Búsqueda avanzada de temas en el foro

Página 5 de 6 PrimerPrimer 123456 ÚltimoÚltimo
Resultados 81 al 100 de 109

Tema: Avances sociales... ¿falangistas?

  1. #81
    VESPVTIVS está desconectado Proscrito
    Fecha de ingreso
    20 dic, 12
    Ubicación
    Vigo
    Mensajes
    72
    Post Thanks / Like

    Re: Avances sociales... ¿falangistas?

    Cita Iniciado por jasarhez Ver mensaje
    ¿Que Vd. piensa que los falangistas somos unos incompetentes?, pues correcto... Nada que objetarle, porque para gustos se han hecho los colores y Vd. es muy dueño de no gustarle mis ideas ni las de los que como yo piensan.
    No lo pienso yo querido jasarhaez...
    ¡¡¡¡LO PIENSA TODA ESPAÑA!!!
    Última edición por VESPVTIVS; 04/01/2013 a las 01:01

  2. #82
    jasarhez está desconectado Proscrito
    Fecha de ingreso
    18 mar, 12
    Ubicación
    España
    Mensajes
    3,123
    Post Thanks / Like

    Re: Avances sociales... ¿falangistas?

    Y dale con las letras GORDAAASSSSS gordísimas.... retocadas hace tan solo un minuto (por cierto, gracias por rebajar su tamano tras su última edición... dañaban a la vista esas letras de tamaño fuente del número 7, y escritas además en ese color tan rojo, rojísimo...). De todas formas, me mantengo en lo que decía, Vd. parece que no tener remedio... (pero gracias por sus nuevas palabras de afecto; eso también se lo agradezco).

    Lo malo es que España ya no piensa, mi estimado VESPVTIVS. Por eso España da asco hoy en día.

    Un abrazo en Xto.
    Última edición por jasarhez; 04/01/2013 a las 01:09

  3. #83
    Avatar de Donoso
    Donoso está desconectado Technica Impendi Nationi
    Fecha de ingreso
    06 mar, 05
    Ubicación
    Bellatrix Castilla
    Mensajes
    5,184
    Post Thanks / Like

    Re: Avances sociales... ¿falangistas?

    Cita Iniciado por VESPVTIVS Ver mensaje
    Los datos demuestran que fue el régimen falangista quien entorpeció la construcción de vivienda social, hasta que finalmente entró la empresa privada y, entonces sí, se construyó de verdad y se empezaron a cumplir los objetivos establecidos en la materia. Todos los objetivos de Falange en política social quedaron sin cumplir, año tras año.
    Pues estaría que pusieras algún dato de vez en cuando, porque en lo que va de hilo, tienes muchos mensajes, muchas negritas, mucho mensaje incendiario... pero ni un solo dato en favor de tu tesis.
    Aquí corresponde hablar de aquella horrible y nunca bastante execrada y detestable libertad de la prensa, [...] la cual tienen algunos el atrevimiento de pedir y promover con gran clamoreo. Nos horrorizamos, Venerables Hermanos, al considerar cuánta extravagancia de doctrinas, o mejor, cuán estupenda monstruosidad de errores se difunden y siembran en todas partes por medio de innumerable muchedumbre de libros, opúsculos y escritos pequeños en verdad por razón del tamaño, pero grandes por su enormísima maldad, de los cuales vemos no sin muchas lágrimas que sale la maldición y que inunda toda la faz de la tierra.

    Encíclica Mirari Vos, Gregorio XVI


  4. #84
    VESPVTIVS está desconectado Proscrito
    Fecha de ingreso
    20 dic, 12
    Ubicación
    Vigo
    Mensajes
    72
    Post Thanks / Like

    Re: Avances sociales... ¿falangistas?

    Cita Iniciado por Alejandro Farnesio Ver mensaje
    Quería preguntaros por este tema, porque algún amigo me ha comentado que los grandes avances sociales que se han dado en España en los últimos años son fruto de la política falangista del primer franquismo.
    Franco no creó la Seguridad Social.

    De la Wikipedia:

    "El sistema sanitario español nació con la creación del Instituto Nacional de Previsión (INP), pero antes de que adquiriese forma definitiva y tomara carta de naturaleza en la legislación social, el INP pasó por un largo período de preparación y estudio.[2]

    En
    1883 se creó la Comisión de Reformas Sociales para el estudio de todas las cuestiones que interesaban a la mejora o bienestar de las clases obreras, y que afectaban a las relaciones entre el Capital y el Trabajo.
    En
    1903 el Instituto de Reformas Sociales, que había sucedido a dicha Comisión, encargó a su Vocal, el Sr. Maluquer y Salvador, una ponencia acerca de la creación de una Caja Nacional de Seguro Popular, en la que aparecían las líneas fundamentales del Instituto Nacional de Previsión.
    En
    1904, el Ministerio de la Gobernación encargó al Instituto de Reformas Sociales un proyecto de Ley sobre la materia; y el Instituto, con el fin de que su propuesta estuviera asistida por la experiencia de las Instituciones de ahorro arraigadas ya en España, promovió la celebración de la Conferencia sobre Previsión Popular, que se reunió en Madrid, en octubre de ese año. Partiendo de las conclusiones de la Conferencia, y de sus antecedentes, el Instituto de Reformas Sociales presentó al Gobierno el proyecto de creación del Instituto Nacional de Previsión, proyecto cuya redacción fue encomendada a una Ponencia compuesta por los Señores: Azcaráte, Dato, Salillas, Maluquer y Gómez Latorre.
    El 1 de noviembre de
    1906 este proyecto, previa autorización del Rey Alfonso XIII, fue presentado al Parlamento. Sin embargo, las vicisitudes políticas de la época, no permitirían que se aprobara la Ley de Creación del Instituto Nacional de Previsión hasta el 27 de febrero de 1908
    ."



    En resumen, ... Franco tampoco creó la Seguridad Social. La mejoró, que no es poco, pero no la creó.
    Última edición por VESPVTIVS; 04/01/2013 a las 05:13

  5. #85
    VESPVTIVS está desconectado Proscrito
    Fecha de ingreso
    20 dic, 12
    Ubicación
    Vigo
    Mensajes
    72
    Post Thanks / Like

    Re: Avances sociales... ¿falangistas?

    De la Wikipedia:

    "
    En España, el punto de partida de las políticas de protección se sitúa en la Comisión de Reformas Sociales (1883) que se encargó del estudio de cuestiones que interesasen a la mejora y bienestar de la clase obrera. En 1900 se crea el primer seguro social, La Ley de Accidentes de Trabajo, y en 1908 aparece el Instituto Nacional de Previsión en el que se integran las cajas que gestionan los seguros sociales que van surgiendo.

    Posteriormente los mecanismos de protección desembocan en una serie de seguros sociales, entre los que destacan el Retiro Obrero (1919), el Seguro Obligatorio de Maternidad (1923), Seguro de Paro Forzoso (1931), Seguro de Enfermedad (1942), Seguro Obligatorio de Vejez e Invalidez (SOVI) (1947). La protección dispensada por estos seguros pronto se mostró insuficiente, lo que llevó a la aparición de otros mecanismos de protección articulados a través de las Mutualidades laborales, organizadas por sectores laborales y cuyas prestaciones tenían como finalidad completar la protección preexistente. Dada la multiplicidad de Mutualidades, este sistema de protección condujo a discriminaciones entre la población laboral, produjo desequilibrios financieros e hizo muy difícil una gestión racional y eficaz."
    Última edición por VESPVTIVS; 04/01/2013 a las 05:12

  6. #86
    Avatar de Alejandro Farnesio
    Alejandro Farnesio está desconectado Miembro Respetado
    Fecha de ingreso
    23 sep, 11
    Mensajes
    837
    Post Thanks / Like

    Re: Avances sociales... ¿falangistas?

    ¿Y del fragmento mío que ha citado dónde dice que Franco creara la Seguridad Social? Pone "grandes avances sociales", no que Franco creara la Seguridad Social.

    ¡VIVA ESPAÑA! ¡VIVA CRISTO REY! ¡VIVA LA HISPANIDAD!
    ¡VIVA ESPAÑA! ¡VIVA CRISTO REY! ¡VIVA LA HISPANIDAD!

    "Dulce et decorum est pro patria mori" (Horacio).

    "Al rey, la hacienda y la vida se ha de dar, pero el Honor es patrimonio del alma y el alma sólo es de Dios" (Calderón de la Barca).

  7. #87
    VESPVTIVS está desconectado Proscrito
    Fecha de ingreso
    20 dic, 12
    Ubicación
    Vigo
    Mensajes
    72
    Post Thanks / Like

    Re: Avances sociales... ¿falangistas?

