Búsqueda avanzada de temas en el foro

Página 10 de 10 PrimerPrimer 12345678910
Resultados 181 al 199 de 199

Tema: ¿Pero ya hay cisma de facto o no lo hay?

  1. #181
    Avatar de Valmadian
    Valmadian está desconectado Miembro carlista
    Fecha de ingreso
    23 oct, 06
    Ubicación
    Buscando mi Patria, pero no la encuentro.
    Mensajes
    10,286
    Post Thanks / Like

    Re: ¿Pero ya hay cisma de facto o no lo hay?

    No hay día que pase en el que no nos encontremos alguna "novedad" pastoral que nos deje con la palabra en la boca o directamente sin saber qué responder. Bueno, saber, lo que se dice saber, se pueden decir muchas cosas, unas delicadamente suaves, aunque con veneno letal en sus términos, otras más rudas del tipo que se usan en el castellano recio, o directamente señalar en voz alta las verdades del barquero. Y es que estos prelados no lo son más que nominativamente, estos prelados hace mucho que han dejado de ser verdaderos pastores de la Iglesia para convertirse en hienas carroñeras, son esa cizaña (planta de tallo ramoso, hojas estrechas y espigas anchas y planas cuyos granos contienen un principio tóxico; crece espontáneamente en los sembrados y es muy difícil de extirpar), sobre la que Nuestro Señor advierte en su palabra recogida en Los Evangelios. A elementos nefastos como éste no hay que hacerle ni el más mínimo caso, porque está actuando justamente en contra de las enseñanzas de Jesucristo.


    El cardenal Marx desaconseja el temor al infierno

    Por Carlos Esteban | 11 enero, 2020

    “Allí donde alguien siembre el miedo -al infierno o a cualquier otra cosa-, el Evangelio no puede tener efecto”, ha dicho el presidente de los obispos alemanes, cardenal Reinhard Marx al portal de la Conferencia Episcopal Alemana, Katoslisch.de.

    La ocasión era la Conferencia de Paz de Augsburgo, y el arzobispo dijo otras ‘perlas’ además de esta declaración contradiciendo aquello de que “el temor de Dios es el principio de la sabiduria” o la notable insistencia del propio Jesucristo en la realidad terrible del infierno.

    Por ejemplo, a estas palabras añadió que “a veces uno tiene que decir: ¡paren la religión!”, lo que en ocasiones tenemos la sensación de que el arzobispo lo pensó hace ya tiempo.

    Marx elogió la libertad de nuestras sociedades y repitió el mantra de que no se puede excluir a nadie por no ir a misa los domingos, algo que por lo visto debe suceder muy a menudo en otras partes, o no se insistiría tanto en ello.

    Es curioso, en cambio, que no tenga nada que decir sobre el hecho de que quien en Alemania se niega a pagar el abusivo Kirchensteuer (1), el impuesto religioso que hace inmensamente rica a la Iglesia nacional, tenga que apostatar para ello. ¿No hay algún tipo de contradicción en esto?


    por Carlos Esteban.


    https://infovaticana.com/2020/01/11/...r-al-infierno/



    (1) Estas recomendaciones del mencionado "cardenal" deben de ser una especie de consuelo por las cuentas que se le van a pedir en su juicio particular. Es el colmo que en Alemania haya que pagar obligatoriamente para ser católico, una iglesia de pago, el colmo de los despropósitos. No cabe duda alguna que la situación está clamando ya al Cielo.

    https://www.religionenlibertad.com/e...-millones.html
    "He ahí la tragedia. Europa hechura de Cristo, está desenfocada con relación a Cristo. Su problema es específicamente teológico, por más que queramos disimularlo. La llamada interna y milenaria del alma europea choca con una realidad artificial anticristiana. El europeo se siente a disgusto, se siente angustiado. Adivina y presiente en esa angustia el problema del ser o no ser.

    <<He ahí la tragedia. España hechura de Cristo, está desenfocada con relación a Cristo. Su problema es específicamente teológico, por más que queramos disimularlo. La llamada interna y milenaria del alma española choca con una realidad artificial anticristiana. El español se siente a disgusto, se siente angustiado. Adivina y presiente en esa angustia el problema del ser o no ser.>>

    Hemos superado el racionalismo, frío y estéril, por el tormentoso irracionalismo y han caído por tierra los tres grandes dogmas de un insobornable europeísmo: las eternas verdades del cristianismo, los valores morales del humanismo y la potencialidad histórica de la cultura europea, es decir, de la cultura, pues hoy por hoy no existe más cultura que la nuestra.

    Ante tamaña destrucción quedan libres las fuerzas irracionales del instinto y del bruto deseo. El terreno está preparado para que germinen los misticismos comunitarios, los colectivismos de cualquier signo, irrefrenable tentación para el desilusionado europeo."

    En la hora crepuscular de Europa José Mª Alejandro, S.J. Colec. "Historia y Filosofía de la Ciencia". ESPASA CALPE, Madrid 1958, pág., 47


    Nada sin Dios

  2. #182
    Avatar de Valmadian
    Valmadian está desconectado Miembro carlista
    Fecha de ingreso
    23 oct, 06
    Ubicación
    Buscando mi Patria, pero no la encuentro.
    Mensajes
    10,286
    Post Thanks / Like

    Re: ¿Pero ya hay cisma de facto o no lo hay?

    Pero sí el despropósito de Marx fuera poco, todavía se puede rizar más aún el rizo. Y es que desde que a principios del Siglo IV se constituyese el Símbolo de Nicea, precisamente a causa de un aluvión de herejías -¿casualidad, mera coincidencia, más o menos mil setecientos años después?-, lo que todos los católicos rezamos conocido como El Credo, viene un miserable disfrazado de obispo a eliminarlo de la Misa. Y todo para "no ofender", a unos personajes presentes en una catedral que no eran católicos. ¿Qué se supone que iban a escuchar esas personas, un concierto de rock, una conferencia sobre la Pachamamarracha, o los grititos, histéricos de Greta? Es urgentísima una limpieza integral de la Iglesia Católica de elementos absolutamente nocivos, desde el propio papado hasta los monaguillos.

    Obispo italiano suprime el Credo en misa para no ofender a los no creyentes

    Por Carlos Esteban | 11 enero, 2020

    El obispo italiano de Pinerolo, Derio Olivero, omitió el rezo del Credo durante una Misa vespertina de Epifanía celebrada el 6 de enero en la catedral, alegando que había en el tempo personas no católicas.


    Los feligreses de la Catedral de Pinerolo, en Italia, reaccionaron con estupor cuando, en la Misa de la Epifanía, después de la homilía, el propio obispo celebrante les pidió que rezaran el Credo “en silencio”, porque “aquí hay también no creyentes”. El obispo. En una misa. En la catedral.

    Es cierto que el propio obispo había denominado a la celebración ‘Misa de los pueblos’ y que, como no es inhabitual, fueran invitados a asistir autoridades civiles y representantes de otras denominaciones religiosas. Pero sería raro que esos no católicos esperaran encontrar en una misa católica oficiada por el obispo en su catedral otra cosa que catolicismo y respeto a la liturgia.

    En declaraciones a La Nuoba Bussola Quotidiana, Su Ilustrísima aseguró no haber vulnerado la liturgia. Explicó que durante el silencio los católicos podían haber rezado el Credo, mientras que valdenses y ortodoxos que estaban presentes en el templo podían proclamar algo en lo que ellos creen. “Todo en silencio”, pero confirmando su absoluta fidelidad al Misal.


    Pero si el Credo se reza en comunidad y en voz alta en el canon de la Misa es precisamente porque la profesión de fe es esencial a la celebración y da sentido a toda la liturgia. Es desconcertante que todo un obispo pueda juzgar poco respetuoso que se confiese la propia fe en una misa.


    por Carlos Esteban.



    https://infovaticana.com/2020/01/11/...-no-creyentes/


    Ya va siendo hora de que los feligreses nos manifestemos públicamente ante semejantes barbaridades. En este caso concreto lo propio hubiera sido o dejar vacía la catedral o haber rezado todos el Credo en voz alta invitando al obispo a largarse.
    Última edición por Valmadian; 11/01/2020 a las 20:21
    "He ahí la tragedia. Europa hechura de Cristo, está desenfocada con relación a Cristo. Su problema es específicamente teológico, por más que queramos disimularlo. La llamada interna y milenaria del alma europea choca con una realidad artificial anticristiana. El europeo se siente a disgusto, se siente angustiado. Adivina y presiente en esa angustia el problema del ser o no ser.

    <<He ahí la tragedia. España hechura de Cristo, está desenfocada con relación a Cristo. Su problema es específicamente teológico, por más que queramos disimularlo. La llamada interna y milenaria del alma española choca con una realidad artificial anticristiana. El español se siente a disgusto, se siente angustiado. Adivina y presiente en esa angustia el problema del ser o no ser.>>

    Hemos superado el racionalismo, frío y estéril, por el tormentoso irracionalismo y han caído por tierra los tres grandes dogmas de un insobornable europeísmo: las eternas verdades del cristianismo, los valores morales del humanismo y la potencialidad histórica de la cultura europea, es decir, de la cultura, pues hoy por hoy no existe más cultura que la nuestra.

    Ante tamaña destrucción quedan libres las fuerzas irracionales del instinto y del bruto deseo. El terreno está preparado para que germinen los misticismos comunitarios, los colectivismos de cualquier signo, irrefrenable tentación para el desilusionado europeo."

    En la hora crepuscular de Europa José Mª Alejandro, S.J. Colec. "Historia y Filosofía de la Ciencia". ESPASA CALPE, Madrid 1958, pág., 47


    Nada sin Dios

  3. #183
    Avatar de Hyeronimus
    Hyeronimus está desconectado Miembro Respetado
    Fecha de ingreso
    16 ene, 07
    Mensajes
    18,792
    Post Thanks / Like

    Re: ¿Pero ya hay cisma de facto o no lo hay?

    El verdadero embrollo es la simultaneidad de dos papas


    Roberto de Mattei -

    15/01/2020




    La última polémica, que ha estallado a raíz de la publicación del libro sobre el sacerdocio del cardenal Sarah y Benedicto XVI, confirma la penosa confusión que aqueja actualmente a la Iglesia.

    La noticia de que el Papa Emérito y el cardenal Robert Sarah habían producido un escrito a cuatro manos resonó como una bomba el 12 de enero. El libro, editado por Nicolas Diat, hombre de confianza de monseñor Sarah, lo ha publicado la editorial Fayard con el título Des profondeurs des nos coeurs (desde el fondo de nuestro corazón), y contiene una firme defensa del celibato eclesiástico. El lobby mediático progresista se ha lanzado al ataque negando que el Papa emérito haya escrito jamás un libro con el cardenal Sarah, y ha acusado a este último de haber emprendido una operación editorial contra el papa Francisco. Por su parte, monseñor Sarah ha reaccionado con energía:, afirmando «Declaro solemnemente que Benedicto XVI sabía que nuestra labor se publicaría en forma de libro. (…) Los ataques parecen dar a entender una mentira de mi parte. Estas difamaciones son de una gravedad excepcional».

    A pesar de ello, monseñor Georg Gänswein, secretario de Joseph Ratzinger y prefecto de la Casa Pontificia, desmintió parcialmente el 14 de enero pasado al cardenal Sarah y ha pedido que se retire la firma del papa emérito como coautor del libro: «El Papa Emérito sabía que el cardenal estaba preparando un libro y había enviado su texto sobre el sacerdocio autorizándolo a usarlo como quisiera. Pero no había aprobado ningún plan para un libro con doble firma ni había visto y autorizado la portada. Sí, es un malentendido sin cuestionar la buena fe del cardenal Sarah».

    El purpurado guineano no ha aceptado que se lo señale como responsable del malentendido y ha publicado tres cartas, fechadas respectivamente el 20 de septiembre, el 12 de octubre y el 25 de noviembre de 2019, que revelan la plena sintonía entre él y Benedicto XVI, el cual da luz verde para publicar el texto, con las siguientes palabras: «Por mi parte, estoy de acuerdo en que el texto se publique en la forma que usted ha planeado». Con todo, se ha aceptado la solicitud de monseñor Gänswein, y las próximas ediciones no aparecerán con la dobla firma. El autor será, por tanto, «Cardenal Sarah, con la contribución de Benedicto XVI». Por otro lado, según ha precisado monseñor Sarah en un tweet. «el texto completo permanece sin cambios». Un embrollo colosal, cuya responsabilidad parecer ser de Nicolas Diat, colaborador del cardenal, que probablemente habrá destacado más de lo debido la iniciativa, y sobre todo de monseñor Gänswein, que sin duda ha cedido a las presiones de quienes han querido quitar hierro al contenido del libro, con la idea además de desacreditar al prelado guineano, impropiamente presentado como ultraconservador.

    El incidente trasluce, no obstante, un embrollo mucho mayor: el de la antinatural simultaneidad de dos pontífices en el Vaticano, y más cuando uno de ellos, Benedicto XVI, después de haber renunciado al pontificado conserva el nombre y la sotana blanca, imparte la bendición apostólica –que compete exclusivamente al Sumo Pontífice– y rompe una vez más el silencio al que se había comprometido. En resumen: se considera papa aunque sea emérito.

    Esta situación es consecuencia de un grave error teológico del cardenal Ratzinger. Al detentar el título de Emérito, como hacen los obispos, pareciera que entiende que el ascenso al Pontificado imprime en el elegido una especie de carácter análogo al del orden sacerdotal. En realidad, los grados sacramentales del sacerdocio son tres nada más: diaconado, presbiterado y episcopado. El pontificado corresponde a otra jerarquía de la Iglesia, la de jurisdicción o gobierno, cuyo ápice constituye. En el momento de ser elegido, el Papa recibe el cargo de la suprema jurisdicción, no un sacramento que imprima carácter. El sacerdocio no se pierde ni con la muerte, porque subsiste in aeternum. En cambio, sí se puede perder el pontificado, y no sólo con la muerte, sino en caso de renuncia voluntaria o de herejía pública y manifiesta. Si renuncia a ser pontífice, el Papa deja de serlo: ya no tiene derecho a la vestidura talar blanca ni a impartir la bendición apostólica. Desde el punto de vista canónico, no es ni siquiera cardenal; vuelve a ser un simple obispo. Salvo en caso de que su renuncia fuera inválida, lo cual en el caso de Benedicto XVI habría que probarlo. Lo cierto es que hoy en día el título de pontífice se aplica tanto a Francisco como a Benedicto, pero desde luego en el caso de uno de los dos es abusivo, ya que sólo uno puede ser papa en la Iglesia.

    La historia de la Iglesia ha conocido papas y antipapas que se han enfrentado entre sí, pero siempre se excomulgaban mutuamente. La claridad obligaba a elegir, como sucedió con el Gran Cisma de Occidente, en el que toda la Cristiandad estuvo excomulgada por uno u otro pontífice y los fieles se veían obligados a tomar partido. Lo que no ha sucedido jamás es que dos papas se reconozcan el uno al otro como legítimos y se muestren recíprocamente respeto y obediencia, aunque se combatan por medio de terceros. Tratar de enfrentarlos públicamente es una labor ímproba, desmentida por la realidad y abocada al fracaso. No hay un papa bueno y otro malo. No hay dos papas. Lo único que hay es una gran confusión, destinada a aumentar.
    ¿Qué pasará cuando el itinerario sinodal de la Conferencia Episcopal Alemana ponga en marcha el proceso de liquidación del celibato eclesiástico, iniciado oficialmente por el Sínodo para la Amazonia? ¿Dará el papa Francisco luz verde a prelados germanos? ¿Y qué dirá Benedicto XVI del itinerario de sus compatriotas, que han anunciado que quieran dar un carácter vinculante a las decisiones que tomen en Alemania? Por su parte, el cardenal Sarah, ¿confirmará la «obediencia filial al papa Francisco» que manifestó en su comunicado de prensa del pasado día 14, o unirá su voz a la de los cardenales que se proponen resistir el proceso de autodemolición de la Iglesia, obedeciendo la enseñanza apostólica de que «hay que obedecer a Dios antes que a los hombres» (Hch: 5,29)? Es la hora de la claridad, no de la confusión.



    https://adelantelafe.com/el-verdader...-de-dos-papas/


    Valmadian y DOBLE AGUILA dieron el Víctor.

