteranos y los calvinistas (y continuó hasta los “evangélicos” de hoy día) esto como un prejuicio anticatólico, creyendo erróneamente que era una muestra de opulencia e hipocresía, pero se olvidaron de leer (Ex. 28..) en donde Dios les pide a sus sacerdotes la dignidad en la indumentaria litúrgica.
    8.- La doctrina del purgatorio fue rechazada desde la ‘reforma’ protestante en el siglo XVI, actualmente ninguna congregación protestante acepta esta doctrina, esto es contrario a lo que los primeros cristianos creían, ya que ellos oraban por sus difuntos porque creían en la existencia del purgatorio (1 cor 3..) [ver punto 1].
    9.- Una de las grandes causas por las que el latín como lengua hablada desapareció rápidamente en toda Europa fue precisamente la reforma protestante del siglo XVI, ya que los protestantes al tener un sentimiento nacionalista y separatista –contrario al ideal de la unidad y universalidad de la Iglesia católica-, contribuyeron enormemente a que las lenguas romances se desarrollaran más rápido, trabando la dificultad de poder predicar el Evangelio de un país a otro.
    10.- La Biblia enseña que un cristiano puede pedir que otro que lleva o llevó una vida en santidad ore por él (Stgo. 5:16; Ap. 5,8), contrario a lo que enseñan las sectas protestantes de que sólo a Dios puede uno dirigirse y no a un Santo “muerto”, La Iglesia católica acorde con la Escritura enseña que el hecho de dirigirse solo a Dios no impide que uno pida la intercesión de un Santo, ya que la oración del justo tiene mucho poder (Stgo. 5:16).
    11.- El protestantismo tiene su origen en la rebelión y en la revolución –algo similar a lo que ocurrió con Satán y sus demonios-, ya que niegan someterse a la autoridad espiritual que Cristo dejó sobre San Pedro y sus sucesores (Mateo 16:13-19), los primeros rebeldes fueron los cismáticos orientales, posteriormente Huss, Wycliff, Lutero, Calvino, Zwinglio…, hoy son todas las herejías y sectas protestantes que niegan el papado instituido por Cristo (Mateo 16.
    Una de las primeras notas o caracteres de la verdadera Iglesia es la unidad de gobierno, que recae sobre san Pedro y sus legítimos sucesores los Romanos pontífices, algo que las pseudo-iglesias no poseen y que las delata como tal.
    12.- El venerar y obedecer en todo a los dirigentes espirituales desapareció en las costumbres de los protestantes que son muy selectivos en cuanto a sus líderes esto contradice las Escrituras [Heb. 13:17], San Pablo ya advertía que ocurriría esto diciendo que llegarían días en que los hombres no soportarán la sana doctrina y se buscarán maestros según sus inclinaciones [2 tim. 4:3], sírvase de ejemplo el caso del monarca Felipe de Hessen, casado con Catalina, de la que tenía siete hijos, exigió la aprobación de un matrimonio adicional con una señorita de la nobleza sajona, y obtuvo la licencia de Lutero y Melanchton, a condición de que la concesión se mantuviera secreta. Se acudió en este caso de poligamia, consumada en 1540, al precedente de los antiguos Patriarcas judíos. No se olvide el caso similar que ocurrió con Enrique VIII que por querer amancebarse con Ana Bolena pedía el divorcio de su Legítima esposa Catalina de Aragón a la Iglesia y ante la negativa, se autonombró cabeza de la iglesia de Inglaterra 1534 rompiendo con la Iglesia de Cristo.
    13.- Desde los orígenes el protestantismo se vio apoyada en el poder de los monarcas de este mundo y algunas iglesias que nacieron fueron iglesias de Estado, Lutero para el desarrollo de la “reforma” tuvo el respaldo de ciertos príncipes protestantes como Federico de Sajonia, Jorge Truchsses de Waldburg, Antonio de Lorena y Felipe de Hessen, entre otros, siendo él mismo el títere de ellos; en Inglaterra la reforma tuvo éxito desde su monarca y fundador Enrique VIII, en cuanto a Calvino a partir del año de 1541 se tornó en un dictador religioso y político, Zwinglio dejó la sotana para convertirse en soldado. El apoyo que los príncipes les brindaron a los herejes no fue con otra intención que la de apropiarse de todos los bienes de la Iglesia, los protestantes de hoy no son tan apoyados por los poderes temporales ya que en muchos países existe el laicismo, pero por ejemplo en Suiza por mucho tiempo rigió como religión oficial el protestantismo, estando prohibido el catolicismo hasta 1950. Jesús claramente prohibió tal cosa, y Él mismo rechazó que el reinado terrestre influyera en la Fe. (Leer Mat. 20:25-26; 22,21; Juan 18:36, 38).
    14.- La herejía iconoclasta nació en los siglos VIII-IX, era un movimiento que rechazaba la veneración de imágenes, las destruía y perseguía a quienes las veneraban, creyendo falsamente que a las imágenes se les adora, basando sus motivos en un mandato del Éxodo 20 hoy derogado para los cristianos; la herejía resurgió en el siglo XVI con los mismos argumentos, Carlstad, Calvino y Zwinglio a la cabeza, ya que Lutero se mostró neutro en este aspecto, si siendo ellos ‘cristianos’ siguen observando la Ley judaica en cuanto a las imágenes, deben y tienen que cumplirla es su totalidad (debe circuncidarse, observar el sábado, etc.) ya que la Escritura misma dice que es reo de maldición el que solo la cumple parcialmente (Gal. 2:21; 3:10).
    15.- La veneración y la canonización de los Santos fue abolida por los herejes protestantes, hoy día los llamados “evangélicos”, testigos de jehová, mormones, adventistas, etc. No tienen en sus iglesias a personas con fama de santidad como ocurre entre los católicos, ya que ellos creen que todo creyente y seguidor de Cristo es llamado santo en la Biblia, es verdad que todo bautizado es santo, pero la santidad se debe cuidar y se debe progresar ya que se puede perder y el mismo San Pablo advierte que sin santidad nadie verá al Señor (Heb 12:14)
    La santidad es otra nota o carácter de la Iglesia verdadera, la Iglesia católica la posee, ya que tiene una nube de testigos, es decir de Santos; el protestantismo no tiene santos ni milagros. Más todavía: sus mismos fundadores Lutero, Calvino, Zuinglio, Enrique VIII y otros, fueron todo lo opuesto a la santidad cristiana.
    16.- La verdadera Iglesia de Jesucristo ha de poseer, promover y aprobar el espíritu de Oración, de ayuno y de mortificación, como que son cosas mandadas, recomendadas y practicadas por Jesucristo, y aún señaladas por Él, en contraposición con el espíritu mundano (luc. 18, 1;9:23;24:27; Jn. 19:20; Mat. 9:14-15); los herejes protestantes rechazan expresamente; y así no admiten el uso del sacrificio, de la mortificación, del ayuno, ni de la independencia del Estado en las cosas religiosas, etc. Entonces no pueden ser la Iglesia verdadera.
    17.- La Santa Misa como sacrificio desapareció con los reformistas, arguyendo que simplemente es una “cena simbólica”, un simple comensal. Cristo en la última cena dijo claramente que el pan y el vino son su cuerpo y su sangre, es cierto que el sacrificio de Jesús se ofreció una sola vez y para siempre como lo afirman los hebreos, y esto mismo que ocurre en la Santa Misa donde se ofrece el único sacrificio hecho por Cristo [nunca se repite].
    18.- El celibato de los Sacerdotes y Obispos fue abolida por Martín Lutero y sus sucesores los herejes protestantes, si bien, Lutero lo abolió de manera escandalosa no por cuestiones bíblicas sino como dice él: “para llevarle la contraria al Diablo y al papa y para complacer a su padre”
    La Biblia habla de la ventaja de la castidad, es por eso que los ministros de la Iglesia no se casan (ver Mt 19:12, 1 Cor 7:8,27,32-3), es cierto que Pablo dijo que los Obispos sean casados una sola vez, pero recordemos que en la Iglesia primitiva aunque la mayoría de los bautizados ya eran casados al ordenarse, siempre el ideal fue la castidad desde aquellos tiempos, por ejemplo San Juan Bautista, San Pablo, San Juan Evangelista y algunos Apóstoles no se casaron nunca. De hecho en muchas pseudo-iglesias protestantes no existe el presbítero y el obispo como ministerio bíblico [1 tim. 3:1; 5:17], y lo han sustituido muchas veces por ‘Pastor’, ‘Profeta’ o ‘Apóstol’, etc.
    Pero sin embargo el nacimiento de la ‘reforma’ protestante se debió a la causa de la abolición del celibato para los sacerdotes díscolos, entre ellos Lutero.
    19.- Los herejes del siglo XVI, orgullosamente dicen que tuvieron precursores desde la edad media, como Wiclyf, Hus, los Cataros o los valdenses, sin embargo han de saber los herejes que ninguno de ellos fueron afines en doctrinas, como hoy son tan contradictorios ellos, Wiclyf y los lolardos tenían la herética creencia de que Dios está en todo (Panteísmo), los cataros en cambio, como los maniqueos, creían en la dualidad del alma, rechazaban todos los sacramentos, no se casaban, eran selectivos en la alimentación y sobre todo por una ascesis exagerada, los valdenses sostenían que para ser predicadores forzosamente debían ser célibes, y el movimiento husita pronte se dividió a la muerte de su fundador en Taboristas y utraquistas doctrinariamente contrarios, en lo único que son afines todos los herejes es en ser anticlericales y anti-jerárquicos, nacionalistas,rebeldes y en sembrar confusión en el pueblo.
    20.- A partir del siglo XVI, los herejes instituyen tribunales inquisitoriales en sus países, con ello dando paso abierto a la tiranía y autoritarismo algo de lo que la Palabra de Dios siempre condena, fueron intolerantes a cualquier creencia y cometieron muchos abusos y violaciones, sírvase de ejemplo: la persecución sanguinaria que lutero y sus seguidores hicieron en contra de los anabptistas y católicos. Calvino hizo de Ginebra una especie de república teocrática, que él mismo comandó con gran rigor hasta su muerte en 1564, como un pequeño resumen basta mencionar que hasta 1546 se cuentan sesenta y siete condenas a muerte (treinta y cuatro en 1545, en solo tres meses, entre brujas y presuntos propagadores de la peste), otras tantas condenadas al exilio y cerca de ochocientos encarcelados. Entre otras víctimas de renombre del régimen Calvinista están Santiago Gruet, por negar la divinidad de Cristo y ser acusado de colocar un cartel que contenía burlas sobre Calvino fue apresado, torturado dos veces por día hasta confesar para finalmente ser decapitado en 1547. Raoul Monnet, quien fue acusado de hereje y blasfemo por haber compuesto un Nuevo Testamento para uso de sus discípulos, y hecho grabar caricaturas de los personajes bíblicos. Fue condenado y decapitado en la colina de Champel. Valentín Gentil, también condenado a muerte pero se salvó la vida retractándose.
    Entre los más emblemáticos desterrados están Jerónimo Bolsec, quien se opuso a Calvino y su concepción respecto a la predestinación, e inclusive un librero de nombre Belot, quien se identificaba como anabaptista, y fue encarcelado, torturado y finalmente desterrado so pena de ser ahorcado en caso de volver, todo por cometer la “insolencia” de distribuir libros y folletos sin el permiso del reformador.
    No puede dejar de mencionarse a Sebastian Castellion, quien escribe De haereticis y Contra libellum Calvini. Aún desterrado por Calvino se le opone y sostiene que los herejes no deben ser condenados a la pena de muerte. Posteriormente es procesado y la muerte natural le salva de probablemente sufrir el destino de Miguel Servet que fue quemado en la hoguera por orden de Calvino.
    No se diga cuantas muertes de cristianos disidentes en Inglaterra están bajo la conciencia de Enrique VIII y de su hija Elizabeth.
    21.- En torno a la Eucaristía, entre los herejes hay variantes doctrinas, cuando nuestro Señor sólo explica una la Transubstanciación (Lucas 22:19-20), Lutero aboga por la Consubstanciación, Calvino por un simple simbolismo, mientras que los Anglicanos por una “comunión celestial”, y hasta el día de hoy los herejes no han llegado a un acuerdo en materia doctrinal.
    22.- La doctrina de la Sola Escritura, nacida de Lutero y la ‘reforma’ no es bíblica, ni histórica, ni lógica, ni las Escrituras misma avalan esta doctrina; San Pablo habla de la Autoridad de la Iglesia
    Como pilar y fundamento de la Verdad (1 Tim. 3:15). El “texto prueba” principal del Protestantismo para sola Scriptura, 2 Tim 3:16, fracasa ya que dice que la Biblia es útil, pero no suficiente, para aprendizaje o justificación. El Catolicismo está de acuerdo que la Biblia es admirable para estos propósitos, pero no en una forma exclusiva como en el Protestantismo. También, cuando San Pablo aquí habla de la “Escritura”, el N.T. todavía no existía (no existió por más de 300 años más) así que él sólo se estaba refiriendo al A.T. Esto significaría que el N.T. no era necesario como única regla de fe, ¡si es que sola Scriptura es cierto y si fue supuestamente aludida en este versículo!
    23.- La doctrina de la Sola Escritura, nació como necesidad de los herejes de destruir toda la Tradición Apostólica, sin embargo la Biblia misma testimonia de que no se contienen todas las enseñanzas de Jesús, o del Cristianismo por escrito, es necesario recurrir a la Tradición (Mc 4:33; 6:34; Lc 24:15-16,25-27; Jn 16:12; 20:30; 21:25; Hchs 1:2-3; 2 Tes 2:15; 2 Tim 1:13-14; 2:2), los Apóstoles no se atemperaron al método protestante, sino al que les dio Jesucristo, es decir, que predicaron de viva voz (Mc. 16:15-16) y de la misma sus sucesores.
    Una postura extrema de la doctrina de sola Scriptura puede convertirse en “bibliolatría”; una adoración de la Biblia en lugar de a Dios quien es su Autor. Así como también la postura de la interpretación de que cada fiel es interprete de la Escritura, hace que uno sea arbitrario en decir qué libro bíblico es inspirado o no, tal como lo hizo Lutero y los demás herejes al descalificar de inspirados 7 libros del A.T. y la epístola de Santiago, los Hebreos y el Apocalipsis.
    24.- La Sola Fe, es una doctrina herética, que ni los primeros cristianos la creían, ni la misma biblia la contiene (Santiago 2:24)
    La doctrina de la Sola Fe, ha llegado muy lejos con su error, los herejes de hoy argumentan la ineficacia del Bautismo, diciendo que ‘el bautismo en agua no tiene poder salvador en sí mismo. Se bautiza a la gente no para que sea salva, sino porque es salva. Por lo tanto no podemos decir que el rito sea absolutamente necesario para la salvación’ [“teología sistemática” de Myer Pearlman], haciendo del bautizo un mero rito sin sentido y no como la biblia lo expone como una gracia de regeneración (Hechos 2:38-39; 22:16; ef. 5:26; tito 3,5;col. 2:11-131 cor 6:11)
