Búsqueda avanzada de temas en el foro

Página 3 de 5 PrimerPrimer 12345 ÚltimoÚltimo
Resultados 41 al 60 de 100

Tema: Los abusos contra menores de Irlanda fueron cometidos por la Iglesia post Vaticano II

  1. #41
    Avatar de Hyeronimus
    Hyeronimus está desconectado Miembro Respetado
    Fecha de ingreso
    16 ene, 07
    Mensajes
    18,245
    Post Thanks / Like

    Respuesta: Los abusos contra menores de Irlanda fueron cometidos por la Iglesia post

    Non praevalebunt






    JUAN MANUEL DE PRADA



    Lunes , 29-03-10


    ESCRIBÍA Chesterton que Cristo «no eligió como piedra fundamental al brillante Pablo ni al místico Juan, sino a un pillastre, un fanfarrón, un cobarde y, en una palabra, un hombre. Sobre esa piedra construyó su Iglesia; y las puertas del infierno no han prevalecido sobre ella. Todos los imperios y los reinos han perecido a causa de su debilidad inherente y continua, a pesar de haber sido fundados sobre hombres fuertes y sobre hombros fuertes. Sólo la Iglesia cristiana histórica fue fundada sobre un hombre débil, y por esa razón es indestructible». Parece evidente que si Cristo hubiese querido elegir a un hombre sin tacha habría podido hacerlo; aunque, en honor a la verdad, ninguno de sus apóstoles puede considerarse un «hombre sin tacha»: el «místico Juan», por ejemplo, pecaba de vanidad, como demuestra el hecho de que solicitara sin rubor sentarse a la vera de Cristo en el cielo; y al «brillante Pablo» lo afeaba cierto apego a los títulos mundanos, pues en su seguimiento de Jesús no renunció a la ciudadanía romana. Y de ese apego que, en estricto sentido, contrariaba el designio de Cristo, que ordenaba «dejarlo todo», surgió un gran bien para la Iglesia, que fue la predicación a los gentiles.
    La Iglesia, en efecto, ha contado desde el instante mismo de su fundación con la debilidad de los hombres; y la acción de la gracia ha inspirado a esos hombres débiles, aun cuando seguían aferrados a su debilidad, en misiones que han deparado un enorme bien a la Iglesia. Quizá el caso más evidente sea el de Alejandro VI, a quien siempre se ha considerado el prototipo de Papa corrompido, entregado a debilidades escandalosas que la literatura anticatólica ha divulgado hasta el hartazgo. Pero Alejandro VI fue el muñidor del Tratado de Tordesillas, que encomendó la evangelización del Nuevo Mundo a España y Portugal, quizá la empresa más gloriosa acometida por la Cristiandad. Parece evidente que Alejandro VI no era un «hombre sin tacha»; pero, con sus tachas a cuestas, la acción de la gracia actuó a través de él, convirtiéndolo en instrumento magnífico del designio divino. Que la Iglesia es -en palabras de San Agustín- «santa y meretriz» es algo que cualquier católico debería saber: santa por inspiración divina; meretriz porque esa inspiración se encarna en hombres débiles, corrompidos por flaquezas a las que no siempre saben renunciar. Y tal naturaleza inextricable adquiere mayor misterio cuando miembros de la Iglesia de probada flaqueza alumbran misiones que redundan en beneficio de la Iglesia; misterio que los enemigos de la Iglesia han aprovechado siempre para instilar el veneno del desaliento y la desafección entre los fieles. Así está ocurriendo ahora, tras el desvelamiento de las flaquezas que ensuciaron la vida de Marcial Maciel.
    Que Maciel, como Alejandro VI, no fue un «hombre sin tacha» parece fuera de toda duda. Pero extender su tacha a la misión que alumbró sería tanto negar la acción de la gracia y la naturaleza misma de la Iglesia, que fue fundada sobre los hombros de «un pillastre, un fanfarrón, un cobarde y, en una palabra, un hombre». Los enemigos de la Iglesia, que niegan su inspiración divina (tal vez porque son quienes mejor la conocen), pretenden que los católicos, en esta hora de tribulación, olviden que la acción de la gracia actúa también sobre pillastres, fanfarrones y cobardes; en una palabra, sobre hombres débiles que cargan con una misión que pone a prueba sus fuerzas, que desafía sus fuerzas, que con frecuencia excede sus fuerzas; hombres, en fin, que a veces traicionan esa misión con sus actos, como Pedro traicionó a Cristo, después de haber sido elegido como piedra fundamental de su Iglesia. Los enemigos de la Iglesia saben, desde luego, cómo suscitar farisaicamente escándalo y desaliento entre los católicos; saben cómo instilar el veneno del orgullo puritano entre quienes fueron llamados, con sus flaquezas a cuestas, a una misión que excedía sus fuerzas. El día en que los católicos llegaran a creer que la misión de la Iglesia depende de su condición de «hombres sin tacha», las puertas del infierno habrían prevalecido.

    Non praevalebunt - Opinion_Colaboraciones - Opinion - abcdesevilla.es

  2. #42
    Avatar de Aquilífero
    Aquilífero está desconectado Miembro Respetado
    Fecha de ingreso
    15 mar, 09
    Mensajes
    582
    Post Thanks / Like

    Respuesta: Los abusos contra menores de Irlanda fueron cometidos por la Iglesia post

    Muy bien traído este artículo de Juan Manuel de Prada, Hyeronimus. Yo mismo no podría haberlo resumido de mejor manera.

    Llevas razón Valmadián. En éste hilo hemos denunciado más de una vez la manipulación informativa, que de forma interesada, presentan cada cierto tiempo algunos grupos de presión. El impacto mediático que sus campañas producen en la gente común es muy grande, y hay que eatar preparados para dar la réplica allí donde se presente la "batalla".

    Además es verdad que Hispanismo.org es bastante seguido por grupos diversos y personas influyentes que no nos podemos ni imaginar. Tanto afines al pensamiento de Hispanismo como detractores totales, que toman el puslo leyendo alguno de los hilos aquí expuestos para luego reaccionar.

    No es la primera vez que algunos periodistas esgrimen argumentos "igualitos" a los hilos abiertos por nuestros correligionarios de hispanismo.

    Es lo que tiene el pertenecer a un foro de "élite"
    Pero esto lo hacemos entre todos..., y así debemos seguir
    Conócete, acéptate, supérate.
    (San Agustín)

  3. #43
    tautalo está desconectado Uno más... que no se rinde
    Fecha de ingreso
    04 feb, 07
    Ubicación
    España
    Mensajes
    1,023
    Post Thanks / Like

    Respuesta: Los abusos contra menores de Irlanda fueron cometidos por la Iglesia post

    Una corrección a Juan Manuel (de Prada): la expresión "casta meretrix" no sé si lo dijo alguna vez San Agustín. Sí que lo escribió una vez su Mentor San Ambrosio de Milán: "Ella, en el símbolo era una meretriz, pero en el misterio era la Iglesia, unida ahora a los pueblos gentiles por la unión de los sacramentos" (In Lucam, VIII, 40)

    Por lo demás, chapó: muchas gracias a Hyeronimus por traernos aquí este texto.

    Pero yo, para esto de las citas, soy muy estricto.


  4. #44
    Avatar de Liga Santa
    Liga Santa está desconectado Santa Unión Católica
    Fecha de ingreso
    04 ene, 10
    Ubicación
    Frente a las murallas de Arras.
    Mensajes
    926
    Post Thanks / Like

    Cool Los abusos contra menores de Irlanda fueron cometidos por la Iglesia post

    ¡Que si! camaradas Aquilífero y Valmadian, que tenéis razón sobre lo anteriormente dicho, pero solo diré una cosa más, y es que nosotros debemos de ser los primeros en no justificar estos abusos dentro de nuestra Religión y en señalar a los culpables y demandarlos a la justicia y más ahora sabiendo como esta el patio desde hace unos años aquí.

    Mi honor, la lealtad,

    mi fuerza, la voluntad,
    mi fe, la catolicidad,
    mi lucha, la hispanidad,
    mi bandera, la libertad,
    mi arma, la verdad,
    mi grito... ¡despertad!
    mi lema... ¡¡Conquistad!!

  5. #45
    Avatar de Valmadian
    Valmadian está desconectado Miembro carlista
    Fecha de ingreso
    23 oct, 06
    Ubicación
    Buscando mi Patria, pero no la encuentro.
    Mensajes
    9,854
    Post Thanks / Like

    Respuesta: Los abusos contra menores de Irlanda fueron cometidos por la Iglesia post

    Cita Iniciado por Liga Santa Ver mensaje
    ¡Que si! camaradas Aquilífero y Valmadian, que tenéis razón sobre lo anteriormente dicho, pero solo diré una cosa más, y es que nosotros debemos de ser los primeros en no justificar estos abusos dentro de nuestra Religión y en señalar a los culpables y demandarlos a la justicia y más ahora sabiendo como esta el patio desde hace unos años aquí.

    ¿Justificarlos? En modo alguno, es más, soy partidario de su suspensión total e incluso de que pierdan ya su condición sacerdotal.

    Pero llevarlos a la Justicia, ¿ante cuál, la humana de hoy en día? Eso no es Justicia, eso es El Circo y no se trata de echarlos a los leones para divertimento de la plebe, sino de lograr que hasta los memos entiendan que los actos de estos personajes son única y exclusivamente responsabilidad suya y que la Iglesia con toda su jerarquía al frente, nada tiene que ver con ellos.

    Se trata de hacer comprender que la condición sacerdotal no tiene relación alguna, sino que ella misma es otra "víctima" de los actos repugnantes de estos individuos, como pasa entre los médicos, los profesores, policías, etc. Es decir, en tales profesiones hay un componente de superioridad moral que no se debe ni notar siquiera, pero siempre habrá degenerados que la conviertan en un instrumento para su aprovechamiento personal, pero tales situaciones individuales no definen ni catalogan a los colectivos. Pues del mismo modo en relación a la Iglesia y al colectivo de personas consagradas.