  4. #184
    Avatar de Valmadian
    Valmadian está desconectado Miembro carlista
    Fecha de ingreso
    23 oct, 06
    Ubicación
    Buscando mi Patria, pero no la encuentro.
    Mensajes
    10,286
    Post Thanks / Like

    Re: ¿Pero ya hay cisma de facto o no lo hay?

    Cada vez tenemos más muestras de la verdadera situación interna de la Iglesia Católica. Han provocado escándalo, y no es para menos, la retahíla de barbaridades sin cuento, los absurdos mentales de una persona enferma moral y psicológicamente, que ha sido nombrada para un cargo público de responsabilidad, por este des-gobierno de patanes. Por razones de orden personal me niego en esta ocasión a reproducir las aberraciones que han salido de su boquita de tarada, pero sí el enlace a uno de tantos medios que se han hecho eco del asunto. Pues bien, dentro de lo nefasto que esto es, del reflejo esperpéntico de degradación al que han llevado a España esta banda de jenízaros sin reacción alguna para impedirlo, lo más grave, lo peor de todo para nosotros, es que este lamentable ser, que justificó la quema de iglesias durante el régimen criminal de la II República, ha sido profesora de "género" en la Universidad Pontificia de Salamanca, la misma que depende directamente de la Conferencia Episcopal Española. ¡Toma nísperos!


    https://infovaticana.com/2020/01/14/...idad-catolica/
    "He ahí la tragedia. Europa hechura de Cristo, está desenfocada con relación a Cristo. Su problema es específicamente teológico, por más que queramos disimularlo. La llamada interna y milenaria del alma europea choca con una realidad artificial anticristiana. El europeo se siente a disgusto, se siente angustiado. Adivina y presiente en esa angustia el problema del ser o no ser.

    <<He ahí la tragedia. España hechura de Cristo, está desenfocada con relación a Cristo. Su problema es específicamente teológico, por más que queramos disimularlo. La llamada interna y milenaria del alma española choca con una realidad artificial anticristiana. El español se siente a disgusto, se siente angustiado. Adivina y presiente en esa angustia el problema del ser o no ser.>>

    Hemos superado el racionalismo, frío y estéril, por el tormentoso irracionalismo y han caído por tierra los tres grandes dogmas de un insobornable europeísmo: las eternas verdades del cristianismo, los valores morales del humanismo y la potencialidad histórica de la cultura europea, es decir, de la cultura, pues hoy por hoy no existe más cultura que la nuestra.

    Ante tamaña destrucción quedan libres las fuerzas irracionales del instinto y del bruto deseo. El terreno está preparado para que germinen los misticismos comunitarios, los colectivismos de cualquier signo, irrefrenable tentación para el desilusionado europeo."

    En la hora crepuscular de Europa José Mª Alejandro, S.J. Colec. "Historia y Filosofía de la Ciencia". ESPASA CALPE, Madrid 1958, pág., 47


    Nada sin Dios

  5. #185
    Avatar de Valmadian
    Valmadian está desconectado Miembro carlista
    Fecha de ingreso
    23 oct, 06
    Ubicación
    Buscando mi Patria, pero no la encuentro.
    Mensajes
    10,286
    Post Thanks / Like

    Re: ¿Pero ya hay cisma de facto o no lo hay?

    Es preocupante, mucho, que este tipo de personajillos de "La Corte de los Bufones" tengan responsabilidades públicas que usan, o van a usar, con impunidad total, pues cabe que traigan consecuencias incalculables. Átense los machos, pero ojo, por que donde las dan, las toman.



    Es conocida también por sus ataques a la Iglesia Católica y hasta el Papa Francisco. "En aquellos países donde la Iglesia (o las iglesias) forman parte normal del ámbito de las libertades, nadie siente la necesidad de quemarlas. Pero ese no es nuestro caso. El aborrecimiento profundo que muchas personas sentimos aquí por la Iglesia católica se lo han ganado a pulso. Aquí la religión no ha ido nunca una opción personal que se vive libre y tranquilamente, sino que ha sido desde siempre una imposición que nos cae encima desde todas las estructuras del Estado", ha escrito.

    En su blog llegó a calificar al difunto obispo Fernando Sebastián de deficiente intelectual, sexual y afectivo: "Fernando Sebastián piensa que la homosexualidad es una deficiencia y tiene todo el derecho de pensarlo, faltaría más. Yo pienso que este señor es un deficiente ético, un deficiente cultural, un deficiente intelectual y un deficiente sexual y afectivo. Son deficientes éticos todas estas personas a las que les da exactamente igual que haya gente en el mundo discriminada, torturada o asesinada a causa de su orientación sexual o de su identidad de género y que no sólo no les importa sino que contribuyen con sus palabras a que las vidas de estas personas sean un infierno".

    Y del Papa Francisco opina: "Por cierto que el papa Francisco consideró cuando era obispo de Buenos Aires que el matrimonio entre personas del mismo sexo era un invento del demonio que está muy activo en estas cosas, tal y como escribió en una carta que envió a unas monjas y que he tenido la ocasión de leer hace poco. No me negarán que creer de verdad que el demonio anda enredando con el matrimonio igualitario no es una deficiencia de algún tipo. Lo es, y de las gordas. Cuidado con el papa Francisco que es un experto en marketing, pero poco más".


    https://religion.elconfidencialdigit...257029324.html
    "He ahí la tragedia. Europa hechura de Cristo, está desenfocada con relación a Cristo. Su problema es específicamente teológico, por más que queramos disimularlo. La llamada interna y milenaria del alma europea choca con una realidad artificial anticristiana. El europeo se siente a disgusto, se siente angustiado. Adivina y presiente en esa angustia el problema del ser o no ser.

    <<He ahí la tragedia. España hechura de Cristo, está desenfocada con relación a Cristo. Su problema es específicamente teológico, por más que queramos disimularlo. La llamada interna y milenaria del alma española choca con una realidad artificial anticristiana. El español se siente a disgusto, se siente angustiado. Adivina y presiente en esa angustia el problema del ser o no ser.>>

    Hemos superado el racionalismo, frío y estéril, por el tormentoso irracionalismo y han caído por tierra los tres grandes dogmas de un insobornable europeísmo: las eternas verdades del cristianismo, los valores morales del humanismo y la potencialidad histórica de la cultura europea, es decir, de la cultura, pues hoy por hoy no existe más cultura que la nuestra.

    Ante tamaña destrucción quedan libres las fuerzas irracionales del instinto y del bruto deseo. El terreno está preparado para que germinen los misticismos comunitarios, los colectivismos de cualquier signo, irrefrenable tentación para el desilusionado europeo."

    En la hora crepuscular de Europa José Mª Alejandro, S.J. Colec. "Historia y Filosofía de la Ciencia". ESPASA CALPE, Madrid 1958, pág., 47


    Nada sin Dios

  6. #186
    Avatar de Pious
    Pious está desconectado Miembro Respetado
    Fecha de ingreso
    21 jul, 17
    Mensajes
    2,766
    Post Thanks / Like

    Re: ¿Pero ya hay cisma de facto o no lo hay?

    Il pasticcio Benedicto - Sarah y el celibato.

    La situación que explotó en los últimos dos días a raíz del libro escrito por Benedicto XVI y el Cardenal Sarah sobre el celibato es grave. Pareciera que no aporto ninguna novedad al calificarla de tal modo porque lo cierto es que todo lo que ocurre durante el pontificado de Bergoglio es grave, pero en este caso, la gravedad es aún mayor y todavía es muy pronto para saber cómo terminará el affaire. Lo cierto es que en el Vaticano están furiosos y los “guardianes de la revolución” han soltado a la jauría.

    Copio a continuación el artículo de Ricardo Cascioli aparecido recién en La brújula cotidiana. Me parece un excelente análisis de los hechos. Agregaría solamente una observación. Me huelo que el que complicó la situación fue Nicolás Diat, el editor de los libros del cardenal Sarah. Y, como apunta Marco Tosatti, lo hizo “tutto a sua gloria e merito”.

    El libro sobre el celibato, el gran lío de monseñor Georg Gänswein

    Tras el clamor suscitado por los extractos del libro en defensa del celibato eclesiástico, firmado por Benedicto XVI y el cardenal Robert Sarah, se discute el sensacional giro de 180 grados del secretario de Ratzinger, monseñor Georg Gänswein. Había asegurado el desconocimiento del Papa emérito sobre el proyecto del libro a cuatro manos, pero los hechos lo desmienten. Y el cardenal Sarah confirma que todo estaba claro y compartido, y publica cartas de Benedicto XVI dirigidas a él. Y los editores también recibieron en su momento el "visto, se imprima" de Gänswein. Quizás después de los violentos ataques, mentiras y amenazas recibidas, el secretario ha querido proteger al Papa emérito, pero va a obtener el resultado contrario, porque separar a Benedicto XVI del cardenal Sarah sólo ha facilitado a sus enemigos su eliminación. Mientras tanto, el libro saldrá con la firma del cardenal Sarah y "con la contribución de Benedicto XVI". Pero el contenido, que es lo que cuenta, sigue siendo el mismo.

    Empecemos con los hechos. El libro "Desde lo más profundo del corazón", del que Le Figaro anticipó algunos extractos causando un gran revuelo, ha sido compartido realmente por Benedicto XVI y el cardenal Robert Sarah. La obra está compuesta por dos ensayos sobre el sacerdocio, con especial atención al celibato, escritos respectivamente por Benedicto XVI y el cardenal Sarah. Luego hay una introducción y una conclusión firmada por ambos: las dos fueron escritas por el cardenal Sarah pero vistas y aprobadas por Ratzinger. Y el "visto, se imprima" vino directamente del secretario personal de Benedicto XVI, monseñor Georg Gänswein.

    ¿De dónde viene entonces todo el caos de estas horas y el giro inesperado de Gänswein? El secretario de Ratzinger ha declarado a la agencia de noticias ANSA: "El Papa emérito sabía que el cardenal estaba preparando un libro y había enviado un texto suyo sobre el sacerdocio autorizándole a usarlo como quisiera. Pero no había aprobado ningún proyecto de libro firmado por ambos, ni había visto o autorizado la portada". En realidad, los editores son capaces de demostrar que monseñor Gänswein está mintiendo: el secretario sabía muy bien que el libro saldría con la doble firma y había dado el visto bueno a pesar de que era consciente del enorme impacto que tendría la publicación. Además, desde la tarde del lunes 13 de enero, tan pronto como se difundió la noticia de una disputa sobre las firmas, el cardenal Sarah –hablando de "difamaciones de excepcional gravedad"- hizo circular en las redes sociales las cartas que le había escrito Benedicto XVI en las que se ponía de manifiesto que el Papa emérito era consciente del proyecto del libro.

    Y de nuevo, la introducción corresponde a esa media página preparada por el cardenal Sarah que es el tema de la carta enviada por Ratzinger el 25 de noviembre: "Querida Eminencia, de todo corazón quiero darle las gracias por el texto añadido a mi contribución y por toda la elaboración que ha hecho. Me ha conmovido profundamente que haya comprendido mis intenciones: en realidad había escrito siete páginas de aclaración metodológica de mi texto y me alegra decir que usted ha sido capaz de decir lo esencial en media página. Por lo tanto, no veo la necesidad de enviarle las siete páginas, ya que usted ha expresado lo esencial en media página. Por mi parte, el texto puede ser publicado en la forma que usted ha previsto".

    En la mañana del 14 de enero, el cardenal Sarah reconstruye de nuevo con un comunicado oficial todo el proceso que ha llevado a la publicación del libro: desde el 5 de septiembre pasado, cuando fue a ver a Benedicto XVI a la Mater Ecclesiae pidiéndole un "texto sobre el sacerdocio católico, con especial atención al celibato", hasta el 3 de diciembre, cuando en otra visita explicó a Benedicto XVI que "nuestro libro se imprimiría durante las vacaciones de Navidad y que se daría a conocer el miércoles 15 de enero". Entre tanto, las fechas que han marcado los distintos momentos han sido en gran parte ya documentadas con las cartas que circularon el día 13 por la tarde. En la conclusión del comunicado, el cardenal Sarah habla de "una abyecta controversia": "Perdono sinceramente a todos aquellos que me calumnian o que quieren oponerse al Papa Francisco. Mi adhesión a Benedicto XVI permanece intacta y mi obediencia filial al Papa Francisco es absoluta".

    El tema es entonces por qué monseñor Gänswein, en nombre de Benedicto XVI, ha dado este insólito giro con el doble y dramático resultado de haber puesto al cardenal Sarah en serias dificultades y de haber distraído la atención de los contenidos del libro, que siguen estando en cualquier caso confirmados y al mismo tiempo son perturbadores. Además, las afirmaciones más relevantes teológicamente sobre la cuestión del celibato, que niegan absolutamente la posibilidad de excepciones motivadas por necesidades sociales, se pueden encontrar precisamente en el ensayo de Ratzinger.

    Sin ninguna duda la publicación de los extractos del libro ha provocado un terremoto en el Vaticano: una verdadera bomba mientras se espera la exhortación post-sinodal con la que algunos albergan la esperanza de que el Papa Francisco se abra a las peticiones contenidas en las conclusiones, precisamente en lo que se refiere a las excepciones al celibato eclesiástico. Las reacciones de los "guardianes de la revolución" no se han hecho esperar en absoluto: si por un lado el gran jefe de la comunicación vaticana, Andrea Tornielli, ha escrito en Vatican News un artículo "normalizador" que intenta reconciliar la posición expresada por Ratzinger con la del Papa Francisco, por otro lado ha “desatado a sus hombres” con el doble propósito de cerrar la boca del Papa emérito y “manchar” al cardenal Sarah, que habría dado vueltas alrededor de un Papa emérito descrito como un pobre viejo tonto. Es significativo a este respecto que el "delfín" de Tornielli, Domenico Agasso jr., firmara el 14 de enero el artículo de apertura de La Stampa, con el título inequívoco de "El Vaticano, el nudo del Papa emérito". Resumen: "Crece la petición de un texto que prevea límites al ejercicio del magisterio del Pontífice renunciante". ¿No está claro?

    Se pueden hacer una idea del tipo de presiones que habrán recibido Benedicto XVI y monseñor Gänswein quien, entre otras cosas, es Prefecto de la Casa Pontificia y por lo tanto, se encuentra en una posición delicada entre Ratzinger y el Papa Francisco. Dada la violencia de los ataques públicos, podemos adivinar fácilmente lo que ha ocurrido en privado. Eso no justifica los cambios de rumbo de monseñor Gänswein, pero tal vez se pueda entender que, ante las amenazas y falsedades que circulaban, pretendía proteger a Benedicto XVI. El problema es que obtendrá el resultado contrario: al separar al Papa emérito del cardenal Sarah sólo ha facilitado a sus enemigos su eliminación. Y al mismo tiempo ha debilitado la contribución que los ensayos de Benedicto XVI y Sarah pretenden aportar al debate sobre el celibato eclesiástico, para detener el ataque a la identidad de la Iglesia. El cardenal Sarah ha escrito en Twitter: "Considerando la controversia que ha causado la publicación del libro ‘Desde lo más profundo de nuestro corazón’, se ha decidido que el autor del libro será para futuras publicaciones: el cardenal Sarah, con la contribución de Benedicto XVI. Sin embargo, el texto completo permanece absolutamente inalterado".

    The Wanderer: Il pasticcio Benedicto - Sarah y el celibato


  7. #187
    Avatar de Pious
    Pious está desconectado Miembro Respetado
    Fecha de ingreso
    21 jul, 17
    Mensajes
    2,766
    Post Thanks / Like

    Re: ¿Pero ya hay cisma de facto o no lo hay?

    Conclusiones inconclusas sobre un best-seller.

    No pueden ser más que inconclusas las conclusiones que podemos sacar hasta el momento del follón armado en torno al libro a cuatro manos entre Benedicto XVI y el cardenal Sarah, puesto que los sucesos aún no terminan. Sin embargo, algo podemos ya ir viendo.