    25.- El sacramento de la Eucaristía (cena del señor) ha sido muy descuidado por los protestantes de la secta pentecostal, o la bautista, muchos la administran cada mes o cada dos meses, contrariando la Tradición Apostólica que habla de la frecuencia de la Eucaristía (Hechos 2:42).
    26.- Los ‘padres de la reforma’ del siglo XVI, expusieron doctrinas muy corruptas e impías contrarias al libre arbitrio, tales como la voluntad servil de Lutero, o de la Predestinacion de Calvino, hacen ver a un Dios cruel contrario al que nos muestra la Biblia. El primero niega la libertad del hombre (1525, De servo arbitrio), estimando que «lo más seguro y religioso» sería que el mismo término «libre arbitrio» desapareciera del lenguaje. Mientras que el segundo habla de una redención hecha por los elegidos, y no una redención universal como Cristo mismo testifica [Juan 3:16; 1 Tim. 2:4].
    27.- Los Sacramentos, fueron mutilados por los herejes [discordantes respecto a cual es o no es sacramento], Lutero dijo (año 1520): “Desde el principio debo negar que los sacramentos sean siete y por el momento admito solamente tres: el bautismo, la penitencia y el pan (eucarístico), y a todos ellos nos los ha reducido a miserable cautividad la curia romana, despojando a la Iglesia de toda su libertad. Aunque conforme al uso de la Escritura debería habla de un solo sacramento y tres signos sacramentales” (Weimarer Ausgaber, 501). Y ya para 1523 Lutero ya no incluia a la penitencia como sacramente. Mientras que Calvino aducia a que eran solamente dos: el bautismo y la “cena del señor.” Por lo general los herejes autodenominados “evangelicos” aceptan más la doctrina calvinista que la luterana. Con esto se concluye que los herejes tratando de seguir la sola Escritura, llegan a la contradicción de que los siete sacramentos no fueron instituidos por Cristo, pero más aún en ningún lugar de la Biblia se aduce que sean solamente dos sacramentos los válidos.
    28.- La práctica de re-bautizarse inicia con los anabaptistas en el siglo XVI, quienes negaban el bautismo de los infantes y que únicamente se tiene que administrar a los adultos, ni la Tradición cristiana, ni la Biblia, ni los mismos ‘padres de la reforma’ apoyan esta tesis. La iglesia metodista que nació en 1740 por Juan Wesley, aún más contradictorios sustituyeron el bautismo de infantes por una “presentación” y continuaron con la tesis anabaptista. La presentación de niños según ellos está basada en la presentación del niño Jesús en el templo (Lc. 2:22), sin embargo olvidan que esta práctica forma parte de la antigua ley mosaica, en donde dice que a los cuarenta días la madre tiene que purificarse después de haber pasado la cuarentena (Lev. 12), infiltrando así prácticas que para los cristianos ya no son vigentes (Gal. 4:4-11).
    29.- los menonitas constituyen una corriente muy antigua. Fundado en 1525 en Zúrich, este movimiento continuó desarrollándose en los Países Bajos, sobre todo gracias a Menno Simons [1496-1561]. Los menonitas, pacifistas, deseosos de vivir las prescripciones del Sermón de la Montaña, rebautizan a los creyentes que alcanzan la edad adulta y se consideran descendientes de los anabaptistas (ver punto 28).
    30.- El movimiento de los Cuáqueros (“Sociedad religiosa de los amigos”) apareció en Inglaterra, donde George Fox (1624-1691) predicó desde 1647 un cristianismo fundado no en la autoridad de los hombres ni de los libros sagrados, sino en la luz interior, esto está en contra de las Escrituras y de la Tradición Apostólica (Mt. 16:18,19; Juan 21:15-19; 1 Tim 3:15). El movimiento se desarrolló sobre todo en los Estados Unidos.
    31.- La doctrina del arrebatamiento o rapto nació en 1875 con el protestante Jonh Nelson Darby en Inglaterra, la cual sostiene que en los últimos días Cristo vendrá secretamente a llevarse a sus elegidos, y los demás se quedarán a sufrir las calamidades del mundo o tribulación del juicio debido a que no pertenecieron a las pseudo-iglesias “evangélicas”, tales como los bautistas, metodistas o pentecostales, la base de su doctrina se encuentra en 1ª tesalonicenses 4:13-17. Según el esquema del rapto, faltan aún dos venidas de Cristo: una para llevarse a los suyos en el rapto y otra venida al final del tiempo. Serían la Segunda y la Tercera Venida (la Primera fue en la Encarnación). Ni los Apóstoles, ni los Padres Apostólicos, ni los Padres de la Iglesia escribieron sobre el rapto secreto de los ‘elegidos’, ni sobre la Pre y Post. Tribulación, la misma Biblia sería contradictoria al afirmar una venida secreta de Jesús para llevarse a su Iglesia, en cambio la Biblia afirma que la venida de Jesucristo sería gloriosa y vista por todo el mundo (2a Tes. 1:10; Mat. 24:29; Mc. 13:24-27; Lc. 21:25-27).
    32.- A partir del siglo XIX comienza una época en los Estados Unidos, conocida como ‘avivamiento’, esta época se distingue por el surgimiento de nuevas sectas, la mayoría de las cuales se caracterizan por ser fatalistas (adventistas, mormones, testigos de jehová) al predecir el fin del mundo, fallando una y otra vez con sus ‘profecías’ y contrariando una y otra vez toda la Palabra de Dios y la Tradición de los Apóstoles (Mt. 24:36), por lo que respecta a las sectas he aquí algunas de ellas y sus creencias que contradicen la Biblia y la Tradición son muy parecidas a las arriba ya expuestas:
    33.- Nacida de la predicación del estadounidense William Miller [1782-1849], quien anunciaba el regreso de Cristo para 1884, la iglesia adventista con su mesianismo continúa ganando adeptos a pesar de este error. La denominación “adventista del séptimo día” fue adoptada en 1860 para insistir en el respeto del sábado (sabbat) como día de reposo bendecido por Dios. Los adventistas creen en la inspiración y en la autoridad de la Biblia, otorgan una gran importancia a la profecía bíblica y practican el bautismo de los adultos por inmersión.
    34.- La iglesia de los mormones (iglesia de Jesucristo de los santos de los últimos días) nació de la revelación (1827) que tuvo el joven estadounidense Joseph Smith (1805-1844): debía encontrar un libro escrito por un “profeta” de nombre Mormón que supuestamente relata la historia bíblica de América. Sus libros sagrados son la Biblia y el Libro del Mormón (1830). La Iglesia de los mormones, que dice ser la restauración de la Iglesia original, es dirigida por un profeta encargado de transmitir las normas de Cristo recibidas por la revelación. Lo rodea un colegio de apóstoles. Los mormones también tienen doctrinas metafísicas muy heteróclitas, numerosos templos, y multiplican sus esfuerzos de universalización a partir de su gran centro, la ciudad de Salt Lake City.
    35.- Surgido de la Misión cristiana fundada por el inglés William Booth (1829-1912) en 1865, el Ejército de salvación, de estructura militar para obtener una mayor eficacia, se dedica sobre todo a obras de evangelización y obras sociales. La fe de los salvacionistas se funda en la Biblia y en Jesucristo: amar al prójimo como a uno mismo, vivir según el evangelio y aportar el mensaje de paz y felicidad.
    36.- La iglesia de la ciencia cristiana fue fundada en 1866 por la estadounidense May Baker-Eddy [1821-1910] para restablecer “el elemento perdido de curación” en el cristianismo. Pero su fin es más que terapéutico: busca restablecer la armonía global del hombre, tanto moral como mental y física, enseñando que el mal no es una realidad efectiva porque no fue creado por Dios. No tiene ni clero ni sacramentos. Su centro mundial es Boston y tiene 350,000 adeptos.
    37.- Surgido de la fragmentación de los adventistas, el movimiento de los Testigos de Jehová se formó en torno al estadounidense Charles Russell (1852-1916) hacia 1875. Los testigos de Jehová siguen la práctica de la Ley mosaica en torno a la condena de transfusión de sangre, hoy derogada por los verdaderos cristianos, rechazan las nociones de la Trinidad, la inmortalidad del alma, el infierno y numerosas prácticas y fiestas cristianas. Según ellos, se acerca el tiempo en que Cristo establecerá plenamente su reino y los testigos sinceros poblarán una tierra regenerada. Los testigos de jehová, una verdadera organización teocrática, son 5.6 millones repartidos en 232 países, sobre todo en los Estados de Occidente liberal y cristianizado. Su centro o corporación es la Watchtower”.
    38.- A fines de la década del 70 comienza un fuerte movimiento neo-evangélico enfatizando la prosperidad económica. Es en esa generación donde surgen ministerios norteamericanos que descubrieron una mina de oro hasta entonces no explotada. Por primera vez se comienza sistemáticamente a utilizar la "fe "de las personas o, mejor dicho, la superstición para hacer negocio. Doctrina por su puesto anti bíblica ya que Cristo nunca afirmó el evangelio en concordancia con la prosperidad económica, es más, el mismo habla de que el dinero es sucio e injusto (Lc. 16:9), y advierte del peligro de las riquezas insensibles (Luc. 12:13-21), habla de que el cristiano a pesar de su condición de pobreza no se debe inquietar de cómo ha de vivir y de que su preocupación ha de ser la búsqueda del reino de Dios y de su justicia (Lucas 12:22-31)
    Entre las sectas que afirman que ‘ser pobre es pecado’ o de que las ‘Bendiciones de Dios las da en dinero’ son:
    39.- El pentecostalismo clásico:
    Las iglesias pentecostales clásicas son llamadas así por ser las primeras y las más antiguas. Remontan sus orígenes a los avivamientos de 1901 y de 1906, promovidos por Charles Fox Parham en Kansas y por el predicador de color William Seymour, en los Ángeles.
    En un principio se distinguían por su enseñanza de que el don de lenguas era la señal inicial de haber recibido el "Bautismo en el Espíritu" (BES).
    Entre las iglesias pentecostales clásicas están las Asambleas de Dios, la Iglesia de Dios de Cleveland, la Iglesia Cuadrangular del Evangelio Completo, etc.
    40.- Neopentecostales/Movimiento Carismático Protestante
    Surge a finales de los años cincuenta. Se trata de los evangélicos históricos (bautistas, metodistas, anglicanos, presbiterianos, etc.) que comienzan a aceptar la experiencia pentecostal dentro de sus propias tradiciones.
    Rechazan que el don de lenguas sea la única señal inicial del Bautismo en el Espíritu Santo. Forman grupos de oración dentro de sus propias iglesias.
    41.- Las iglesias independientes, la tercera ola, los movimientos para-eclesiásticos, para-iglesias o ministerios.
    Comenzaron a desarrollarse en los años ochenta. Se trata de grupos independientes de las denominaciones evangélicas clásicas, de los pentecostales clásicos e independientes entre sí.
    A veces trabajan al servicio de las denominaciones clásicas. Ya no dan mucha importancia al don de lenguas sino que se habla más del "poder del Espíritu", de la "unción", se habla de "sanidades", "prodigios y milagros", "evangelismo de poder", etc.
    Algunos de ellos dan mucha importancia a los exorcismos (que enmarcan en la doctrina de la "guerra espiritual"), influenciados por la publicación, en 1986, del libro de Frank Peretti "Esta patente oscuridad".
    Son los que se llaman a sí mismos sólo cristianos [NOSOTROS PODEMOS LLAMARLES CARISMÁTICOS NO-DENOMINACIONALES, EVANGÉLICOS DE LA TERCERA OLA O SIMPLEMENTE EVANGÉLICOS EN A.L. -aunque algunos de ellos rechacen estos nombres-]. Afirman no pertenecer a ninguna denominación o grupo religioso en particular (esto es relativo, porque su cuerpo doctrinal es pentecostal y evangélico).
    Ejemplos: Evangelismo a Fondo, Cristo para las Naciones, Promise Keepers, Amistad Cristiana, Vino Nuevo, Las Iglesias de la Viña, Visión de Futuro, La Iglesia Rey de Reyes en Argentina (cuyo sustrato es de las Asambleas de Dios), etc.
    Estas agrupaciones han ejercido una gran influencia sobre los pentecostales clásicos, sobre todo a través del fenómeno de la "unción".
    La unción: Se trata de la experiencia, según sus promotores, de la "plenitud del Espíritu". Entre las manifestaciones asociadas a la unción se encuentran las caídas bajo la supuesta influencia del Espíritu, explosiones de llanto o risa incontenibles, temblores, "borrachera espiritual", etc.
    En América Latina sus principales promotores son Benny Hinn, Carlos Annacondia y Claudio Freidzon. Este fenómeno se halla ligado a la Bendición de Toronto y La Risa Santa que comenzó en 1994 en la iglesia "Airport Vineyard" una congregación asociada a las iglesias de la Viña en Toronto Canadá, cuyo pastor es John Arnott.
    El fenómeno es como "la unción" pero lo han caracterizado los ataques de risa incontrolable y los ruidos como de animal (sobre todo rugidos de león). Se ha promovido en México a través de Fernando Sosa y otros.
    42.- Pentecostalismos aberrantes: Los pentecostales unitarios
    Son pentecostales que conceptúan a Dios de una manera "modalista". Es decir, para ellos, Dios no es Tres Personas sino Una Sola Persona, que se ha manifestado de tres distintos "modos" a lo largo de la historia. Bautizan en nombre de Jesús solamente. Ejemplos: La Fe Apostólica, la iglesia Pentecostal Unida, y la secta Luz del Mundo.
    Del movimiento "Palabra de fe" se han derivado muchos grupos como la "Iglesia Universal del Reino de Dios" (Oración Fuerte al Espíritu Santo).
    Fundada el 27 de julio de 1977 por el Edir Macedo Beñerra quien ahora se autodenomina "obispo".
    Dan excesiva importancia al aspecto monetario y la expulsión de demonios. Afirman que todos los problemas de una persona son ocasionados por demonios.
    Hay que acudir a los cultos de este grupo para que los pastores oren y sea expulsado el demonio que puede ser de "mala suerte" o de enfermedad.
    Utilizan objetos benditos como agua, aceite, pan, flores, que la gente puede adquirir y funcionan como amuletos. Dan poca importancia a la predicación y a la doctrina. Claramente sus cultos y sus prácticas son una explotación de los más pobres. Son rechazados por la mayoría de los pentecostales.