    Más aún, el llevarlos ante los tribunales sería precisamente airear más el asunto. No se trata de taparlo, sino de impedir la bola de nieve y de que una parte de los afectados se lucren económicamente de la Iglesia, pues a Ella le exigen compensaciones económicas, no se conforman con las morales, como sería ese apartamiento total del sacerdocio, de la pérdida de la condición. Y, además, lo he dicho, se lo exigen a la Institución y sería sentar un gravísimo precedente: todos los golfos y golfas en edad escolar, todos los maricones en edades nubiles, ( y en qué plan están estos mocosos desvergonzados), afirmando que han sido violados o cuando menos manoseados por curas pederastas, y todos a "poner el cazo" de sus desvergüenzas infantiles pero ya manifiestas. Es lo que nos faltaba, ¿y quiénes serían las víctimas al final?

    Esto es como si un ginecólogo se pusiera las botas con sus pacientes y éstas reclamasen al Colegio de Médicos correspondiente. Es decir, algo absurdo. La demanda será contra el individuo en cuestión, no contra el colectivo porque ¿qué culpa o responsabilidad tiene en los actos de aquél? Si no, todos los ginecólogos acabarían siendo sospechosos.

    Pues aquí lo mismo, la misma regla de tres y el mismo rasero y no otro distinto sólo porque estos individuos llevan sotana.
    "He ahí la tragedia. Europa hechura de Cristo, está desenfocada con relación a Cristo. Su problema es específicamente teológico, por más que queramos disimularlo. La llamada interna y milenaria del alma europea choca con una realidad artificial anticristiana. El europeo se siente a disgusto, se siente angustiado. Adivina y presiente en esa angustia el problema del ser o no ser.

    <<He ahí la tragedia. España hechura de Cristo, está desenfocada con relación a Cristo. Su problema es específicamente teológico, por más que queramos disimularlo. La llamada interna y milenaria del alma española choca con una realidad artificial anticristiana. El español se siente a disgusto, se siente angustiado. Adivina y presiente en esa angustia el problema del ser o no ser.>>

    Hemos superado el racionalismo, frío y estéril, por el tormentoso irracionalismo y han caído por tierra los tres grandes dogmas de un insobornable europeísmo: las eternas verdades del cristianismo, los valores morales del humanismo y la potencialidad histórica de la cultura europea, es decir, de la cultura, pues hoy por hoy no existe más cultura que la nuestra.

    Ante tamaña destrucción quedan libres las fuerzas irracionales del instinto y del bruto deseo. El terreno está preparado para que germinen los misticismos comunitarios, los colectivismos de cualquier signo, irrefrenable tentación para el desilusionado europeo."

    En la hora crepuscular de Europa José Mª Alejandro, S.J. Colec. "Historia y Filosofía de la Ciencia". ESPASA CALPE, Madrid 1958, pág., 47


    Nada sin Dios

  6. #46
    Avatar de Kontrapoder
    Kontrapoder está en línea Miembro graduado
    Fecha de ingreso
    29 mar, 05
    Mensajes
    3,088
    Post Thanks / Like

    Respuesta: Los abusos contra menores de Irlanda fueron cometidos por la Iglesia post

    Cita Iniciado por Valmadian Ver mensaje
    Más aún, el llevarlos ante los tribunales sería precisamente airear más el asunto. No se trata de taparlo, sino de impedir la bola de nieve y de que una parte de los afectados se lucren económicamente de la Iglesia, pues a Ella le exigen compensaciones económicas, no se conforman con las morales, como sería ese apartamiento total del sacerdocio, de la pérdida de la condición. Y, además, lo he dicho, se lo exigen a la Institución y sería sentar un gravísimo precedente: todos los golfos y golfas en edad escolar, todos los maricones en edades nubiles, ( y en qué plan están estos mocosos desvergonzados), afirmando que han sido violados o cuando menos manoseados por curas pederastas, y todos a "poner el cazo" de sus desvergüenzas infantiles pero ya manifiestas. Es lo que nos faltaba, ¿y quiénes serían las víctimas al final?


    Valmadian, no vengo siguiendo la conversación al detalle, pero estoy en absoluto desacuerdo con esto último que dices. Creo firmemente que hay que denunciar, sin ningún tipo de miramiento, a quien abuse de menores amparándose en su condición sacerdotal. Primero se le quita la condición de sacerdote y luego se le denuncia, como delincuente peligroso que es. Que el brazo secular se ocupe de él, como se ocupaba en otros tiempos con penas mucho más duras.

    Denunciarlo no crea un mal precedente. Al contrario, lo que crea un mal precedente es no denunciarlo o encubrirlo, como en algunos casos se ha hecho por parte de algunos obispos. Con infinito dolor hay que reconocer que la Iglesia ha venido obrando mal a este respecto en los últimos tiempos. Gracias a Dios, Benedicto XVI está rectificando sabiamente.

    Por otra parte, las víctimas son exclusivamente las personas violadas o sodomizadas, aunque en el caso de alguno más mayor pueda mediar consentimiento (bastante viciado en todo caso). Aunque algunos fueran ya talluditos, y aunque alguno tuviera afán de lucro, hay una corrupción inaceptable por parte de la figura de autoridad. Una corrupción que daña peligrosamente a la Iglesia y le quita la fe a mucha gente bienintencionada. Es justo que las víctimas tengan compensaciones económicas, por más que alguno lo pueda utilizar como chantaje. No nos debe importar eso. En cualquier caso, no hay dinero que pague ese terrible sufrimiento.

    En definitiva, creo que pese a que una indudable manipulación de estos temas para atacar a la Iglesia, hay un fondo de verdad muy lamentable con el que conviene ser inflexibles, por el propio bien de la Iglesia. No debemos perder esto de vista. Hay que librar a la Iglesia como sea de los pederastas y maricas que se han infiltrado de un tiempo a esta parte. Si al hacer esto, damos una baza momentánea al enemigo, bienvenido sea, porque redunda en el bien de la Iglesia a medio y largo plazo. Además, creo que es la postura que ha adoptado el Papa.
    «Eso de Alemania no solamente no es fascismo sino que es antifascismo; es la contrafigura del fascismo. El hitlerismo es la última consecuencia de la democracia. Una expresión turbulenta del romanticismo alemán; en cambio, Mussolini es el clasicismo, con sus jerarquías, sus escuelas y, por encima de todo, la razón.»
    José Antonio, Diario La Rambla, 13 de agosto de 1934.

  7. #47
    Avatar de Valmadian
    Valmadian está desconectado Miembro carlista
    Fecha de ingreso
    23 oct, 06
    Ubicación
    Buscando mi Patria, pero no la encuentro.
    Mensajes
    9,854
    Post Thanks / Like

    Respuesta: Los abusos contra menores de Irlanda fueron cometidos por la Iglesia post

    Verás, estimado Kontrapoder, no es igual denunciar y procurar un castigo ejemplar que incluya la pérdida de la condición sacerdotal, que airear a los cuatro vientos para solaz de toda mierda social que hoy abunda. En otro tipo de sociedad, que ya no existe, hubiese sido algo muy saludable y ejemplarizante. Otra cosa es fomentar el escándalo innecesariamente y ¡ay! de aquél que escandalizare, tanto para quienes han provocado el escándalo, como para quienes lo procuren, no caigamos pues en esa tentación justiciera.

    En segundo término, muchas víctimas lo han sido, pero no lo es menos que el resarcimiento moral debería bastar, si no resultará que, según casos, este tipo de actos hasta sea rentable. Además, si ha de haber reparación económica, que sean los culpables quienes lo paguen, no la Iglesia. El que sean miembros de ella no justifica una corresponsabilidad, al fin y al cabo todos nosotros somos también parte activa de Ella, o sea, que si hacemos alguna, con declararnos católicos, la Iglesia a pagar por nuestros actos.

    La cuestión de quienes son las víctimas, evidentemente las primeras son las afectadas directamente, pero hay que extremar las precauciones ante la picaresca, ante ese aprovechamiento que se suele poner de moda enseguida. Si el famoso Perico de los Palotes tiene un supuesto hijo secreto, al poco tiempo hay 50 famosos con 50 hijos secretos. Si 10, 20 o 30 curas son unos cerdos pederastas, al final los 500.000 curas del mundo serán sospechosos de pederastia, y esos son también víctimas y ¿quién los resarce moralmente de semejante falacia? Pero lo que es más grave aún, si todos los curas fueran sospechosos de pederastia, los sería la Iglesia entera. Aquí tienes una posible "bola de nieve", y a ver cómo se soluciona un problema así. Decía uno de mis profesores que es muy fácil generar un prejuicio, apenas basta unos días, pero se puede tardar siglos en erradicarlo.

    Respecto a la posible, y no demostrada, pérdida de la fe por parte de muchos, ¡qué delicadeza de fe!, ¡qué fe más débil!, pero además ¡qué ausencia de raciocinio! ¡qué falta de equidad!. Realmente quienes así pudieran conducirse es que ya no tienen esa fe que Dios otorga, es que la han convertido en nada hace mucho y muy poquito es suficiente para terminar de disolverla, ¡allá ellos! pues seguirán haciendo responsables a los demás, en este caso a la Iglesia que no actúa según sus particulares escalas morales, en vez de mirarse en el espejo. No es la Iglesia quien tiene que adecuárseles, sino ellos a la Doctrina tradicional y secular, en el mundo pasado, en el de hoy y en el de mañana.
    Última edición por Valmadian; 30/03/2010 a las 12:49
    "He ahí la tragedia. Europa hechura de Cristo, está desenfocada con relación a Cristo. Su problema es específicamente teológico, por más que queramos disimularlo. La llamada interna y milenaria del alma europea choca con una realidad artificial anticristiana. El europeo se siente a disgusto, se siente angustiado. Adivina y presiente en esa angustia el problema del ser o no ser.

    <<He ahí la tragedia. España hechura de Cristo, está desenfocada con relación a Cristo. Su problema es específicamente teológico, por más que queramos disimularlo. La llamada interna y milenaria del alma española choca con una realidad artificial anticristiana. El español se siente a disgusto, se siente angustiado. Adivina y presiente en esa angustia el problema del ser o no ser.>>

    Hemos superado el racionalismo, frío y estéril, por el tormentoso irracionalismo y han caído por tierra los tres grandes dogmas de un insobornable europeísmo: las eternas verdades del cristianismo, los valores morales del humanismo y la potencialidad histórica de la cultura europea, es decir, de la cultura, pues hoy por hoy no existe más cultura que la nuestra.