    1. La otrora prestigiosa corte papal es ahora poco más que la corte de un reyezuelo africano. Los escándalos, filtraciones y desmanejos se suceden cada día, con hechos que sobrepasan con creces escándalos análogos como el portazo del príncipe Harry y su mestiza mujer a la familia real inglesa. Si no fuera por la protección mediática de la que goza Francisco, hace tiempo que lo habrían destripado. Y señalemos lo más obvio: ¿cómo es posible que el Papa y su guardia de corps progre se enteraran por la prensa y a días de su aparición sobre la publicación del famoso librito, siendo que los protagonistas viven a un tiro de piedra de Santa Marta? Evidentemente, el servicio secreto Vaticano está dirigido por el nieto de Maxwell Smart.

    2. Circuló en varios medios una cronología de los hechos atribuida a Antonio Socci (fue publicada como comentario del post anterior) y creo que es verosímil: la co-autoría del libro sobre el celibato estaba clara y acordada entre las partes - Benedicto y Sarah -, con el conocimiento y beneplácito de Mons. Gänswein. Cuando se conoció la noticia, en Santa Marta ardió Troya y el incendio se dirigió directamente hacia Gänswein, como era lógico que sucediera. ¿Qué opciones tenía el prefecto-secretario? O desobedecía una orden directa del Romano Pontífice, que le habrá exhibido todos los poderes de llaves y llaveros que obran en sus manos. O traicionaba a Benedicto XVI. O traicionaba a Sarah. La primera opción difícilmente se la permitiera su conciencia alemana y, además, aceptarla llevaba consigo la defenestración —literaliter— desde la ventana más alta del torrione San Giovanni. Optó por la más fácil, y la más estúpida. Traicionó al cardenal Sarah sin darse cuenta que éste tenía todos los documentos que prueban de modo fehaciente la veracidad de los hechos tal como él mismo la relató. Y el cardenal me sorprendió gratamente al hacer públicas esas cartas puesto que podría haber tenido algún escrúpulo y quedarse callado pro bono pacis.

    3. Este hecho objetivo más los datos que publicó hoy Marco Tosatti, muestran que Gänswein no es el angelical guardaespaldas del Papa Benedicto que se pensaba, sino un personaje de cuidado, mucho más sinuoso de lo que creíamos. Y frente a este hecho, vale la pena preguntarnos si es que la renuncia de Ratzinger al pontificado no fue un hecho sabio. Si aún siguiera en el Trono de Pedro, estaríamos en manos de Gänswein rodeado probablemente de la camarilla de Sodano, y seguiríamos creyendo que estábamos bien porque abundarían las mucetas y los zapatos rojos. Ahora, con Bergoglio, estamos mal, pero estamos conscientes que lo estamos, y cientos de miles de católicos abrieron los ojos. La morfina, en este caso, no sirve porque enmascara los síntomas y no cura; permite que la muerte se acerque sin darnos cuenta. Es lo que sucedió durante el largo y tedioso pontificado de Juan Pablo II, cuando la Iglesia fue inconscientemente entrando en su agonía.

    4. El diario Clarín publicó la noticia de un libro que aparecerá en pocos días en el que el Papa Francisco afirma que el “celibato obligatorio es intocable” lo que, según el viboroso periodista que la escribe, “hace fruncir las cejas de muchos progresistas”.

    Yo me inclino a pensar, como adelanta también Sandro Magister en un reportaje de hoy, que Bergoglio colocará en la exhortación apostólica post-sinodal una ambigüa y estratégica nota a pie de página, como hizo con Los amores de Leticia, que permita la ordenación de hombres casados en ciertos y excepcionales casos. Y con esto no estará introduciendo ninguna novedad: la iglesia católica de rito oriental ordena hombres casado, y la iglesia católica de rito latino ordena “en ciertos y excepcionales casos” a hombres casados (por ejemplo, en el ordinariato de Walsingham). Ya Pío XI había escrito hace más de ochenta años: “38. No es nuestro ánimo que cuanto venimos diciendo en alabanza del celibato eclesiástico se entienda como si pretendiésemos de algún modo vituperar, y poco menos que condenar, otra disciplina diferente, legítimamente admitida en la Iglesia oriental; lo decimos tan sólo para enaltecer en el Señor esta virtud, que tenemos por una de las más altas puras glorias del sacerdocio católico y que nos parece responder mejor a los deseos del Corazón Santísimo de Jesús y a sus designios sobre el alma sacerdotal”. (Carta encíclica Ad catholici sacerdotii. 20 de diciembre de 1935). Bien podría Francisco escribir un texto similar y añadir una por aquí una notita por la que se abriera la brecha de los curas casados.



    5. Pero si así fuera, ¿por qué su rabieta y tanto escándalo con el libro? Para entenderlo, hay que recurrir al manual de bergoglismo básico: porque le escupieron el asado, y el único que escupe y orina el asado es él. Y aclaremos que a Bergoglio le importa un bledo el asado; él es vegetariano. Lo que le importa es conservar la potestad exclusiva de escupirlo. En otros términos, el enojo se debió a que le cuestionaron la autoridad, y no a una cuestión doctrinal en la que no cree y que le tiene sin cuidado. Es lo que sucedió con la reciente exoneración de su secretario privado: el problema no fue lo que hacía don Fabián sino que no cumplió la condición que se le había impuesto. Desobedeció al Papa; a dormir bajo algún puente del Tíber.

    Lo que a Bergoglio le interesa es ejercer el poder; no hay que olvidarlo. Es el más digno y acabado hijo de San Ignacio, y se relame, como sus hermanos en religión siempre lo hicieron, siendo el armador en las sombras de cualquier componenda política. En este caso, claro, están muy alejadas de las intrigas con las que los jesuitas gobernaban las cortes europeas en el siglo XVII. Francisco se conforma con organizar una reunión entre el presidente argentino Alberto Fernández y los directivos del FMI en el Vaticano.

    6. Entonces, ¿las previsibles excepciones excepcionales al celibato son cosa de poca mota? No. Si la famosa exhortación post-sinodal abriera efectivamente la posibilidad de la ordenación de hombres casados, sería una cuestión gravísima porque, como lo han afirmado ya muchos medios, esa excepción sería el codicilo del que se agarrarían los alemanes y con ellos toda la progresía para incorporar sacerdotes casados a su clero. Y prueba de ellos es la carta confidencial que envió hace tres días el cardenal Hummes a todos los obispos del mundo pidiéndoles que fueran particularmente diligentes en dar a conocer y efectivizar el próximo documento amazónico en sus diócesis. Cuesta entender qué interés puede tener tal escrito para los fieles de Madrid, de Budapest, de Melburne, de Temuco o de Los Ángeles.

    La única explicación es que, a partir de él, se quiere sentar doctrina para la Iglesia universal. El documento sobre la Amazonía a los que menos les interesará será a los amazónicos.

    7. Pero si la iglesia oriental han mantenido la posibilidad del clero casado desde la época apostólica, ¿dónde radicaría la extrema gravedad de trasladar la misma experiencia a la iglesia latina? Specola, en su entrada de ayer, ha sido muy agudo en señalar el peligro: “Sobre los curas casados es evidente que hoy no existe, como lo podía estar hace decenios, una demanda por parte del clero católico. El matrimonio está viviendo una profunda crisis y no entra en los proyectos de vida de los jóvenes de las generaciones actuales y el número reducido de jóvenes sacerdotes tienen mucho más claro que sus antecesores el tema del celibato. Estamos ante una palanca ideológica que pretende instituir un sacerdocio distinto del que conocemos y que no pertenece a la tradición católica. Este es el verdadero problema de fondo y es el contenido fundamental de la reciente publicación. Quedarse en las ramas es querer despistar y no poco sobre las verdaderas intenciones. Entramos en momentos decisivos en los que los impulsores de cambios radicales ven que la oportunidad Francisco se va terminado”.

    Se trata, sin más, en la introducción de un nuevo modelo de sacerdote quien no será ya el hombre elegido y consagrado para “hacer sagradas” las cosas profanas —concepto arcaico y ampliamente superado por el mundo contemporáneo—, sino una suerte de mediador social, lenitivo de los conflictos vecinales y pacificador de greñas y disturbios, con algún resto de difusa espiritualidad cósmica.


    Buon pranzo a tutti!

    The Wanderer: Conclusiones inconclusas sobre un best-seller

  8. #188
    Avatar de Kontrapoder
    Kontrapoder está desconectado Miembro graduado
    Fecha de ingreso
    29 mar, 05
    Mensajes
    3,092
    Post Thanks / Like

    Re: ¿Pero ya hay cisma de facto o no lo hay?

    Cita Iniciado por Pious Ver mensaje
    Lo que a Bergoglio le interesa es ejercer el poder; no hay que olvidarlo. Es el más digno y acabado hijo de San Ignacio, y se relame, como sus hermanos en religión siempre lo hicieron, siendo el armador en las sombras de cualquier componenda política. En este caso, claro, están muy alejadas de las intrigas con las que los jesuitas gobernaban las cortes europeas en el siglo XVII. Francisco se conforma con organizar una reunión entre el presidente argentino Alberto Fernández y los directivos del FMI en el Vaticano.
    Este párrafo dice mucho -involuntariamente- de Wanderer y de la naturaleza oculta de la oposición a Francisco.
    «Eso de Alemania no solamente no es fascismo sino que es antifascismo; es la contrafigura del fascismo. El hitlerismo es la última consecuencia de la democracia. Una expresión turbulenta del romanticismo alemán; en cambio, Mussolini es el clasicismo, con sus jerarquías, sus escuelas y, por encima de todo, la razón.»
    José Antonio, Diario La Rambla, 13 de agosto de 1934.

  9. #189
    Avatar de Hyeronimus
    Hyeronimus está desconectado Miembro Respetado
    Fecha de ingreso
    16 ene, 07
    Mensajes
    18,792
    Post Thanks / Like

    Re: ¿Pero ya hay cisma de facto o no lo hay?

    Acies ordinata en Múnich contra la Conferencia Episcopal Alemana

    Por
    Adelante la Fe -

    18/01/2020





    Acies ordinata en Múnich contra la Conferencia Episcopal Alemana

    18 de enero de 2020

    Ha sido la primera manifestación pública de católicos alemanes contra la Conferencia Episcopal de su país, y se ha celebrado en la céntrica Plaza del Odeón, con el nombre de Acies ordinata. Entre los sacerdotes que apoyaban la manifestación con sus oraciones se encontraba el arzobispo Carlo Maria Viganò, que se había desplazado de incógnito a la capital de Baviera para respaldar con su presencia a los manifestantes.

    El acto ha tenido una hora de duración, desde las 2 hasta las 3 de la tarde, en la céntrica Plaza del Odeón y frente a la Iglesia de los Teatinos y la Felderherrenhalle o Salón de los Generales, erigido en el siglo XIX en honor de los héroes católicos bávaros. Los manifestantes, en su mayoría alemanes e italianos, aunque también los había procedentes de EE.UU., Austria, Brasil, Canadá, Chile, Estonia, Francia y Reino Unido, formaron en filas siguiendo el modelo de los actos similares celebrados con anterioridad en Roma el 19 de febrero y el 29 de septiembre del año pasado, recitando en silencio el Rosario por espacio de una hora. En cada uno de los cuatro ángulos de la amplia plaza se había colocado un estandarte con el símbolo de uno de los cuatro evangelistas; San Mateo, San Marcos, San Lucas y San Juan respectivamente. El acto concluyó con el canto colectivo del Credo para expresar el amor de los manifestantes a la Iglesia, y todos alzaron el volumen de la voz al momento de decir et unam Sanctam Catholicam Ecclesiam.

    Los manifestantes han pedido claridad al papa Francisco, «que no desconoce la postura y objetivos de los prelados alemanes, que no son otros que extender a la Iglesia Universal las decisiones vinculantes de susínodo permanente y pedir a los obispos de Alemania que sean coherentes en la aplicación del camino sinodal hasta su claro fin de instaurar una nueva iglesia de rostro germano-amazónico separada de la Iglesia Católica Apostólica y Romana.

    Acies Ordinata es un título tradicionalmente atribuido a la Virgen representándola como ejército en formación para la batalla en actitud de combate. En un comunicado de prensa han declarado: «Somos laicos, procedentes de todo el mundo, porque lo que está en juego no es sólo el futuro de la Iglesia alemana, sino el de la Iglesia universal. Es la hora de la claridad y la coherencia. Pedimos el fin del disimulo y el engaño. Lo pedimos Rosario en mano en una ciudad en la que en 1609 se formó una santa alianza entre los estados alemanes católicos. Hace 400 años, el 8 de noviembre de 1620, en la batalla de la Montaña Blanca, las fuerzas conjuntas del Sacro Imperio Romano y de la Liga Católicas, a cuyo frente estaba el duque Maximiliano de Baviera, se constituyó una acies ordinataque al grito de “¡Santa María!” combatió y derrotó al ejército enemigo. También nosotros formamos una acies ordinata y pedimos a la Reina de los ángeles y los santos, y en particular a San Cayetano de Thiene, ante cuya iglesia nos hemos congregado, que nos asistan en nuestra defensa pacífica de la Fe y la civilización cristiana.»

    En primera fila figuraban entre otros Micheal Matt, director de la revista estadounidense The Remnant, Alexander Tschuggel, el joven austriaco célebre por haber arrojado al Tiber los ídolos de la Pachamama, John-Henry Westen, director del blog internacional LifeSiteNews,Roberto de Mattei, presidente de la Fundación Lepanto (Italia), John Smeaton, presidente de la Society for the Protection of Unborn Children (Reino Unido), la baronesa Edwig von Beverfoelde, dirigente pro vida alemana, la escritora alemana Gabriela Kuby, el conde Peter zu Stolberg, el profesor Thomas Stark, el doctor Thomas Ward, presidente de los médicos católicos ingleses, y muchos otros.

    https://adelantelafe.com/990522-2/


  10. #190
    Avatar de Hyeronimus
    Hyeronimus está desconectado Miembro Respetado
    Fecha de ingreso
    16 ene, 07
    Mensajes
    18,792
    Post Thanks / Like

    Re: ¿Pero ya hay cisma de facto o no lo hay?

    ¡Es la hora de la claridad y la coherencia!

    P
    or
    Adelante la Fe -

    18/01/2020





    ¿Qué se propone la Conferencia Episcopal Alemana? ¿Qué consecuencias tendrá en la vida de la Iglesia el camino sinodal iniciado por el cardenal Reinhard Marx el pasado 1 de diciembre de 2019?

    Habida cuenta de las convicciones ideológicas y las declaraciones públicas de numerosos obispos alemanes, no nos caben dudas en este sentido. El camino sinodal no puede desembocar sino en la constitución de una iglesia separada de Roma.

    Sostienen los mencionados obispos que es posible transformar la Iglesia desde dentro, al contar con el apoyo del papa Francisco. No obstante, con ello confunden los actos lo infalibles del Papa reinante con el magisterio pontificio perenne. Hay cuestiones, como la ley natural, la sustancia de los Sacramentos y la divina constitución de la Iglesia, sobre las cuales ni los obispos ni el propio Sumo Pontífice tienen la menor autoridad. De hecho, el Papa se subordina al derecho divino y al ordenamiento dado por Jesucristo a su Iglesia (cf. Declaración de los obispos alemanes aprobada por Pío IX el 4 de marzo de 1875).

    Pedimos claridad al papa Francisco, que no desconoce la postura y objetivos de los prelados alemanes, que no son otros que extender a la Iglesia Universal las decisiones vinculantes de su sínodo permanente. Si está de acuerdo con sus desviaciones doctrinales, tenga el valor de decirlo abiertamente.
    Pedimos a los obispos alemanes que sean por su parte coherentes en la aplicación del camino sinodal hasta su claro fin de instaurar una nueva iglesia de rostro germano-amazónico separada de la Iglesia Católica Apostólica y Romana.

    Pedimos, por último, a los católicos alemanes que contribuyan a ese proceso de aclaración dejando de pagar un impuesto eclesiástico inicuo desde los aspectos teológico, canónico y moral, y que proporciona el apoyo económico necesario para llevar a cabo el camino sinodal.

    Somos laicos, procedentes de todo el mundo, porque lo que está en juego no es sólo el futuro de la Iglesia alemana, sino el de la Iglesia universal. Es la hora de la claridad y la coherencia. Pedimos el fin del disimulo y el engaño. Lo pedimos Rosario en mano en una ciudad en la que en 1609 se formó una santa alianza entre los estados alemanes católicos. Hace 400 años, el 8 de noviembre de 1620, en la batalla de la Montaña Blanca, las fuerzas conjuntas del Sacro Imperio Romano y de la Liga Católica, a cuyo frente estaba el duque Maximiliano de Baviera, se constituyó una acies ordinata que al grito de “¡Santa María!” combatió y derrotó al ejército enemigo.