    Como verán hermanos, vemos cómo el yerro de los herejes desde el fraile apostata Martín Lutero ha ocasionado que cada día más se esté fragmentando de manera agresiva la Fe cristiana que una vez Cristo la había unificado sobre San Pedro y sus legítimos sucesores, expuse algunas doctrinas que son demasiado anti bíblicas y extrañas para que nos demos cuenta hasta dónde han llegado las herejías, esperamos que algún día Cristo venga a destruir tanta confusión entre los sectarios y vuelva a restablecer la unidad en su Iglesia verdadera que es la Apostólica Católica Romana.
    Donoso, Nicus, ReynoDeGranada y 1 otros dieron el Víctor.

  14. #94
    Avatar de Erasmus
    Erasmus está desconectado Socio vitalicio
    Fecha de ingreso
    03 ene, 06
    Ubicación
    Buenos Aires
    Mensajes
    4,191
    Post Thanks / Like

    Re: Problematica y mitos del protestantismo contra la fe católica

    Cita Iniciado por Mart. Ver mensaje
    los sucesores de Lutero y Calvino retomaron la herejía nestoriana y hasta hoy día niegan la divinidad de Jesucristo y la maternidad de María.
    La divinidad de N.S. es sólo negada por protestantes liberales y sectas unitarianas. El caso muy curioso es el de los adventistas que oficialmente son trinitarios pero en sus orígenes no lo serían; algunos afirman que tendrían una doble doctrina, una pública trinitaria y otra privada que sería arriana: "El Hijo no es de la misma sustancia que el Padre, sino que fue creado como agente para crear el mundo." Más de lo mismo, "dudan de lo que está escrito."


    Cita Iniciado por Mart. Ver mensaje
    18.- El celibato de los Sacerdotes y Obispos fue abolida por Martín Lutero y sus sucesores los herejes protestantes, si bien, Lutero lo abolió de manera escandalosa no por cuestiones bíblicas sino como dice él: “para llevarle la contraria al Diablo y al papa y para complacer a su padre”
    La Biblia habla de la ventaja de la castidad, es por eso que los ministros de la Iglesia no se casan (ver Mt 19:12, 1 Cor 7:8,27,32-3), es cierto que Pablo dijo que los Obispos sean casados una sola vez, pero recordemos que en la Iglesia primitiva aunque la mayoría de los bautizados ya eran casados al ordenarse, siempre el ideal fue la castidad desde aquellos tiempos, por ejemplo San Juan Bautista, San Pablo, San Juan Evangelista y algunos Apóstoles no se casaron nunca.
    Sobre este punto hay que recordar que la Iglesia admite la ordenación de hombres casados en los ritos orientales. Un hilo reciente sobre el tema:

    http://hispanismo.org/religion/14864...a-iglesia.html


    Cita Iniciado por Mart. Ver mensaje
    19.- Los herejes del siglo XVI, orgullosamente dicen que tuvieron precursores desde la edad media, como Wiclyf, Hus, los Cataros o los valdenses, sin embargo han de saber los herejes que ninguno de ellos fueron afines en doctrinas, como hoy son tan contradictorios ellos, Wiclyf y los lolardos tenían la herética creencia de que Dios está en todo (Panteísmo), los cataros en cambio, como los maniqueos, creían en la dualidad del alma, rechazaban todos los sacramentos, no se casaban, eran selectivos en la alimentación y sobre todo por una ascesis exagerada, los valdenses sostenían que para ser predicadores forzosamente debían ser célibes, y el movimiento husita pronte se dividió a la muerte de su fundador en Taboristas y utraquistas doctrinariamente contrarios, en lo único que son afines todos los herejes es en ser anticlericales y anti-jerárquicos, nacionalistas,rebeldes y en sembrar confusión en el pueblo.
    Les viene bien cualquier tipo o grupo que hubiera expresado alguna disidencia con la autoridad romana antes del s.XVI y así se inventaron la creencia en la "iglesia invisible y paralela"; p. ej., "este obispo del s.VIII se pronunció contra el culto a las imágenes", "este otro, en el s.IX, contra las oraciones por los difuntos", "el fraile tal predicaba contra la corrupción de la jerarquía y la venta de reliquias y lo quemaron en el s.XIII", etc., etc., etc. En cuanto a los grupos prerreformistas, las doctrinas de la mayoría de ellos sería rechazada por los fundamentalistas protestantes como hoy lo hacen con las de los TJ, mormones, armstrongnianos, adventistas, Christian Science, etc.
    Última edición por Erasmus; 10/09/2012 a las 05:30



    Imperium Hispaniae

    "En el imperio se ofrece y se comparte cultura, conocimiento y espiritualidad. En el imperialismo solo sometimiento y dominio económico-militar. Defendemos el IMPERIO, nos alejamos de todos los IMPERIALISMOS."