    Cita Iniciado por Donoso Ver mensaje
    Pues estaría (bien) que pusieras algún dato de vez en cuando,
    He citado un informe de la UNED. Frente a eso, otros foreros aportan propaganda electoral copiada de la web de Falange.

    Pero para más información (yo sólo aporto información, si no prefiero no aportar nada) cito nuevamente al profesor de la UNED mencionado en mis anteriores mensajes:

    "... El fracaso de los 40 (por Jesús López Díaz, Profesor de la UNED)

    La primera crítica a la Ley de "viviendas protegidas" apareció sorprendentemente en octubre de 1940: "los beneficios que concede a las viviendas protegidas son más reducidos que en la legislación anterior, y esto lo consideramos un error"[63]; según su autor, "es al Estado al que corresponde hacer el mayor esfuerzo y sacrificio.... el apoyo estatal no es todo lo intenso que fuera de desear... no hay posibilidad de que organizaciones locales y sindicales puedan por sí solos abordar el problema". Sorprende sin duda el clarividente análisis de Iradier García, hombre próximo al alcalde de Madrid. Sus palabras se convierten en una premonición de los resultados en el decenio de 1940. Poco después, en 1946, Muguruza expresaría, como ya señalamos, la idea de que las medidas de las viviendas protegidas, tal y como exponía la ley, eran inalcanzables para la mayoría de los obreros con los salarios que cobraban. El Régimen, atenazado cada vez más por las consecuencias de su política autárquica, no estuvo nunca en disposición de abordar el problema durante todo el decenio. Al final, ni los ideales falangistas ya en retirada, ni los intereses de las oligarquías conservadoras, entenderán el problema en su magnitud. Es a finales de la década, como señala Sambricio, cuando la arquitectura realiza una aportación fundamental buscando ofrecer nuevas soluciones al problema, que pasan por establecer unos mínimos de vivienda que retoman el "debate racionalista de los años anteriores a la guerra", recuperando las ideas de estandarización y prefabricación[64]. El punto de inflexión se produce al tomar el último vagón del desarrollo con los Planes de Estabilidad de 1959, a pesar del disgusto de buena parte del Régimen. Durante la década de 1940 el freno que supuso la autarquía franquista en la obtención de todo tipo de recursos afectó directamente a la producción de vivienda, y por ende, a la de vivienda social.

    El falangismo de los 40, en auge hasta la caída alemana, desarrollando su ideario de superación de lucha de clases, proponía edificios donde convivieran todas las clases sociales. Idea que sin duda difería del ala conservadora del Régimen, que entroncaba mejor con la segregación de los barrios obreros. Al final la aprobación en 1946 del Plan General de Ordenación Urbana de Madrid, con su propuesta de anillos verdes circundantes alrededor de la capital y la creación de ciudades satélites, sugería la teoría de la segregación. La realidad difirió en algún modo, pues el imparable e incontrolado crecimiento de Madrid (que había multiplicado por 10 su superficie tras el proceso de anexión de los municipios limítrofes entre 1948 y 1954), absorbió la zona verde y rural del Plan de 1946, para obtener suelo económico en la década de los 50. Para entonces ya no existía debate, y sí urgencia en alojar a los miles de chabolistas que circundaban la ciudad. En definitiva, y al igual que ocurrió con la economía española durante el periodo estudiado, la política de vivienda social seguida en Madrid fue a remolque de la realidad. El Régimen franquista nunca fue capaz de obtener éxitos en su política de vivienda protegida, ni con sus directrices, ni con sus planteamientos, ni con sus proyectos y la soñada "ciudad del Movimiento" propugnada por los falangistas se desvaneció al igual que la esperanza de muchos españoles de entonces por adquirir una vivienda digna."

    Creo que esto demuestra mi hipótesis de que la vivienda social del Franquismo se construyó A PESAR DE, y no GRACIAS A los falangistas, como algunos parecen interesados en hacernos creer.
    Última edición por VESPVTIVS; 04/01/2013 a las 17:37

  8. #88
    jasarhez está desconectado Proscrito
    Fecha de ingreso
    18 mar, 12
    Ubicación
    España
    Mensajes
    3,123
    Post Thanks / Like

    Re: Avances sociales... ¿falangistas?

    Al margen de citar Vd. casi siempre al mismo profesor de la UNED por el que parece sentir alguna extraña predilección, y la muy recurrida por todos (yo también me incluyo, lo confieso...) Wikipedia, y acusarnos a los que aportamos referencias de otras fuentes distintas a las suyas de "propagandistas de la web oficial de la falange", yo lo único que observo de su discurso es un odio tremendo a Franco y su obra.

    ¿Por cierto... de cuál de todas las "falanges" existentes piensa Vd. que estamos haciéndonos eco?, porque en España actualmente hay bastantes partidos y organizaciones que llevan en sus siglas esa palabra ("falange" o "falangista"...) y créame, son todas bastante distintas entre sí. Pero como yo aquí no gusto de pegar enlaces a ninguna web de ningún partido político, y mucho menos falangista (por el motivo que le he indicado ahora mismo, porque son muchos y a veces hasta mal avenidos entre ellos...), le voy a dejar a Vd. que realice todas las investigaciones que quiera para descubrir qué ideario tienen cada una de ellas y cuales son sus diversas y distintas trayectorias históricas y políticas. Le aseguro que los hay que provienen del mas puro y leal de los "franquismos" y hasta del mas radical de los "antifranquismos"...

    ¿Sabía Vd., por ponerle un ejemplo que estoy seguro de que ya conoce... que había falangistas metidos hasta en los orígenes de las primeras "Comisiones Obreras"? (sinembargo, todavía no tengo constancia de que ese profesor de la UNED por el que Vd. siente tanto apego haya escrito algo sobre ello, porque resulta bastante "políticamente incorrecto" recordarlo en nuestros días.... Pero es un hecho indiscutible, tanto como que hoy en Madrid hace un sol espléndido...).

    Y ya que toca el tema de la Seguridad Social y sus orígenes (aunque le recuerdo que ya existe un hilo en el que hemos tratado hasta la saciedad ese tema - Seguridad Social Española (Ley de Bases de la Seguridad Social, 1963 - † RIP 2012?) ) voy a permitirme pegar aquí un artículo publicado por Don Licinio de la Fuente (Ministro de Trabajo de 1969 a 1975) empresario y fundador del partido político "Democracia Social", integrado posteriormente en la Alianza Popular (AP) de Manuel Fraga, y que acabó convirtiéndose, como ya todos sabemos... en el Partido Popular que nos gobierna hoy en día. Es decir, no huele demasiado a esos "fascistas" o "social(istas)" peligrosísimos de los que Vd. tanto abomina. Mas bien, podría decirse que era de esos "hombres preparados y cabales" que puso Franco en sus últimos gobiernos, y a los que Vd. tanto admira.

    NOTA: Este artículo lo encontrará Vd. también en muchas otras webs desperdigadas por la red. Ésta que yo le presento (al igual que todas las reseñas que he presentado en este hilo) está extraída de una web que cree yo mismo allá por el año 2002, y cuyo enlace es éste: Cuentame como pasó de verdad (El trabajo)

    Como ve tampoco ha sido extraída de las temidas "páginas de propaganda política fascistas o social(ista)" de ninguna de las muchas organizaciones y partidos falangistas existentes. Es una web mía. Y le aseguro que yo no milito en ningún partido político. Tengo cosas mas importantes que hacer desde hace bastantes años que meterme en política... en eso hace tiempo que decidí seguir uno de los muy sabios consejos que daba el Generalísimo.

    De todas formas, como le digo, este mismo artículo podrá encontrarlo en muchos otros lugares por la red, ya que ha circulado muchísimo. Por si le da pereza leer el artículo entero (aunque se lo recomiendo, porque es bastante interesante), puede Vd. leer únicamente el párrafo que comienza con la frase: "y ya que se ha hablado del Centenario de la Seguridad Social, hay que dejar algún testimonio de la verdad, de cómo, cuándo y por quiénes se ha creado realmente..."
    (se la he subrrayado para que le resulte más cómodo encontrarlo...)

    Un saludo

    FRANCO Y LA SEGURIDAD SOCIAL
    Por Licinio de la Fuente


    El año 2000 ha sido declarado oficialmente como el año del Centenario de la Seguridad Social. Es también el 25 aniversario de la muerte de Francisco Franco. Y vale la pena hacer, como homenaje a su memoria, algunas consideraciones sobre la excepcional significación de su Régimen en el desarrollo de esta Institución, básica para la justicia, la solidaridad y la paz de los españoles.