    También nosotros formamos una acies ordinata y pedimos a la Reina de los ángeles y los santos, y en particular a San Cayetano de Thiene, ante cuya iglesia nos hemos congregado, que nos asistan en nuestra defensa pacífica de la Fe y la civilización cristiana.

    Múnich, 18 de enero de 2020-01-18

    Festividad de la Cátedra de San Pedro en Roma




    https://adelantelafe.com/es-la-hora-...la-coherencia/





  11. #191
    Avatar de Hyeronimus
    Hyeronimus está desconectado Miembro Respetado
    Fecha de ingreso
    16 ene, 07
    Mensajes
    18,792
    Post Thanks / Like

    Re: ¿Pero ya hay cisma de facto o no lo hay?


  12. #192
    Avatar de Hyeronimus
    Hyeronimus está desconectado Miembro Respetado
    Fecha de ingreso
    16 ene, 07
    Mensajes
    18,792
    Post Thanks / Like

    Re: ¿Pero ya hay cisma de facto o no lo hay?

    Textos leídos en la conferencia de prensa que siguió a la Acies Ordinata




    Michael Matt

    El camino sinodal hacia un holocausto espiritual


    Por mi condición de germano-estadounidense cuyos abuelos nacieron cerca de aquí,
    agradezco esta oportunidad de hablar de la situación en la Iglesia Católica alemana,
    que no podría ser más calamitosa, y que ha suscitado considerable preocupación entre
    muchos católicos de EE.UU.


    El camino sinodal de los obispos da la impresión de ser un intento de crear una iglesia a
    imagen y semejanza de los prelados de Alemania, que por lo visto se consideran
    capaces de definir doctrina y fundar una iglesia nacional propia, una especie de
    nacionalismo elitista que se opone a la Iglesia Católica universal, que tiene una sola fe,
    un único sistema de sacramentos y una disciplina común en todo el mundo.
    Unos estatutos elaborados en colaboración con el Comité Central de Católicos
    Alemanes suponen un peligro al plantear la ordenación de mujeres y la abolición del
    celibato sacerdotal como medidas para remediar la crisis ocasionada por los abusos
    sexuales. Ahora bien, sin duda alguna los prelados alemanes son conscientes de que la
    ordenación de mujeres vulnera abiertamente la Ley de Dios, reafirmada con autoridad
    por la carta apostólica Ordinatio sacerdotalis de Juan Pablo II en 1994: «La Iglesia no
    tiene en modo alguno la facultad de conferir la ordenación sacerdotal a las mujeres, y
    este dictamen debe ser considerado como definitivo por todos los fieles de la Iglesia».
    ¿Se han enterado bien los obispos alemanes de que la Iglesia no tiene autoridad para
    incumplir la Palabra de Dios? Toda iniciativa destinada a ordenar mujeres sería un acto
    de rebeldía contra la Esposa de Cristo digno de un Lutero. Por eso no tenemos otra
    alternativa que resistir el proceso sinodal de Alemania, que de dejarse continuar sentaría
    peligrosos precedentes para toda la Iglesia.


    Durante la Segunda Guerra Mundial, mi padre, germano-estadounidense, dedicó tres
    años de su vida a luchar en el ejército de los EE.UU. contra un nacionalsocialismo que


    aspiraba a transformar el mundo según conceptos de superioridad germánica. Por el
    amor de Dios, no permitan que los obispos alemanes avergüencen nuevamente a su
    patria estableciendo en la Iglesia un nuevo orden basado en ideas de supremacía
    germánica sobre la Palabra de Dios y el magisterio infalible de su Iglesia.
    Ojalá la historia demuestre que hubo una resistencia alemana a lo de ahora como la
    hubo entonces. En 1956, mi abuelo Joseph Matt, caballero de San Gregorio Magno, se
    tomó tan en serio su deber de resistir parecidas agresiones alemanas que el gobierno
    germano de posguerra lo condecoró con la Cruz Federal al Mérito por su defencosa
    contra el nazismo.
    Con el mismo espíritu, he venido hoy a hablar contra el azote de un totalitarismo
    eclesiástico orquestado por alemanes. Lo que menos necesita hoy en día el mundo es
    otra rebelión en la Iglesia Católica como la llevamos viendo desgarrarla desde hace
    cincuenta años. Y aun así, la Asamblea Sinodal promete ni más ni menos eso al
    pretender actualizar el magisterio de la Iglesia, que sólo se puede cambiar mediante una
    revolución contra la propia Iglesia.


    Los obispos alemanes quieren hacernos creer que suprimir el celibato clerical reduciría
    los abusos sexuales por parte del clero. Pero ello no es sólo comprobadamente falso,
    sino que entraña el peligro de anteponer una ideología liberal a la protección de futuras
    víctimas. Los llamados a la vocación de la vida célibe --las vírgenes consagradas y los
    sacerdotes-- no son unos reprimidos sexuales. Han hecho del celibato una ofrenda de
    todo corazón a su Dios. La sola idea de que necesiten casarse para sofocar la tentación
    de abusar de menores equivale a un satánico insulto al concepto mismo de la vocación
    religiosa. Y tampoco tiene en cuenta los millones de menores que son objeto de abuso
    por parte de alguno de sus padres casados, o por ambos.


    No sólo eso. Teniendo en cuenta que en la mayoría de los casos los abusos de menores
    por parte del clero tienen que ver con sacerdotes que acosan a varones que han llegado a
    la pubertad (estudiantes de secundaria y seminaristas), insinuar que eliminando el
    celibato se reduciría en la mayoría de los casos la atracción hacia personas del mismo
    sexo revela una vez más una abyecta ignorancia tanto de lo que es la homosexualidad
    como de la naturaleza de la crisis de los abusos.


    Por último, ¿insinúan realmente los prelados alemanes que la salud de la Iglesia
    Católica --aquejada de una grave escasez de sacerdotes-- mejorará cuando los pocos que
    queden estén casados y tengan la casa llena de criaturas a las que criar? Sólo un varón
    soltero que no sepa lo que es el matrimonio puede proponer semejante absurdo.
    La conclusión es la siguiente: suprimir el celibato no tendrá el menor efecto para reducir
    la plaga de abusos sexuales por parte del clero. Y sin embargo los obispos de Alemania
    lo proponen a pesar de todo, como si sus planes particulares tuvieran precedencia sobre
    la autoridad magisterial de la Iglesia, la Palabra de Dios y el carisma singular del
    sacerdocio.


    Dado que las mujeres y los sacerdotes sexualmente activos contribuirían también a
    protestantizar el sacerdocio, el proyecto en cuestión acarrearía inevitablemente
    deserciones entre los fieles, que verían en ello una concesión más de la Iglesia al mundo
    moderno y una falta de resolución para mantener la lealtad a sus propias enseñanzas y
    mandamientos. Y si a los sacerdotes ya no se les exige estar a la altura de su vocación,
    ¿por qué motivo iban a hacerlo otros? No podemos consentir otro holocausto, que en
    esta ocasión sería un holocausto de almas desilusionadas por la revolución eclesiástica
    contra la autoridad de las Escrituras y la Tradición.


    Así pues, añado mi voz a la de quienes exhortan al pueblo alemán a actuar con el
    espíritu de Stauffenberg, Sophie Scholl y el cardenal Von Faulharber, haciendo frente al
    nuevo régimen que se instaura en la Iglesia Católica alemana, negándose a pagar el
    impuesto eclesiástico y comprometiéndose a ser fiel a las enseñanzas inmutables de la
    Iglesia.


    Lo que necesita hoy este mundo en que vivimos, sofocado en sexo e inmundicia, es que
    se restablezca la autoridad moral de la Iglesia Católica, la cual se basa en la Ley de Dios
    y la Ley Natural, defendidas por el abnegado ejemplo de los sacerdotes célibes que
    están dispuestos a negarse a sí mismos a fin de iluminar con la Luz de Cristo un mundo
    en tinieblas.


    Como católico alemán y estadounidense, insto a los obispos alemanes a no dar marcha
    atrás, al pueblo alemán a resistir y al Papa a condenar esto con todo el peso de su autoridad.



    [La siguiente declaración es del joven que tiró las pachamamas al Tíber:]



    Alexander Tschuggel
    ¡La Iglesia no es una ONG!


    La Iglesia no puede convertirse en una ONG. Iglesias y parroquias tienen que salir a la
    calle si no nos queremos convertir en una ONG.


    Eso lo dijo el papa Francisco en la Jornada Mundial de la Juventud de Río de Janeiro
    en 2013. Forma parte del famoso discurso en que exhortó a los jóvenes católicos a hacer
    lío.


    La estrategia para impedir que la Iglesia se convierta en una ONG incluye, por lo que se
    ve, los proyectos que se estudiaron durante el reciente Sínodo para la Amazonía. En
    general, las ONG se definen como grandes organizaciones activas a nivel internacional,
    en su mayoría de izquierda. Por ejemplo Greenpeace, Amnistía Internacional, Open
    Society, la Fundación Gaia Amazonas y otras entidades que defienden una
    interpretación izquierdista y liberal de los derechos humanos, la inmigración
    incontrolada o la lucha contra el «cambio climático provocado por el hombre».


    Desde la perspectiva actual es difícil saber si en 2013 existía el peligro de que la Iglesia
    pudiera llegar a volverse imposible de distinguir de las organizaciones mencionadas.
    Con todo, si nos fijamos en el marcado compromiso político actual de la Santa Sede,
    sobre todo a partir de la encíclica Laudato sii, salta a la vista que ha habido un
    acercamiento, en vez de un distanciamiento entre la Iglesia y las ONG escoradas hacia
    la izquierda. Desde el Sínodo para la Amazonia, cada vez se oye hablar más de una
    Iglesia nueva de rostro amazónico.


    A primera vista, ese rostro amazónico se manifiesta mediante cambios efectuados o
    efectuables en la liturgia y en muchos aspectos de la vida diaria de la Iglesia. Por
    ejemplo, según monseñor Kräutler, en la vida de los católicos de la región se deberían
    incorporar elementos paganos. Según la prensa, una ONG conocida como Fundación
    Gaia Amazonas, dirigida por el estadounidense nacionalizado colombiano Martin von
    Hildebrandt, parece haber desempeñado una papel destacado tanto antes como durante
    el Sínodo para la Amazonía.


    Von Hildebrandt defiende una idea que ya existía desde hacía décadas: que la región
    amazónica debería dejar de estar bajo soberanía brasileña y pasar a estar bajo
    administración internacional. Entre los que promovían la idea se encuentran François
    Mitterrand, Mijail Gorbachov, John Major y Al Gore. Según el periodista británico
    Edward Pentin, en vísperas del Sínodo se temía que la Iglesia respaldase abiertamente
    este proyecto político. Hasta después de reunirse con destacadas autoridades brasileñas
    no garantizó el cardenal Hummes que el Sínodo no haría ninguna declaración en ese
    sentido.


    Con respecto a la inmigración procedente de África y Asia, el papa Francisco ha
    asumido posturas mucho más próximas a las de las ONG (y a las deal gobierno de
    Merkel y la Conferencia Episcopal Alemana) que a las de sus predecesores.


    Esto nos lleva a preguntarnos qué quiso decir el Papa al afirmar que la Iglesia no debe
    convertirse en una ONG. La Iglesia de rostro amazónico centra al parecer sus esfuerzos
    en promover una política de corte ecológico, verde e izquierdista y en glorificar
    prácticas paganas de Sudamérica, al tiempo que mira con malos ojos las actividades
    misioneras.


    Hace poco el Papa lo confirmó al decirles a unos escolares italianos que la Fe no debe
    proclamarse de palabra. ¿Qué es una Iglesia que ya no predica, que ya no obedece el
    mandato de Cristo de llevar el Evangelio a todos los pueblos, una Iglesia que se limita a
    realizar las actividades políticas y sociales mencionadas? A todos los efectos, sería una
    ONG.


    Parecer ser que los principales partidarios de esa Iglesia de rostro amazónico que asume
    más cada vez las características de una ONG son los prelados de Alemania. Sobre todo,
    el vicepresidente de la Conferencia Episcopal germana, Franz-Josef Bode, ha dejado
    claro en más de una ocasión que las decisiones que se tomaron en el Sínodo para la
    Amazonía deberían también ponerse en práctica en Alemania.


    La introducción del camino sinodal supondrá, sin duda, que el proceso avance con
    mucha rapidez en Alemania. La Iglesia alemana está tratando de abrir camino en ese
    sentido.


    Al examinar más detenidamente estos acontecimientos se hará bastante evidente que los
    supuestos problemas de la región amazónica no son más que un pretexto. Hace muchas
    décadas que en Alemania se alzan voces pidiendo la abolición del celibato y la
    ordenación de mujeres, mucho más que en la propia Amazonía, donde --según han
    demostrado sondeos realizados localmente-- la mayoría de la gente los encuentra
    incomprensibles.


    En la Amazonía, los católicos son minoría dentro de los cristianos. Aproximadamente el
    80% de los cristianos son evangélicos, not least porque la Iglesia Católica lleva
    décadas funcionando esencialmente como una ONG en desmedro de sus obligaciones
    misioneras. Además, el 80% de los católicos viven en ciudades con parroquias y tienen
    una vida religiosa reglamentada. A ello hay que añadir que en EE.UU. viven varios
    miles de sacerdotes procedentes de países como Colombia, Ecuador, Brasil, etc. Dicho
    de otro modo: la posible escasez de sacerdotes en aldeas muy apartadas en esos países
    se podría resolver de otra manera.

    Por lo que parece, la región amazónica está destinada a ser un laboratorio de
    experimentación para los católicos liberales y modernistas de Occidente, en particular
    de Alemania. Cabría plantearse si la sonrisa de la Iglesia de rostro amazónico no sería
    en realidad una tapadera para ocultar el viejo rostro de la Conferencia Episcopal
    Alemana.


    Teóricamente, la solución a la crisis de la Iglesia en Alemania, Sudamérica y el mundo
    entero es mucho más fácil, pero en la práctica es mucho más difícil que eliminar el
    celibato y ordenar sacerdotisas. Digo mucho más fácil porque bastaría con que cada
    católico hiciera sacrificios personales y resistiera los errores del espíritu de la época
    actual.


    A lo largo de sus dos mil años de historia, la Iglesia ha afrontado muchos desafíos,
    crisis y desviaciones del buen camino. Y la única forma en que siempre ha podido
    renovarse ha sido volver al magisterio verdadero. Esta vez no será de otra manera. Ha
    llegado la hora de determinar cuántos derroteros erróneos habrá de seguir todavía la
    Iglesia, cuánto más se destruirá, hasta que encontremos el camino de vuelta a la verdad, la doctrina y la Tradición.




    Jeanne Smits

    Por qué no aceptamos una revolución del papel de la mujer en la Iglesia

    En una carta enviada conjuntamente el pasado diciembre por el cardenal Reinhard Marx
    y el profesor Thomas Stenberg, presidente del Comité Central de Católicos Alemanes,
    se invitó a los fieles a «&quot;recorrer juntos un camino de transformación y renovación»&quot;.
    Todo partió del deseo de «hacer la Iglesia más segura» a raíz de los casos de abusos
    sexuales.


    Junto con dicho camino de transformación, encaminado en una dirección única por la
    comisión que organiza el camino sinodal, uno de los cuatro temas principales fue el
    lugar de la mujer en la Iglesia y los ministerios eclesiásticos. ¿Qué tendrá que ver eso
    con los abusos sexuales al interior de la Iglesia? Poca cosa, a no ser que consideren que
    la presencia de mujeres en el presbiterio evitará que una minoría de pervertidos se sienta
    atraída hacia los jóvenes acólitos.


    Mientras leía las conclusiones de la conferencia conjunta sobre el camino sinodal, me
    llamaron la atención los ataques directos a la doctrina de la Iglesia sobre el papel de la
    mujer. De modo explícito, la cuestión es adaptar la enseñanza tradicional, en el mundo
    entero, a lo que denominan teología científica, así como la idea general y la vaga idea


    de que la situación ha cambiado y hay que permitir a la mujer ocupe todos los puestos.
    Incluido el de diácono y tal vez hasta el sacerdocio.