  15. #95
    Avatar de Nicus
    Nicus está desconectado Miembro Respetado
    Fecha de ingreso
    04 abr, 11
    Ubicación
    Muy Fiel y Reconquistadora Ciudad de San Felipe y Santiago de Montevideo
    Edad
    34
    Mensajes
    904
    Post Thanks / Like

    Re: Problematica y mitos del protestantismo contra la fe católica

    Cita Iniciado por Mart. Ver mensaje
    Como había dicho anteriormente amigos foristas aquí les traigo algunas tesis que formulé, investigando detalladamente y realmente las prácticas reprobables de los herejes y algunas de sus raras sectas:
    Bueno, ¡felicidades por sus tesis!
    Es ésta nuestra finalidad, nuestro gran ideal. Caminamos para la civilización católica que podrá nacer de los escombros del mundo de hoy, como de los escombros del mundo romano nació la civilización medieval. Caminamos para la conquista de este ideal, con el coraje, la perseverancia, la resolución de enfrentar y vencer todos los obstáculos, con que los Cruzados marcharon sobre Jerusalén. Porque si nuestros mayores supieron morir para reconquistar el Sepulcro de Cristo, ¿cómo no vamos a querer nosotros —hijos de la Iglesia como ellos— luchar y morir para restaurar algo que vale infinitamente más que el preciosísimo Sepulcro del Salvador, es decir, su reinado sobre las almas y sobre la sociedad, que Él creó y salvó para amarlo eternamente?”.

    Plinio Corrêa de Oliveira.

  16. #96
    Avatar de Erasmus
    Erasmus está desconectado Socio vitalicio
    Fecha de ingreso
    03 ene, 06
    Ubicación
    Buenos Aires
    Mensajes
    4,191
    Post Thanks / Like

    Re: Problematica y mitos del protestantismo contra la fe católica

    Nos habíamos olvidado de otra zoncera evangelical: ellos no tienen religión, sino una "relación personal" con Cristo y no son religiosos, son "creyentes". La siguiente conversación que mantuvo José Miguel Arráiz con una amiga evangelical nos muestra como la subjetividad y el sentimentalismo es lo que caracteriza la visión del cristianismo de esta gente más que el estudio de la Biblia:

    ¡Cristo no es religión! ¿De donde viene este grito de guerra?
    Por José Miguel Arráiz

    Introducción

    “¡Cristo no es religión!”. Esta frase es soltada a menudo en la cara de los católicos que profesan un orgullo de pertenecer a la Iglesia. Esta frase es dicha generalmente incluyendo una inconsciente actitud de haber pasado a un nivel espiritual más elevado que el pobre católico que no se ha percatado de esta “gran verdad”, pero ¿es que es una verdad? Para profundizar en esto he querido hacer este breve estudio.

    Pequeños ejemplos de esta ideología

    Una ideología que ha ido progresivamente haciéndose parte en muchas Iglesias cristianas no católicas es una reciente negación de la religión. Es sorprendente oírles decir: “Cristo no es religión”, “Yo no pertenezco a religión alguna, lo mío es una relación personal y verdadera con Jesucristo” y frases por el estilo.

    Recientemente platicaba con una amiga evangélica de esta misma comunidad por el Chat, y activé él registro automático de la conversación, anexo un pequeño extracto de la misma:

    Kattvic: ¿eres cristiano?

    José: si, soy cristiano católico

    Kattvic: ah ya

    José: ¿y tu?

    Kattvic: bueno yo era católica pero ahora estoy convertida a Cristo

    José: ¿y es que cuando eras católica no estabas convertida a Cristo?

    Kattvic: si, pero no es lo mismo, cuando uno es católico como que se le olvidan muchas cosas

    José: cuando uno es católico y no profundiza en su fe, puede que se le olviden muchas cosas, pero cuando uno profundiza y tiene una relación verdadera con Cristo eso no pasa.

    Kattvic: bueno eso es verdad, pero también es verdad que como católicos no profundizamos en la relación con Cristo, claro que no todos pero si la mayoría

    José: En todas las Iglesias hay creyentes “nominales”, si se les puede llamar creyentes.

    Kattvic: bueno yo no hablo de religión, porque si así fuera yo no tendría ninguna, mi amor hacia el Todopoderoso supera cualquier barrera de religiones

    José: ¿Que es para ti religión?

    Kattvic: bueno religión es cuando dices que tienes una y vas a su iglesia, rezas, cantas y todo y cuando sales de ese lugar sigues siendo el mismo

    José: ¿Quien te dijo que eso es religión?, ¿Has buscado el significado de religión en el diccionario?

    Kattvic: no, no lo he buscado, lo digo por mi experiencia personal

    José: No es cosa de experiencia, es cosa de saber que significa la palabra, Te pregunto ¿Dice la Biblia que la religión es buena, mala?, ¿que dice de religión?

    Kattvic: bueno no soy muy conocedora de la Biblia apenas si estoy comenzando a leerla,…bueno no sé cual sea la definición de los demás, la mía es personal, así lo siento, así lo creo.

    Lo que me llamó la atención de esta conversación es que la chica tenía una definición completamente sentimental de la palabra religión, cuando le pedí que me argumentara ya sea racionalmente (con el diccionario) o bíblicamente (con algún pasaje bíblico) no supo decirme el por qué de su concepto de que su fe no era religión, concluyó sencillamente con un profundo y contundente:

    “así lo siento, así lo creo”…Y PUNTO!!!

    Ella era ciertamente una cristiana con poco conocimiento bíblico, pero lo curioso es que esta manera de pensar es vista en líderes y pastores evangélicos, lo que me ha sorprendido sobremanera. Cuando les pido que me fundamente bíblicamente su afirmación no he encontrado quien pueda darme una respuesta satisfactoria.

    Pero, ¿tienen fundamento esta nueva ideología? ¿Qué dice el sentido común? ¿Qué dice la Biblia?

    Concepto de Religión

    Para buscar el significado real de la palabra religión debemos buscar la fuente más autorizada en el mundo en lo que se refiere a significado de palabras en español: El diccionario de la Real Academia Española, y luego otra fuente fácil de verificar por ustedes.

    El diccionario de la Real Academia Española nos da como significado principal y secundario de la palabra religión los siguientes:

    Diccionario de la Real Academia Española:
    Religión
    [Del lat. religĭo, -ōnis] 1. Conjunto de creencias o dogmas acerca de la divinidad, de sentimientos de veneración y temor hacia ella, de normas morales para la conducta individual y social y de prácticas rituales, principalmente la oración y el sacrificio para darle culto. 2. Virtud que mueve a dar a Dios el culto debido

    La enciclopedia Microsoft Encarta dice:

    Enciclopedia Microsoft Encarta, Religión: En términos generales, forma de vida o creencia basada en una relación esencial de una persona con el universo, o con uno o varios dioses. En este sentido, sistemas tan diferentes como budismo, cristianismo, hinduismo, judaísmo y sintoísmo pueden considerarse religiones. Sin embargo, en un sentido aceptado de una forma corriente el término religión se refiere a la fe en un orden del mundo creado por voluntad divina, el acuerdo con el cual constituye el camino de salvación de una comunidad y por lo tanto de cada uno de los individuos que desempeñen un papel en esa comunidad. En este sentido, el término se aplica sobre todo a sistemas como judaísmo, cristianismo e islam, que implican fe en un credo, obediencia a un código moral establecido en las Escrituras sagradas y participación en un culto. En su sentido más específico el término alude al sistema de vida de una orden monástica o religiosa.

    Resumiendo los significados que la Real Academia Española y la Enciclopedia nos da podemos concluir que religión es la forma que tiene cada persona de relacionarse con Dios, dándole el culto que le es debido.

    Bajo esa definición, el cristianismo definitivamente es una religión, el mismo diccionario de la Real Academia lo define como tal:

    Diccionario de la Real Academia Española
    Cristianismo
    1. Religión cristiana

    Según la enciclopedia Encarta encontramos una definición similar:

    Enciclopedia Microsoft Encarta, Cristianismo, religión monoteísta basada en las enseñanzas de Jesucristo según se recogen en los Evangelios, que ha marcado profundamente la cultura occidental y es actualmente la más extendida del mundo. Está ampliamente presente en todos los continentes del globo y la profesan más de 1.700 millones de persona

    El cristianismo no sólo es considerado mundialmente como una religión, sino como la más extendida del mundo. Decirse cristiano y decir que su cristianismo “no es religión” es simplemente rechazar cual es el significado de la palabra, vivir en un universo imaginario donde las palabras significan para él lo que quiere que signifiquen, pero no lo que significan para “el resto del mundo”.

    Si eres cristiano, el cristianismo es TU RELIGION, de eso no hay duda. No importa que a alguien no le guste la palabra, que haya desarrollado antipatía por ella. El significado no será cambiado de todos los diccionarios del mundo simplemente porque el “sienta”, "crea" que lo de él no es “religión”

    Muchos podrán querer dar a la palabra su propio significado, pero ¿Tendrá fundamento su posición desde el sentido común?

    La Religión según la Biblia

    Pasemos ahora al segundo punto, veamos que dice la palabra de Dios sobre religión, ya que si la postura de los hermanos tiene sentido, debe haber algún pasaje bíblico que pueda apoyar su postura ¿Será que lo hay?

    NO, no lo hay. En toda la Biblia no hay ni un solo pasaje bíblico que habla aunque sea un poco mal de la religión. Por el contrario, la palabra religión, religioso, religiosa aparece 7 veces, y en ninguna de ellas puede verse un significado negativo, sino todo lo contrario.

    Juan 9,31 Sabemos que Dios no escucha a los pecadores; mas, si uno es religioso y cumple su voluntad, a ése le escucha.