    Verdaderamente es difícil señalar fecha de nacimiento a fenómenos socio-políticos tan complejos como la Seguridad Social. Y es discutible que la Ley Dato de 1900 tuviera ya este carácter. Pero hay que reconocer que ha sido inteligente por parte del Gobierno vincular el centenario con un Gobierno conservador como el de Silvela, del que era ministro Eduardo Dato, y por arriba con el actual de centro-derecha, arrebatando esta bandera a la izquierda, que, con tanta audacia como poco mérito, le hubiera gustado hacer suya.

    El centenario de la Seguridad Social puede ser una buena ocasión para poner de manifiesto que muchos de los avances sociales son obra de gobiernos considerados de «derecha», frente a lo que pregonan los políticos y los doctrinarios de «izquierda», mucho más parciales y radicales que los de derecha, aunque presuman de lo contrario.

    Ya comentaremos más adelante la decisiva aportación del régimen de Franco al desarrollo de la Seguridad Social española, que le costará mucho trabajo reconocer a una izquierda empeñada en dar una imagen capitalista y reaccionaria del mismo. Quizá por todas estas razones, el entusiasmo de la izquierda por esta conmemoración brilla hasta ahora por su ausencia. Ni partidos políticos de este signo ni organizaciones sindicales han hecho hasta ahora nada por resaltar algo tan importante para los trabajadores como el nacimiento de la Seguridad Social.

    La Seguridad Social ha sido, a mi juicio, el instrumento más poderoso para el cambio social, para la redistribución de la renta, para la igualdad de oportunidades, para la constitución de una sociedad más igualitaria y más libre. Bastaría que por una abstracción mental elimináramos del entramado de nuestra sociedad y de la vida de los españoles el sistema público de pensiones, la protección sanitaria, el seguro de accidentes, la protección frente al desempleo... Nos daríamos cuenta de que retrocederíamos a una sociedad distinta, en la que la mayoría ni se sentirían iguales, ni se sentirían auténticamente libres, acosados por incertidumbres e inseguridades absolutamente vitales, de las que sólo estarían libres los económicamente privilegiados; retrocederíamos a una sociedad no sólo injusta, sino insegura y enfrentada por el espíritu de clase.

    En la construcción de esta sociedad en la que vivimos han sido importantes, sin duda, los avances en la protección del trabajo y el salario, la política impositiva, la creación incesante de bienes y servicios... pero, si se piensa en ello profundamente, habrá que concluir que para la verdadera igualdad, seguridad, promoción y libertad de los hombres en que esta sociedad se basa, ha habido dos instrumentos decisivos: el acceso de todos a la educación y la cultura, y la Seguridad Social. En ambos temas, la obra de Franco ha sido decisiva. Y hay que resaltarlo para evitar que una vez más se pueda falsear la Historia, como ya se hizo al comienzo del centenario en un medio público.

    Estos medios están siempre disponibles y abiertos para cualquier ataque directo o indirecto a Franco y a su Régimen y para la exaltación de las ideas, los hechos y las personas que lo combatieron. Extraña manera de entender la objetividad y la verdad histórica en el servicio a los españoles. Se dice, por algunos, que ello contribuye a la «pacificación» de las «dos Españas», que parece que exige dar ahora la victoria en las conciencias a los que perdieron la Guerra, convirtiendo a los vencidos en vencedores y viceversa. Extraña manera de pacificar los espíritus, reabriendo heridas que estaban ya bien cerradas y cicatrizadas...

    Se está creando en la conciencia y en la opinión pública española un sentimiento de hostilidad y un juicio realmente falso y «revanchista», por incompleto y parcial, de lo que el Régimen de Franco supuso y fue en realidad. Menos mal que todavía quedan muchos testigos de aquellos años que conocen la verdad. Ellos saben quién creó sus regímenes de pensiones, sus Residencias y Ambulatorios, sus sistemas de protección social. Pero cuando ellos falten, y para muchos desde ya mismo, se puede empezar a creer que «todo», y en ese «todo» entra la Seguridad Social, ha sido obra de los gobiernos de la democracia. No hace muchos días me contaba un amigo una anécdota reveladora. Estaba en la Residencia hospitalaria «La Paz», visitando a un familiar enfermo, y oyó cómo, en la cama de al lado, un hombre relativamente joven comentaba con otro visitante las excelencias del hospital y lo que había supuesto en su enfermedad, y terminaba su comentario diciendo: «¡Hay que ver lo que le debemos a Felipe González!». Mi amigo tuvo que recordar a su vecino que en ese mismo hospital había muerto el anterior Jefe del Estado, por lo que mal se podía atribuir la Institución a ningún político actual.
    * * *
    Por ello, y ya que se ha hablado del Centenario de la Seguridad Social, hay que dejar algún testimonio de la verdad, de cómo, cuándo y por quiénes se ha creado realmente. Ningún lugar mejor para hacerlo que las páginas de Razón Española, que tan denodadamente está defendiendo la verdad y la razón. Cuando en 1936 España se vio envuelta en la tragedia de la Guerra, ni siquiera a nivel doctrinal o programático existía la idea de la Seguridad Social, como hemos dicho al principio. Ni en España ni en la mayor parte de Europa, excepción hecha de la Alemania de Bismark. Sólo se habían producido pequeños avances en la protección social de algunos sectores de trabajadores, y se estaba fomentando lo que podría llamarse la «previsión social». Aquella Ley Dato de 1900, sobre accidentes de trabajo, que se ha tomado como origen del centenario, supuso un avance importantísimo en la protección social de esta contingencia, como ya hemos dicho, al declarar la responsabilidad objetiva del empresario por los accidentes laborales de sus trabajadores; pero no se configuró como un embrionario seguro social, de alcance limitado a ciertos sectores hasta 1932, siendo Ministro de Trabajo el socialista Largo Caballero, cuyo nombre no quiero dejar de citar para no caer en la misma parcialidad que estoy denunciando.

    En 1905 se creó el Instituto de Reformas Sociales, y en 1908, y también por el Gobierno «conservador» de Dato, se creó el Instituto Nacional de Previsión, meritoria Institución de gran prestigio, que tuve el honor de dirigir y que fue luego clave en el desarrollo de la Seguridad Social, pero que hasta los años cuarenta estuvo concebido más como un instrumento de impulso de la provisión popular. En 1919 se había creado el Retiro Obrero y en 1929 el Seguro de Maternidad. Ambos, aunque con limitaciones, podrían considerarse ya «seguros sociales». Y poco más. Todo limitado, embrionario y parcial, con el mérito que hay que reconocer siempre a quienes en la doctrina y en los hechos van abriendo camino en las reformas sociales.

    Lo cierto es que en 1936 apenas existían atisbos doctrinales y escasas medidas de protección, limitadas a ciertos sectores de trabajadores asalariados, que de ninguna manera configuraban un sistema de Seguridad Social más o menos incipiente.

    El gran aldabonazo y la orden de salida para una auténtica Seguridad Social, que, no obstante, tardaría todavía años en lograrse, se dio en 1938, todavía en plena Guerra, con el Fuero del Trabajo (inspirado, como he dicho en otras ocasiones, en la idea de justicia social de José Antonio y en la doctrina social de la Iglesia). El Fuero del Trabajo no sólo decía que«el Estado valora y exalta el trabajo y lo protegerá con la fuerza de la ley, otorgándole las máximas consideraciones y constituyéndolo en uno de los más nobles títulos de jerarquía y honor», sino que estableció, además,«el compromiso del Estado de proporcionar al trabajador la seguridad de su amparo en el infortunio, estableciendo que se incrementarían los seguros sociales de vejez, invalidez, maternidad, accidentes de trabajo, enfermedades profesionales, tuberculosis y paro forzoso, tendiéndose a la implantación de un seguro total».

    El Fuero se mueve todavía en ideas de «previsión» y protecciones sociales parciales y dispersas, pero habla ya de «seguros sociales» en su conjunto y apunta a la idea de un seguro total; en definitiva, a la idea de una Seguridad Social completa e integrada. Lo que se refuerza en el Fuero de los Españoles de 1945, que da ya un cuadro bastante completo de seguros sociales. Esa Seguridad Social completa e integradora se acabó consiguiendo con el desarrollo de estos principios a lo largo del Régimen, como veremos luego. Y se puede hablar de un verdadero Sistema de Seguridad Social a partir de la Ley de Bases de 1963.