    En una época en que la ideología de género campa a sus anchas, puede parecer una
    buena idea proponer una forma de intercambiabilidad entre hombres y mujeres que a la
    larga llevaría a la ordenación de hombres y mujeres indistintamente de su sexo: el
    colmo de la confusión sexual.


    Quieren una Iglesia con igualdad de género, que a sus ojos sería la única Iglesia
    verdadera. En la Iglesia a la que aspiran, las mujeres seguirían haciendo cosas que ya
    hacen, en muchos casos a las mil maravillas: dar clases de catecismo, comunicar la fe y
    el amor de Dios.


    Pero desean también una Iglesia en la que ellas hagan cosas que no han empezado a
    hacer hasta tiempos muy recientes: participar activamente en la liturgia, administrar la
    Comunión, quizás predicar --como propuso hace poco el cardenal Marx-- y administrar
    en general parroquias, diócesis y, quién sabe, dicasterios enteros. Si en el ejército hay
    mujeres que ejercen el cargo de general, ¿por qué no va a haber obispas? El único
    inconveniente es que contra la idea de que haya generalas no se puede discutir sin que te
    acusen de sexismo y discriminación. Da la impresión de que el camino sinodal alemán
    quiere meter a la Iglesia en una encerrona.


    Hoy en día sería políticamente incorrecto burlarse de la mujer del párroco omnipresente
    en las congregaciones protestantes, pero en esencia parece ser que los reformadores
    sinodales quieran multiplicar en el seno de la Iglesia la cantidad de esas formidables
    señoras que tal vez disuaden a los hombres para que no sean fieles practicantes...
    Se habla incluso de un número mínimo de mujeres en puestos directivos o administrativos,
    como si la Iglesia no estuviera moldeada conforme al plan de la familia, sino en el
    mundo empresarial.


    La profunda igualdad, pero también las profundas diferencias y la complementariedad
    entre hombre y mujer se han expresado a lo largo de los siglos a través de la honda
    sabiduría de la Iglesia, que quiere que los hombres sirvan a Dios como tales y las
    mujeres como mujeres. Los reformistas --mejor dicho, los revolucionarios-- que quieren
    examinar y reevaluar el Evangelio y ver si es vinculante la negativa tradicional a la
    ordenación de mujeres afirman que en ello la iglesia se equivoca.


    Como mujer, periodista --he sido directora y redactora-jefe de varias publicaciones-- y
    católica, no puedo menos que expresar lo lamentable que me resulta esta actitud
    igualitaria. Es lamentable e incluso peligrosa para mi fe y para la Iglesia que amo,
    porque no le preocupa trastornar totalmente la Redención, la verdad y la belleza de las
    misiones respectivas de Nuestro Señor Jesucristo, Hijo de Dios, y de la más perfecta de
    las criaturas humanas, su Virgen Madre.


    Ella no hizo hizo campaña para desempeñar una misión destacada. Dirigió nuestros
    ojos hacia su Hijo, y por ello sabía que todas las generaciones la llamarían
    bienaventurada. Estuvo al pie de la Cruz, no para inmolarse sino para ofrecer. Padeció
    con su divino Hijo para redimir a la humanidad, pero no sometió su cuerpo a los clavos
    ni a la lanza de los verdugos. Allí se le encomendó la misión de ser la Madre
    misericordiosa de todos nosotros. Su honor estaba en servir, así como ahora está en
    reinar sobre todo el Universo como reina hasta de los mismos ángeles. No puede haber
    mejor teóloga que Ella, que llevó al Logos en su pensamiento, en su corazón y en su
    vientre.


    Creo que no puede haber mejor ejemplo, y es muy difícil de imitar, incluso para una
    mujer. Me apena que la Iglesia Católica Alemana intente restar importancia al
    fundamental papel que tradicionalmente ha desempeñado la mujer para que jueguen a
    ser hombres. Es injusto para los hombres, y lo es también para la mujer. Y ante todo, no
    es justo para con Dios, que delineó el papel de unos y otras desde el mismo principio, y
    concedió a la mujer el mismísimo primer lugar, en razón de la humildad de ella.
    Última edición por Hyeronimus; 18/01/2020 a las 20:44

  13. #193
    Avatar de Hyeronimus
    Hyeronimus está desconectado Miembro Respetado
    Fecha de ingreso
    16 ene, 07
    Mensajes
    18,792
    Post Thanks / Like

    Re: ¿Pero ya hay cisma de facto o no lo hay?

    José Antonio Ureta

    Las cinco imposturas pseudosinodales del camino alemán


    El camino sinodal emprendido por la Conferencia Episcopal Alemana se desvía
    radicalmente del modelo que han seguido tradicionalmente los sínodos¹. Si no se frena a
    tiempo, está abocado al cisma. Ciertamente, el camino sinodal se apoya en cinco
    imposturas:


    1. Impostura teológica


    Dado que un sínodo diocesano normal tiene finalidades puramente pastorales y
    disciplinarias, las cuestiones de fe y de disciplina que trasciendan el nivel de lo
    diocesano quedan fuera de su competencia.² Los cuatro foros que se formaron para
    preparar el Sínodo (autoridad en la Iglesia, celibato sacerdotal, moral sexual y acceso de
    la mujer a los ministerios) se ocupan exclusivamente de las cuestiones prohibidas
    mencionadas. Es más, todo lo que se ha propuesto en cuanto a dichas cuestiones es en
    su mayor parte herético, en tanto que el pretexto aducido --escuchar lo que diga el
    Espíritu a la Iglesia a través de la la comunidad de creyentes-- es igualmente herético
    por cuanto da a entender que la Divina Revelación se expresa y evoluciona con arreglo
    a las vicisitudes humanas.


    2. Impostura eclesiológica


    Con su ordenación y nombramiento, los obispos recibieron potestad para santificar,
    enseñar y gobernar. Como maestros, no sólo deben dar testimonio sino ser jueces de la
    verdad revelada, función que no pueden delegar en nadie cuando surge una
    controversia. Como pastores, poseen autoridad ordinaria, propia e inmediata sobre su
    grey. Esto incluye capacidad legislativa, la cual deben ejercer de modo personal y
    exclusivo sin que se les permita «legislar juntamente con otras personas, órganos o
    asambleas diocesanas».³ La labor de los participantes en un sínodo es, pues, meramente
    consultiva 4 , y más aún si se trata de simples seglares.


    Contraviniendo esta carácter jerárquico de la Iglesia, el camino sinodal alemán equipara
    la Conferencia Episcopal de su país con el Comité Central de Católicos Alemanes
    (ZdK), al que se concedió igual capacidad y autoridad en cuanto al desarrollo y
    resultado del Sínodo. La naturaleza democrática del mismo es acentuada por los
    siguientes factores:


    • la asamblea sinodal, máximo órgano deliberativo, estará compuesta, por el momento,
    de una mayoría de 122 laicos (entre ellos una mayoría de 70 mujeres) frente a apenas
    105 clérigos (69 obispos, 32 sacerdotes y 4 diáconos).
    • el sínodo estará presidido conjuntamente por los presidentes y vicepresidentes de la
    Conferencia Episcopal y el Comité Central de Laicos.
    • los foros preparatorios estarán integrados por 10 miembros seleccionados por cada uno
    de estos organismos.

    En resumidas cuentas, eso de sinodalidad no es más que una etiqueta fraudulenta
    destinada a lograr una democratización radical de la Iglesia.


    3. Impostura sociológica


    El camino sinodal alemán entiende que el Comité Central de Laicos es un cuerpo que
    representa a todos los fieles católicos. Resulta, por el contrario, que ZdK es una especie
    de parlamento, dos tercios de cuyos miembros son delegados de organizaciones
    católicas que no representan al católico ordinario de misa dominical, sino a lo que se
    conoce como Räte und Verbandskatholizismus, es decir, una especie de
    nomenklatura de apparatchiks de organizaciones radicales de corte liberal. 5


    4. Impostura metodológica


    El camino sinodal utiliza como pretexto el informe MGH6 sobre abusos cometidos por
    sacerdotes en Alemania. Contradiciendo las pruebas y los estudios que demuestran la
    causa principal está en la laxitud moral y el colapso de la teología moral 7 , el
    mencionado informe pone la culpa en a la jerarquía de la Iglesia, el carácter sagrado del
    ministerio sacerdotal, la moral sexual católica y, de modo concreto, la condena de la
    homosexualidad. Dicho de otro modo: el camino sinodal considera como premisas
    indispensables las conclusiones a las que se pretende llegar.


    5. Impostura humana


    Desde hace cincuenta años, la corriente principal al interior de la Conferencia Episcopal
    Alemana trata de infiltrar en la Iglesia Católica herejías que promueven los adalides de
    la teología neomodernista germánica. En vez de reconocer con plena transparencia
    dichas herejías, los prelados alemanes se escudan tras los laicos y, so pretexto de
    sinodalidad, desean que el laicado se encargue totalmente de llevar a cabo la ruptura con
    la verdad de Cristo que está efectuando la nueva iglesia cismática que construyen
    siguiendo las huellas de Lutero. Pero el cardenal Marx y sus compinches se equivocan
    totalmente: aunque el papa Francisco aprobase las recomendaciones del camino
    sinodal alemán, los elementos vivos y dinámicos que conforman la Iglesia Católica
    alemana y las de todo el mundo no se dejarán engañar por sus artimañas y se las
    arreglarán para permanecer fieles a Nuestro Señor Jesucristo y su Iglesia.


    Ciertamente, la Iglesia pertenece a Cristo, no a su Vicario. La verdadera sinodalidad se
    da en la Iglesia cuando pastores y fieles caminan juntos siguiendo las huellas del Buen
    Pastor y se guían por sus enseñanzas, en vez de distorsionarlas para seguir los vientos
    caprichosamente cambiantes del Zeitgeist.

    1 Durante varios siglos, se entendió por sínodo una reunión del clero de una diócesis para
    estudiar asuntos relativos al bienestar espiritual de la diócesis (V. Códigos de Derecho
    Canónico de 1917, c.356, y Código de 1983, c. 460). En su insuperable libro De Synodo
    diocesana, el pontífice canonista Benedicto XIV resume en estas sencillas palabras los
    objetivos y competencias de los sínodos diocesanos: depravata corrigantur; ignorantes
    instruantur; regulae morum formentur; provincial synodo decreta publicentur, esto es,
    corregir abusos, enseñar al que no sabe, promover una sana moral y poner en práctica
    las decisiones de los concilios generales y provinciales.
    2« El Obispo tiene el deber de excluir de la discusión tesis o proposiciones —planteadas
    quizá con la pretensión de trasmitir a la Santa Sede “votos” al respecto— que sean
    discordantes de la perenne doctrina de la Iglesia o del Magisterio Pontificio o referentes
    a materias disciplinares reservadas a la autoridad suprema o a otra autoridad
    eclesiástica» (Congregación para los Obispos y Congregación para la Evangelización de
    los pueblos, Instrucción sobre los sínodos diocesanos, IV,4).
    3 Íb., Apéndice. Por eso, «El Obispo ejercita, también en el desarrollo del sínodo, el
    oficio de gobernar la Iglesia encomendada: decide la convocatoria, propone las
    cuestiones a la discusión sinodal, preside las sesiones del sínodo; finalmente, como
    único legislador, suscribe las declaraciones y decretos y ordena su publicación» (Ibid., I.
    1).
    4 Código de 1983, c. 466 y 467. La labor del sínodo diocesano se reduce a prestar ayuda
    al obispo de la diócesis expresando su opinión (ibid., c. 460).
    5 Mathias von Gersdorff, Understanding the Kerfuffle in the German Catholic Church
    (https://www.lifesitenews.com/news/un...in-the-german-
    catholic-church-interview-with-ma). En una carta abierta al cardenal Marx, George
    Weigel comentó: «Es como si el presidente Trump consultara con el canal noticioso Fox
    News o la presidenta de la Cámara Speaker Pelosi consultara con los redactores del
    New York Times» (https://www.firstthings.com/web-excl...n-open-letter-
    to-cardinal-reinhard-marx).
    6 Se llama así porque lo elaboraron investigadores de las universidades de Manheim,
    Heildelberg y Giessen.
    7 Véase concretamente https://www.catholicnewsagency.com/news/full-text-of-
    benedict-xvi-the-church-and-the-scandal-of-
    sexual-abuse-59639





    John-Henry Westen

    Vuestra Eminencia tiene las manos manchadas de sangre


    Vuestra Eminencia, cardenal Reinhard Marx: con respeto y amor por vuestro cargo de
    obispo y cardenal, y como pastor que es, llamado a defender la grey de Cristo, con
    gran dolor y con mucha firmeza me veo obligado a dirigirle la palabra. Lo hago como
    padre de niños pequeños y como fiel laico. El amor a mis hijos y a los ajenos no me
    permite guardar silencio. En demasiadas ocasiones nos ha faltado últimamente la
    caridad y el valor para exhortar a nuestros pastores a fin de que no nos sobrevinieran
    mayores males. Por tanto digo:


    Cardenal Marx, tomando prestadas las palabras de San Pablo, Vuestra Eminencia tiene
    las manos manchadas de sangre.


    Cardenal Reinhard Marx: Vuestra Eminencia ha demostrado ser un lobo como aquellos
    que, según profetizó el Apóstol de los Gentiles, vendrían a devorar las ovejas hablando
    cosas perversas y arrastrando consigo a los discípulos (Hechos 20,29-30). Escribiendo
    a los corintios, San Pablo calificó a los pastores que son como Vuestra Eminencia de
    falsos pastores, falsos apóstoles, obreros engañosos que se disfrazan de apóstoles de
    Cristo (2ª a los Corintios 11,13).


    Vuestras falsas enseñanzas sobre el aborto, el adulterio y la homosexualidad han
    pervertido a toda una generación de jóvenes católicos. Muchos de ellos realizan
    acciones abominables que claman venganza al Cielo, y que pondrán en peligro su alma
    y les harán también padecer en su cuerpo. Todo porque Vuestra Eminencia pretende
    tergiversar la verdad de Cristo en beneficio propio.


    Vuestra Eminencia quiere codearse con la élite de este mundo. Habla de ayudar a los
    necesitados, pero luego se gasta más de veinte millones de dólares en reformar sus
    residencias de Múnich y de Roma. Habla de atender a quienes tienen tendencias
    homosexuales, y luego fomenta las mismas conductas que, como sabe, acarrean el sida
    y otras enfermedades mortales, y lo que es peor, la condenación eterna. Vuestra
    Eminencia tiene las manos manchadas con la sangre de ellos.


    ¿Cómo puede tener la osadía de bendecir actos que son perjudiciales para los cuerpos y
    para las almas?


    Es un falso profeta como aquellos de los que nos advirtió San Pedro, el primer pontífice.
    Dijo que gente como Vuestra Eminencia introduciría herejías perniciosas, y que muchos
    seguirían su sensualidad y a causa de ellos sería blasfemado el camino de la verdad (2ª
    de Pedro 2,1-2).


    Ha confundido la fe de nuestros hijos. Los padres católicos hemos venido a decirle que
    ha corrompido la fe de nuestros hijos, ha sido una piedra de tropiezo para ellos y los ha
    descarriado. Los ha encaminado al Infierno haciéndoles creer que vuestra falsedad es el
    camino de Cristo.


    Arrepiéntase de su maldad, pues de lo contrario le espera el fuego del Infierno. Nuestro
    Señor advirtió que más valdría que le amarraran al cuello una rueda de molino y lo
    arrojaran al mar (Marcos 9,42).


    ¿Cómo puede tener el descaro de llamarse católico? Ha dicho que no quiere ser como
    una sucursal de Roma, y que Alemania emprenderá su propio camino sinodal. Sabe de
    sobra que en la Iglesia sólo hay un cuerpo y un Espíritu, un solo Señor, una sola Fe y un
    solo Bautismo, porque sólo hay un Dios y Padre de todos nosotros (Ef.4,4-6).


    ¿Cómo puede tener la desfachatez de profesar ser un fiel seguidor de Cristo cuando
    rechaza su plan para la sexualidad humana y trata de introducir en la Iglesia el espíritu
    de fornicación?