    El pasaje anterior narra la forma en como el ciego refuta a los fariseos que no se explicaban como pudo haber sido sanado por Jesús. Cuando los fariseos le insultan, el les contesta con estas sabias palabras para darles a entender que si Cristo le sanó es porque Dios le escuchaba, pero muy interesante las palabras que utiliza: “si uno es religioso y cumple su voluntad, a ése le escucha”

    Lo mismo Pablo, cuando fue perseguido por los judíos, la Biblia nos enseña que fue perseguido por “su religión”

    Hechos 25,19 solamente tenían contra él unas discusiones sobre su propia religión y sobre un tal Jesús, ya muerto, de quien Pablo afirma que vive.

    Muchos pueden decir que no tienen religión, pero ¿Es que caso Pablo no era cristiano? ¡Y Pablo dice la Biblia tenía religión! Si Pablo tenía religión y era perseguido por ella, ¿porque ellos no tienen religión?

    Pablo posteriormente explica que él había sido fariseo, y alega que el judaísmo era “su religión”.

    Hechos 26,5 Ellos me conocen de mucho tiempo atrás y si quieren pueden testificar que yo he vivido como fariseo conforme a la secta más estricta de nuestra religión.

    Importante notar que no dice que ya no es su religión, notemos que cuando Pablo dice “nuestra religión” implica que la considera “suya también”. El judaísmo fue la religión verdadera, que ahora llegaba a su plenitud con Cristo. Pablo no cambió de Dios, sino que le conoció en plenitud a través de la revelación de Jesucristo,

    Uno de los pasajes más contundentes que mencionan la Palabra religión es el siguiente:

    Santiago 1,26-27 Si alguno se cree religioso, pero no pone freno a su lengua, sino que engaña a su propio corazón, su religión es vana. La religión pura e intachable ante Dios Padre es ésta: visitar a los huérfanos y a las viudas en su tribulación y conservarse incontaminado del mundo.

    Este pasaje es muy pero muy ilustrativo para el tema que nos aboca. Este pasaje nos explica “como hay que vivir la religión”, y comienza diciendo que nuestra religión es vana si no podemos freno a nuestra lengua, para continuar describiéndonos las características de la religión verdadera.

    El pasaje NO DICE que la religión es mala, o que el cristiano no tiene religión, sino que hay una “religión pura e intachable ante Dios Padre”. Una religión cuya característica es que se vive desde el interior, no un mero cumplimiento de preceptos, sino impregnada de una fe viva que se manifieste en obras, en caridad para los necesitados y en mantener una vida limpia de pecado.

    El problema nunca ha sido la religión, la religión es indispensable. El problema para muchos de nosotros pudo haber sido vivir la religión exteriormente pero no desde el interior, no tener una religión fundada en una fe viva, activa, como decía Santiagos, un fe si obras, una fe muerta.

    Santiago 2,26 Porque así como el cuerpo sin espíritu está muerto, así también la fe sin obras está muerta.

    ¿De donde viene este rechazo a la religión por parte de los hermanos?

    Muchos hermanos separados, al tratar de desligarse de normas y dogmas y tener fuertes sentimientos anticatólicos, han tratado de redefinir la palabra religión y de asociar la palabra con un simple y mero “cumplimiento de preceptos”. Ahora, luego de haber hecho dicha asociación y redefinición de la palabra, para no haberse visto afectados por el cambio, han salido del paquete diciendo que lo de ellos “no es religión” (lo de los demás si). Es una novedosa forma de distinguirse como un “creyente verdadero libre de dogmas y religiones”, les da una sensación de libertad, les permite no estar sujetos a ningún tipo de autoridad excepto lo que ellos entienden de la Biblia y bajo su propia interpretación. Si en alguna Iglesia no le gusta lo que dicen, se va a otra y ya, y si es carismático, quizá hasta funde una nueva. Como ya hay miles y han utilizado casi todos los nombres conocidos, quizá termine llamándola “Deténgase de sufrir” o “Testigos de Dios”. Y al fin y al cabo ¿Qué tenemos nos queda?:

    Yo lo llamaría: Religión igualito, pero “a la medida”.

    Nada acorde con lo que exige la Palabra de Dios

    1 Corintios 1,10 Os conjuro, hermanos, por el nombre de nuestro Señor Jesucristo, a que tengáis todos un mismo hablar, y no haya entre vosotros divisiones; antes bien, estéis unidos en una misma mentalidad y un mismo juicio.

    El pasaje anterior no es una "sugerencia", es una "orden" en nombre de Cristo, la que exige a los cristianos UNIDAD, pero no la unidad aparente, sino una unidad que implica cohesión de fe tanto en mentalidad y juicio.

    ¿Qué consecuencia trae esta ideología?

    Sin darse cuenta, están apoyando el lema marxista bajo el cual miles de cristianos han sido perseguidos y sometidos y que reza:

    Carlos Marx “¡La religión es el opio de los pueblos!”

    Y prepara al cristiano poco instruido a ser víctima del engañoso New Age, que predica exactamente lo mismo, pero que va más allá todavía, afirmando que todas las religiones son iguales (cristianismo incluido). Para ellos, Cristo es un simple iluminado rebajándolo al nivel de Mahoma, Sai Baba, Dalai Lama, y tantos otros.

    ¿Cuál es la verdad?

    Los cristianos tenemos claro una verdad:

    Juan 14,6 Le dice Jesús: «Yo soy el Camino, la Verdad y la Vida. Nadie va al Padre sino por mí.

    Cristo es el único camino hacia el Padre, por tanto, Cristo no solo es religión, sino que Cristo es “la religión verdadera”, “la religión en plenitud”, “la forma perfecta de relacionarse con el Padre”. No hay otro nombre por el cual los hombres podamos ser salvados. Pero estar unido a Cristo, es estar unido a la Iglesia, que es su cuerpo.

    Conclusión

    Cuando un hermano vuelva con la “profunda” frase “Cristo no es religión”, trata de hacerle entender que repite un lema nuevo y sin sentido, un lema que ni siquiera predicaban los protestantes en el siglo pasado y que tampoco predican hoy las Iglesias protestantes tradicionales, dile que te argumente bíblicamente porqué lo dice, que analice que está diciendo, que trate de caer en cuenta que está simplemente repitiendo “el lema del pastor”, más algo que realmente no tiene el menor fundamento bíblico. Trata de hacerle entender el significado real de la palabra, quizá le hagas reflexionar y se de cuenta que está repitiendo algo “sin fundamento”
    Artículo



    Imperium Hispaniae

    "En el imperio se ofrece y se comparte cultura, conocimiento y espiritualidad. En el imperialismo solo sometimiento y dominio económico-militar. Defendemos el IMPERIO, nos alejamos de todos los IMPERIALISMOS."







  17. #97
    Avatar de Erasmus
    Erasmus está desconectado Socio vitalicio
    Fecha de ingreso
    03 ene, 06
    Ubicación
    Buenos Aires
    Mensajes
    4,191
    Post Thanks / Like

    Re: Problematica y mitos del protestantismo contra la fe católica

    Cita Iniciado por Erasmus Ver mensaje
    Nos habíamos olvidado de otra zoncera evangelical: ellos no tienen religión, sino una "relación personal" con Cristo y no son religiosos, son "creyentes".
    En el último número de Dinoscopus monseñor Williamson reflexiona sobre este tema; fue después de haber visto en un vuelo, después de 50 años, un clásico de Hollywood como "Elmer Gantry"


    ELMER GANTRY

    En el sistema de entretenimiento individual de los pasajeros durante un vuelo intercontinental, encontré hace poco entre las películas “clásicas”, una que recordaba haber visto hace unos 50 años. Se trataba de la versión rodada en 1960 de la novela de Sinclair Lewis, Elmer Gantry. Me acordaba de la película a causa de dos temas de un diálogo que se me quedaron grabados desde entonces. El primero es el de un hombre viejo que compara la conversión religiosa con la embriaguez. El otro es el de una mujer joven suplicando que le mientan. Es así que miré la película otra vez…

    Elmer Gantry es un charlatán norteamericano de los años 1920 que cae enamorado de una predicadora evangelista fundamentalista, la “Hermana” Falconer, mientras ella está llevando una cruzada de conversión a través del país, en una gran tienda itinerante. Por falta de religión verdadera, la película es algo confusa, pero pinta con mucho realismo la genuina necesidad que las almas tienen de la religión y la falsedad de la “religión” Protestante fundamentalista. La necesidad verdadera y la satisfacción falsa son puestas de relieve, las dos juntas, cuando Elmer hace preguntas a un viejo hombre que está haciendo la limpieza de la tienda: “Señor”, contesta éste, apoyado sobre su escoba, “yo he sido convertido cinco veces. Por Billy Sunday, el Reverendo Biederwolf, Gypsy Smith y dos veces por la Predicadora Falconer. Me embria go tremendamente y entonces me convierto y estoy salvado. Volviéndome ebrio y volviéndome salvado, las dos cosas me hacen un gran bien”.

    Claro que la respuesta tiene su lado cómico, pero es trágica cuando uno piensa en todas las almas para las cuales se ha vuelto casi normal poner la conversión religiosa al nivel de la embriaguez. Así, acercarse a Dios se reduce al solo hecho de sobrevivir en la tierra, muy cerca de terminar por ridiculizar del todo a la religión. ¡Cuantas almas debe haber para las cuales el Santo Nombre de Jesús se ha vuelto casi trivial por haber sido asociado al sentimentalismo a flor de piel de los predicadores protestantes fundamentalistas! Lean Sangre Sabia y otros cuentos de Flannery O’Connor (1925-1964), una escritora católica que choca pero que no está en absoluto confundida, y que pinta muy bien hasta que punto el instinto religioso del hombre puede llegar a ser torcido por el Protestantismo del Sur de los Estados Unidos. ¡Dios puede hacer crecer rosas en una alcant arilla, pero que tremendo daño provocan las herejías!

    La segunda observación de la película que recordaba yo, está enmarcada en un contexto privado, pero uno le puede encontrar una aplicación que va mucho mas allá. Mientras va detrás de la Predicadora Falconer, Elmer se encuentra por casualidad con otra mujer que había maltratado y abandonado años antes. Cuando esta mujer se entera de su aventura con la predicadora, procura vengarse, pero incluso mientras ella prepara una trampa para desacreditar totalmente a Elmer en la prensa, al mismo tiempo no puede evitar desear que él le diga que él la quiere. Ella le dice: “Dime una mentira gorda que yo pueda creer, siempre y cuando me abraces fuertemente”. Por amarlo tanto como todavía lo hace, todo lo que ella quiere es ser engañada.