    Ante tamaña destrucción quedan libres las fuerzas irracionales del instinto y del bruto deseo. El terreno está preparado para que germinen los misticismos comunitarios, los colectivismos de cualquier signo, irrefrenable tentación para el desilusionado europeo."

    En la hora crepuscular de Europa José Mª Alejandro, S.J. Colec. "Historia y Filosofía de la Ciencia". ESPASA CALPE, Madrid 1958, pág., 47


    Nada sin Dios

  8. #48
    Avatar de Reke_Ride
    Reke_Ride está desconectado Contrarrevolucionario
    Fecha de ingreso
    08 sep, 06
    Ubicación
    Antiguo Reyno de Valencia
    Mensajes
    2,931
    Post Thanks / Like

    Respuesta: Los abusos contra menores de Irlanda fueron cometidos por la Iglesia post

    Gracias Hyeronimus. Es un texto para enmarcar el de don José Manuel.
    "De ciertas empresas podría decirse que es mejor emprenderlas que rechazarlas, aunque el fin se anuncie sombrío"






  9. #49
    Avatar de Hyeronimus
    Hyeronimus está desconectado Miembro Respetado
    Fecha de ingreso
    16 ene, 07
    Mensajes
    18,245
    Post Thanks / Like

    Respuesta: Los abusos contra menores de Irlanda fueron cometidos por la Iglesia post

    Sobre piedras y pedradas


    Dice el Eclesiastés, en una de las frases de aquella retahila del cap. 3, que hay tiempo para tirar piedras y tiempo para recogerlas (Ecc 3, 5); parece ser que se refiere a la lapidación, la forma de ejecución que se practicó entre los judíos y que seguía vigente en tiempos del Señor, a Quién un par de veces intentaron apedrear. El otro día, el Jueves de la Semana V de Cuaresma, se leía en Jn 8, 51; y al dia siguiente, Viernes, otra vez en Jn 10, 31 ss. Fue verdaderamente providencial que el Sacrificio del Redentor fuera en la Cruz y no por lapidación; que pudo haber sido lo prueba que el primer mártir cristiano, San Esteban, fuera lapidado en un proceso (diatriba-confesión-sanedrín-ejecución) muy parecido al de la Pasión del Señor.

    Tuve un maestro, un sabio dominico, que nos enseñó cómo se pude rastrear en el Antiguo y el Nuevo Testamento una "teología de la piedra", un cierto tema que toma la piedra como elemento de discurso-reflexión teológica; el binomio Pedro-piedra no es una casualidad.

    En algunas meditaciones, prédicas etc. comento que las piedras de lapidar sentenciados a muerte, el Señor las ha cambiado en piedras para edificar su Iglesia. El Evangelio de la adúltera (Jn 8, 1-11) es un ejemplo; y por supuesto toda la perífrasis petrina (IPe 2, 4ss.), tan elocuente: Si San Pablo prefiere hablar de la Iglesia como un cuerpo organizado, Pedro prefiere la imagen de un edificio edificado con piedras, piedras vivas.

    Todo lo cual se me ha venido más de una vez a la cabeza esta semana pasada, con la arremetida de la prensa (impía y blasfema, of course) contra el Papa, la Santa Sede y la Iglesia por los pederasteantes (y los pederasteados). Imaginaba que podría resumirse, compararse, describirse, como un "episodio de piedras" que tipifica dos actitudes perennes en la vida y las circunstancias de la Iglesia: Unos tiran piedras, otros las recogen; unas son pedradas de muerte y otras son piedras para edificar. Depende de cada cual, personas e intenciones, pero esas piedras definen muy bien a los que las llevan/las tiran/las recogen/las utilizan.

    De Santa Teresa recuerdo (más o menos) una de esas anécdota similar, la de aquel señor airado contra ella, la monja fundadora, que dijo que merecía que le dieran palos, y la Stª que le respondió - "¿Cuántos estaría usted dispuesto a darme? que ando falta de maderos para techar un convento para mis monjas..." etc. Y consiguió los palos para su convento (y dejó "edificado" al presunto apaleador).

    Ayer, Domingo de Ramos, en la lectura del Evangelio de la Entrada en Jerusalén, el Señor hacía otra re-versión del tema de la piedras:
    "...et quidam Pharisaeorum de turbis dixerunt ad illum magister increpa discipulos tuos quibus ipse ait dico vobis quia si hii tacuerint lapides clamabunt." Lc 19, 39-40 ¡Si estos callaran, clamarán las piedras!



    Las piedras agresivas que algunos tiran para herir y matar, también pueden ser gritos vivos que aclamen al Señor. Depende de las actitudes, de las intenciones, de la voluntad de cada cual. Y de Cristo, que puede hacer clamar a las piedras.

    Si en el Éxodo Moisés sacaba agua de la roca del desierto, la Iglesia también puede sacar gracia de un corazón de piedra. Y de una pedrada, también.

    Y si no, nosotros mismos, con gracia de Dios (insisto: CON GRACIA DE DIOS (con mucha gracia)) recogiendo las piedras que nos tiran podemos edificar la Iglesia, fortalecerla, reparar brechas y reforzar muros y paredes. O empedrar un camino limpio y firme para que pase el Señor y caminen los que predican su Evangelio.

    A los que nos tiran piedras, esta operación de aprovechar las piedras con gracia de Dios (con mucha gracia) les va a hacer muy poca gracia. Estoy seguro.

    +T.

    EX ORBE

  10. #50
    Avatar de Liga Santa
    Liga Santa está desconectado Santa Unión Católica
    Fecha de ingreso
    04 ene, 10
    Ubicación
    Frente a las murallas de Arras.
    Mensajes
    926
    Post Thanks / Like

    Cool Los abusos contra menores de Irlanda fueron cometidos por la Iglesia post

    Apreciado y amigo Valmadian, si creo que tiene razón en todo lo que dice, pero en eso que Ud. llama "airear" no debería tener ninguna cautela, ello es la única forma de que nuestra Sagrada Iglesia este siempre libre de pecado, llevando a los tribunales de justicia ordinaria, a los furtivos pederastras que intentan guarecerse de la justicia de los hombres en el seno de la Santa Madre Iglesia.
    Creo que siempre en estos casos deberiamos hilar fino pues esa misma justicia de los hombres, nos podría aplicar a todos los creyentes el refrán de: Si el prior juega a los naipes ¿qué harán los frailes?.

    Mi honor, la lealtad,

    mi fuerza, la voluntad,
    mi fe, la catolicidad,
    mi lucha, la hispanidad,
    mi bandera, la libertad,
    mi arma, la verdad,
    mi grito... ¡despertad!
    mi lema... ¡¡Conquistad!!

  11. #51
    Avatar de Valmadian
    Valmadian está desconectado Miembro carlista
    Fecha de ingreso
    23 oct, 06
    Ubicación
    Buscando mi Patria, pero no la encuentro.
    Mensajes
    9,854
    Post Thanks / Like

    Respuesta: Los abusos contra menores de Irlanda fueron cometidos por la Iglesia post

    Cita Iniciado por Liga Santa Ver mensaje
    Apreciado y amigo Valmadian, si creo que tiene razón en todo lo que dice, pero en eso que Ud. llama "airear" no debería tener ninguna cautela, ello es la única forma de que nuestra Sagrada Iglesia este siempre libre de pecado, llevando a los tribunales de justicia ordinaria, a los furtivos pederastras que intentan guarecerse de la justicia de los hombres en el seno de la Santa Madre Iglesia.
    Creo que siempre en estos casos deberiamos hilar fino pues esa misma justicia de los hombres, nos podría aplicar a todos los creyentes el refrán de: Si el prior juega a los naipes ¿qué harán los frailes?.
    Me temo, amigo Liga Santa que esa Sagrada Iglesia siempre libre de pecado, no es de este mundo. Vuelve a leer el artículo de Juan Manuel de PRADA que el bueno de Hyeronimus ha tenido a bien colgar al inicio de esta tercera página del tema.

    P. S. El refrán muy gracioso y oportuno, me quedo con él.
    "He ahí la tragedia. Europa hechura de Cristo, está desenfocada con relación a Cristo. Su problema es específicamente teológico, por más que queramos disimularlo. La llamada interna y milenaria del alma europea choca con una realidad artificial anticristiana. El europeo se siente a disgusto, se siente angustiado. Adivina y presiente en esa angustia el problema del ser o no ser.

    <<He ahí la tragedia. España hechura de Cristo, está desenfocada con relación a Cristo. Su problema es específicamente teológico, por más que queramos disimularlo. La llamada interna y milenaria del alma española choca con una realidad artificial anticristiana. El español se siente a disgusto, se siente angustiado. Adivina y presiente en esa angustia el problema del ser o no ser.>>

    Hemos superado el racionalismo, frío y estéril, por el tormentoso irracionalismo y han caído por tierra los tres grandes dogmas de un insobornable europeísmo: las eternas verdades del cristianismo, los valores morales del humanismo y la potencialidad histórica de la cultura europea, es decir, de la cultura, pues hoy por hoy no existe más cultura que la nuestra.

    Ante tamaña destrucción quedan libres las fuerzas irracionales del instinto y del bruto deseo. El terreno está preparado para que germinen los misticismos comunitarios, los colectivismos de cualquier signo, irrefrenable tentación para el desilusionado europeo."

    En la hora crepuscular de Europa José Mª Alejandro, S.J. Colec. "Historia y Filosofía de la Ciencia". ESPASA CALPE, Madrid 1958, pág., 47


    Nada sin Dios

  12. #52
    Avatar de Liga Santa
    Liga Santa está desconectado Santa Unión Católica
    Fecha de ingreso
    04 ene, 10
    Ubicación
    Frente a las murallas de Arras.
    Mensajes
    926
    Post Thanks / Like

    Cool Respuesta: Los abusos contra menores de Irlanda fueron cometidos por la Iglesia post

    Cita Iniciado por Valmadian Ver mensaje
    Me temo, amigo Liga Santa que esa Sagrada Iglesia siempre libre de pecado, no es de este mundo. Vuelve a leer el artículo de Juan Manuel de PRADA que el bueno de Hyeronimus ha tenido a bien colgar al inicio de esta tercera página del tema.
    ¡Ya lo había leido gracias amigo Valmadian!.