    Todos sus hermanos en el clero alemán deberían saber que si se adhieren a vuestras
    herejías traicionan a Cristo. Ojalá todos los sacerdotes fieles de Alemania rechacen
    vuestras herejías y peleen el buen combate y guarden la Fe para que el Juez justo los
    premie (2ª a Timoteo 4,7).


    Vuestra Eminencia sigue apoyando y dando la Sagrada Comunión a políticos católicos
    que promueven el aborto, y luego, cuando un católico fiel deja de dar a la Iglesia la
    contribución de sus impuestos le niega los sacramentos.


    Vuestra Eminencia ha dado a los fieles un falso cristo y un falso evangelio, los cuales
    rechazamos, y nos adherimos a la Iglesia que es una, santa, católica y apostólica, y que
    predica la sana doctrina instando a tiempo y a destiempo, aunque sea lo contrario de lo
    que el mundo quiere oír (2ª a Timoteo 4,2).


    Con todo, aun después de tanto daño como ha hecho a nuestra amada Iglesia y a
    nuestros hijos, esperamos que Vuestra Eminencia se convierta y rezamos por ello.
    Todavía está a tiempo para regresar a la vía de Cristo antes de comparecer ante el justo
    Juez (1ª de Pedro 4,17-18).


    Cardenal Marx, escuche a Cristo: ¡Arrepiéntase y crea en el Evangelio! El verdadero
    Evangelio.


    Hasta que se arrepienta, exhortaremos a los católicos a evitar a Vuestra Eminencia y no
    hacer caso de sus enseñanzas. Lutero describió con términos terribles y falsos la epístola
    de Santiago llamándola «impropia de un apóstol», pero esas palabras tan horrorosas
    describen a la perfección las acciones de Vuestra Eminencia.


    Arrepiéntase y crea en el Evangelio (Marcos 1,15).




    Roberto de Mattei

    Exhortación a los católicos alemanes para que no paguen el Kirchensteuer


    Por la presente, exhorto a los católicos de Alemania a dejar de pagar el Kirchensteuer o
    dinero que se les descuenta de los impuestos para que con él sostengan su a la Iglesia.
    Es inadmisible que la única manera de eximirse de ese impuesto forzoso sea hacer una
    declaración obligatoria de abandono de la Iglesia (Kirchenaustritt) seguida de una excomunión de facto.


    La Conferencia Episcopal Alemana ha decretado que quienes hagan dicha declaración
    de apostasía ya no puede confesarse, recibir la Comunión ni la confirmación ni tampoco
    tener un funeral católico cuando se muera. Sin utilizar abiertamente la palabra
    excomunión, la Conferencia Episcopal castiga a todos los que abandonan la Iglesia por
    motivos económicos, excluyéndolos de la vida sacramental, lo que en la práctica
    equivale a la excomunión (canon 1331 § 1). Sólo se les puede readmitir a los
    sacramentos después de retractarse de su declaración y comprometerse a cumplir sus
    obligaciones económicas.


    De acuerdo con el camino sinodal, los católicos divorciados que se han vuelto a casar
    que hacen su contribución a la Iglesia pueden recibir los sacramentos, mientras que los
    católicos observantes que se niegan a pagar tal impuesto son terminantemente excluidos
    de participar en la vida sacramental de la Iglesia. Herejes y cismáticos notorios, entre
    los que se incluyen sacerdotes y prelados, no son sancionados, en tanto que se aplica la
    excomunión a un acto que en el peor de los casos se puede calificar de desobediencia
    por parte de los laicos, contra lo cual el derecho canónico no tiene prevista pena alguna.
    Es cierto que el deber de ayudar económicamente a la Iglesia forma parte de la
    Tradición católica y está recogido por el nuevo Código de Derecho Canónico en los
    cánones 222, §1 y 1260. Pero la Tradición de la Iglesia jamás ha considerado el
    incumplimiento de dicho deber un delito punible en sí, y el Código no estipula ninguna
    pena contra quien lo incumple.


    A no ser que se entienda que lo que se castiga no es la negativa a pagar el impuesto,
    sino el abandono de la Iglesia Católica, equiparado al delito de cisma o apostasía, que el
    Código sanciona con la excomunión latae sententiae (canon 1364 § 1). Pero el
    Kirchenaustritt, para que tenga relevancia canónica, tiene que ser una decisión libre y
    consciente, no un acto al que se ve obligado, por motivos muy variados, quien no quiere
    pagar una contribución injusta.


    Por su parte, el estado alemán contraviene su propia Constitución, que garantiza que no
    se discriminará a ningún ciudadano por motivos de religión. Un estado aconfesional no
    tiene derecho a entrometerse en la esfera privada de sus súbditos, porque sabe que la
    consecuencia de indicar a las autoridades eclesiásticas de su religión supondrá, o bien la
    imposición de un impuesto, o severas sanciones económicas. En este caso, las
    autoridades civiles hacen las veces de brazo secular de la Iglesia.


    A su vez, la Iglesia sacrifica el derecho fundamental del cristiano a no ser objeto de
    injerencias del Estado en cuestiones relativas a la Fe y la moral, y vulnera la libertad
    religiosa de los propios fieles obligándolos a hacer una declaración pública de que dejan
    de pertenecer a la Iglesia por razones meramente económicas.


    El criterio para pertenecer a la Iglesia Católica se funda en la fe que todo católico recibe
    con el Bautismo, y no se lo puede reducir al pago de una contribución. Sólo una
    institución fuertemente secularizada puede equiparar la pertenencia a la Iglesia con el
    pago de una cuota que se descuenta de los impuestos. La Iglesia alemana,
    económicamente rica, pero en lo espiritual cada vez más pobre, se muestra a los ojos del
    cristiano como un aparato y burocrático subordinado a la opinión pública y las
    autoridades civiles. Es más, quien subordina la vida sacramental al pago de un impuesto
    incurre en el pecado de simonía (Hechos 8, 5-24), o sea, la venta de bienes espirituales
    que ha caracterizado todas las épocas de graves crisis en la Iglesia.


    Se conoce en la historia con el nombre de Kulturkampf (guerra cultural, n. del t.) la
    persecución de los católicos efectuada por el canciller Bismarck en las tres últimas
    décadas del siglo XIX. El teórico comunista Antonio Gramsci propuso por su parte un
    nuevo Kulturkampf contra la Iglesia Católica, sin imaginar que su plan de secularización
    de la sociedad lo llevarían a cabo obispos. La pregunta crucial que nos planteamos es:
    ¿puede un católico ser cómplice del proceso de descatolización de su propio país?
    Comprendemos el doloroso problema de conciencia que supone. De todos modos, pagar
    el Kirchensteuer significa cooperar directamente con el proceso de secularización de la
    Iglesia en Alemania y en el mundo que los prelados alemanes promueven en el aspecto
    ideológico y sostienen en el económico. Pagar el Kirchensteuer significa, en este
    momento, sostener el camino sinodal.


    Por dicha razón, negarse a contribuir económicamente a la Conferencia Episcopal
    Alemana no significa volver la espalda a la Iglesia ni tampoco abandonar la Fe católica,
    sino defenderla. El bien, no sólo de la Iglesia alemana, sino de la universal, nos motiva
    a hacer un llamamiento a los católicos de Alemania: dejen de pagar el
    Kirchensteuer! Ponemos esta exhortación a los pies de María, patrona de Baviera,
    protectora invencible de Alemania y Madre de la Iglesia.


    Nota bibliográfica:

    El estudio más convincente sobre la Kirchensteuer es obra del teólogo y canonista suizo
    monseñor Eugenio Corecco (1931-1995): Dimettersi dalla Chiesa per ragioni fiscali (3.
    Dimettersi dalla Chiesa per ragioni fiscali | Eugenio Corecco). El principal documento
    sobre el abandono de la Iglesia católica es el è L’actus formalis defectionis ab Ecclesia
    catholica publicado el 13 de marzo de 2006 por el Pontificio Consejo para los Textos
    Legislativos (Actus formalis defectionis ab Ecclesia catholica).
    Última edición por Hyeronimus; 18/01/2020 a las 20:58

  14. #194
    Avatar de Valmadian
    Valmadian está desconectado Miembro carlista
    Fecha de ingreso
    23 oct, 06
    Ubicación
    Buscando mi Patria, pero no la encuentro.
    Mensajes
    10,286
    Post Thanks / Like

    Re: ¿Pero ya hay cisma de facto o no lo hay?

    ¿Y esta aberración la va a consentir la Conferencia Episcopal Española y el Vaticano? ¿o ya va siendo hora de que los católicos saquemos al látigo a pasear? No es lo mismo que el secretario de la CEE se remangue la sotana a que lo hagan todos los obispos, ¿hay cisma o no lo hay? Pues si no lo hay lo va a haber ya, y los cismáticos serán los que componen esta cizaña. Y cuando yo he afirmado en otro hilo que este gobierno es ilegal e ilegítimo, estoy en lo cierto y ante un des-gobierno así es moralmente legítimo así como imperativo no sólo desobedecer, sino sublevarse contra los tiranos.



    Irene Montero presentará un anteproyecto de Ley de reforma de la Biblia católica para «acomodarla a la nueva realidad social»

    Por Alberto González Fernández de Valderrama*

    .- Una de las primeras medidas del Ministerio de Igualdad que dirige Irene Montero será la presentación al Consejo de Ministros de un anteproyecto de Ley de reforma de la Biblia católica, en el marco de la lucha contra la sociedad heteropatriarcal y el fomento del feminismo radical y de la diversidad sexual. Esta pretensión de Montero ha provocado un gran malestar entre los sectores conservadores y cristianos de España, a pesar de las palabras de Monseñor Argüello, secretario y portavoz de la Conferencia Episcopal, en el sentido de que “esta iniciativa viene a reclamar la necesaria renovación del magisterio tradicional de la Iglesia para acomodarlo a la nueva realidad social”.

    Y es verdaderamente preocupante porque la futura ley que el Congreso apruebe basada en este anteproyecto supondrá una flagrante violación de los Acuerdos con la Santa Sede de 1979 que rigen, con rango de Tratado, las relaciones entre la Iglesia y el Estado español, y que reconocen a la Iglesia Católica la competencia exclusiva en materia de Derecho canónico y la libertad para ejercer su magisterio, de acuerdo con lo previsto en el art. 16 de nuestra Constitución, que “garantiza la libertad ideológica, religiosa y de culto de los individuos y las comunidades sin más limitación, en sus manifestaciones, que la necesaria para el mantenimiento del orden público protegido por la ley”. Pero ya sabemos que, al igual que ocurrió con la legitimación judicial de la profanación de la tumba de Franco, contando el Gobierno con el control tanto del Tribunal Supremo como del Constitucional cualquier aberración jurídica encontrará su acomodo en nuestro sistema jurídico con tal de que ofenda los sentimientos de los católicos, principal objetivo que Sánchez y su camarilla parecen haberse planteado en su lucha por imponer su ideología neomarxista en la sociedad española.

    La reforma implicará la derogación o modificación de ciertos versículos e incluso de pasajes enteros tanto del Antiguo como del nuevo Testamento que el Gobierno considera contrarios a los valores constitucionales desde una perspectiva progresista y de género. Y no podemos sino alarmarnos ante tamaño despropósito pues, aparte de las modificaciones concretas que en el anteproyecto se incorporan, se recoge en su Disposición Final Primera una deslegalización de la materia para que el Gobierno pueda en el futuro por Real Decreto modificar o interpretar con efecto vinculante –previo informe de una Comisión de la Verdad en Asuntos Morales- cuantos textos doctrinales de la Iglesia estime oportuno adaptar “a los valores constitucionales en el marco del feminismo, la igualdad, el respeto a la diversidad sexual y la ideología de género”, así como imponer su lectura obligatoria en templos y centros de enseñanza católicos.

    Expondremos a continuación algunas de estas modificaciones reseñando en primer lugar la dicción actual de algunos versículos de la Biblia, según la versión Nácar-Colunga (A), seguida de la nueva lectura propuesta por el Anteproyecto (B):

    1º) Génesis 3:16

    (A) A la mujer dijo: “Multiplicaré los trabajos de tus preñeces. Parirás con dolor los hijos y buscarás con ardor a tu marido, que te dominará”.

    (B) “ A la mujer dijo: Tu fortaleza ante los dolores del parto te hará superior a tu marido, al que dominarás y someterás a tu entera voluntad, ya que es violento por naturaleza, y para ti serán tus hijos en caso de divorcio”.

    2º) Levítico 18: 22

    “No te ayuntarás con hombre como con mujer; es una abominación”.

    (B) “Cada cual se ayuntará libremente con quien quiera; es una abominación prohibírselo”.

    3º) I Timoteo 2: 11-15

    (A) “La mujer aprenda en silencio, con plena sumisión. No consiento que la mujer enseñe ni domine al marido, sino que se mantenga en silencio, pues el primero fue formado Adán, después Eva. Y no fue Adán el seducido sino Eva, que, seducida, incurrió en la transgresión. Se salvará por la crianza de los hijos si permaneciere en la fe, en la caridad y en la castidad, acompañada de la modestia”.

    (B) “Los hombres y mujeres estudien en silencio, por respeto a sus compañeros y compañeras. No consiento el machismo de los hombres, pues los hombres nacieron de las mujeres, y unos y otras fueron evolucionando desde los primeros organismos unicelulares; y ninguna circunstancia otorga superioridad moral a los varones sobre las hembras, sino al contrario. La mujer se salvará del dominio de los hombres machistas por la lucha de los colectivos feministas contra las sociedades heteropatriarcales hasta la castración total del hombre opresor. Para ello debe tener fe en el triunfo de la lucha obrera, de los colectivos feministas y de aquellos movimientos que promuevan la diversidad sexual y el amor libre”.

    4º) I Corintios 6: 9-10

    (A) “¿No sabéis que los injustos no poseerán el reino de Dios? No os engañéis: ni los fornicarios, ni los idólatras, ni los adúlteros, ni los afeminados, ni los sodomitas, ni los ladrones, ni los avaros, ni los ebrios, ni los maldicientes, ni los rapaces poseerán el reino de Dios”.

    (B) “¿No sabéis que los injustos no poseerán el reino de Dios? No os engañéis pensando que quienes no entrarán en el Paraíso serán los que vivan en armonía con la naturaleza gozando libremente de sus instintos sexuales, dentro del respeto a las leyes estatales. Quienes no entrarán serán los machistas, los homófobos, los represores y los mojigatos”.

    Aparte de los ejemplos comentados, se suprimen o modifican versículos en los que se condena la fornicación, la sodomía y el adulterio, o en los que se propugna el recato en el vestir de la mujer, su sumisión al varón y la indisolubilidad del matrimonio.

    Por su parte la Disposición Final Segunda encomienda al Gobierno la creación de una Comisión que elabore propuestas para la reforma del Catecismo de la Iglesia Católica, teniendo como objetivos los siguientes:

    1º) La eliminación de toda mención denigratoria de la práctica de la homosexualidad y en general de las que consideren como pecaminosos o impuros cualesquiera actos de naturaleza sexual realizados entre adultos conforme a la ley.

    2º) La incorporación al listado de pecados o conductas reprobables moralmente del machismo, de la elegetebeifobia, de la insolidaridad con los inmigrantes ilegales, del pecado ecológico y del maltrato animal, con una referencia especial a la actividad cinegética y a la tauromaquia.

    Cierra este cúmulo de disparates la Disposición Final Tercera, que reseñamos literalmente, porque no tiene desperdicio:

    “Esta Ley entrará en vigor cuando todo el mundo haya perdido la cordura, lo que sucederá muy pronto al paso que vamos si el pueblo español no reacciona y pone en su sitio a estos gobernantes provocadores, insensatos e iletrados a los que un sistema verdaderamente democrático no habría posibilitado jamás que llegaran al poder”.


    Y con ello nos despedimos hasta el próximo artículo, si Dios quiere y no nos ha enviado un Armagedón.