    Así está el mundo a nuestro alrededor. Todo lo que pide es ser engañado. Por eso estamos viviendo en un mundo de las mentiras de Satanás. No queremos Dios. Ahora bien, la vida sin El no puede funcionar – ver Sal.126, vers.1, y mire simplemente a su alrededor-- pero nosotros queremos desesperadamente creer que la vida funciona de la mejor manera sin El. En efecto, decimos a nuestros líderes, “Nosotros os hemos elegido para que nos digáis mentiras gordas y para que nos abracéis fuertemente en nuestro ateísmo. Por favor, haced un 9/11, un 7/7 (el 9/11 inglés), o lo que vosotros queráis, siempre y cuando podamos seguir creyendo en vosotros como en un substituto de Dios para cuidarnos. Cuanto más grande sea la mentira, más la vamos a creer, pero nos debéis abrazar fuertemente. Que vuestro estado policía co nos oprima cuanto queráis, pero debéis mantener afuera a Dios”.

    ¿Es de extrañarse que tengamos el mundo satánico que tenemos?

    Kyrie eleison.
    Última edición por Erasmus; 17/10/2012 a las 03:14



    Imperium Hispaniae

    "En el imperio se ofrece y se comparte cultura, conocimiento y espiritualidad. En el imperialismo solo sometimiento y dominio económico-militar. Defendemos el IMPERIO, nos alejamos de todos los IMPERIALISMOS."







  18. #98
    Avatar de Erasmus
    Erasmus está desconectado Socio vitalicio
    Fecha de ingreso
    03 ene, 06
    Ubicación
    Buenos Aires
    Mensajes
    4,191
    Post Thanks / Like

    Re: Problematica y mitos del protestantismo contra la fe católica

    Interesantísmo testimonio de un retornante. El autor del artículo formó parte de un grupo carismático católico que terminó transformado en una "denominación" protestante más dirigida desde los E.E.U.U. Me hizo acordar que en un librito sobre la Iglesia, escrito por un pastor fundamentalista, venía una lista de los distintos tipos de católicos y mencionaba a uno como "Evangelical Catholics", que serían nominalmente católicos pero protestantes en espíritu que se quedan en la Iglesia para "evangelizarla" por dentro.

    Folleto EVC No. 94

    YO VIVÍ EN EL ERROR DE UNA SECTA Y VOLVÍ A LA IGLESIA CATÓLICA

    - El Reintegrado -

    Introducción

    La historia que presentamos en este Folleto es absolutamente verídica. Es el relato de lo que un buen cristiano, víctima de su ignorancia e Inocencia en la búsqueda de sentir y vivir su Fe con más intensidad, cayó en manos de lo que fué al final una secta más.
    Esta experiencia muy personal, no se extiende a todas las reuniones de Oración ni a todo el movimiento de Renovación Carismática, perfectamente legítimos y acordes a la disciplina de la Iglesia.

    Tomando el pseudónimo de "Reintegrado", el autor ha omitido su nombre, temeroso de represalias porque algunas sectas son sumamente peligrosas y destruyen a los que desertan y los denuncian. Respetamos su intimidad, pero la EVC quiere alertar a los católicos que de buena fe intentan nuevos caminos no avalados por la Iglesia.
    Es el drama de muchos que han caído en la apostasía, engañados por falsos profetas, ilusionados por mejorar su relación con Dios, envueltos en mucha palabrería y enajenados por experiencias tan impactantes como falsas.

    Como veremos en el relato, protestantes sectarios, norteamericanos aprovechan este desconcierto y caen sobre estas personas como los buitres llegan a donde huele a cadáver...

    Mi búsqueda.
    Como persona desprevenida, un católico de buena voluntad pero sin una profunda instrucción religiosa y amante de novedades, caí en las corrientes de quienes proclamaban un retorno al cristianismo primitivo.

    Observé los "Grupos de Oración", sobre todo a los más entusiastas en sus manifestaciones sensibles, lo cual me causó extrañeza, pues desde niño vi la seriedad y profundidad en las oraciones de mi familia y en los templos, y me fue enseñado un profundo respeto a la Santa Misa, porque, decían mis padres, "es la actualización incruenta del mismo Sacrificio del Calvario".

    Pero me convenció saber que eran fervientes católicos, que en grupos dedicados a la oración, buscaban los carismas que, según la Sagrada Escritura, había derramado el Espíritu Santo entre los primeros cristianos, según leemos en los Hechos de los Apóstoles. (cf. Act.II-3). Más aún: escuché que entre ellos corría el dicho de que no se podía poseer el verdadero cristianismo si no se gozaban, práctica y experimentalmente los carismas extraordinarios y si no se recibía sensiblemente la visita del Espíritu Santo en la propia persona; algo así como una posesión física con el gozo experimental de sus carismas.
    Pues bien, ingresé en uno de estos grupos, pero no me satisfizo. Me pareció que la excitación de los sentidos desviaba y hasta estorbaba la elevación del espíritu.
    Y creo que me asistía la razón, pues no es esto una simple devoción nacida del pueblo católico: ya que la religiosidad, popular, aunque libre en sus manifestaciones, guarda cierto decoro y devoción antigua y está regulada por la Jerarquía Eclesiástica, es utilizada rectamente para los fines del culto divino y hasta del mismo culto litúrgico; pero las expresiones de estos grupos que se dicen carismáticos, nada de católico tienen. Son una novedad dentro de la Iglesia Católica, pero tan pujante, que constituyen un verdadero "movimiento".

    Al conocer su origen, pude calificar a este movimiento de peligrosa infiltración protestante. ¿Por qué entonces, se propagaba al interior de la Iglesia?
    Porque cundió con entusiasmo entre los jóvenes católicos norteamericanos que experimentaron orar junto con jóvenes protestantes, y de su resultancia cundió también entre los adultos.

    El movimiento traspasó las fronteras de la Unión Americana. La jerarquía de varios países, alarmada, estudió el caso y discernió que podría compaginar con la piedad católica si se orientaba lo fundamental del movimiento; que no era conveniente desalentar con prohibiciones el entusiasmo juvenil, pero en prevención, debía vigilarlos y dirigirlos para que no se desviaran de la Fe Católica.

    La Jerarquía Católica dictó normas.
    La Jerarquía reestructuró ese movimiento desde el nombre la organización interna y las finalidades. Y en cada Diócesis en que surgiera, sería nombrado por el Obispo un Sacerdote que presidiera como Asesor. Así mismo, según el ambiente y las necesidades pastorales, debía el Obispo dictar normas que obligarían a cada "grupo de oración" para su buen desarrollo.

    En la diócesis donde yo residía, fueron dictadas las siguientes normas por su entonces Obispo:
    1. Mantenerse fiel dentro de la Iglesia Católica por la integridad de la Fe y la frecuencia de los Sacramentos.
    2. Intensificar la devoción a la Santísima Virgen María.
    3. No intervenir en cuestiones ecuménicas, no promover reuniones con cristianos no católicos (porque esto corresponde a la Jerarquía).
    4. Sujetarse a las indicaciones del Sacerdote nombrado como Asistente Espiritual del "grupo de oración".
    Para el grupo al que yo pertenecía, fue nombrado como Asistente un Sacerdote piadoso, sensible y tierno, incauto y de un celo casi infantil. Lo que más le impresionaba y hasta fomentaba, eran las reuniones de cierto dinamismo exhibicionista.

    Surgen los peligros.
    Noté que entre la literatura religiosa que se repartía entre nosotros, había algunos impresos de apariencia inofensiva a la Fe, y circulaban gracias a la disimulada propaganda realizada y por un joven que se fingía católico, pero en el fondo era luterano. Estas hojas tendenciosas, esos folletos atractivos, contenían preguntas capciosas, fomentaban la independencia respecto a la Jerarquía, centraban toda su atención en la Fe a Jesucristo sin referencia alguna a la acción de la Iglesia ni a los Sacramentos.
    Uno de los miembros más entusiastas y hasta fervoroso, era el líder del "grupo de oración". Su dinamismo lo llevó a cierta osadía que introducía desorden y alguna laxitud doctrinal.

    Mi Párroco advirtió varias veces al Sacerdote Asistente Espiritual sobre estas anomalías; pero la tendencia pseudomística de ese Director, pretendía ver en ellas ciertas luces nuevas, escudándose en una laxa y peligrosa interpretación de este texto de San Pablo: "El espíritu no lo apaguen, las profecías no las menosprecien, pruébenlo todo, quédense con lo bueno..." ( ITes.5, 19-21). Y aquí comenzamos a ver las consecuencias. De estas anomalías, las que presentaba la esposa del líder del grupo de oración eran alarmantes: algunas veces se crispó de pura histeria y el Asistente se engañaba queriendo ver en eso algún vestigio de carisma.

    Cierto día, el líder del grupo se presentó al Párroco y le dijo que su esposa había recibido del Espíritu Santo un mensaje para él. El Párroco amonestó al líder diciendo que controlara los nervios de su esposa, o mejor, que la retirara del grupo de Renovación.
    Por segunda ocasión se presentó el líder del grupo de oración, pero ya con su esposa. Insistían en dar el mensaje. Nueva amonestación para ambos.
    La tercera vez llegó el líder con su esposa y varios miembros del grupo, que flanquearon el asiento del Párroco mientras la mujer dirigía el mensaje. Según ella, le había sido revelado que en determinado día y cierta hora, el Valle de México, y en particular el área que abarca el Distrito Federal, se hundiría con el consiguiente desastre y pérdida de vidas.

    Los que flanqueaban al Párroco rezaban para que éste se conviniera, y el líder, arrodillado, suplicaba al Sacerdote avisara con su autoridad a todos los habitantes por los medios de comunicación masiva.

    El Señor Cura resistió sensatamente y ordenó a la mujer y a los alborotados que dejaran esas ilusiones y se centraran en la realidad de la piedad católica, bien definida por los Maestros de la Vida Espiritual.

    Nace la Secta.
    Desde entonces, las reuniones de oración se hicieron en casa del líder. Este convenció a algunos que el Párroco no quería escucharlos ni permitía las reuniones de oración en la Parroquia.

    No fueron escuchadas las llamadas de atención que les hizo el Párroco al notar que faltaban a la Misa Dominical.
    Poco después, unos norteamericanos comenzaron a visitar con frecuencia a la familia del líder. Este renunció a su buen empleo y se dedicó exclusivamente a las reuniones de oración en su casa.

    Para esto, invitó a algunos del grupo. De estos fui yo, que me dejé seducir por la palabra ardiente de este nuevo Lutero y caí en sus redes para desgracia mía. La desprevención, la falta de Sacramentos y de la Misa Dominical y mi desobediencia a mis superiores eclesiásticos me hicieron fácil presa del nuevo heresiarca.
    Pero veamos cómo convenció el líder del "grupo de oración" a quienes tuvimos la desgracia de tratar con él.