    Ya en 1938, todavía antes de terminar la Guerra, se crearon los subsidios familiares, completados luego con el Plus Familiar (los famosos puntos), que en muchos sectores profesionales y para muchas familias llegó a suponer el 20% del salario. Yo tuve el honor de que mi primera intervención en un Pleno de las Cortes, para defender un proyecto de Ley, cuando a principios de los sesenta era Delegado General del Instituto Nacional de Previsión, fuera precisamente para defender la Ley de Régimen Laboral de Ayuda familiar. Esta ayuda no formaba parte propiamente de la Seguridad Social, pero sí la completaba, y constituía en todo caso una protección a la familia de carácter obligatorio, que luego, con el tiempo, desapareció, por los inconvenientes que acabó suscitando.

    La Ley de Bases de 1963 integró los subsidios y el «plus» en un único sistema de prestaciones económicas de protección a la familia, lo que se potenció y amplió en las leyes de 1972 y 1974, de las que hablaremos más ampliamente en otro lugar, porque son claves para el Sistema de la Seguridad Social y han constituido la base de su posterior desarrollo legislativo. La protección era muy amplia y comprendía: asignaciones por hijo, incluso ilegítimo, asignación mensual por la esposa, con ciertas limitaciones, asignaciones por matrimonio y natalidad, que incluso beneficiaban a los pensionistas. La protección se incrementaba en los casos de familias numerosas. El sistema era, como en otras prestaciones de la Seguridad Social, de los más completos de Europa, si bien la cuantía de las prestaciones me pareció siempre escasa. Es una pena que el deterioro del sistema de protección a la familia se haya ido acentuando a partir de los años setenta, deterioro que se refiere no sólo a la cuantía sino también al carácter y alcance de las prestaciones, según la nueva regulación de 1994. Nunca podremos determinar en qué medida este deterioro ha influido en el descenso de la natalidad, que está adquiriendo caracteres alarmantes. Lo cierto es que los países que quieren invertir esa tendencia están incrementando las prestaciones familiares, entre otras medidas.
    * * *
    El antiguo Retiro Obrero se sustituyó por un auténtico Seguro de Vejez e Invalidez, cuya reforma empezó ya también en 1939 y fue luego ampliándose y perfeccionándose al mismo tiempo que se extendía a colectivos inicialmente excluidos y se suprimían limitaciones. Pero no se puede hablar de los avances en la protección social de los trabajadores en su vejez, en aquellos años, sin resaltar la importancia del Mutualismo Laboral, a través del cual se establecieron pensiones complementarias por rama de actividad, integrando a trabajadores y empresarios en la gestión. El Mutualismo Laboral llegó a alcanzar una fuerza y popularidad impresionantes, no sólo por la cuantía de las prestaciones, que mejoraban substancialmente el Régimen general, sino por la creación de servicios y actividades complementarias para los afiliados y sus hijos, entre las cuales destacaron las Universidades Laborales, que tantas posibilidades de promoción social dieron a los hijos de los trabajadores. Pero fueron importantes también las ayudas para adquisición de viviendas, préstamos de interés social, becas, etc.

    La creación de la Mutualidad Agraria, del Montepío del Servicio Doméstico, del Régimen de autónomos... fueron abriendo camino para la creación de un genuino sistema de pensiones, que, como hemos dicho, adquirió ya el sentido de parte integrante de un auténtico Sistema de Seguridad Social con la Ley de Bases de 1963 y posteriormente con la Ley de 1972, por la que tanto luché siendo Ministro, y en la que se sentaron los principios de un completo sistema de pensiones, proporcionales al salario y permanentemente actualizadas.

    En la Ley de 1972 se señalaban como objetivos esenciales el acercamiento de las cotizaciones y las prestaciones a los salarios reales, y en definitiva y como resultado una elevación permanente de las pensiones. Al defender la Ley en el Pleno de las Cortes dije que «lo que queremos es que en ese horizonte cada día más amplio de la España del desarrollo, tengan un lugar al sol los hombres que han aportado y están aportando a ese desarrollo la principal fuente de energía, que es el trabajo. Que participen en la renta nacional que se vaya consiguiendo con una participación suficiente que les corresponde no sólo por razones de solidaridad sino de justicia (.../...) La renta nacional que ahora tenemos no la produce sólo nuestro esfuerzo, la produce también el esfuerzo aportado antes por los que a lo largo del tiempo y en condiciones ciertamente mucho más difíciles fueron creando nuestro patrimonio y las bases que hacen posible esa renta; fueron creando esa España mejor en la que nosotros podemos permitirnos ahora el orgullo de mirar un horizonte de esperanza para nosotros y para nuestros hijos, horizonte del que no podemos dejar al margen precisamente a nuestros padres...».

    Naturalmente, este discurso y los principios que contiene fueron consultados con Franco, que los respaldó plenamente. Siempre he sostenido que el problema de las pensiones es un problema de solidaridad, no sólo entre sectores, sino entre generaciones, y no puede tratarse con la frialdad con que últimamente lo tratan algunos desde una concepción puramente individualista de liberalismo económico.

    No se puede decir a los hombres que cada uno se las arregle como pueda para constituir un capital con el que tener en el futuro una pensión. No sólo porque no es seguro, sino porque es profundamente insolidario e injusto y condenaría a la miseria a los sectores más débiles de nuestra sociedad, que nunca podrían constituir con sus ahorros el capital que les garantice la pensión suficiente, pero sí han aportado su trabajo a la creación permanente de riqueza.

    En definitiva, y como no puedo extenderme más en los conceptos doctrinales y políticos que inspiraron la regulación de las pensiones en el Régimen de Franco, lo que sí quiero resaltar es que en 1975, España tenía, como parte esencial de la Seguridad Social, un sistema completo de pensiones, permanentemente actualizadas, que se había ido extendiendo desde los trabajadores asalariados industriales a los hombres del mar, a los campesinos, a los autónomos, a los empleados de hogar, al clero, a los artistas, a los escritores, a los toreros..., en definitiva, a toda la población necesitada de esta protección.

    Y la política en relación con los mayores no se quedó sólo en las pensiones, sino que en 1970 aprobamos el Plan Gerontológico Nacional (ese que llevan no sé cuantos años diciendo que quieren aprobar ahora), y empezamos a construir Residencias y Hogares de Pensionistas por toda España a un ritmo que en 1975 suponía inaugurar una Residencia cada mes y un hogar cada semana. Residencias y Hogares se constituyeron en centros de asistencia y convivencia, pero también en centros de rehabilitación y de participación y difusión cultural, comenzándose entonces las exposiciones, conferencias y viajes protegidos que, después, y hay que alabarlo, han conseguido tan notable desarrollo. Avances importantes que hay que fomentar e incrementar con una política integral de mayores, que no debería degradarse ni envilecerse nunca convirtiéndola en instrumento electoral.
    * * *
    Pero tal vez el avance más importante en materia de Seguridad Social lo constituyó la creación del Seguro de Enfermedad en 1942. Como en otras cosas, el ímpetu revolucionario de José Antonio Girón venció todas las barreras que dificultaron su creación y puesta en marcha. Cuando se habla de la Seguridad Social española, hay que recordar a Pedro González Bueno, Ministro cuando se proclamó el Fuero del Trabajo y se crearon los subsidios familiares, pero es de necesaria justicia decir que su gran impulsor, de acuerdo con las directrices de Franco, fue el Ministro de Trabajo José Antonio Girón. Él fue abriendo los caminos y poniendo las piedras fundamentales sobre las cuales pudimos construir y avanzar los ministros que le sucedimos: Fermín Sanz Orrio, Jesús Romeo Gorría, Fernando Suárez, yo mismo...

    Cada uno iniciamos una nueva etapa o dimos un giro o una impronta nueva a lo que al final ya era de verdad uno de los sistemas de Seguridad Social más completos y avanzados de Europa, que abarcaba a la muerte de Franco al 87,8% de la población española, con un cuadro de prestaciones perfectamente comparable al de cualquier país europeo.

    Pero volvamos a la asistencia sanitaria. Como digo en mi libro "Valió la pena", los avances del Seguro de Enfermedad (que adquirió tanta importancia que llegó a llamarse popularmente el «Seguro» por excelencia) supusieron inicialmente una tensión con los sectores privados de la medicina y los propios profesionales, que veían recortado su ejercicio profesional libre. Era comprensible su punto de vista. Pero la extensión de un Servicio de Sanidad al máximo nivel para la gran mayoría de la población española era una exigencia de la justicia social. Y requería una ampliación y modernización de la red hospitalaria, entonces escasa, anticuada y deficiente, la creación de ambulatorios o centros de salud y la estructuración, coordinación y jerarquización de servicios.