    *Abogado y colaborador de AD


    Irene Montero presentará un anteproyecto de Ley de reforma de la Biblia católica para «acomodarla a la nueva realidad social» – Alerta Digital


    Todo el género profético contenido en los Evangelios se va cumpliendo, y todos los avisos de las apariciones marianas, así como las visiones de los santos. El Armagedón está a la vuelta de la esquina. Parecerá que la fe ha desaparecido, y por ello se acortarán los días. Este tiránico des-gobierno de Satán está condenado ya y no va a tardar mucho en caer.
    "He ahí la tragedia. Europa hechura de Cristo, está desenfocada con relación a Cristo. Su problema es específicamente teológico, por más que queramos disimularlo. La llamada interna y milenaria del alma europea choca con una realidad artificial anticristiana. El europeo se siente a disgusto, se siente angustiado. Adivina y presiente en esa angustia el problema del ser o no ser.

    <<He ahí la tragedia. España hechura de Cristo, está desenfocada con relación a Cristo. Su problema es específicamente teológico, por más que queramos disimularlo. La llamada interna y milenaria del alma española choca con una realidad artificial anticristiana. El español se siente a disgusto, se siente angustiado. Adivina y presiente en esa angustia el problema del ser o no ser.>>

    Hemos superado el racionalismo, frío y estéril, por el tormentoso irracionalismo y han caído por tierra los tres grandes dogmas de un insobornable europeísmo: las eternas verdades del cristianismo, los valores morales del humanismo y la potencialidad histórica de la cultura europea, es decir, de la cultura, pues hoy por hoy no existe más cultura que la nuestra.

    Ante tamaña destrucción quedan libres las fuerzas irracionales del instinto y del bruto deseo. El terreno está preparado para que germinen los misticismos comunitarios, los colectivismos de cualquier signo, irrefrenable tentación para el desilusionado europeo."

    En la hora crepuscular de Europa José Mª Alejandro, S.J. Colec. "Historia y Filosofía de la Ciencia". ESPASA CALPE, Madrid 1958, pág., 47


    Nada sin Dios

  15. #195
    Avatar de ALACRAN
    ALACRAN está desconectado A.KARL.N
    Fecha de ingreso
    11 nov, 06
    Ubicación
    Madrid
    Mensajes
    2,416
    Post Thanks / Like

    Re: ¿Pero ya hay cisma de facto o no lo hay?

    Cita Iniciado por Valmadian Ver mensaje
    ¿Y esta aberración la va a consentir la Conferencia Episcopal Española y el Vaticano? ¿o ya va siendo hora de que los católicos saquemos al látigo a pasear? No es lo mismo que el secretario de la CEE se remangue la sotana a que lo hagan todos los obispos, ¿hay cisma o no lo hay? Pues si no lo hay lo va a haber ya, y los cismáticos serán los que componen esta cizaña. Y cuando yo he afirmado en otro hilo que este gobierno es ilegal e ilegítimo, estoy en lo cierto y ante un des-gobierno así es moralmente legítimo así como imperativo no sólo desobedecer, sino sublevarse contra los tiranos.



    Irene Montero presentará un anteproyecto de Ley de reforma de la Biblia católica para «acomodarla a la nueva realidad social»

    Por Alberto González Fernández de Valderrama*

    .- Una de las primeras medidas del Ministerio de Igualdad que dirige Irene Montero será la presentación al Consejo de Ministros de un anteproyecto de Ley de reforma de la Biblia católica, en el marco de la lucha contra la sociedad heteropatriarcal y el fomento del feminismo radical y de la diversidad sexual. Esta pretensión de Montero ha provocado un gran malestar entre los sectores conservadores y cristianos de España, a pesar de las palabras de Monseñor Argüello, secretario y portavoz de la Conferencia Episcopal, en el sentido de que “esta iniciativa viene a reclamar la necesaria renovación del magisterio tradicional de la Iglesia para acomodarlo a la nueva realidad social”.

    Y es verdaderamente preocupante porque la futura ley que el Congreso apruebe basada en este anteproyecto supondrá una flagrante violación de los Acuerdos con la Santa Sede de 1979 que rigen, con rango de Tratado, las relaciones entre la Iglesia y el Estado español, y que reconocen a la Iglesia Católica la competencia exclusiva en materia de Derecho canónico y la libertad para ejercer su magisterio, de acuerdo con lo previsto en el art. 16 de nuestra Constitución, que “garantiza la libertad ideológica, religiosa y de culto de los individuos y las comunidades sin más limitación, en sus manifestaciones, que la necesaria para el mantenimiento del orden público protegido por la ley”. Pero ya sabemos que, al igual que ocurrió con la legitimación judicial de la profanación de la tumba de Franco, contando el Gobierno con el control tanto del Tribunal Supremo como del Constitucional cualquier aberración jurídica encontrará su acomodo en nuestro sistema jurídico con tal de que ofenda los sentimientos de los católicos, principal objetivo que Sánchez y su camarilla parecen haberse planteado en su lucha por imponer su ideología neomarxista en la sociedad española.

    La reforma implicará la derogación o modificación de ciertos versículos e incluso de pasajes enteros tanto del Antiguo como del nuevo Testamento que el Gobierno considera contrarios a los valores constitucionales desde una perspectiva progresista y de género. Y no podemos sino alarmarnos ante tamaño despropósito pues, aparte de las modificaciones concretas que en el anteproyecto se incorporan, se recoge en su Disposición Final Primera una deslegalización de la materia para que el Gobierno pueda en el futuro por Real Decreto modificar o interpretar con efecto vinculante –previo informe de una Comisión de la Verdad en Asuntos Morales- cuantos textos doctrinales de la Iglesia estime oportuno adaptar “a los valores constitucionales en el marco del feminismo, la igualdad, el respeto a la diversidad sexual y la ideología de género”, así como imponer su lectura obligatoria en templos y centros de enseñanza católicos.

    Expondremos a continuación algunas de estas modificaciones reseñando en primer lugar la dicción actual de algunos versículos de la Biblia, según la versión Nácar-Colunga (A), seguida de la nueva lectura propuesta por el Anteproyecto (B):

    1º) Génesis 3:16

    (A) A la mujer dijo: “Multiplicaré los trabajos de tus preñeces. Parirás con dolor los hijos y buscarás con ardor a tu marido, que te dominará”.

    (B) “ A la mujer dijo: Tu fortaleza ante los dolores del parto te hará superior a tu marido, al que dominarás y someterás a tu entera voluntad, ya que es violento por naturaleza, y para ti serán tus hijos en caso de divorcio”.

    2º) Levítico 18: 22

    “No te ayuntarás con hombre como con mujer; es una abominación”.

    (B) “Cada cual se ayuntará libremente con quien quiera; es una abominación prohibírselo”.

    3º) I Timoteo 2: 11-15

    (A) “La mujer aprenda en silencio, con plena sumisión. No consiento que la mujer enseñe ni domine al marido, sino que se mantenga en silencio, pues el primero fue formado Adán, después Eva. Y no fue Adán el seducido sino Eva, que, seducida, incurrió en la transgresión. Se salvará por la crianza de los hijos si permaneciere en la fe, en la caridad y en la castidad, acompañada de la modestia”.

    (B) “Los hombres y mujeres estudien en silencio, por respeto a sus compañeros y compañeras. No consiento el machismo de los hombres, pues los hombres nacieron de las mujeres, y unos y otras fueron evolucionando desde los primeros organismos unicelulares; y ninguna circunstancia otorga superioridad moral a los varones sobre las hembras, sino al contrario. La mujer se salvará del dominio de los hombres machistas por la lucha de los colectivos feministas contra las sociedades heteropatriarcales hasta la castración total del hombre opresor. Para ello debe tener fe en el triunfo de la lucha obrera, de los colectivos feministas y de aquellos movimientos que promuevan la diversidad sexual y el amor libre”.

    4º) I Corintios 6: 9-10

    (A) “¿No sabéis que los injustos no poseerán el reino de Dios? No os engañéis: ni los fornicarios, ni los idólatras, ni los adúlteros, ni los afeminados, ni los sodomitas, ni los ladrones, ni los avaros, ni los ebrios, ni los maldicientes, ni los rapaces poseerán el reino de Dios”.

    (B) “¿No sabéis que los injustos no poseerán el reino de Dios? No os engañéis pensando que quienes no entrarán en el Paraíso serán los que vivan en armonía con la naturaleza gozando libremente de sus instintos sexuales, dentro del respeto a las leyes estatales. Quienes no entrarán serán los machistas, los homófobos, los represores y los mojigatos”.

    Aparte de los ejemplos comentados, se suprimen o modifican versículos en los que se condena la fornicación, la sodomía y el adulterio, o en los que se propugna el recato en el vestir de la mujer, su sumisión al varón y la indisolubilidad del matrimonio.

    Por su parte la Disposición Final Segunda encomienda al Gobierno la creación de una Comisión que elabore propuestas para la reforma del Catecismo de la Iglesia Católica, teniendo como objetivos los siguientes:

    1º) La eliminación de toda mención denigratoria de la práctica de la homosexualidad y en general de las que consideren como pecaminosos o impuros cualesquiera actos de naturaleza sexual realizados entre adultos conforme a la ley.

    2º) La incorporación al listado de pecados o conductas reprobables moralmente del machismo, de la elegetebeifobia, de la insolidaridad con los inmigrantes ilegales, del pecado ecológico y del maltrato animal, con una referencia especial a la actividad cinegética y a la tauromaquia.

    Cierra este cúmulo de disparates la Disposición Final Tercera, que reseñamos literalmente, porque no tiene desperdicio:

    “Esta Ley entrará en vigor cuando todo el mundo haya perdido la cordura, lo que sucederá muy pronto al paso que vamos si el pueblo español no reacciona y pone en su sitio a estos gobernantes provocadores, insensatos e iletrados a los que un sistema verdaderamente democrático no habría posibilitado jamás que llegaran al poder”.


    Y con ello nos despedimos hasta el próximo artículo, si Dios quiere y no nos ha enviado un Armagedón.

    *Abogado y colaborador de AD


    Irene Montero presentará un anteproyecto de Ley de reforma de la Biblia católica para «acomodarla a la nueva realidad social» – Alerta Digital


    .
    Aunque no deja de ser una barbaridad, en el peor de los casos el hecho no pasaría de ser ridículo: se solucionaría con no editar por los católicos nuevas biblias en España y consultar o comprar biblias católicas de otro países hispanos.
    Y con derogar tal normativa una vez llegue la oposición al poder.
    Última edición por ALACRAN; 21/01/2020 a las 18:56
    Hombre en su siglo. Los sujetos eminentemente raros dependen de los tiempos. No todos tuvieron el que merecían, y muchos aunque lo tuvieron, no acertaron a lograrlo. Fueron dignos algunos de mejor siglo, que no todo lo bueno triunfa siempre; tienen las cosas su vez, hasta las eminencias son al uso, pero lleva una ventaja lo sabio, que es eterno, y si éste no es su siglo, muchos otros lo serán. (Gracián)

  16. #196
    Avatar de juan vergara
    juan vergara está desconectado Miembro Respetado
    Fecha de ingreso
    24 sep, 08
    Mensajes
    2,400
    Post Thanks / Like

    Re: ¿Pero ya hay cisma de facto o no lo hay?

    Cita Iniciado por ALACRAN Ver mensaje
    Aunque no deja de ser una barbaridad, en el peor de los casos el hecho no pasaría de ser ridículo: se solucionaría con no editar por los católicos nuevas biblias en España y consultar o comprar biblias católicas de otro países hispanos.
    Y con derogar tal normativa una vez llegue la oposición al poder.
    Entiendo que no se trata de que esto sea "una barbaridad", es algo mucho más grave, Irene Montero no tiene ninguna, autoridad, potestad, ni legalidad para hacer semejante cosa.
    "Dad a Dios lo que es de Dios y al Cesar lo que es del Cesar".
    En cuanto a que los "católicos", no lean ni compren ese engendro siniestro, como van las cosas lo dudo, es más la cismática Conferencia Episcopal Alemana es capaz de adoptarla...
    Por otra parte ante la apostacia generalizada, la confusión reinante, sería una "abominación de la desolación", que la Iglesia guarde silencio, lo que no sería otra cosa que una complicidad con el padre de la mentira.
    ALACRAN dio el Víctor.

  17. #197
    Avatar de Valmadian
    Valmadian está desconectado Miembro carlista
    Fecha de ingreso
    23 oct, 06
    Ubicación
    Buscando mi Patria, pero no la encuentro.
    Mensajes
    10,286
    Post Thanks / Like

    Re: ¿Pero ya hay cisma de facto o no lo hay?

    No hay día que no nos tropecemos con algún disparate nuevo, con auténticas burradas, provenientes en demasiados casos de quienes se supone, y a quienes hay que exigir sin cesión alguna, que cumplan con sus votos, con su sotana, con su deber hacia Dios, hacia Jesucristo, hacia SU Iglesia, no la de ellos, unos mandados, unos simples invitados que gozan de la misericordia divina y que cada vez es más evidente que necesitan dosis superiores de ella.

    No es sencillo discernir sí es que están idos, o es que ya han caído bajo la influencia del maligno. ¿Qué se puede pensar de elementazos con sotana que instan a quienes no gusta el Papa a que abandonen la Iglesia de Cristo? ¿pero éste individuo y otros similares quien carajo se creen que son? ¿por qué no se largan ellos y fundan una secta más como otras tantas que han ido surgiendo a lo largo de los siglos? Aún están en lo oídos de los que hemos estado anteayer en las misas de toda España las plegarias por la "unidad" de todos los creyentes en Cristo leyendo a San Pablo en Corintios 1:12

    "...cuando eráis gentiles, ciegamente os dejabais arrastrar hacia los ídolos mudos..." 1

    ¿hay que recordar el escándalo tan reciente de la Pachamama?

    " 4. Hay diversidad de dones, pero uno mismo es el Espíritu. 5. Hay diversidad de ministerios, pero uno mismo es el Señor. 6. Hay diversidad de operaciones, pero uno mismo es Dios, que obra todas las cosas en todos. 7. Y a cada uno se le otorga la manifestación del Espíritu para común utilidad. 8. A uno le hes dada por el Espíritu la palabra de sabiduría; a otro la palabra de ciencia, según el mismo Espíritu, 9. a otro fe en el mismo Espíritu; a otro don de curaciones en el mismo Espíritu; 10. a otro operaciones de milagros"; a otro profecía, a otro discreción de espíritus, a otro género de lenguas, a otro interpretación de lenguas. 11. Todas estas cosas las obra el único y mismo Espíritu, que distribuye a cada uno según quiere.

    12. Porque así como siendo el cuerpo uno tiene muchos miembros, y todos los miembros del cuerpo, con ser muchos no son un cuerpo único, así es también Cristo. Porque también todos nosotros hemos sido bautizados en un solo Espíritu, para constituir un solo cuerpo, y todos, ya judíos, ya gentiles, ya siervos, ya libres, hemos bebido del mismo Espíritu. 14. Porque el cuerpo no es un solo miembro, sino muchos...

    27. Pues vosotros sois el cuerpo de Cristo y cada uno en parte, según la disposición de Dios en la Iglesia, primero apóstoles, luego profetas, luego doctores, luego el poder de milagros, las virtudes, después las gracias de curación, de asistencia, de gobierno, los géneros de lenguas. 29. ¿Son todos apóstoles? ¿Son todos profetas? ¿Son todos doctores? ¿Tienen todos el poder de hacer milagros? 30. ¿Tienen todos la gracia de las curaciones? ¿Hablan todos las lenguas? ¿Todos interpretan? 31. Aspirad a los mejores dones..."


    Y este cardenal "invita" a la apostasía aquellos a quienes no les gusta SU PAPOLATRÍA, es decir, que el dedo gordo del pie izquierdo se vaya del cuerpo, o sea, la Iglesia de Cristo, que no la de Francisco, a hacer la guerra por su cuenta entre los fieles a la Pachamama. Y que la oreja derecha haga lo propio pero dentro de los mormones, y una uña del dedo índice de la mano izquierda se puede marchar al Islám, mientras los pelos del cogote se pueden poner tiesos danzando en honor a Manitú.