    De herejía en herejía.
    a) Nos decía que, siendo ya todos nosotros cristianos maduros, capaces de tomar decisiones, no debíamos sujetarnos a las exageraciones doctrinales de los Sacerdotes, porque el Espíritu Santo manifiesta en nuestros tiempos, nuevos derroteros a la Fe.
    b) Que la fe predicada por los Sacerdotes era detallista, legalista y con exigencias exageradas.
    c) Que, como cristianos maduros inspirados por el Espíritu Santo, no quedábamos más sujetos a la ignorancia de los Sacerdotes.
    d) Que era injusto prohibirnos el trato y comunicación con cristianos de otras confesiones, esto es, con los protestantes, pues a ellos también los alentaba el Espíritu Santo y era conveniente reunirnos. Cuando nos tuvo catequizados, el líder, como Lucifer, lanzó su grito de rebelión, como si dijera: "¡no serviré!". Y pasó de las palabras a los hechos transformando con celeridad al grupo de los que nos le reunimos, y a nuestras familias.
    e) De acuerdo con sus visitantes norteamericanos, propagó que era idolátrico el culto a la Virgen María. Las mujeres que llevaban el nombre de María se lo cambiaron y si era compuesto, lo suprimieron.
    f) No debíamos frecuentar más la Misa ni nada relativo a la Eucaristía, por parecerle igualmente supersticioso e idolátrico.
    g) Reprobaron que se diera el Bautismo a los niños y determinaron darlo sólo a los adultos, y eso por inmersión o baño total.
    h) Quedó igualmente reprobada la Confesión Sacramental y en su lugar, podían declarar sus pecados públicamente para merecer la oración de la Asamblea, o bien, declararlos a una persona de confianza. Esto último, revistió una formalidad especial, estableciendo una "Consejería Pastoral", donde se levantan expedientes minuciosos con las respuestas detalladas a preguntas íntimas y comprometedoras, cuyos pésimos resultados describiré más abajo.
    Su separación fue radical, y por desgracia, también la nuestra: él con su familia y nosotros con la nuestra, emprendimos una peligrosa aventura apostatando de la Fe Católica. Comenzaba una nueva Secta, aunque nosotros creíamos que sería la misma Iglesia Católica depurada de las "exageraciones y excrecencias que por abusos seculares la habían deformado".
    i) Y para que no extrañáramos el cambio y nos conformáramos con la idea de haber hallado la pureza y sencillez de los primeros cristianos determinaron que "recobráramos" el nombre y le pusieron a la secta: "Cristianos".
    j) La frecuencia con familias de origen protestante dio remate a esta apostasía. Satanás procuró matrimonios híbridos recomendados por el líder: nuestros hijos y parientes nacidos en el catolicismo con jóvenes de origen protestante.
    k) Los norteamericanos aconsejaron a nuestro líder imponer a los de mayor confianza y compromisos personales absorbentes, de carácter elusivo y hasta secreto.
    I) En las juntas con estos "comprometidos" dictaron reglamentos y normas rígidas que se convirtieron en leyes internas.
    m) Impusieron la Biblia traducida por Cipriano de Valera para que dirigiera la fe y las costumbres. No sólo circuló entre nosotros el texto tradicional protestante, sino también versiones libres de sentido interpretativo a lo herético, "obsequio" de otras sectas. En las disensiones o diferencias de interpretación, el líder, se autonombró árbitro inapelable.

    Estrategias proselitistas.
    Nada descuidó el heresiarca asesorado por sus padrinos norteamericanos: emprendió un proselitismo domiciliar repartiendo propaganda escrita conforme a sus novedades. A algunos que le habíamos seguido, nos envió a las casas. Sé que estos escritos tuvieron respuesta de parte del Sacerdote nuestro antiguo Párroco, para señalar los errores y puntualizar la Fe Católica.

    Desde el momento en que el líder se decidió a dedicarse a la fundación de la Secta, le fluyó dinero de las arcas protestantes norteamericanas. Nuestros perpetuos enemigos del Norte, siempre dispuestos a apoyar cualquier movimiento antipatriótico y anticatólico, acogieron la fundación del ya considerado "Pastor" y lo asesoraron doctrinalmente, lo respaldaron en lo económico, de suerte que, siguiendo la costumbre protestante de sobornar conciencias, pronto pudo contar con un buen número de espectadores y albergarlos en amplios locales alquilados ex profeso.
    Estos serían después adquiridos por la Secta y anunciados bajo el título de "Centro de fe, esperanza y amor".

    Un gran negocio.
    Emprendió después el líder la construcción de un enorme templo, para cuya edificación esquilmó a sus sectarios con contribuciones forzadas, superiores a sus fuerzas, y se vale de mujeres fanatizadas que colectan recursos por la gran ciudad de México sin que queden a salvo los paisanos que laboran en los Estados Unidos.
    Esta construcción ha absorbido el patrimonio de muchos, cuyas quejas y lamentos se filtran en el vecindario.

    Surge el desconcierto.
    Y puso el demonio la señal inequívoca a su obra: la esposa, que había sido causa de esta apostasía, fue repudiada por su marido el líder. El Jefe de la Rebelión se separó de ella no obstante que la amaba y veneraba como a su oráculo.
    Los seguidores quedaron escandalizados y muy tristes lamentando que "el matrimonio modelo" se hubiera desunido. Los protestantes norteamericanos protegieron a la mujer y a los hijos abandonados; pero como detectaron que era contraproducente al crecimiento de la secta el estado en que vivía el líder iniciador -cualesquiera que fuesen los pretextos apoyados en su falsa interpretación de la Biblia -y como se propagaban hablillas y suspicacias, le instaron por la reconciliación: después de algún tiempo, el líder optó por reconciliarse con su esposa y vivir nuevamente en su compañía.
    Ante las anomalías de la secta y de sus fundadores, hubo un desconcierto interno que trascendió a la opinión pública por publicaciones que ellos mismos hicieron en la prensa local.

    Hubo denuncias de chantaje moral y económico, pues las confidencias que se hicieron al líder y a sus cómplices para suplir la confesión católica, pusieron al líder un arma poderosa para obligar astutamente a los incautos a cumplir su voluntad, permanecer en la secta o entregar su patrimonio.
    Se dividieron, quedando el líder en el Templo principal y radicándose sus cómplices en otras entidades. Estos, que tendían al fanatismo y amenazaban a los inconformes con la condenación por predestinación, establecieron en su secta un espionaje recíproco y la obligación de denuncia a quienes atentaran contra su autoridad. Fundaron un "Departamento de investigaciones sobre abusos religiosos", invitando a los quejosos de cualquier secta a denunciar abusos de sus propios Pastores para publicarlos con su crítica, diagnóstico y fallo judicial.

    Se destapa la cloaca.
    Largo sería para el alcance de este opúsculo, relatar los "dimes y diretes" de ese pleito memorable que sirvió de diversión a los lectores, pero también para destapar la sentina que la secta albergaba. Daré algunos pormenores: Uno de los principales y renombrados líderes del Templo, insultó soezmente a varias familias que manifestaron su deseo de salir de la secta. Ya instalados en su nueva secta, dos de ellos con tres personas del sexo femenino exigieron una pública disculpa, que obtuvo el silencio por respuesta. Insistieron mediante publicaciones y denunciaron que los "cristianos" de esa secta "utilizan información confidencial de los expedientes de Consejería Pastoral para manchar la reputación moral".

    A las quejas y argucias del líder ante la Secretaría de Gobernación, respondió por el grupo opositor, poniendo a disposición de la prensa las pruebas de lo que afirmaba, y para colmo, repite en síntesis lo que anteriormente aseguraba: "Reiteramos que, dirigentes del Movimiento del Templo han sido denunciados ante este Departamento por fraudes millonarios, inmoralidad sexual, feroces campañas de difamación y calumnias contra los que no concuerdan con sus extrañas creencias y vejaciones, encubrimiento de delincuentes, uso del secreto de confesión como arma para retener adeptos en su secta..., prácticas de hechicería produciendo pérdida de contacto con la realidad..., exorcismos y regresiones hipnóticas al vientre materno, con prácticas comunes en el extraño mundo del Templo, que afectan física y moralmente a las personas. Su apariencia es evangélica, pero en realidad es una secta metafísica... técnicas de lavado de cerebro para extraerle el dinero o bienes materiales... fanatismo y delirio místico...". Yo me coloqué al margen de las disputas y prohibí a mi familia investigar o recibir comentarios.



    MI REGRESO A LA CASA PATERNA

    En aquellos días aciagos me abismé en profundas cavilaciones. Añoraba la Casa Paterna. Es verdad que, cuando éramos católicos, teníamos defectos personales, pero nunca anduvimos en pleitos de grupo tan vergonzosos como los que estábamos viendo. Y lo peor de todo fue haber perdido la Misa y la Comunión que nos reconfortaban, haber perdido la seguridad y garantía de la Iglesia multisecular, cuya historia era un respaldo de experiencia y un argumento a favor de su autenticidad... Pero nosotros, ¿acaso no habíamos rescatado el nombre de "Cristianos" y retornado a la Iglesia primitiva? Por lo menos así nos parecía, pero nada estaba en claro, y de las penumbras iniciales entrábamos cada día en mayor oscuridad. .. me parecía que las tinieblas me cegaban.

    Vino a recrudecer mi nostalgia por mi Madre Iglesia, la excomunión fulminada contra el sacerdote Gilberto Gómez. Pastor de "Monte María".
    Este sacerdote cayó también en el pseudocarismatismo arrastrando a las masas por su pretendido don de hacer milagros de curaciones. Se le añadieron dos o tres "ayudantes" de origen y procedencia nebulosa.. Visitó los Estados Unidos, y a su regreso extrañó a sus seguidores por sus ideas protestantizadas. Exhortado por sus Superiores Eclesiásticos, no quiso enmendar su camino, sino que, formalmente, declaró su pérdida de Fe y su decisión de abandonar el sacerdocio y la Iglesia misma.

    El camino de regreso.
    Buscando como en el vacío, providencialmente me fue ofrecido en la calle un Folleto pobre y sencillo, cuyo título me intrigó; leíase entre afirmativo y sentencioso: "QUIÉN y QUÉ ES UN CRISTIANO".

    Desde la primera página encontré un verdadero reto a mis anhelos de cristianismo auténtico al leer estas palabras firmadas por San Atanasio: "Es razonable tratar de investigar la antigua tradición, la doctrina y la Fe de la Iglesia Católica, misma que el Señor comunicó, que los Apóstoles predicaron y que conservaron los Padres. La Iglesia en ella se funda, y si alguien se aleja de ella, mal podría seguir llamándose cristiano".

    Entonces, a la luz de este opúsculo, comencé a examinar lo que habíamos abandonado comparándolo con lo que actualmente teníamos, y llegué al convencimiento de mi grave error, ¡de nuestro gravísimo error!: una cadena casi interminable de Autores y citas de la primitiva antigüedad cristiana son compiladas para avalar y confirmar las creencias y prácticas ininterrumpidas de la Iglesia Católica. Con el líder no habíamos retornado al antiguo cristianismo, sino desfigurado la Fe.
    Me parece que para investigar su realidad humana y biológica, no se vuelve al hombre a su estado embrionario, sino se le admira en su estado perfecto, en que muestra, en plenitud, lo que en esencia el embrión contenía.

    Quise enmendar mi yerro y salvar a mi familia: volví con los míos y a la Iglesia Católica; volví a respirar el aire libre, donde se respeta la conciencia...
    Ahora me siento en la obligación de transmitir mis amargas experiencias y mis tardías pero muy serias reflexiones, a los hermanos que se comprometieron con el líder, a fin de que retornen a la Casa del Padre.