    La medicina privada española no estaba entonces en condiciones de abordar este cambio, que tampoco podía ni debía hacerse desde la beneficencia. Había que hacerlo desde la Seguridad Social. Y se hizo. Es cierto que recortamos a la medicina privada y a los médicos el ejercicio profesional libre, pero pusimos en cambio a su disposición instituciones y servicios que mejoraron rápidamente y de forma impresionante su ejercicio profesional y dieron a la gran mayoría amplias posibilidades de promoción y seguridad en el trabajo. Ellos acabaron entendiéndolo y se integraron plenamente en la Seguridad Social, cuya medicina pusieron al máximo nivel de prestigio y eficacia.

    Las Residencias sanitarias de la Seguridad Social, a las que no se quiso llamar «hospitales» por el sentido peyorativo que esta palabra tenía entre la población trabajadora, acabaron convirtiéndose en centros no sólo asistenciales, sino de formación e investigación, siendo decisivos a este respecto la labor y el impulso del Dr. Segovia Arana. Y su prestigio ha permitido que puedan llamarse «hospitales», palabra que ya no tiene el sentido peyorativo que tenía cuando se creó el seguro de enfermedad. Sólo quienes conocen el antes y el después pueden comprender el avance que para la medicina española y para la salud de los españoles supuso la Seguridad Social. La Seguridad Social hizo una auténtica revolución de la sanidad española, no sólo al ponerla al alcance de todos los españoles, sino al dotarla de un nivel de servicios hasta entonces desconocidos.

    En 1936, en España sólo existían las clínicas privadas (escasas y mal dotadas), para los que podían pagarlas; y los hospitales y servicios de Beneficencia (meritísimos, pero insuficientes, infradotados y masificados), para la inmensa mayoría de la población española.
    En 1975, España disponía de una de las más modernas y completas redes de Hospitales y Ambulatorios de Europa, y de un cuadro médico capacitado al máximo nivel al servicio de todos los españoles. Entre una y otra fecha está la ingente obra de un Régimen. Esa obra no puede ser silenciada y olvidada

    En todas las principales ciudades españolas se levanta el testimonio de las Ciudades Sanitarias o Residencias hospitalarias sobre las que todavía se sigue apoyando la asistencia sanitaria de los españoles y cuyas fechas de construcción dan fe de cuándo se hicieron. Pensemos, por ejemplo, lo que suponen en Madrid los hospitales de «La Paz», «Puerta de Hierro», «12 de Octubre», «Ramón y Cajal»... Y pensemos en lo que suponen «La Fe» en Valencia, el «Valle de Hebrón» u «Hospitalet» en Barcelona, el «Rocío» en Sevilla, «Cruces» en Bilbao. Y tantos y tantos en todas las ciudades de España... Todos son obra del Régimen. (No de Felipe González como decía, intoxicado por la propaganda, el enfermo de «La Paz» en la anécdota que contamos antes).


    En 1975, los indicadores de la Organización Mundial de la Salud colocaban a España en el aspecto de dotaciones sanitarias en el tercio de cabeza de los países desarrollados. Se disponía de 5,33 unidades de hospitalización por cada 1.000 habitantes, muy cerca de la media europea, siendo además la mayoría de nuestros hospitales más modernos. El porcentaje de médicos superaba la media europea... Pero no sólo se trata del número de instituciones o de médicos, es que el nivel de asistencia era tan alto que los no incluidos en la Seguridad Social querían ser asistidos en sus hospitales, pagando lo que fuera. Muchas veces tuve que hacer frente a este tipo de peticiones.

    Desgraciadamente, la ampliación de la población protegida y de la demanda de servicios, unida a la falta de construcción de nuevos centros y de modernización de los antiguos y a la descoordinación de muchos servicios, ha hecho que el nivel en muchos casos no se haya mantenido. Me duele conocer casos cada vez más frecuentes de beneficiarios de la Seguridad Social que si pueden se pagan ahora un seguro privado.
    * * *
    La protección de los accidentes de trabajo y enfermedades profesionales, que se inició en 1900 y adquirió el carácter de seguro social en 1932, se desarrolló y amplió durante el Régimen, siendo clave a estos efectos la Ley de 1955, en cuanto a los accidentes, y las de 1947-49 y 1961-62 para las enfermedades profesionales. Las posteriores de 1963 y 1972, citadas reiteradamente a lo largo de este trabajo, eran ya reguladoras de la Seguridad Social como un sistema completo, y por tanto incluían en su ámbito de protección los accidentes de trabajo y las enfermedades profesionales con la máxima amplitud.

    En el orden asistencial, se construyeron modernos centros de Traumatología y llegamos a contar con uno de los centros señeros de Europa en su especialidad: el Hospital Nacional de Parapléjicos de Toledo. En 1971 pusimos en marcha el Plan Nacional de Prevención de accidentes de trabajo y dotamos de centros regionales y provinciales de prevención y reconocimiento a toda la geografía española, incidiendo así favorablemente en la sangría abierta que para la vida y la capacidad de los españoles suponen los accidentes de trabajo. El Plan, como tantas otras cosas, se descuidó; no se siguió insistiendo en esta fundamental tarea y la sangría de los accidentes ha vuelto a incrementarse de forma alarmante.
    * * *
    El Seguro de desempleo se creó en 1961, y antes se había creado el Seguro Escolar, el Montepío del Servicio Doméstico, y más tarde se perfeccionaron y ampliaron la Seguridad Social Agraria y la del Mar. La Seguridad Social se fue extendiendo también a los autónomos, a los escritores, al clero, a los toreros, a los artistas...

    No vamos a abrumar al lector con una interminable lista de fechas y disposiciones que fueron jalonando los distintos avances parciales. Lo que importa subrayar es que el objetivo de una Seguridad Social completa, que comprendiera a la práctica totalidad de la población trabajadora, con un sistema integrado de prestaciones, se había conseguido en los años sesenta. Los diversos avances parciales se convirtieron ya legalmente en un verdadero Sistema por la Ley de Bases de 1963 y por la Ley de Perfeccionamiento de 1972, tantas veces citadas. Tan importantes y decisivas fueron estas leyes, que las posteriores, que no siempre han mejorado el sistema, las toman siempre como punto de referencia para modificarlas más o menos parcialmente, y luego hacer textos refundidos, hasta el punto de que algunas colecciones legislativas siguen publicándolas para el mejor entendimiento de las normas vigentes.

    Hoy, la Seguridad Social, gracias sobre todo a la obra de Francisco Franco, es una realidad consolidada en el patrimonio del pueblo español, que hay que defender a toda costa

    En este Centenario de la Seguridad Social, tenía la necesidad de llenar silencios y olvidos injustificables, con estas consideraciones, que tratan de hacer justicia a su significación histórica, social y política, y a la tarea de los hombres que la hicieron posible, a cuyo frente está Francisco Franco Y al hablar de los hombres, no me refiero sólo ni especialmente a los políticos. Están ahora en mi memoria centenares, miles de representantes sindicales, de mutualistas, millones de trabajadores y empresarios, sobre cuyas inquietudes sociales y esfuerzo de creación de riqueza fue posible construir tan hermosa obra de solidaridad y justicia, para la convivencia y el bienestar de nuestro pueblo.


    Licinio de la Fuente

    Última edición por jasarhez; 04/01/2013 a las 18:52
    Pious dio el Víctor.

  9. #89
    Avatar de Kontrapoder
    Kontrapoder está desconectado Miembro graduado
    Fecha de ingreso
    29 mar, 05
    Mensajes
    3,089
    Post Thanks / Like

    Re: Avances sociales... ¿falangistas?

    Cita Iniciado por VESPVTIVS Ver mensaje
    He citado un informe de la UNED. Frente a eso, otros foreros aportan propaganda electoral copiada de la web de Falange.

    Pero para más información (yo sólo aporto información, si no prefiero no aportar nada) cito nuevamente al profesor de la UNED mencionado en mis anteriores mensajes
    Eso que aporta Vd. no es información sino opinión, además de una única persona, que parece tener ciertos interés en el tema. Por completo irrelevante.

    Por otra parte, cualquiera sabe que para acceder a las viviendas sociales no hacía falta ser falangista ni tener ningún carnet. No merece la pena perder el tiempo en rebatir una cosa tan absurda.

    Cita Iniciado por jasarhez Ver mensaje
    yo lo único que observo de su discurso es un odio tremendo a Franco y su obra.
    Me temo que no es así. Este simpático forista parece ser un franquista conservador que, sin embargo, le tiene tirria a los falangistas y exalta el papel de los tecnócratas. Frases como ésta lo demuestran:

    El Caudillo echó a Falange del gobierno por INCOMPETENTES. Y los sustituyó por gente más formada como era normal y lógico. Franco no quería Falangistas cerca excepto para la tertulia los días de desfile

    Avances sociales... ¿falangistas?