    Cita Iniciado por Hyeronimus Ver mensaje
    Eldía en que los católicos llegaran a creer que la misión de la Iglesia depende de su condición de «hombres sin tacha», las puertas del infierno habrían prevalecido.

    Por ello se debe y hay que "airear" a los cuatro vientos, a los «hombres con tacha»de nuestra Sagrada Institución.
    Última edición por Liga Santa; 31/03/2010 a las 02:08

    Mi honor, la lealtad,

    mi fuerza, la voluntad,
    mi fe, la catolicidad,
    mi lucha, la hispanidad,
    mi bandera, la libertad,
    mi arma, la verdad,
    mi grito... ¡despertad!
    mi lema... ¡¡Conquistad!!

  13. #53
    Avatar de Liga Santa
    Liga Santa está desconectado Santa Unión Católica
    Fecha de ingreso
    04 ene, 10
    Ubicación
    Frente a las murallas de Arras.
    Mensajes
    926
    Post Thanks / Like

    Cool Los abusos contra menores de Irlanda fueron cometidos por la Iglesia post

    Me gustaría hablaros de mi relación personal con los hermanos de las escuelas cristianas y los sacerdotes-frailes de Ntra. Sra. de la Caridad que los asistían en las misas que se hacían en la Iglesia del colegio.
    La verdad solo la verdad, y sin que suene a dar un toque de maquillaje al tema del que se abrió este hilo.
    Mi relación y vida entre estos religiosos siempre fue una verdadera delicia, eran y son religiosos de una alta y limpia trayectoria en lo referente al trato con los alumnos, y siempre desviviéndose por los niños desde que se levantan hasta que se recuestan en su descanso diario.
    Aún me viene el recuerdo de un hermano al que los chiquillos más pequeños habíamos a podado como el "pirulo", se decía desde "radio macuto" en el patio, que había sido antiguamente un boxeador y que mató un hombre en el "ring" y por eso se metió a religioso, claro esta que esto era más bien el miedo de los más pequeños del colegio, pues como este era el hermano prefecto de los del Preu-universitario y se le vía desde lejos como un "ogro".
    Conforme pasaron los años y fui subiendo de cursos llegué ha conocer muy personalmente a este hermano y era un trozo de pan aún que recto en su trabajo, era y digo era, porqué hace poco el Santo Hacedor se lo llevo con él porque creo que lo necesitaba allí arriba, para impartir sus clases de historia y geografía entre los congregados en el cielo, supongo que seguirá cayéndosele del bolsillo los "ricos" caramelos de café con leche al paso de los más pequeños, como el que no se da cuenta de ello.
    Gracias al hermano "Pirulo" (Bernardino Santamaría) yo soy un conocedor de la historia y de la geografía universal, él me enseño a amar estas materias, que él disfruto durante años impartiendo a los alumnos de La Salle.

    Mi honor, la lealtad,

    mi fuerza, la voluntad,
    mi fe, la catolicidad,
    mi lucha, la hispanidad,
    mi bandera, la libertad,
    mi arma, la verdad,
    mi grito... ¡despertad!
    mi lema... ¡¡Conquistad!!

  14. #54
    Avatar de Hyeronimus
    Hyeronimus está desconectado Miembro Respetado
    Fecha de ingreso
    16 ene, 07
    Mensajes
    18,245
    Post Thanks / Like

    Respuesta: Los abusos contra menores de Irlanda fueron cometidos por la Iglesia post

    Interesantísimo artículo nada menos que de Pravda. Quién lo iba a decir:


    Quando se confunde a árvore com a floresta…


    Muitas das notícias que nos chegam, no seu afã de propaganda ideológica encapotada, contêm o erro fundamental de confundir a árvore com a floresta… sobretudo quando o objectivo é denegrir. Ou seja, a partir de um caso isolado, de preferência de contornos escabrosos, generaliza-se de forma a induzir o leitor a pensar que todo o conjunto é da mesma natureza. Tal generalização obviamente tem conotações ideológicas e obedece a uma agenda política que visa desconstruir a Sociedade Tradicional e todas as suas instituições seculares para impor uma Nova Ordem Mundial à feição dos sinistros interesses da Oligarquia Internacional, a mesma que manobra os mercados financeiros e através destes, controla em grande parte a Economia Planetária. Referimo-nos aos casos de Pedofilia no seu seio da Igreja Católica recentemente mediatizados pelas Agências Internacionais de Notícias.
    De facto as recentes notícias de Pedofilia, que envolve sacerdotes católicos, têm contornos de uma campanha de ataque à hierarquia Católica, muito para além da objectividade informativa que a deontologia jornalística impõe, independentemente da sua gravidade moral. Tais notícias suscitam desconfiança sobre a sua “bondade” até entre os não católicos como nós. Embora discordando da doutrina da ICAR, em alguns aspectos, reconhecemos no entanto a importância capital do seu papel na nossa História, na defesa dos valores éticos que enformam a nossa cultura judaico-cristã e a sua acção social meritória em prol daqueles que têm sido vítimas da usura e da ganância da Oligarquia Internacional, que é afinal a mais interessada em destruir o Catolicismo e a Religião em geral, já que constituem um obstáculo sério à consecução do seu objectivo final, que é o de reduzir a Humanidade à condição de escravos robotizados.
    Ressalvamos, antes que nos confundam estar a defender a Pedofilia, que ao fazermos a defesa da Igreja Católica não estamos a justificar a acção ignominiosa de homens que esqueceram de todo a sua mais elementar obrigação de sacerdotes, o respeito pelo próximo, sobretudo o mais fraco, como é a criança órfã, carente do afecto de uma verdadeira família.
    Um dos aspectos que nos leva a desconfiar da “boa vontade” destas notícias é o facto de focalizarem em exclusivo os casos de Pedofilia de clérigos católicos, quando se sabe que este vício é transversal à sociedade. Encontramo-lo em todos estratos sociais e até nas famílias. O pedófilo é em princípio muito próximo da vítima e da sua confiança, ou seja, não é um estranho… podendo ser até um pai, um tio, etc. Quando se argumenta que os padres devido ao celibato a que estão obrigados são mais propensos à pederastia, como insistentemente se procura justificar a tentação dos abusos sexuais, esquece-se que o pederasta nem sempre é solteiro e muitas vezes é tido como “bom” chefe de família, portanto uma pessoa aparentemente normal.
    Outro detalhe que indicia que está em marcha uma campanha de desmoralização da ICAR, é o facto das notícias sobre a Pedofilia no seu seio surgirem como cogumelos que nascem a cada manhã, confundindo-se o número das vítimas com o dos pedófilos, parecendo que estes são tantos como um exame de abelhas… Quase a totalidade da hierarquia católica… Evidentemente que isto não desculpabiliza os autores dos abusos sexuais. Na verdade as vítimas são muitas, porém os abusadores denunciados não passam de uma diminuta minoria. Do mal, melhor… Até se tivermos em linha de conta a estatística nos USA, o número de vítimas nas instituições católicas comparada com as restantes, nomeadamente no ambiente escolar civil, é muito superior, uma proporção de 157 para 1, num espaço de tempo de 52 anos, de 1950 a 2002. É obra, não? Tal desproporção mostra por outro lado, no caso norte-americano, como a Pederastia é um fenómeno social extensivo, ou seja, não se restringe a um sector específico da sociedade.

    O caso da Casa Pia de Lisboa é também ilustrativo quanto à tipificação do pedófilo. Este orfanato do Estado Português, fundado nos finais do Século XVIII, pelo Intendente da Polícia Pina Manique, homem da confiança do Marquês de Pombal, com um processo de Pedofilia a decorrer, reúne mais arguidos suspeitos de abusos sexuais a menores que todos os casos mencionados recentemente na “mídia” para denegrir a imagem da ICAR. Estão indiciados pelo Ministério Público dez arguidos, incluindo uma cúmplice. Contudo há quem diga que a “farra sexual” naquele instituto envolve muito mais gente e bem graúda, uma vez que remonta há década de 80 do século passado e muitas das vítimas, hoje adultos, não estão dispostos a passar pelo tormento dos inquéritos policiais e menos ainda pela vergonha pública a que têm sido sujeitos os “putos casa pianos” directamente envolvidos no processo. Há a ressaltar, em abono da verdade, que nem todas as acusações serão genuínas. Há quem se aproveite para extorquir dinheiro. Daí talvez a dificuldade de se apurar até onde vai a verdade e começa a mentira… quer de um lado, quer do outro. Acresce referir que problemas de sexualidade, como a sodomia e outros, sempre ocorreram em colégios internos, inclusive entre os internos, embora sejam severamente reprimidos, deixando marcas indeléveis para o resto da vida.