    Siendo un prelado de la Iglesia no se puede caer en mayor estupidez. Y lo que es peor aún, ¿acaso según la ley de los hombres no es tan culpable el que mata como el que insta a la comisión del asesinato? ¿Puede un cardenal instar a la apostasía, es decir, a renegar de Cristo y de Dios, sin ser también él mismo un apóstata? Que debe pedir públicamente perdón a Dios por querer que sus hijos se pierdan, que debe pedir a TODA la Iglesia, son obviedades, porque estoy convencido de que no lo va a hacer, y ya de momento ha dado muestras de ello autojustificándose al decir que ha sido un "desahogo", sí, pero esa no es la misma palabra que "perdón" con todo su significado y significante. La pregunta es ¿por qué no se va él?



    El cardenal Bassetti invita a apostatar a quien no le guste el Papa


    Por Carlos Esteban | 28 enero, 2020

    En lo que a toro pasado ha calificado de “desahogo”, el presidente de la Conferencia Episcopal Italiana, el cardenal Gualterio Bassetti, ha declarado que a quien no le guste el Papa, que mejor abandone la Iglesia de Cristo. “Si a alguien no le gusta este Papa, es libre de elegir otros caminos. La crítica está bien, pero esta destructividad no”, ha declarado Bassetti ante la Prensa en su diócesis de Perugia. “Hay demasiadas personas, que hablan del Papa y hay alguien a quien le dije que se haga evangélico, si no le gusta la Iglesia Católica, si este barco es demasiado estrecho”.

    En cualquier católico serían palabras extraordinariamente graves e irresponsables; en un obispo y cardenal, cabeza, además, de los obispos italianos, es escandaloso.
    Sin embargo, revela dos tendencias que se insinúan cada vez más en nuestra iglesia y que tienden a desnaturalizarla por completo.

    En primer lugar, cierta tendencia a la papolatría desatada. La Iglesia no es de Francisco, como no lo era de Benedicto o de Juan Pablo; es de Cristo. El verbo que usa Bassetti es ‘gustar’ (o, mejor, no gustar, ‘dispiacere’). Incluso si hubiera hablado de ‘desobedecer’ al Papa, él más que muchos debería saber que quien tal hiciera peca, pero no queda fuera de la Iglesia, algo que solo puede hacer mediante la apostasía o la herejía formal.


    Pero es que ni siquiera ha hablado de desobedecer, sino de “no gustar”. ¿Le tiene que gustar el Papa a los católicos? ¿Deben abandonar la única vía de salvación aquellos a los que no les guste el Papa? Advierto a Su Eminencia que, de seguir su consejo, un nutrido contingente de teólogos la hubiera abandonado en tropel con los predecesores de Francisco. Si Bassetti hubiera vivido en el pontificado de Juan XII, ¿le hubiera tenido que gustar el Papa? Con Urbano VI, ¿hubiera apostatado, o hubiera aprendido a apreciar su sadismo?

    Los Papas vienen y van. Llevamos ya unos cuantos, y no todos buenos, no todos ‘gustables’. Es Cristo quien guía la barca, es Cristo a quien seguimos, no a Francisco, su vicario.

    La segunda tendencia, casi más preocupante, es la de presentar la fe -la Fe- como una especie de opinión compartida que te puede ‘ir’ más o menos, que puede o no ser “tu camino”, una deplorable deriva de una sociedad en la que la elección personal y el capricho privado es el único criterio y donde la gente curiosea en el mercado de las cosmovisiones para ver cuál se ajusta mejor a su personalidad.

    Un obispo, incluso un fiel católico, no puede aconsejar a nadie que se haga luterano o cualquier otra cosa, a ver si va más con su carácter. Nadie en su sano juicio pertenece a la Iglesia católica porque le parezca especialmente adecuada a sus gustos o su manera de ser, sino porque está convencido de que es la Iglesia de Cristo, la portadora de una verdad eterna, ante la cual las Puertas del Infierno no prevalecerán.



    https://infovaticana.com/2020/01/28/...guste-el-papa/
    Última edición por Valmadian; Hace 4 semanas a las 18:06
    "He ahí la tragedia. Europa hechura de Cristo, está desenfocada con relación a Cristo. Su problema es específicamente teológico, por más que queramos disimularlo. La llamada interna y milenaria del alma europea choca con una realidad artificial anticristiana. El europeo se siente a disgusto, se siente angustiado. Adivina y presiente en esa angustia el problema del ser o no ser.

    <<He ahí la tragedia. España hechura de Cristo, está desenfocada con relación a Cristo. Su problema es específicamente teológico, por más que queramos disimularlo. La llamada interna y milenaria del alma española choca con una realidad artificial anticristiana. El español se siente a disgusto, se siente angustiado. Adivina y presiente en esa angustia el problema del ser o no ser.>>

    Hemos superado el racionalismo, frío y estéril, por el tormentoso irracionalismo y han caído por tierra los tres grandes dogmas de un insobornable europeísmo: las eternas verdades del cristianismo, los valores morales del humanismo y la potencialidad histórica de la cultura europea, es decir, de la cultura, pues hoy por hoy no existe más cultura que la nuestra.

    Ante tamaña destrucción quedan libres las fuerzas irracionales del instinto y del bruto deseo. El terreno está preparado para que germinen los misticismos comunitarios, los colectivismos de cualquier signo, irrefrenable tentación para el desilusionado europeo."

    En la hora crepuscular de Europa José Mª Alejandro, S.J. Colec. "Historia y Filosofía de la Ciencia". ESPASA CALPE, Madrid 1958, pág., 47


    Nada sin Dios

  18. #198
    Avatar de Valmadian
    Valmadian está desconectado Miembro carlista
    Fecha de ingreso
    23 oct, 06
    Ubicación
    Buscando mi Patria, pero no la encuentro.
    Mensajes
    10,286
    Post Thanks / Like

    Re: ¿Pero ya hay cisma de facto o no lo hay?

    Además de la "invitación", absolutamente inaceptable por otra parte, ¿no sería más lógico suponer que el Papa debería dedicarse a la tarea, imposible para nadie más, de salvar almas, de señalar, se enseñar, el camino hacia el Cielo en todo el mundo? Pues no, tenemos un pontífice que se ha equivocado de vocación personal, tenemos un pontífice político de izquierdas, ecologista aunque de Ciencia sabe poco, más partidario de hablar de cómo "salvar" el planeta al que no le pasa nada que no haya ocurrido antes a lo largo de sus más o menos cuatro mil quinientos millones de años, no le interesa lo que se dice en Los Evangelios sobre el fin de los tiempos, o de la crisis interna de la Iglesia que le ha tocado presidir por delegación humana. Y esto nos tiene que gustar, y además si no estamos conformes nos acusa continuamente de criticar lo que hace, de su dejación de funciones, y no para, es incansable, y también un hombre cansino.


    Francisco: no a los cristianos prisioneros de las formalidades

    Vatican News

    Por INFOVATICANA | 28 enero, 2020

    “La Iglesia no irá adelante. El Evangelio no irá adelante con evangelizadores aburridos y amargados.

    (Adriana Masotti/Vatican News)-

    El Papa Francisco puso en el centro de su homilía de esta mañana en Santa Marta la alegría. La inspiración la tomó de la primera lectura de hoy, del Segundo Libro de Samuel, que habla de David y de todo el pueblo de Israel celebrando el regreso del Arca de la Alianza a Jerusalén.

    El Arca había sido secuestrada, recuerda el Papa, y su regreso “es una gran alegría para el pueblo”. La gente siente que Dios está cerca de ellos y lo celebran. Y el rey David está con él, se pone a la cabeza de la procesión, hace un sacrificio inmolando un novillo y un carnero gordo. Con el pueblo entonces grita, canta y baila “con todas sus fuerzas”.

    “Había una fiesta: la alegría del pueblo de Dios porque Dios estaba con ellos. ¿Y David? Baila. Baila ante el pueblo, expresa su alegría sin vergüenza; es la alegría espiritual del encuentro con el Señor: Dios ha regresado entre nosotros. Y esto nos da mucha alegría. ¿David no piensa que él es el rey y que el rey debe estar separado de la gente, su majestad, no? -, con la distancia… David ama al Señor, es feliz por este evento de traer el arca del Señor. Expresa esta felicidad, esta alegría, bailando e incluso cantando seguramente como todo el pueblo. Haciendo fiesta”.


    Francisco señala entonces que esto también nos sucede, sentir alegría “cuando estamos con el Señor” y, tal vez en la parroquia o en los pueblos la gente celebra. Luego menciona otro episodio de la historia de Israel, cuando se encontró el libro de la ley en el tiempo de Nehemías y aún entonces “el pueblo lloraba de alegría”, continuando la celebración en casa.

    El texto del profeta Samuel continúa describiendo el regreso de David a su hogar donde encuentra a una de sus esposas, Mical, la hija de Saúl. Ella lo recibe con desprecio. Al ver al rey danzando se avergüenza de él y le reprocha diciendo: “¿Pero te avergonzaste de bailar como un vulgar, como uno del pueblo? Y el Papa Francisco observa:

    “Es el desprecio de la religiosidad exquisita hacia la espontaneidad de la alegría con el Señor. Y David le explica: “Pero mira, esto era motivo de alegría. ¡La alegría en el Señor, porque hemos traído el arca a casa!”. Ella desprecia. Y dice en la Biblia que esta señora – se llamaba Mical – no tuvo hijos por esto. El Señor la ha castigado. Cuando falta la alegría en un cristiano, ese cristiano no es fecundo; cuando falta la alegría en nuestro corazón, no hay fecundidad”.

    El Papa Francisco señala entonces que la fiesta no sólo se expresa espiritualmente, sino que se convierte en un compartir. David, ese día, después de la bendición, había distribuido “un pan para todos, una porción de carne asada y un puré de pasas”, para que todos pudieran celebrar en su propia casa. “La Palabra de Dios no se avergüenza de la fiesta”, dijo Francisco, y luego continuó: “Es verdad, a veces el peligro de la alegría es ir más allá y creer que esto es todo. No: este es el aire de la celebración”. Luego recordó que San Pablo VI, en su Exhortación Apostólica “Evangelii Nuntiandi”, habló de este aspecto y exhortó a la alegría. Francisco concluye recogiendo sus pensamientos:

    “La Iglesia no irá adelante. El Evangelio no irá adelante con evangelizadores aburridos y amargados. No. Sólo ira adelante con evangelizadores alegres, llenos de vida. El gozo de recibir la Palabra de Dios, el gozo de ser cristianos, el gozo de ir adelante, la capacidad de hacer fiesta sin avergonzarse y no ser como esta señora, Mical, cristianos formales, cristianos prisioneros de las formalidades”.

    Publicado en Vatican News.


    https://infovaticana.com/2020/01/28/...-formalidades/


    Sin duda, Nuestro Señor se preparaba para una fiesta cuando en el huerto de Getsemaní pronunció estas palabras:

    Padre, si es posible, que pase de mí este cáliz. Pero no se haga mi voluntad, sino la tuya

    Al igual que estaba encorsetado por las "formalidades" de la propia voluntad del Padre, porque el mismo mensaje de salvación es un corsé en casi todos sus términos, porque es más importante un pasaje del Antiguo Testamento, más o menos documentado históricamente, que los propios principios de la Santa Tradición, los Evangelios, fuente de conocimiento de a qué y para qué vino Jesucristo a este mundo, así como de que su sacrificio al parecer fue una juerga. Y qué casualidad, pero la evangelización "aburrida" de todos los pueblos del mundo (Mateo 245, 14-22) no depende ni de este Papa, ni de su cohorte de destructores de la Iglesia de Cristo.
    "He ahí la tragedia. Europa hechura de Cristo, está desenfocada con relación a Cristo. Su problema es específicamente teológico, por más que queramos disimularlo. La llamada interna y milenaria del alma europea choca con una realidad artificial anticristiana. El europeo se siente a disgusto, se siente angustiado. Adivina y presiente en esa angustia el problema del ser o no ser.

    <<He ahí la tragedia. España hechura de Cristo, está desenfocada con relación a Cristo. Su problema es específicamente teológico, por más que queramos disimularlo. La llamada interna y milenaria del alma española choca con una realidad artificial anticristiana. El español se siente a disgusto, se siente angustiado. Adivina y presiente en esa angustia el problema del ser o no ser.>>

    Hemos superado el racionalismo, frío y estéril, por el tormentoso irracionalismo y han caído por tierra los tres grandes dogmas de un insobornable europeísmo: las eternas verdades del cristianismo, los valores morales del humanismo y la potencialidad histórica de la cultura europea, es decir, de la cultura, pues hoy por hoy no existe más cultura que la nuestra.

    Ante tamaña destrucción quedan libres las fuerzas irracionales del instinto y del bruto deseo. El terreno está preparado para que germinen los misticismos comunitarios, los colectivismos de cualquier signo, irrefrenable tentación para el desilusionado europeo."

    En la hora crepuscular de Europa José Mª Alejandro, S.J. Colec. "Historia y Filosofía de la Ciencia". ESPASA CALPE, Madrid 1958, pág., 47


    Nada sin Dios

  19. #199
    Avatar de Valmadian
    Valmadian está desconectado Miembro carlista
    Fecha de ingreso
    23 oct, 06
    Ubicación
    Buscando mi Patria, pero no la encuentro.
    Mensajes
    10,286
    Post Thanks / Like

    Re: ¿Pero ya hay cisma de facto o no lo hay?

    Libros antiguos y de colección en IberLibro
    ¿Se sabe sí ha habido alguna nota de protesta diplomática, algún "intolerable, esto es un crimen de lesa humanidad", tal vez algún rasgado de vestiduras o, como mínimo, alguna petición de rezar por sus almas desde El vaticano, desde otras instancias eclesiales? No verdad, pues por sus frutos los conoceréis.

    Solo en Estados Unidos 61 millones de asesinatos de inocentes. Y creerán éstos que se van a librar de la ira de Dios.

    Más de 61 millones de bebés se han abortado en Estados Unidos desde la legalización de Roe vs Wade
    "He ahí la tragedia. Europa hechura de Cristo, está desenfocada con relación a Cristo. Su problema es específicamente teológico, por más que queramos disimularlo. La llamada interna y milenaria del alma europea choca con una realidad artificial anticristiana. El europeo se siente a disgusto, se siente angustiado. Adivina y presiente en esa angustia el problema del ser o no ser.

    <<He ahí la tragedia. España hechura de Cristo, está desenfocada con relación a Cristo. Su problema es específicamente teológico, por más que queramos disimularlo. La llamada interna y milenaria del alma española choca con una realidad artificial anticristiana. El español se siente a disgusto, se siente angustiado. Adivina y presiente en esa angustia el problema del ser o no ser.>>

    Hemos superado el racionalismo, frío y estéril, por el tormentoso irracionalismo y han caído por tierra los tres grandes dogmas de un insobornable europeísmo: las eternas verdades del cristianismo, los valores morales del humanismo y la potencialidad histórica de la cultura europea, es decir, de la cultura, pues hoy por hoy no existe más cultura que la nuestra.

    Ante tamaña destrucción quedan libres las fuerzas irracionales del instinto y del bruto deseo. El terreno está preparado para que germinen los misticismos comunitarios, los colectivismos de cualquier signo, irrefrenable tentación para el desilusionado europeo."

    En la hora crepuscular de Europa José Mª Alejandro, S.J. Colec. "Historia y Filosofía de la Ciencia". ESPASA CALPE, Madrid 1958, pág., 47


    Nada sin Dios

Página 10 de 10 PrimerPrimer 12345678910

Información de tema

Usuarios viendo este tema

Actualmente hay 2 usuarios viendo este tema. (0 miembros y 2 visitantes)

Temas similares

  1. Francia legaliza de facto la pedofilia
    Por Pious en el foro Noticias y Actualidad
    Respuestas: 0
    Último mensaje: 06/08/2018, 16:24
  2. ¿Riesgo de cisma?
    Por Pious en el foro Política y Sociedad
    Respuestas: 0
    Último mensaje: 21/07/2017, 07:50
  3. Respuestas: 2
    Último mensaje: 01/09/2014, 02:52
  4. El Gran Cisma
    Por Hyeronimus en el foro Crisis de la Iglesia
    Respuestas: 0
    Último mensaje: 29/06/2013, 13:36
  5. El Cisma de Occidente.
    Por NovoHispano en el foro Historia y Antropología
    Respuestas: 7
    Último mensaje: 08/11/2011, 20:57

Permisos de publicación

  • No puedes crear nuevos temas
  • No puedes responder temas
  • No puedes subir archivos adjuntos
  • No puedes editar tus mensajes
  •