    Este tipo de "franquismo sociológico", más común de lo que parece, es el que nos lleva a algunos a ser críticos con el franquismo, aunque respetemos la obra de Franco. Cuando los franquistas alaban a Franco lo hacen pensando en la etapa "desarrollista", nunca en la etapa en la que los falangistas eran preponderantes (si es que alguna vez llegaron a serlo). A los falangistas se les atribuye la parte de inicial "atraso" y "hambre" que tuvo el régimen. Esto es válido también para apologistas recién llegados, como es el caso de Pío Moa. Pienso que deberías reflexionar sobre este hecho, estimado jasarhez.
    raolbo y Pious dieron el Víctor.
    «Eso de Alemania no solamente no es fascismo sino que es antifascismo; es la contrafigura del fascismo. El hitlerismo es la última consecuencia de la democracia. Una expresión turbulenta del romanticismo alemán; en cambio, Mussolini es el clasicismo, con sus jerarquías, sus escuelas y, por encima de todo, la razón.»
    José Antonio, Diario La Rambla, 13 de agosto de 1934.

  10. #90
    jasarhez está desconectado Proscrito
    Fecha de ingreso
    18 mar, 12
    Ubicación
    España
    Mensajes
    3,123
    Post Thanks / Like

    Re: Avances sociales... ¿falangistas?

    Cita Iniciado por Kontrapoder Ver mensaje
    ...Este simpático forista parece ser un franquista conservador que, sin embargo, le tiene tirria a los falangistas y exalta el papel de los tecnócratas
    Tienes razón Kontra, es que dentro de aquél régimen había demasiadas tendencias encontradas. Afortunadamente Franco sabía colocar en los ministerios claves para poder llevar a cabo una buena política social a hombres de ideales falangistas. Todo el mundo sabía por aquellos días que los falangistas eran "la izquierda" (obsérvense las comillas) del régimen, la que movilizaba a los obreros, mientras que los tecnócratas formaban parte de la mas pura y conservadora de las derechas. A unos los ponía en los ministerios donde se generaba el dinero, y a los otros donde se repartía... Ojalá hoy en día tuviéramos gobiernos formados por un conjunto de hombres de ese tipo. Un Girón haciendo leyes protectoras y justas para todos los trabajadores, junto a un Arrese construyendo por millares infinidad de viviendas obreras, mientras los tecnócratas gestionaban el INI (Instituto Nacional de Industria) y hacían importantes planes de desarrollo en la economía. Una mano genera el dinero y la otra lo reparte equitativamente.... mientras Franco hacía de árbitro entre ellos. Por eso me reitero en lo que decía antes con respecto al discurso de nuestro forero, que yo lo único que observo es un odio tremendo a Franco y su obra. Porque no olvidemos que la obra de los ministros falangistas que Franco sitúo al frente de algunos ministerios, eran también "la obra del franquismo", ya que el gobierno, cualquier gobierno, responde de una manera unísona por toda su gestión y no únicamente por las labores realizadas ministerio por ministerio...

    Cita Iniciado por Kontrapoder Ver mensaje
    Este tipo de "franquismo sociológico", más común de lo que parece, es el que nos lleva a algunos a ser críticos con el franquismo, aunque respetemos la obra de Franco. Cuando los franquistas alaban a Franco lo hacen pensando en la etapa "desarrollista", nunca en la etapa en la que los falangistas eran preponderantes (si es que alguna vez llegaron a serlo). A los falangistas se les atribuye la parte de inicial "atraso" y "hambre" que tuvo el régimen. Esto es válido también para apologistas recién llegados, como es el caso de Pío Moa. Pienso que deberías reflexionar sobre este hecho, estimado jasarhez.
    Completamente de acuerdo en esto que dices del denominado "franquismo sociológico". La mayoría de esos "franquistas" de derechas, son los que hoy en día han puesto en el gobierno al PP. Un partido entregado en dilapidar la enorme obra social del franquismo (junto a los socialistas del PSOE, claro...). Eran franquistas porque tenían miedo del comunismo, y Franco les representaba el mas firme de los anticomunismos posibles en España. Y soportaban a los falangistas como un mal menor (llamándoles despectiva o cariñosamente entre gestos de desaprobación "nuestros rojos"). Y naturalmente se alegraban cada vez que los del OPUS desplazaban de algún ministerio a sus muy temidos falangistas. Todo eso ya lo conozco... El problema no es únicamente esa derecha sociológicamente "franquista", estimado Kontra. Esos ya sabemos de qué pié cojéan y qué intereses les mueven. Para ellos, simpre, "La economía es lo Primero" (que decían en su web de propaganda los del Partido Popular). Antes que los principios, antes que la religión y antes que la defensa de la Patria, para ellos... la economía siempre es lo primero, y sobre todo la de sus propias cuentas de dividendos. Y lo malo es que toda esa derecha sociológica emanada del franquismo, está de acuerdo con esas ideas, completamente de acuerdo contigo. Son los mismos que llenan las plazas para protestar por el aborto cuando gobierna el partido socialista y se quedan cómodamente en sus casas o en la sede de sus empresas, cuando gobierna el partido popular, sin importarles un carajo los niños asesinados en las clínicas abortistas. Es decir, lo único que buscaban (y les pasa igual a nuestros obispos de la Iglesia) es sacar del gobierno al PSOE... Ya les conocemos a todos ellos.

    Pero le decía que el problema no es solamente esa derecha. También está en esa base obrera, sociológicamente hoy también tan antifranquista, que ha sido nuevamente subyugada por todas las mentiras de la izquierda.

    Por eso pienso que el principal problema para España ha sido la hábil maniobra realizada (un auténtico "autogolpe controlado" por las familias liberales del régimen) para expulsar del poder a los falangistas y a otros grupos afines a sus intereses y a sus ideas. No hay que olvidar tampoco la fuerte apuesta que la Internacional Socialista hizo para "reinventar" el PSOE (incluida una gran inyección económica....) con Willy Brandt y la CIA a la cabeza para que las clases obreras perdieran como referentes suyos a los falangistas y retornaran a lo que tradicionalmente siempre había sido la "izquierda europea". Porque entre las premisas fundamentales que debían cumplirse en este nuevo modelo político que nos han impuesto hoy en día, habría de darse la implantación de un sistema bipartidista (muy similar al nortemericano), en el que dos partidos políticos se habría de disputar en rigurosa alternancia el gobierno (que no el poder efectivo) y que compartieran, al mísmo tiempo y en la misma medida, su adhesión a los principios básicos del liberalismo económico y se comprometieran a acometer todas las reformas socioeconómicas necesarias para su total implantación en España.

    Y claro.... como no!!, también era de vital importancia la implantación de unos sindicatos "semioficiales" y subvencionados por el propio sistema que dejaran libre el camino para la implantación de todas estas políticas...

    Dicen que el diseño general de la transición habría de atribuírsele a Torcuato Fernández Miranda (uno de esos "hombres tan preparados" que este forero del que hablamos tanto estima), pero está claro que una empresa de tal magnitud no se podría haber realizado en solitario... El largo brazo de la CIA y la Comisión Trilateral siempre le guiarían. Por lo tanto no le echemos tantísimas culpas al franquismo, porque no las tenía. Franco fué un buen árbitro entre los que representaban la JUSTICIA SOCIAL en su Régimen y los que se ocupaban de sanear la economía. Como digo, ojalá tuviéramos hoy en día un gobierno formado por hombres como éstos y un Franco dirigiendo el cotarro, sin la pantomima de las urnas y demás pamplinas. Ahh!! y sin tanta alternancia ficticia entre liberales antifranquistas de la derecha y de la izquierda. Este señor piensa que jamás debieran de haber existido en España los falangistas y yo estoy convencidísimo de que nos siguen haciendo muchísima falta (sobretodo hoy en día).


    Un abrazo en Cristo, amigo.
    Última edición por jasarhez; 04/01/2013 a las 21:03
    Alejandro Farnesio y Pious dieron el Víctor.

  11. #91
    VESPVTIVS está desconectado Proscrito
    Fecha de ingreso
    20 dic, 12
    Ubicación
    Vigo
    Mensajes
    72
    Post Thanks / Like

    Re: Avances sociales... ¿falangistas?