    A fúria anticlerical do lobby laicista vai ao ponto de ressuscitar velhos casos como o do padre Lawrence Murphy, que remonta a 1975, para atacar insidiosamente o actual Papa e por essa via, a própria ICAR. A 25 de Março do corrente ano, o conceituado New York Times publicou uma matéria em que pretensamente acusa Bento XVI de encobrir o pároco de Milwaukee quando em 1995 o Papa ainda era Cardeal e responsável pela Congregação para a Doutrina da Fé. È preciso ter muito ódio ao Catolicismo para 35 anos depois levantar tal questão… A denúncia é tanto mais insidiosa quando ignora de todo que aquele organismo tem como função específica vigiar os desvios doutrinários, heresias, pelo que nada tem com o Direito Canónico, que julga casos de indisciplina, como o são os actos que violam a castidade a que os clérigos estão obrigados. Ignora que o referido padre foi na oportunidade ilibado pelo Direito Civil, que não apurou provas da prática de Pedofilia sobre rapazes surdos que tutelava. Como ignora que a hierarquia católica manteve-o sob vigilância e o fez, não tanto pela suspeição de abusos sexuais em menores, mas por desvios doutrinários. Foi essa e só por essa razão que o então Cardeal Ratzinger, em 1995, o sancionou, tendo então limitado as suas funções pastorais. Quatro meses depois Murphy faleceu. Não cremos que aquele diário nova-iorquino desconhecesse em absoluto estes factos. Daqui se conclui que existe má fé e em marcha uma campanha difamatória articulada mundialmente contra a hierarquia católica.
    E compreende-se. O actual Sumo Pontífice, coerente com os princípios da Igreja Católica, tem desenvolvido uma tenaz resistência contra as propostas contra-natura e fracturantes, veiculadas por organizações laicas apostadas em impor uma visão sexista e hedonista da Sociedade, reduzindo o homem à sua condição animal para negar a sua dimensão espiritual. Tais organizações não surgiram obviamente por “geração espontânea”, nem vivem do ar… Foram criadas e são apoiadas à sorrelfa por Fundações ditas filantrópicas como a da família Rockfeller. Os interesses financeiros das mesmas estão ligados a um vasto leque de sectores económicos, que vão desde a banca, o petróleo, a indústria farmacêutica, a indústria militar, etc, aos meios áudio visuais, incluindo a “mídia”, a qual evidentemente cumpre uma agenda ditada pela Elite Global à qual pertencem.
    Ademais, quem postula que a Humanidade tem que ser reduzida a 1/3 da população actual e contribui para a miséria de milhões de seres humanos não pode ver com bons olhos a acção caritativa da ICAR, precisamente nas áreas onde a pobreza é mais sentida, coincidindo por vezes com subsolos ricos explorados por essa mesma Elite Global.
    Há portanto uma intenção neste tipo de notícias, que vai muito além do desejo de informar… Se assim fosse não omitiam o mesmo fenómeno noutras instituições análogas. Mais, numa apreciação equilibrada da responsabilidade da ICAR na Pedofilia, deveriam referir os processos civis e canónicos que têm sido levantados aos clérigos acusados de abuso sexual a menores, seu desfecho, e não apenas publicitar denúncias, que podem não ser genuínas, como se tem conhecimento em processos deste género.
    Artur Rosa Teixeira


    Quando se confunde a árvore com a floresta… - Pravda.Ru

  15. #55
    Avatar de Irmão de Cá
    Irmão de Cá está desconectado Miembro Respetado
    Fecha de ingreso
    08 sep, 08
    Mensajes
    2,209
    Post Thanks / Like

    Respuesta: Los abusos contra menores de Irlanda fueron cometidos por la Iglesia post

    Este artigo está fenomenal!! Um achado Hyeronimus e, como dizes, de origem completamente improvável...
    res eodem modo conservatur quo generantur
    SAGRADA HISPÂNIA
    HISPANIS OMNIS SVMVS

  16. #56
    Avatar de Kontrapoder
    Kontrapoder está en línea Miembro graduado
    Fecha de ingreso
    29 mar, 05
    Mensajes
    3,088
    Post Thanks / Like

    Respuesta: Los abusos contra menores de Irlanda fueron cometidos por la Iglesia post

    NUNCA MÁS EL SILENCIO Catapulta

    NUNCA MÁS EL SILENCIO
    Mi devastadora experiencia en el seminario


    Por el Padre Martin Heinz

    El Padre Heinz ha sido párroco de la Iglesia de los Santos Ángeles en Aurora, Illinois, durante cuatro años, habiendo servido en los seis años previos, como director de vocaciones para la diócesis de Rockford, Illinois. Su experiencia sobre los seminarios no tuvo lugar en dicha diócesis.

    Charlando con un sacerdote amigo, nos enfadamos por el escándalo de los abusos sexuales sacerdotales exhibido a través de los titulares de los periódicos y mostrado por la TV. No estamos disgustados porque se haya hecho público, sino porque la sórdida, chabacana, vil y perversa índole de las acusaciones y de los hechos desafían la realidad. Sacerdotes sodomizando a jóvenes y niños — ¿quién querría hacer eso? Espejos de Cristo que despilfarraron su confianza por unos pocos momentos de lujuria. Pero aún más sorprendente fue el encubrimiento. Los obispos, padres espirituales de la iglesia, escondieron la verdad. Abdicaron de sus responsabilidades y perpetuaron un escándalo de cuarenta años debido a orgullo, arrogancia y a pobres excusas. Casi nunca se refirieron al pecado y parecieron excusar la perversión. Cambiando de parroquia en parroquia a los sacerdotes corrompidos, confiando en la psico-charlatanería de moda para luego esconderse detrás de ella al enfrentarse con la verdad, fallando al no reprender a sus hermanos obispos por guardar en secreto tales crímenes, poniendo a jóvenes cuestionables en seminarios: estas fueron las semillas que crecerían hasta atormentarnos.

    Mientras conversábamos, me volví más callado. De verdad, más pensativo. Finalmente, tras un prolongado silencio, él hizo una sentida pregunta nacida de la aflicción: “¿Cómo llegamos a esto?” Lentamente, en respuesta, comencé a contarle las historias de perversión en mi seminario menor. El disgusto cubrió su rostro. Pero la mía es sólo una historia, relatada con mucha suavidad. Es un relato de lo que vi y experimenté, allá cuando no tenía a nadie a quien contárselo.

    Corría el año 1974 y yo tenía 14 años. Habían pasado casi 10 desde los días finales del Vaticano II. Los Estados Unidos estaban todavía sufriendo las consecuencias sociales de los asesinatos políticos, comenzaba a explotar el escándalo político de Watergate y la revolución sexual estaba en pleno movimiento. En medio de todo esto, sobre una colina, estaba la madre iglesia con sus ventanas totalmente abiertas, dejando entrar el aire “fresco”. Pero alguien olvidó cerrar las ventanas. El aire estaba envenenado con disensión, confusión y caos. Era necesario cerrar las ventanas porque los vientos que soplaban no eran los del Espíritu Santo. Eran expresión del orgullo humano, vestidos con ropajes de libertad. Hubo una genuina esperanza que mientras se comprometía con el mundo moderno, la iglesia encontrara a éste abierto al mensaje de su verdad. Sin embargo, el mundo no estaba escuchando. Experimentación, conciencias no formadas, y autoexpresión pronto se convirtieron en los nuevos pilares de la cultura — e incluso de la religión. Se fueron manifestando con disminuida culpa y envalentonado orgullo. Los resultados serían rápidamente devastadores. Las puertas del infierno no pueden prevalecer sobre la iglesia, pero no ayuda cuando en vez de alejarnos, pasamos mucho tiempo jugueteando frente a ellas.

    Proveniente de las sombras de tal caos mi corazón escuchó una voz. Jesucristo estaba convocándome a ser sacerdote. Desde los primeros días supe que el sacerdocio era mi vocación. Sin embargo, lo que en ese entonces perseguía era un futuro basado en ilusiones, no en la verdad. La atmósfera en la cual escuché mi llamada estaba impregnada de rumores sobre el celibato opcional, sacerdotes casados, mujeres sacerdotes y misas celebradas a gusto propio. Muchos estaban abandonando el sacerdocio y escapando de los conventos. Ver Rosarios arrancados de las manos, dogmas descartados, devociones desacreditadas y promoción de renovaciones iconoclastas parecía raro. Pero esa era una iglesia en transformación, y quien era yo para cuestionar o preguntar por las razones.
    He estado en “misas de pan francés” en las que partíamos panes y pedazos de Jesús volaron por el aire. Incluso tuvimos una misa para jóvenes en la que pizza (con rodajas de peperoni porque parecían hostias) y Pepsi fueron usadas para la “consagración”. El sacerdote nos dijo que todo estaba bien. ¡Y estaba de moda!

    Mi catequesis no fue mucho mejor. Recuerdo que estando en octavo grado, sólo cuatro meses antes de ingresar al seminario, asistí a un taller sobre la intervención de los laicos en la iglesia del Vaticano II. El sacerdote era una buena persona, aunque no muy convencido. Explicó los varios roles que el laicado podía cumplir y luego hizo algunas preguntas. Tan imbuido estaba yo con las sandeces de moda, que pregunté por qué las mujeres no podían ser sacerdotes. El pobre hombre no tuvo oportunidad de contestarme a causa de que el tumultuoso aplauso que siguió, proveniente de las mujeres presentes, ahogó toda posible respuesta. Fue mi primera lección de cómo ser un “buen” sacerdote: Busca el amor de la gente y nunca te equivocarás. Sí, el seminario iba a ser fácil, en la medida que me dedicara a complacer.

    Al ingreso en el seminario, tenía las mejores intenciones y las más excelsas esperanzas. Como pensionado, estaría en la escuela por los próximos ocho años, que incluían la formación preuniversitaria. Dejar a mi numerosa familia (siete hermanos y hermanas) y vivir en el seminario prometía ser, virtualmente, un paraíso. Pero no tenía idea de lo que me esperaba. No sabía que el paraíso había sido corrompido, que iba a ser expuesto indefenso a su lado oscuro. Los siguientes ocho años serían demoledores para mi alma.

    No obstante, en el seminario, la parte académica era muy buena. Intelectualmente fui bien preparado, y muchos de los profesores que tuve eran sobresalientes. Era en las áreas del desarrollo de la fe y de la formación espiritual en las que se planteaban muchos problemas. Yo no estaba preparado para la inadecuada formación espiritual que se impartía. Si el rigor académico era el lado brillante, entonces la formación era la parte sombría. No era, francamente, ni espiritual ni formativa. Eran las luces más mortecinas del sacerdocio diocesano las que dirigían estos programas. Los formadores eran hombres adolescentes, débiles de carácter: de ningún modo las figuras paternales que necesitábamos. Ellos me robaron la inocencia y destruyeron mis ideales sobre el sacerdocio. Quiero ser claro: mis falsas ideas sobre el sacerdocio hubieran eventualmente dejado lugar a una visión razonada y fiel, más a tono con la de la madre iglesia. No obstante y mientras tanto, presenciaría conductas que desearía dejar para el confesionario. Lo que mi mente nunca pudo evocar por sí misma sería expuesto muy pronto. Lo que ví, no sabia que existía; lo que experimenté, a nadie podía contárselo.