    De lo escrito, asumo la responsabilidad completa. Para evitar represalias de los lideres de la secta, o de ambas sectas
    no firmo con mi nombre sino con el pseudónimo REINTEGRADO, aunque algunos ya saben de quién se trata, por haberme apartado de ellos drástica y definitivamente.



    CONCLUSION

    La Sociedad EVC espera que sus lectores saquen de esta historia conmovedora la conclusión adecuada: la fidelidad a a Palabra de Dios y el seguimiento de Cristo se encuentran tan sólo en la Iglesia que El fundó: la Iglesia Católica. Toda idea o experiencia, toda teoría o comunidad fuera de ella, es un error por brillante que sea expuesto o por emocionante que sea.

    Nuestro "Reintegrado" buscaba fuertes emociones que los protestantes pentecostales fabrican al por mayor. Recordemos que la verdadera Religión no está fundamentada en sentimientos sino en Verdades Eternas, predicadas por Jesucristo en el Evangelio. Jesús es el Buen Pastor y todos los demás son "ladrones y salteadores" (Jn.10, 1 ).
    Por falta de conocimientos más profundos del Catolicismo, muchos hermanos son víctimas de los Testigos de Jehová, Mormones, Luz del Mundo, Pentecostales, Adventistas, etc., etc. Instamos a nuestros lectores a ejercer el mejor apostolado que se puede hacer: favorecer la Instrucción religiosa de sus amistades.
    Para eso ponemos a su disposición nuestras publicaciones, sencillas y económicas. No desperdiciemos la oportunidad de leer y comentar con todos las sublimes Verdades del Catolicismo.

    Cristianos o Católicos.
    De pronto, como por arte de magia, por generación espontánea, han aparecido por todos lados "Cristianos" ya sin ninguna relación con la Iglesia Católica, o más bien con una relación de enemistad, ya que atacan ferozmente todo lo que la Iglesia enseña.
    ¿De dónde vinieron esas ideas?, ¿de dónde proceden esos nuevos "cristianos"? , ¿a qué iglesia o denominación pertenecen? , ¿qué doctrinas creen y propagan?
    El título de "Cristianos" se empezó a usar en el Siglo I en Antioquía (Hech.11, 26) a los discípulos de Jesucristo. y recordemos que esa ciudad fue evangelizada por el primer Papa de la historia, San Pedro.

    El Cristianismo se extendió por todo el Imperio Romano a pesar de las crueles persecuciones y conquistó para Cristo a numerosos países, razas y lenguas, haciéndose universal, que en griego se dice Católica.

    Así se cumplió la intención de Jesucristo al fundar su Iglesia en los doce Apóstoles, ya que desde el principio estaba destinada a "todas las naciones" (Mt.27,19) o sea que nació para ser Católica.

    Quién es Cristiano.
    Por la predicación del Evangelio se suscita la Fe en Jesucristo y se produce la conversión hacia el Señor Jesús. La adhesión a la Fe verdadera culmina en la celebración del Bautismo, Sacramento exigido por Jesús. (Lc.17, 16), que nos comunica la Vida Divina, nos hace hijos de Dios y miembros de la Iglesia Católica, permitiéndonos en adelante la recepción de los demás Sacramentos.

    Podemos decir entonces, con toda propiedad, que Cristiano es todo aquél que ha recibido el Bautismo del agua en el Nombre del Padre y del Hijo y del Espíritu Santo.
    Pero no solamente para ser un auténtico Cristiano basta estar bautizado: es necesario adherirse totalmente a la Doctrina predicada por Jesús, vivir según sus Mandamientos, vivir de Su Vida, militar en su Iglesia.

    No basta pues, para ser Cristiano, el creer en Jesucristo; hace falta CREERLE A EL, tomar sus palabras con absoluta.. . sumisión y fidelidad, como lo ha hecho la Iglesia Católica en el transcurso de los siglos.

    Esos "cristianos" de nuevo cuño, traicionan a Cristo al negar la validez de la Santa Misa pues el Señor dijo: "Hagan esto en memoria mía" (Lc.22, 19).
    Niegan el Primado de San Pedro, el Primer Papa de la Iglesia Católica: "Y yo a mi vez te digo que tú eres Pedro y sobre esta Piedra edificaré mi Iglesia... a ti daré las llaves del Reino de los Cielos" (Mt.16,18).

    Católicos hay que distan mucho de ser buenos Cristianos y tal vez algunos protestantes de buena fe, son más Cristianos que muchos católicos.
    En el fondo de estas confusiones radica lo que es el "pecado capital" de los mexicanos: LA IGNORANCIA RELIGIOSA.
    Quiera Dios que por medio de la Instrucción Religiosa:

    TODOS LOS CATOLICOS SEAN CRISTIANOS
    Y TODOS LOS CRISTIANOS SEAN CATOLICOS.

    LA IGLESIA CATOLICA ¡tiene 2000 años de vida!
    Así pues, como quien dice, "no nació ayer" y fue tan importante el suceso que dio lugar a su inicio, que el tiempo se cuenta en el mundo occidental, es decir, cristiano, y hasta en el que no lo es, desde el nacimiento de Nuestro Señor Jesucristo y de la Iglesia que El fundó: UNA, SANTA, CATOLICA Y APOSTOLICA.
    ¿Puede alguien imaginar lo que ha pasado en la Historia de la humanidad y de la Iglesia, en todo este tiempo? ¿qué no habrá acontecido? ¿qué no habrá sufrido? ¿qué no habrá visto? ¿qué no habrá aprendido acerca de los hombres? ¿qué puede pasar que sea novedad para Ella? ¡cuántas y cuántas preguntas!
    Por algo nuestra Iglesia es, asistida por el Espíritu Santo, Madre y Maestra, título conquistado en buena ley, con el sudor y la sangre de sus hijos; pues a pesar de esto, cuántas personas en la actualidad dicen que tiene que cambiar porque el mundo del siglo XXI es otro, como si la humanidad no hubiera tenido cambios terribles en 2000 años, como si los de ahora, fueran los primeros!!!
    Qué bien nos haría estudiar la historia de nuestra Iglesia, para conocerla y amarla, y saber de que estamos hablando. Nadie ama lo que no conoce.
    "Convertíos constantemente, convertíos cada día porque constantemente, cada día, el Reino de Dios se va acercando. En el camino de este mundo temporal sea Cristo el Señor de vuestras almas para la vida eterna. Amén.
    Juan Pablo II

    SI YO FUERA PROTESTANTE...
    Me moriría de envidia...
    Al no contar en mi "iglesia", una más de las cientos que conforman el universo protestante, con alguien que pueda hablar en nombre de todos, los que nos decimos "evangélicos", de asuntos tan importantes, como son el aborto, el matrimonio, etc.
    Al no contar, como lo hace la Iglesia Católica, con una unidad de gobierno y doctrina innegables.
    Al entrar a cualquier templo católico y oír las mismas liturgias, ritos y oraciones, en todo el mundo.
    Al no poder confiar en la interpretación que de la Biblia haga mi dirigente, pues cada quien dice que puede hacerlo a su criterio.
    Al no contar con una Madre en mis aflicciones y alegrías, y darme cuenta de que soy, verdaderamente un "huérfano"
    Al no contar con "los amigos de Dios", los santos católicos a quienes imitar e invocar.
    Al no contar con un "sacerdos in aeternum"
    Al no poder acudir a un Confesionario y ser perdonado. Al ver la multitud de objeciones, opiniones y dudas que no tienen los católicos.
    Al ver que no cuento con la FE para creer en lo que El dijo: "esto es MI Cuerpo, esto es MI Sangre" "Lo que Dios ha unido, no lo separe el hombre" "Estaré con ustedes todos los días hasta el fin de los tiempos" "Tú eres Pedro"... y tantas cosas más.
    Sí, verdaderamente me moriría de envidia.
    FUENTE



    Imperium Hispaniae

    "En el imperio se ofrece y se comparte cultura, conocimiento y espiritualidad. En el imperialismo solo sometimiento y dominio económico-militar. Defendemos el IMPERIO, nos alejamos de todos los IMPERIALISMOS."







  19. #99
    Avatar de Josef
    Josef está desconectado Miembro Respetado
    Fecha de ingreso
    13 abr, 12
    Mensajes
    311
    Post Thanks / Like

    Re: Problematica y mitos del protestantismo contra la fe católica

    Hola mart. muy buenos días ya hace tiempo que no ví esto y leyendo detenidamente tu aporte magnífico por cierto de las tesis rebatidas para los protestantes alabo esta labor... muchisimas gracias por compartir..
    Sin embargo como decía Santo Tomás Moro:"Es más breve y rápido escribir herejías que responder a ellas", más ahora que en el mundo hereje cada día hay mas disenciones mas confusion y más difamaciones.. ellos podrán atacarnos pero la Iglesia católica nunca se hundirá.. y si escriben calumnias y errores nosotros podremos responderlas con la verdad

    Un saludo

    PAZ Y Bien
    "Vive en el mundo como sino hubiera más en él que Dios y tu alma: para que no pueda tu corazón ser detenido por cosa humana." SJ+

  20. #100
    Avatar de Erasmus
    Erasmus está desconectado Socio vitalicio
    Fecha de ingreso
    03 ene, 06
    Ubicación
    Buenos Aires
    Mensajes
    4,191
    Post Thanks / Like

    Re: Problematica y mitos del protestantismo contra la fe católica

    Libros antiguos y de colección en IberLibro
    Sábado y Domingo en la Iglesia Primitiva, por José Miguel Arráiz:
    Archivos adjuntados Archivos adjuntados



    Imperium Hispaniae

    "En el imperio se ofrece y se comparte cultura, conocimiento y espiritualidad. En el imperialismo solo sometimiento y dominio económico-militar. Defendemos el IMPERIO, nos alejamos de todos los IMPERIALISMOS."







Información de tema

Usuarios viendo este tema

Actualmente hay 1 usuarios viendo este tema. (0 miembros y 1 visitantes)

Temas similares

  1. Acusaciones Contra La Iglesia Católica
    Por Jorge Zamora E. en el foro Religión
    Respuestas: 1
    Último mensaje: 04/03/2021, 17:52
  2. Respuestas: 2
    Último mensaje: 22/05/2018, 17:45
  3. Mitos y realidades del tema vasco
    Por Oestrimnio en el foro Señoríos Vascongados
    Respuestas: 23
    Último mensaje: 11/12/2009, 22:15
  4. La Inglaterra protestante contra la católica España
    Por Hyeronimus en el foro Religión
    Respuestas: 3
    Último mensaje: 25/06/2009, 20:14
  5. Jornada mitos del nacionalismo catalán
    Por Villores en el foro Catalunya
    Respuestas: 0
    Último mensaje: 11/10/2007, 17:24

Permisos de publicación

  • No puedes crear nuevos temas
  • No puedes responder temas
  • No puedes subir archivos adjuntos
  • No puedes editar tus mensajes
  •