    “El problema de la vivienda ofrece perspectivas de verdadero abandono. Si bien son numerosas las atenciones que se le
    dedican por parte de varios organismos, son de
    ineficacia manifiesta desde el momento en que sigue sufriendo la gente con todo su rigor la falta de alojamientos, no ya sano y con condiciones de hogar, sino aquel que puedan guarecer de las inclemencias del tiempo a infinidad de personas”
    ( Jefatura Provincial de Madrid, Parte mensual de actividades de la organización, enero 1945 )


    ¡¡¡Vamos!!! Un lujazo la España de los 40...

    Bien, esto era lo que las propias autoridades franquistas decían. Eran incompetentes e incapaces, pero al menos no se engañaban a sí mismas.

    «La situación es pavorosa, tenemos toda la provincia sin pan y sin la posibilidad ni la perspectiva de adquirirlo. Aceite hace más de cuatro meses que no se ha racionado, de otros productos no digamos. Prácticamente en la provincia seríamos todos cadáveres si tuviéramos que comer de los racionamientos de la Delegación de Abastos».
    (Jefatura Provincial de FET-JONS, Alicante, 1940).
    Última edición por VESPVTIVS; 04/01/2013 a las 21:25

  12. #92
    jasarhez está desconectado Proscrito
    Fecha de ingreso
    18 mar, 12
    Ubicación
    España
    Mensajes
    3,123
    Post Thanks / Like

    Re: Avances sociales... ¿falangistas?

    Y dale con citar ese famoso articulito del profesor ese de la UNED. Créame que lo conozco perfectamente, le repito que yo mismo lo colgué en la web que realicé allá por los inicios de este siglo (como suena ésto de los inicios de siglo... ¡¡que viejo me hace sentirme!!). Y creo firmemente que será mejor que nuestros lectores, que ya estarán aburridos de leer tantos cachitos sueltos escritos en letras enormes por Vd. en tantísimos colorines estridentes, lo lean directamente:

    Como ya indiqué en otro mensaje de mas arriba, lo pueden leer enterito en este sitio en el que yo mismo lo colgué en su día: http://cuentame.i8.com/vivienda%20so...%20falange.PDF

    O si lo prefieren, en este otro enlace de la Universitat de Barcelona:
    Vivienda social y Falange: ideario y construcción en la década de los 40

    Un saludo

  13. #93
    VESPVTIVS está desconectado Proscrito
    Fecha de ingreso
    20 dic, 12
    Ubicación
    Vigo
    Mensajes
    72
    Post Thanks / Like

    Re: Avances sociales... ¿falangistas?

    Cita Iniciado por jasarhez Ver mensaje
    yo lo único que observo de su discurso es un odio tremendo a Franco y su obra.
    No. Lo único que odio de la obra de Franco es la incompetencia de la que se hizo gala. Los más incompetentes eran los que más alto llegaban; al menos hasta los años 60 la cosa era así. Y para mi lo primero es España... ni Franco, ni Falange ni puñetas fritas...
    Última edición por VESPVTIVS; 04/01/2013 a las 22:11

  14. #94
    jasarhez está desconectado Proscrito
    Fecha de ingreso
    18 mar, 12
    Ubicación
    España
    Mensajes
    3,123
    Post Thanks / Like

    Re: Avances sociales... ¿falangistas?

    Cita Iniciado por VESPVTIVS Ver mensaje
    ...Y para mi lo primero es España... ni Franco, ni Falange ni puñetas fritas...
    ¿A qué idea de España se está Vd. refiriendo...?, ¿quizás a la que también tienen todos éstos?:

    http://img01.lavanguardia.com/2012/0...00_601_341.jpg

    ¿Podría Vd. decirme qué ideal tiene en realidad de Ex-paña?
    Última edición por jasarhez; 04/01/2013 a las 22:59

  15. #95
    jasarhez está desconectado Proscrito
    Fecha de ingreso
    18 mar, 12
    Ubicación
    España
    Mensajes
    3,123
    Post Thanks / Like

    Re: Avances sociales... ¿falangistas?

    Cita Iniciado por VESPVTIVS Ver mensaje
    No. Lo único que odio de la obra de Franco es la incompetencia de la que se hizo gala.
    Usted lo que principalmente odia del Franquismo es que hubieran gentes que consiguieran demostrarle a Franco que España no podia ser un "coto privado de los poderosos". Es a esos hombres a los que Vd. desprecia y les insulta constantemente llamándoles "incompetentes".

    (Si quiere saber de quién es esta cita, solo tiene que pinchar sobre ella...)

    Pero, tenga una cosa clara: si en España ha habido paz social desde la última guerra ha sido única y exclusivamente por aquella labor de reconciliación que se llevó a cabo en aquellos días y de la cual aún hoy todavía nos beneficiamos. Cuando toda esa enorme obra social sea del todo demolida, volverán las viejas revoluciones y todas las casi eternas guerras del pasado. ¿Acaso piensa que se va a poder mantener la paz social en España únicamente con medidas económicas liberales y capitalistas?. En España se está preparando una nueva guerra y los culpables son las gentes que, como Vd. tanto desprecian la buena labor que se llevó a cabo durante aquella época. España no puede volver a convertirse nuevamente en un coto privado de todos los poderosos, como bien decía el ilustre personaje de mi cita, tanto de los de aquí dentro como de los muchísimos que hay por ahí afuera...

    Créame, las guerras entre clases y entre territorios, por este camino que vamos, terminarán por destruir la paz que aún hoy todavía, precariamente, conservamos a duras penas, e incluso terminarán por destruir a toda España entera. Por eso hoy también siguen siendo necesarias las palabras pronunciadas por José Antonio en su discurso del Teatro Calderón, allá por el año lejano de 1934:

    "[nosotros] hemos preferido salirnos de ese camino cómodo e irnos, como nos ha dicho nuestro camarada Ledesma, por el camino de la revolución, por el camino de otra revolución, por el camino de la verdadera revolución. Porque todas las revoluciones han sido incompletas hasta ahora, en cuanto ninguna sirvió, juntas, a la idea nacional de la Patria y a la idea de la justicia social. Nosotros integramos estas dos cosas: la Patria y la justicia social, y resueltamente, categóricamente, sobre esos dos principios inconmovibles queremos hacer nuestra revolución"
    Última edición por jasarhez; 04/01/2013 a las 23:11

  16. #96
    Avatar de Kontrapoder
    Kontrapoder está desconectado Miembro graduado
    Fecha de ingreso
    29 mar, 05
    Mensajes
    3,089
    Post Thanks / Like

    Re: Avances sociales... ¿falangistas?

    Cita Iniciado por VESPVTIVS Ver mensaje
    “El problema de la vivienda ofrece perspectivas de verdadero abandono. Si bien son numerosas las atenciones que se le
    dedican por parte de varios organismos, son de
    ineficacia manifiesta desde el momento en que sigue sufriendo la gente con todo su rigor la falta de alojamientos, no ya sano y con condiciones de hogar, sino aquel que puedan guarecer de las inclemencias del tiempo a infinidad de personas”
    ( Jefatura Provincial de Madrid, Parte mensual de actividades de la organización, enero 1945 )


    ¡¡¡Vamos!!! Un lujazo la España de los 40...

    Bien, esto era lo que las propias autoridades franquistas decían. Eran incompetentes e incapaces, pero al menos no se engañaban a sí mismas.

    «La situación es pavorosa, tenemos toda la provincia sin pan y sin la posibilidad ni la perspectiva de adquirirlo. Aceite hace más de cuatro meses que no se ha racionado, de otros productos no digamos. Prácticamente en la provincia seríamos todos cadáveres si tuviéramos que comer de los racionamientos de la Delegación de Abastos».
    (Jefatura Provincial de FET-JONS, Alicante, 1940).
    Esas citas que pone en colorines precisamente demuestran que los falangistas eran de los más preocupados por las cuestiones sociales. Gracias por darnos la razón.
    jasarhez y Pious dieron el Víctor.
    «Eso de Alemania no solamente no es fascismo sino que es antifascismo; es la contrafigura del fascismo. El hitlerismo es la última consecuencia de la democracia. Una expresión turbulenta del romanticismo alemán; en cambio, Mussolini es el clasicismo, con sus jerarquías, sus escuelas y, por encima de todo, la razón.»
    José Antonio, Diario La Rambla, 13 de agosto de 1934.

  17. #97
    VESPVTIVS está desconectado Proscrito
    Fecha de ingreso
    20 dic, 12
    Ubicación
    Vigo
    Mensajes
    72
    Post Thanks / Like

    Re: Avances sociales... ¿falangistas?

    Cita Iniciado por Valmadian Ver mensaje
    ...fomento de la natalidad con premios especiales para familias particularmente numerosas (12 hijos y más), Universidades laborales que dieron lugar a la formación profesional, pueblos nuevos, paga extraordinaria...,
    ¿Eso antes o después del fracaso de la autarquía falangista?