    Algunos dicen que el demonio no existe. Como sacerdote, debo estar en desacuerdo. Es cierto, realmente en estos días, él no necesita poseer a alguien. Esas muestras parecerían innecesarias en un mundo de libertinaje sexual y de la cultura de la muerte. Satán es real y merodea por el mundo buscando devorar almas. Es sutil y sus tentaciones son engañosas y bien preparadas. Así eran mis formadores en el seminario. Ellos tenían acceso a nuestro perfil psicológico, conocían nuestra historia familiar, y los puntos débiles que requerían ser “tratados”. Eran sutiles, bien preparados, y engañadores. A cada uno le asignaban un director espiritual que se suponía no hacía pública ninguna de sus conversaciones. Es el llamado foro interno, como el confesional. Confianza era el nombre del juego. Si Ud. no confiaba, se lo consideraba sospechoso. Pero la confianza es una virtud difícil de desarrollar cuando lo conversado en confidencia era hecho público por otros sacerdotes. El foro interno había sido roto y cualquier confianza verdadera destruida.
    Los sacerdotes vivían en el seminario y además vigilaban los dormitorios. Muchos eran buenos y santos varones que nos reprendían con justicia y pleno derecho. Pero otros eran predadores que trataban de ser amigables de distintas formas. Algunos te invitarían a sus habitaciones privadas, lo que era contrario a las reglas. La idea era hablar, ofrecerte una cerveza, y tocar tu lado rebelde. Era común llevarte a comer afuera (cuando las luces estaban apagadas). Tratarían de ponerse de tu lado, de ser tu amigo. Uno incluso me enseñó cómo hacer y beber martinis. ¡Yo tenía 15 años!

    Un sacerdote me llevaría a su habitación para una cerveza. Otro me invitaría a hacer ejercicio en el gimnasio: yo no sabía que lo obligatorio era una visita al jacuzzi, sin ropa. Dos sacerdotes diferentes me hicieron proposiciones. Uno tomó una foto mientras me vestía junto a mi armario. El otro parecía que no podía conversar conmigo si no era tocándome la pierna, la espalda o el cuello. Incluso llegó al punto en que uno se puso celoso de otro porque estaba pasando mucho tiempo conmigo. Otro se molestó tanto que estuvo meses sin hablarme porque no quise aguantar sus insinuaciones. Aprendí cómo defenderme sin caer en situaciones comprometidas. Era mi única habilidad para sobrevivir.

    Probablemente, alguno de uds. esté preguntándose “¿por qué Ud. no le dio un puñetazo a semejante homosexual?” o “¿por qué no se lo dijo a alguien — o simplemente se fue?” Buenas preguntas, una y todas. Pero son hechas por quienes no conocen la vida del seminario. ¿A quién podía decírselo? Eventualmente, todo parecía tan normal que terminé indiferente a ello.
    Al entrar al seminario mayor, pensé que con un nuevo equipo para guiarme, las cosas mejorarían. Pronto, sin embargo, ocurrieron similares incidentes. Amenacé con romperle la nariz a un sacerdote después que se me insinuara, pero el incidente trascendió. Yo, no el sacerdote homosexual, fui señalado como el chico malo. Incluso el confesionario no era seguro. Dos veces el secreto fue roto. ¿A quién podía contárselo? ¿Qué poder tenía yo? Quería ser sacerdote no obstante la suciedad y fealdad de mi experiencia. Creía que la llamada de Cristo al sacerdocio podría traspasar el engaño y la perversión y concederme la gracia para perseverar.

    En los dos últimos años, Dios fue misericordioso conmigo. Me hizo conocer a un gran jesuita que me ayudó con mis conflictos. Me enseñó a confiar nuevamente en el poder del confesionario y en la belleza real de un sacerdocio casto y celibato. La generosidad de Dios, expresada a través de este sacerdote, fue una isla en un mar de caos y confusión. Hoy soy un mejor sacerdote porque el Señor llegó hasta mí y me rescató de la suciedad anterior.
    Al sentarme y relatar los acontecimientos de los años transcurridos, se hace muy claro que poco es lo que ha cambiado. Las perversiones de ayer son los titulares de hoy. Hemos llegado a esta situación por ceguera. Muchos dentro de la iglesia quieren ignorar el pasado, descalificándolo como inexperiencia juvenil o imprudencia. Pero se trataba de hombres adultos, de sacerdotes. Tenían autoridad y responsabilidad. Cada uno de ellos era un alter Christus obligado a actuar in persona Christi. Debían ser confiables, pero abusaron de esa confianza.

    Se dice que ya pasó la etapa de los escándalos sexuales de clérigos, pero yo no creo. Todos los documentos rectificadores son correctos y buenos, pero no pasan de parches a menos que comencemos a encarar las verdaderas cuestiones que nos llevado a esta situación. Todavía hay ocultas cosas oscuras.


    Algunos preguntan si las cosas realmente cambiarán. No lo sé. Pero eso es cierto: cuando la disección ceda el paso a las palabras escritas del Vaticano II y cese de esconderse en la oscuridad de un “espíritu” desconocido; cuando las conciencias desinformadas acepten la “sumisión de la mente y la voluntad” a la verdadera libertad; cuando la agenda homosexual sea rechazada; cuando la subcultura homosexual en el sacerdocio y el ascenso a ciertas cancillerías de sacerdotes homosexuales sea, por fin, encarada; cuando la ausencia de disciplina en el clero y la mentalidad de soltería que la acompaña sean reemplazadas por obediencia, lealtad y fidelidad a Cristo; cuando los obispos comiencen a actuar como los padres espirituales que se espera que sean y no como los desgraciados mequetrefes que parecen; y cuando todos nosotros anhelemos el cielo, temamos el infierno, y deseemos salvar nuestros almas manteniéndonos en la intimidad con Cristo, entonces las cosas comenzarán a cambiar.
    La reforma no tiene que ver con la “voz de los fieles” (así se llamo un grupo norteamericano de católicos disidentes) haciendo que les da la gana — tiene que ver con los corazones humildes haciendo lo que deben. Tiene que ver con la obediencia, el ayuno, la oración, la disciplina, el arrepentimiento, la penitencia, la humildad y la conversión de los sacerdotes y los obispos.

    Cerca de treinta años han pasado desde mi ingreso en el seminario. La pregunta “¿cómo es que llegamos a esto?” aún resuena en mis oídos. Pero no es realmente un misterio. Sigo viendo mucho del pasado reflejado en el presente. La verdadera pregunta es “¿qué se hará con esto?” Yo sólo deseo y ruego que la gente escuche, sea más consciente y actúe para cambiar estos comportamientos.

    La mía no es más que una historia entre tantas. Es el relato de lo que vi, experimenté y no conté a nadie. Hoy lo cuento.

    www.newoxfordreview.org


    Nota catapúltica

    Este desgarrador testimonio fue publicado en mayo de 2004.Lamentablemente,las advertencias del Padre Heinz no parecen haber sido escuchadas durante seis años,tiempo precioso que se perdió.Dios ilumine al Papa para que no le tiemble la mano y que caigan las cabezas que tienen que caer,sean cardenales,obispos o curas.

    Si uno tiene que juzgar por estos frutos,el Vaticano II deja mucho que desear.¿No hubiese cantado otro gallo si Juan XXIII hubiese reflexionado seriamente sobre la inoportunidad de la convocatoria,estando como estaba la Iglesia en manos de modernistas?Ni qué decir tiene cuánta salvaguarda era la Misa de siempre,arrumbada por instancias del masón Bugnini,aprovechando las debilidades de carácter de Pablo VI.
    Última edición por Kontrapoder; 04/04/2010 a las 04:02
    «Eso de Alemania no solamente no es fascismo sino que es antifascismo; es la contrafigura del fascismo. El hitlerismo es la última consecuencia de la democracia. Una expresión turbulenta del romanticismo alemán; en cambio, Mussolini es el clasicismo, con sus jerarquías, sus escuelas y, por encima de todo, la razón.»
    José Antonio, Diario La Rambla, 13 de agosto de 1934.

  17. #57
    Francisco está desconectado Miembro novel
    Fecha de ingreso
    04 abr, 10
    Mensajes
    2
    Post Thanks / Like

    Respuesta: Los abusos contra menores de Irlanda fueron cometidos por la Iglesia post

    Unas pocas palabras para llamar la atención sobre una "coincidencia".

    Asistimos a una subita, enorme preocupación (y propaganda) de los mass media con la pederastria entre el clero católico justo después de ofrecerse una puerta abierta para la integración de los anglicanos descontentos con la homosexualidad, las ordenaciones femeninas, los escandalos y la degeneración que crecen entre las comunidades anglicanas y demas protestantes....

    Que efecto producen estas exageradas y tendenciosas noticias en esas comunidades que en el fondo del alma buscan a Cristo y su verdadera Iglesia, pero que los apegos a las costumbres y los mitos creados por la propaganda protestante les hacen todavía dudar??

    Que pasaría si una avalancha de anglicanos fuese aceptando la solución que les ha sido ofrecida y entrasen en la Santa Iglesia? Como repertutiría en el resto de los protestantes?

    La BBC, como de costumbre, de lleno en la jugada.

    Para mi esta clarisimo. "Los hijos de las tinieblas son mas astutos que los hijos de la luz" (S. Lucas, 16, 8)

  18. #58
    Avatar de Hyeronimus
    Hyeronimus está desconectado Miembro Respetado
    Fecha de ingreso
    16 ene, 07
    Mensajes
    18,245
    Post Thanks / Like

    Respuesta: Los abusos contra menores de Irlanda fueron cometidos por la Iglesia post

    Preferimos a Barrabás






    TOMÁS CUESTA



    Martes , 06-04-10


    RESULTA meridiano que el fin último de ese proceso de criminalización-exprés que se ha instruido contra el Papa no es poner barreras a la inmunda epidemia de abusos pederastas, sino abismar al sucesor de Pedro en el infierno de los apestados. De ahí que la condena se haya dictado antes del juicio, sin posibilidad de interponer recurso alguno o de esgrimir argumentos en contrario. Para los ínfimos inquisidores del tribunal mediático la verdad es un concepto utilitario, moldeable, lábil e invertebrado. Es verdad todo aquello que sirve a sus propósitos. Y, a la viceversa, todo lo que les incomode es falso. Según convenga, el capitidisminuido «New York Times» puede ser el vocero del neoliberalismo a saco o el infalible oráculo del humanismo laico. Y, dependiendo del tufo que salga de Internet, la manada se orienta a ojos cegatos. Porque la paradoja duele, y huele, pero no peca de inexacta. El escenario de las guerras culturales es una letrina de iletrados y, en lugar de a un «Watergate» de agua bendita, asistimos a una inundación de aguas fecales.
    «Los hombres se parecen más a su tiempo que a su padre». El «dictum» que formulara Guy Debord sigue siendo la clave de la sociedad del espectáculo. Lo que define al totalitarismo posmoderno es la orfandad, la amnesia, el desarraigo. Venimos de la nada, vivimos en la nada y nos conducen, tirando del ronzal, hacia la nada. Hemos enajenado los muebles de familia en la almoneda de la insignificancia para dejar que otros se ocupen de vestirnos el alma. Somos, en resumidas cuentas, lo que los arquitectos del poder pretenden que seamos. Es decir, no somos nadie. Nosotros, como Ulises, también nos llamamos nadie. Nosotros, como Ulises, no disponemos de cartas de navegación.
    La cacería desatada contra Benedicto XVI ha prendido en los medios de comunicación con la misma intensidad que una leyenda urbana en una comunidad de analfabetos. De nada sirven los hechos. Que la Justicia norteamericana sobreseyó los casos en los que el «New York Times» atribuye una dilación encubridora al entonces cardenal Ratzinger no cuenta. Que buena parte de las denuncias contra sacerdotes estadounidenses persiguen fines económicos, tampoco. Que quienes con más energía e indignación claman contra el Sumo Pontífice, más mesura y prudencia aplican a sus comentarios sobre el Islam es también un hecho que no se tiene en consideración, pese a que muestra a las claras la relación entre la moral y el valor de los neo-comecuras, herederos del anticlericalismo más rancio. Difamar al Papa es gratis. Ningún predicador extraviado ni ningún vaticanista chalado va a dictar una «fatua» condenándote a muerte. Eso ni siquiera lo admitiría un escritor de best-sellers como Dan Brown, así que leña al mono, que es de trapo. En estas condiciones, no es en absoluto descartable que acabemos como aquellos, clamando al unísono que preferimos a Barrabás. Mientras tanto, la única pista fiable sobre las verdaderas intenciones de cada medio de comunicación es si se refieren a Ratzinger o a Benedicto. Qué refinamiento.
    Sólo falta que algún magistrado de la Audiencia Nacional tenga la ocurrencia de emitir una orden de busca y captura internacional contra el Santo Padre por su presunta implicación en algún caso de pederastia.¿Qué mejor oportunidad que las vísperas de una visita papal a Santiago de Compostela y Barcelona para confinar a Benedicto XVI en las estrechas fronteras del Vaticano?

    Preferimos a Barrabás - Opinion_Colaboraciones - Opinion - abcdesevilla.es

  19. #59
    Avatar de Irmão de Cá
    Irmão de Cá está desconectado Miembro Respetado
    Fecha de ingreso
    08 sep, 08
    Mensajes
    2,209
    Post Thanks / Like

    Respuesta: Los abusos contra menores de Irlanda fueron cometidos por la Iglesia post

    Retirado do excelente blogue da tradição católica TRIBUNA

    A IGREJA E A PEDOFILIA – Pe. Gonçalo Portocarrero de Almada (inédito)


    Entrevista concedida ao jornal Expresso para efeitos de elaboração de um artigo sobre o tema:

    1. Qual a sua opinião sobre o fenómeno da pedofilia na Igreja Católica?

    Pe. Gonçalo Portocarrero de Almada: Como é evidente, não posso deixar de lamentar todos os crimes de abusos de menores. Não só lamento sinceramente todos os casos de pedofilia como espero que as entidades civis e eclesiais competentes tomem as medidas adequadas para a total erradicação deste fenómeno na sociedade e na Igreja.

    Não ignoro, contudo, que a esmagadora maioria destes casos ocorre no seio das famílias, sobretudo das mais disfuncionais, e das instituições do Estado, como o triste caso Casa Pia demonstrou, e não nas instituições da Igreja que, embora também vulneráveis, são, por regra, exemplares no seu desinteressado e muitas vezes heróico serviço aos mais necessitados.

    2. Como explica o facto deste fenómeno ter assolado a Igreja Católica?

    Pe. GPA: Há um manifesto exagero na afirmação de que este fenómeno tem «assolado a Igreja». Temo que o sensacionalismo criado à volta destes casos e o modo como a Igreja Católica tem sido a eles associada por certa imprensa não seja de todo inocente.

    3. Quer exemplificar?

    Pe. GPA: Com certeza. Segundo Massimo Introvigne, que cita um estudo de 2004 do John Jay College of Criminal Justice, foram 958 os padres acusados de pedofilia nos Estados Unidos, num período de 42 anos, tendo resultado a condenação de 54, aproximadamente um por ano. Se se tiver em conta que nesse mesmo lapso de tempo foram condenados pelo crime de pedofilia 6.000 professores de ginástica e treinadores desportivos, é necessário concluir que o principal alvo desta campanha mediática não é a pedofilia, que é apenas um pretexto, mas a Igreja e, mais especificamente, o Papa e o sacerdócio católico.

    Com efeito, é significativo que, citando Jerkins, a maior parte dos casos de abusos de menores protagonizados nos Estados Unidos por clérigos tenham sido perpetrados por pastores protestantes e não por padres católicos e, no entanto, contrariando a mais elementar justiça e objectividade, são apenas estes últimos, em termos mediáticos, os bodes expiatórios...

    4. Entende então que se trata de uma perseguição contra a Igreja Católica?

    Pe. GPA: Certamente. Qualquer pessoa de bem, mesmo não sendo católica, vê com preocupação esta crescente onda de intolerância laicista, porque sabe que, hostilizada a Igreja Católica ou neutralizada a sua acção social, quem fica a perder é a família, porque nem o Estado nem nenhuma outra instituição é capaz de assegurar o serviço que a Igreja Católica presta às famílias portuguesas, sobretudo às mais carenciadas.

    5. A Igreja portuguesa está a investigar com a necessária diligência as suspeitas sobre padres pedófilos?

    Pe. GPA: Muito embora a hierarquia eclesiástica não possa, nem deva, ignorar as suspeitas de padres pedófilos, não só não é sua principal missão investigar estes casos como também não conta com estruturas adequadas para uma tal missão.

    Mais do que a lógica da suspeita e da delação, tão ao gosto dos novos fariseus, a Igreja há dois mil anos que se rege pela lógica da confiança e do perdão, seguindo o exemplo do seu Mestre que, embora provocando a indignação dos hipócritas, desculpou a adúltera, como também perdoou a tripla traição de Pedro. Mais do que poder ou tribunal, a Igreja é comunhão e família e, por isso, alegra-se e sofre com todas as glórias e misérias dos seus filhos.

    A Igreja, que é santa na sua origem e nos seus fins, é pecadora nos seus membros militantes que, contudo, não enjeita, se neles reconhece um autêntico propósito de conversão.

    6. Quer com isso dizer que a Igreja condescende com a pedofilia do seu clero?

    Pe. GPA: De modo nenhum, pois a Igreja não condescende nunca com a prevaricação de quantos, investidos na especialíssima responsabilidade do ministério sacerdotal, desonram essa sua condição.

    Possivelmente, a condenação mais severa de todo o Evangelho é a que Cristo dirige precisamente aos pedófilos e a quantos são motivo de escândalo para os mais novos. Esse ensinamento evangélico, como todos os outros, não é letra morta na doutrina, nem na praxe eclesial.

    7. Pode dar alguns exemplos de documentos da Igreja sobre esta questão?

    Pe. GPA: Sem a pretensão de ser exaustivo, permita-me que, a este propósito, recorde alguns dos mais recentes documentos da Santa Sé sobre este particular:

    - a instrução Crimen sollicitacionis, de 1922 e que, em 1962, o Beato João XXIII reafirmou e na qual se esclarece a obrigação moral de denunciar estes casos;

    - o Código de Direito Canónico, que reafirma a excomunhão automática, ou seja, a imediata expulsão da Igreja, do confessor que alicia o penitente, qualquer que seja a sua idade ou género, para um acto de natureza sexual;

    - o Catecismo da Igreja Católica, que renova a condenação da pedofilia;

    - e o documento De delictis gravioribus, de 2001, que regulamenta o Motu Proprio Sacramentum Sanctitatis tutela, do Papa João Paulo II que, para evitar qualquer local encobrimento destes delitos, atribui a necessária competência à Congregação para a Doutrina da Fé, então presidida pelo actual Papa.

    8. Não obstante esta condenação formal da pedofilia, não é verdade que tem faltado vontade política de aplicar as correspondentes sanções?

    Pe. GPA: À hierarquia da Igreja não tem faltado a firmeza necessária para punir os eclesiásticos que incorreram em actos desta natureza. Foi o que aconteceu a um cardeal arcebispo de uma capital centro-europeia, que foi recluído num convento e proibido de qualquer acto público. Foi também o caso do fundador de uma prestigiada instituição religiosa, que foi também suspenso do ministério pastoral, demitido das suas funções de governo na estrutura eclesial por ele fundada, que foi sujeita a inspecção canónica, e obrigado a residir em regime de quase-detenção numa casa religiosa.

    9. E se se vier a verificar algum caso no clero português?

    Pe. GPA: Como se sabe, graças a Deus não há memória de nenhum sacerdote português, diocesano ou religioso, que tenha sido alguma vez condenado por um crime desta natureza. Se porventura se desse também entre nós algum caso, não tenho dúvidas de que o nosso episcopado, de acordo com as normas a que está obrigado, saberia agir com justiça e caridade.