    En los 40 el panorama incluía los siguientes "avances sociales": racionamiento de los productos básicos (se prolongaría durante más de 15 años), aumento de la jornada laboral, reducción de salarios, prohibición de asociaciones obreras de cualquier tipo, planificación de la economía según las necesidades del estado (ruina de la agricultura e industria privada), extraperlo, corrupción, hambre y enfermedades

    El alcalde falangista de Sabadell escribió en sus memorias:“(en 1939) el obrero, aunque no exteriorizaba sus pensamientos, tenía la sensación y el encubierto temor que no tardaría en caer en una nueva era de esclavitud en el trabajo” J.Ma MARCET, Mi ciudad y yo. 20 años en una alcaldía (1940-1960).

    Pantallazo.pnggrafico-evolucion-natalidad-mortalidad-spain-siglo-xx.jpg
    Imágenes adjuntadas Imágenes adjuntadas
    Última edición por VESPVTIVS; 05/01/2013 a las 22:42

  18. #98
    VESPVTIVS está desconectado Proscrito
    Fecha de ingreso
    20 dic, 12
    Ubicación
    Vigo
    Mensajes
    72
    Post Thanks / Like

    Re: Avances sociales... ¿falangistas?

    Última edición por VESPVTIVS; 05/01/2013 a las 18:23

  19. #99
    VESPVTIVS está desconectado Proscrito
    Fecha de ingreso
    20 dic, 12
    Ubicación
    Vigo
    Mensajes
    72
    Post Thanks / Like

    Re: Avances sociales... ¿falangistas?

    España años 40: INFORMES DE LAS Delegaciones Provinciales de FET-JONS
    =====================================================
    “se puede decir sin equivocación que en los hogares pobres y también medios se pasa hambre. ”


    “ la situación sanitaria ha empeorado por circunstancias de medios y agentes inevitables [sic]. Va en cabeza y aumento la tuberculosis y el paludismo”

    “[es necesario resolver el] problema de las subsistencias,... A todo esto se debe unir la
    colaboración de los hombres más aptos y responsables, pues,
    en muchos casos, las
    dificultades e inconvenientes surgen de la inexperiencia e inconsciencia de mozalbetes
    que han acaparado el control de los Organismos Políticos y Sindicales


    Jefatura Provincial de Alicante, Informe de la situación político social de
    la provincia de Alicante y soluciones posibles para una normalización de la misma, 4-11-1939


    “En estos momentos (1941) el ambiente que se
    respira entre el elemento obrero es alarmante, ya que además de las quejas sobre la
    falta de subsistencias, las críticas a nuestro gobierno son de tal naturaleza que no se
    pueden transcribir”










  20. #100
    Avatar de Alejandro Farnesio
    Alejandro Farnesio está desconectado Miembro Respetado
    Fecha de ingreso
    23 sep, 11
    Mensajes
    837
    Post Thanks / Like

    Re: Avances sociales... ¿falangistas?

    Libros antiguos y de colección en IberLibro
    Subo el hilo para añadir más datos que he encontrado por ahí y poner una noticia de hace un mes o así, pero que no leí en su momento y me llama la atención:

    Leyes:

    1 de septiembre de 1939. Ley del Subsidio familiar.
    23 de septiembre de 1939. Ley del Subsidio de Vejez.
    13 de julio de 1940. Ley de Descanso dominical y días festivos.
    25 de noviembre de 1942. Ley de Patrimonios familiares.
    14 de diciembre de 1942. Seguro Obligatorio de enfermedad.Para dar cobertura a la Ley del Seguro
    Obligatorio de enfermedad, se construyó una red hospitalaria, dependiente de la Seguridad Social:
    Residencias hospitalarias: 292
    Ambulatorios: 500
    Consultorios: 425
    Residencias concertadas: 96

    26 de enero de 1944. Contrato de Trabajo, vacaciones retribuidas, maternidad para las mujeres trabajadoras y garantías sindicales.
    19 de noviembre de 1944. Paga extraordinaria de Navidad.
    18 de julio de 1947. Paga extraordinaria del 18 de julio.
    14 de junio de 1950. Reforma del I.N.P. para una mejor cobertura en la acción protectora.
    22 de junio de 1956. Accidentes de Trabajo
    24 de abril de 1958. Convenios colectivos
    23 de abril de 1959. Mutualidad agraria. En esta ley se encuadran 2.300.000 trabajadores del campo, por cuenta ajena y propia.
    2 de abril de 1961. Seguro de Desempleo.
    14 de junio de 1962. Ayuda a la Ancianidad.
    28 de diciembre de 1963. Ley de Bases de la Seguridad Social.
    31 de mayo de 1966. Régimen Especial Agrario.
    2 de octubre de 1969. Ordenanza General del Campo, donde se establece la jornada laboral de 8 horas.
    20 de agosto de 1970. Mutualidad de Autónomos Agrícolas.
    23 de diciembre de 1970. Ley de Empleo Comunitario.
    Entre 1960 y 1981 la inflación estimada se corrige favorablemente al salario, al inicio del año y no al final como se hace a partir de 1981, obligando al salario a soportar menor nivel adquisitivo.
    -Gestando el principio del fin del estado de bienestar, según se fuese consolidando el bienestar del estado.

    1938 – Disposiciones.-
    - Obligación de las empresas a habilitar comedores para sus obreros.
    - Fomento de economatos y cooperativas.
    - Instituto Social de la Marina.
    - Ejecución del Plan de Electrificación de Ferrocarriles.

    1938 – Derecho del Trabajo.-
    - Creación de la Magistratura del Trabajo.
    - Régimen obligatorio de Subsidios Familiares.
    - Ley de Bases de la Organización Nacionalsindicalista.

    1944
    Creación del Instituto Medicina y Seguridad e Higiene en el Trabajo

    1956
    Creación de los Servicios Médicos de Empresa

    1972
    Creación de los Servicios Medicina Preventiva y Salud Pública
    Decreto 1433/1975, de 30 de mayo.- Por el que se regula la incorporación de las lenguas nativas en los programas de los Centros de Educación Preescolar y General Básica


    Alfabetización.-

    En las escuelas españolas, especialmente en zonas rurales, se habilitan cursos gratuitos en horario tarde-noche, adaptados a horarios laborales de adultos analfabetos o con interés en mejorar su nivel escolar.
    Evolución del analfabetismo en España.-
    1930……………44’4 %
    1960……………11’2 %
    1975……………5’7 %

    Y ahora la noticia:

    La Junta utiliza una ley franquista para expropiar casas a los bancos - abcdesevilla.es

    Esto lo he buscado de casualidad, porque hoy cuando iba a Misa me fijé en un bloque de pisos donde había una placa con el yugo y las flechas que ponía algo así (no recuerdo literalmente): "Este bloque de viviendas se construyó de acuerdo a la ley 1954 de viviendas de renta limitada". Y me ha dado por mirar en internet.

    ¡VIVA ESPAÑA! ¡VIVA CRISTO REY! ¡VIVA LA HISPANIDAD!
    ¡VIVA ESPAÑA! ¡VIVA CRISTO REY! ¡VIVA LA HISPANIDAD!

    "Dulce et decorum est pro patria mori" (Horacio).

    "Al rey, la hacienda y la vida se ha de dar, pero el Honor es patrimonio del alma y el alma sólo es de Dios" (Calderón de la Barca).

Página 5 de 6 PrimerPrimer 123456 ÚltimoÚltimo

Información de tema

Usuarios viendo este tema

Actualmente hay 1 usuarios viendo este tema. (0 miembros y 1 visitantes)

Temas similares

  1. Los últimos falangistas
    Por Arnau Jara en el foro Catalunya
    Respuestas: 76
    Último mensaje: 07/08/2011, 22:57
  2. Películas falangistas
    Por Arnau Jara en el foro Cine y Teatro
    Respuestas: 0
    Último mensaje: 02/03/2009, 03:06
  3. Falangistas contra el Caudillo
    Por Miquelet Chaira en el foro Historiografía y Bibliografía
    Respuestas: 0
    Último mensaje: 12/10/2008, 03:35
  4. Respuestas: 6
    Último mensaje: 11/08/2007, 01:02
  5. Conflictos Sociales En CataluÑa
    Por David de l'horta en el foro Tertúlia
    Respuestas: 1
    Último mensaje: 21/06/2005, 00:04

Permisos de publicación

  • No puedes crear nuevos temas
  • No puedes responder temas
  • No puedes subir archivos adjuntos
  • No puedes editar tus mensajes
  •