    10. Concorda com as críticas veladas de vários sectores da sociedade que acusam a Igreja de pouco fazer para garantir a total transparência destes processos? A maioria dos casos suspeitos é, regra geral, arquivado pelo Ministério Público. Segundo algumas fontes policiais, «as vítimas retraem-se mais tarde, devido ao ascendente dos alegados agressores».

    Pe. GPA: Dada a minha sensibilidade cristã e formação jurídica, causa-me algum desconforto o uso e abuso de expressões tão vagas e perigosas como «críticas veladas», «casos suspeitos», «alegados agressores», porque tendem a criar uma suspeição generalizada. Há um princípio geral de inocência que não pode ser contrariado: um político, um professor, um padre ou um desempregado que seja burlão não faz da sua mesma condição todos os políticos, professores, padres ou desempregados. Se um violador que é engenheiro, como o recentemente detido, não infama todos os engenheiros, nem suscita uma caça aos engenheiros violadores, porque razão um padre pedófilo, se o houver, provoca esta tão desmedida reacção nos meios de comunicação social?!

    11. Pode-se dizer que a associação entre pedofilia e sacerdócio católico não é arbitrária, na medida em que é entre os padres que tendem a verificar-se delitos desta natureza?

    Pe. GPA: Não, porque uma tal pressuposição carece de fundamento, como as estatísticas mais recentes provam. Por exemplo, na Alemanha, segundo Andrea Tornielli foram notificados, desde 1995, 210.000 casos de delitos contra menores, mas apenas 94 desses casos diziam respeito a eclesiásticos, ou seja, um para cada dois mil envolvia algum sacerdote ou religioso católico. O inquérito Ryan, sobre a situação na Irlanda, é também esclarecedor porque, num universo de 1090 crimes cometidos contra menores em instituições educativas, os religiosos católicos acusados de abusos sexuais foram 23.

    12. Talvez alguém entenda que, muito embora haja também pedófilos que não são padres, o crime para que mais tendem os sacerdotes católicos é o abuso de menores.

    Pe. GPA: Também não é verdade porque, de acordo com Mons. Scicluna, perito da Congregação para a Doutrina da Fé, que é o organismo da Santa Sé que superintende estes casos, entre os anos 2001 e 2010, houve notícia de 300 casos de pedofilia num total de 400.000 padres. Além disso, os abusos de menores são apenas 10% de todas as acções criminais praticadas por sacerdotes católicos.

    13. Mas do ponto de vista da psiquiatria, tudo leva a crer que o celibato sacerdotal é, em boa parte, responsável pelos abusos de menores realizados pelo clero católico…

    Pe. GPA: Pelo contrário. Manfred Lutz, um psiquiatra especialista na matéria, afirmou que o celibato sacerdotal não só não incita à prática destes crimes como até favorece uma atitude de respeito e de ajuda aos menores. Esta conclusão científica prova-se também pelo facto de, entre os clérigos condenados por este crime, haver mais pastores protestantes, casados, do que sacerdotes católicos, celibatários, e ainda porque a grande maioria dos pedófilos são casados o que, obviamente, não pode ser usado contra o casamento.

    14. Consta na opinião pública que a maioria dos casos suspeitos de padres pedófilos, não é objecto de investigação, nem de posterior procedimento criminal…

    Pe. GPA: Se assim é, de facto, não é certamente por culpa da Igreja, que nada tem a ver com as investigações policiais, nem muito menos com as diligências judiciais.

    Embora se tenda a crer que a Igreja e o seu clero gozam de um tratamento de excelência na sociedade portuguesa, a verdade é que não deve haver instituição pública nem classe profissional mais maltratada nos media do que a Igreja Católica e os seus sacerdotes.

    15. Porque o diz?

    Pe. GPA: Permita-me que lhe dê um exemplo. Há uns meses atrás, um pacato pároco português foi detido com enorme aparato por quatro ou cinco polícias trajados a rigor, como se o pobre padre de aldeia fosse um perigoso terrorista, quando na realidade era apenas um mero caçador que tinha por licenciar algumas armas. À notícia, transmitida nos noticiários televisivos, foi dado um aparato que, de não ser dramático, teria sido ridículo, até porque aquele pacífico sexagenário não representava nenhum perigo público. Não foi com certeza por acaso que se forjou toda aquela fantástica encenação, como também não foi por acaso que se convidaram as televisões…

    Mas factos ocorridos há dezenas de anos numa instituição pública, como a Casa Pia, e de que foram vítimas dezenas de adolescentes, ainda não conhecem uma decisão judicial… Será isto justiça?!

    16. Mas não acha que o incumprimento de uma obrigação por um padre é um escândalo?

    Pe. GPA: É verdade que é exigível aos prestadores de serviços públicos uma especial responsabilidade: é razoável que o incumprimento de uma obrigação fiscal por parte um governante seja notícia, mas já o não seja se o prevaricador for um anónimo cidadão. Mas o escândalo não pode ser utilizado como arma de arremesso ideológica, sob pena de que aconteça aos padres católicos de agora o que aconteceu aos judeus alemães, durante o regime nazi.

    17. Surpreendem-no estes casos de padres pedófilos?

    Pe. GPA: Nenhum pecado é surpresa para nenhum padre e todos os padres sabemos que somos capazes de todos os erros e de todos os horrores. Não é por acaso que, na Semana Santa, a Igreja recorda o tristíssimo caso de Judas Iscariotes, que muito significativamente os evangelistas não silenciaram, quando poderiam tê-lo feito, a bem do prestígio da sua condição sacerdotal e do bom nome da Igreja. Graças a Deus conheço muitos padres, quer seculares como eu, quer religiosos, e confesso-lhe que não conheço nenhum que não mereça a minha admiração.

    18. Tem ouvido, mesmo que rumores, de casos de pedofilia por parte de alguns padres? Ou é uma completa surpresa para si a existência deste tipo de casos, que acabam por manchar o nome da instituição secular?

    Pe. GPA: Tenho uma enorme devoção por todos os meus irmãos sacerdotes, na certeza de que até no menos bom há, pelo menos, a grandeza do dom e da missão a que foi chamado. Também não ignoro que nenhum de nós, por mais qualidades que possa ter, é indigno dessa graça, pelo que nunca me surpreenderá encontrar nos outros alguma da miséria que diariamente descubro em mim. Mas, mesmo que essa constatação possa de algum modo perturbar-me, confesso-lhe que mais do que a traição de Judas, me admira a santidade e o martírio dos outros onze apóstolos. Talvez por isso, não tenho tempo para ouvir esses rumores de que fala, ou tempo para olhar para essas manchas a que alude e que não ignoro, porque prefiro contemplar a eterna beleza da Igreja, que procuro amar com todo o meu coração.

    19. Já denunciou algum caso às autoridades eclesiásticas?

    Pe. GPA: Denunciar é um termo que não faz parte do meu dicionário e, como padre, a minha missão não é acusar o culpado, mas perdoar o arrependido.

    20. Já teve alguma suspeita de abusos por parte de algum colega seu?

    Pe. GPA: Como não é meu hábito falar das vidas alheias, permita-me que, em vez de falar dos meus colegas, lhe diga o que eu desejaria que me acontecesse se caísse numa dessas situações, até porque é isso mesmo que desejo aos meus irmãos sacerdotes.

    Se tivesse um dia a desgraça de incorrer nalgum comportamento menos próprio da minha condição sacerdotal, agradeceria que os meus irmãos na fé, padres ou não, tivessem a coragem de me fazerem a correcção fraterna, tal como Nosso Senhor determinou. Se o meu desvario persistisse, não obstante essa caridosa advertência, aceitaria de muito bom grado que o meu bispo utilizasse todos os meios ao seu dispor, sem excluir os civis e penais, para a minha emenda, na certeza de que essa expiação, embora dolorosa, contribuiria decerto para o bem das almas e para a minha salvação.

    Temas: política, religião

    por Afonso Miguel às 01:27
    link | comentar |
    res eodem modo conservatur quo generantur
    SAGRADA HISPÂNIA
    HISPANIS OMNIS SVMVS

  20. #60
    Avatar de Kontrapoder
    Kontrapoder está en línea Miembro graduado
    Fecha de ingreso
    29 mar, 05
    Mensajes
    3,088
    Post Thanks / Like

    Respuesta: Los abusos contra menores de Irlanda fueron cometidos por la Iglesia post

    Libros antiguos y de colección en IberLibro
    Un poco antes de que saltara este escándalo, había saltado un caso gravísimo de pederastia en Canarias, con cientos de menores como víctimas a lo largo de muchos años: el llamado "caso kárate". Extrañamente, la noticia no pasó de los diarios digitales en Internet. Y desde entonces, no ha vuelto a haber noticias.
    «Eso de Alemania no solamente no es fascismo sino que es antifascismo; es la contrafigura del fascismo. El hitlerismo es la última consecuencia de la democracia. Una expresión turbulenta del romanticismo alemán; en cambio, Mussolini es el clasicismo, con sus jerarquías, sus escuelas y, por encima de todo, la razón.»
    José Antonio, Diario La Rambla, 13 de agosto de 1934.

Página 3 de 5 PrimerPrimer 12345 ÚltimoÚltimo

Información de tema

Usuarios viendo este tema

Actualmente hay 1 usuarios viendo este tema. (0 miembros y 1 visitantes)

Temas similares

  1. Santísima Trinidad, orgullo de la Armada española
    Por Hyeronimus en el foro Historia y Antropología
    Respuestas: 18
    Último mensaje: 21/10/2016, 22:31
  2. Respuestas: 3
    Último mensaje: 03/04/2011, 16:51
  3. Lo Que Significa Navarra (1)
    Por rey_brigo en el foro Navarra
    Respuestas: 2
    Último mensaje: 29/01/2009, 01:19
  4. Informe sobre la cuestión de Gibraltar
    Por Lo ferrer en el foro Gibraltar
    Respuestas: 7
    Último mensaje: 19/06/2006, 19:09
  5. La Hélade en la Piel de Toro
    Por Ordóñez en el foro Prehistoria y Protohistoria
    Respuestas: 0
    Último mensaje: 16/09/2005, 17:16

Permisos de publicación

  • No puedes crear nuevos temas
  • No puedes responder temas
  • No puedes subir archivos adjuntos
  • No puedes editar tus mensajes
  •